Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Nuevo Codigo de Procedimiento Penal

Nuevo Codigo de Procedimiento Penal

Ratings: (0)|Views: 37 |Likes:
Published by Juan Salvador

More info:

Published by: Juan Salvador on Aug 01, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/22/2013

pdf

text

original

 
EL TEXTO QUE SE DESARROLLA A CONTINUACIÓN ES EL DOCUMENTOORIGINAL FORMULADO POR LA COMISIÓN REDACTORA DEL NUEVOCÓDIGO DE PROCEDIMIENTO PENAL Y EN CONSECUENCIACORRESPONDE AL PROYECTO PRESENTADO AL CONGRESONACIONAL.
 
POR TANTO, ALGUNOS TEMAS HAN SIDO OBJETO DE MODIFICACIONESDURANTE LA DISCUSION CONGRESAL QUE FINALMENTE DIO LUGAR AL ACTUAL NUEVO CODIGO DE PROCEDIMIENTO PENAL (LEY Nº 1970),POR LO QUE RESPETANDO SU REDACCIÓN ORIGINAL, LOSPRINCIPALES CAMBIOS SUFRIDOS APARECEN DESTACADOS CONLETRAS DECOLOR AZUL, AÑADIENDOSE EN LETRACOLOR ROJOLOS COMENTARIOS QUE CORRESPONDAN, SEGÚN EL CRITERIO DEL AUTOR, ARTURO YAÑEZ.
 
EXPOSICION DE MOTIVOS
 
En septiembre del año 1994 el Ministerio de Justicia organizó el Seminariosobre "Experiencias de Reforma Procesal en Latinoamérica, Perspectivas paraBolivia", cuya orientación se enmarcó en la tendencia ya consolidada en América Latina por fortalecer el Estado de Derecho; evento que concluyó con larecomendación general de la impostergable necesidad de iniciar un proceso dereforma estructural de la justicia penal, que comprenda una revisión global delCódigo de Procedimiento Penal vigente.
 
Consecuente con los lineamientos del Seminario, el Ministerio de Justicia, enuso de la facultad conferida por el artículo 17 inc. f) de la Ley de Ministerios delPoder Ejecutivo, mediante R.M. Nº 15794 de 19 de diciembre de 1994,constituyó la Comisión Redactora del anteproyecto del Código deProcedimiento Penal, presidida por el Ministro de Justicia, Rene BlattmannBauer y conformada por los abogados: Oscar Crespo Solíz, Amanda Arriaránde Zapata, José Cassab Salaues, Fernando Navajas Baldivieso, ReinaldoImaña Arteaga y Angel Aruquipa Chui, quedando designado como coordinador general de la Comisión el Subsecretario de Derechos Humanos, Carlos AlarcónMondonio y como relatores los abogados Reinaldo Imaña A. y FernandoNavajas B. Comisión que contó con el asesoramiento técnico de los Doctores Alberto M. Binder y Fernando Cruz Castro.
 
La Comisión inició formalmente sus actividades en febrero de 1995, y sutrabajo se basó en recomendaciones y lineamientos definidos en el referidoSeminario, con relación a los principales problemas del proceso penal, a saber:
 
1. El sistema de justicia penal atraviesa una crisis estructural, cuyo aspectomás crítico es la retardación manifiesta que impide la realización de una justiciapronta y cumplida.2. La carencia de un mecanismo apropiado de selección de acciones y delitos;que se traduce en una sobrecarga de trabajo de los jueces y tribunalespenales.3. La distorsión de la etapa de la instrucción por tres hechos esenciales:- Se reduce a una reproducción y ratificación de las diligencias de policía
 
 judicial, que no constituyen propiamente una investigación porque se realizanen la mayor parte de los casos sin ningún tipo de control, ya sea funcional o jurisdiccional.- El juez instructor actúa en un rol dicotómico de investigador y contralor de losderechos y garantías del imputado; debido al carácter incompatible de estasfunciones, ninguna de las mismas se cumple eficazmente.- El Ministerio Público no ejerce las atribuciones conferidasconstitucionalmente, como son: investigar, recolectar elementos de conviccióny fundar su acusación en la etapa del plenario, limitándose su actuación a unaintervención meramente dictaminadora.4. La ausencia de un verdadero juicio oral, público y contradictorio debido a queen la práctica el Juez de Instrucción ratifica todo lo actuado por la PolicíaTécnica Judicial, así como por la existencia de normas que impiden su real yplena vigencia, aunque paradójicamente otras disposiciones lo consagran.5. Absoluta ineficacia del Estado para la persecución de la delincuenciaorganizada, la corrupción y los delitos verdaderamente graves, puesto queirracionalmente concentra sus esfuerzos persecutorios en la delincuenciaconvencional.6. Proliferación de recursos provocando demora y arbitrariedadconstituyéndose en un factor agravante de la retardación de justicia.
 
El grave agotamiento y crisis del sistema de administración de justicia penal,incapaz para enfrentar con éxito la impunidad, incapaz para generar confianzaen la ley y en las instituciones públicas, así como para resolver los conflictos,condujeron a reconocer la necesidad del cambio legislativo en la justicia penal.
 
Entre los problemas detectados, los más graves requerían soluciones urgentesporque estaban conduciendo al sistema a un colapso inminente. En estesentido, desde el Ministerio de Justicia se ha proyectado e impulsado lapromulgación de la Ley de Abolición de Prisión y Apremio Corporal por Obligaciones Patrimoniales, que ha derogado las arbitrarias normas de nuestralegislación que permitían que el condenado habiendo cumplido la penaimpuesta siga privado de libertad por no haber pagado las costas procesales ylos daños civiles.
 
No obstante que la figura de los detenidos por deudas se encuentra claramenteproscrita en instrumentos jurídicos internacionales como la Convención Americana de Derechos Humanos, el Pacto Internacional de los DerechosCiviles y Políticos y la Declaración Universal de los Derechos Humanos yerradicada de la mayoría de las legislaciones; en Bolivia estaban vigentesnormas dispersas que indebidamente establecían el apremio corporal contra eldeudor en diversas situaciones jurídicas: incumplimiento de obligacionestributarias, incumplimiento en el pago de beneficios sociales, multaselectorales, honorarios profesionales adeudados al abogado y otras. Estaarbitraria situación ha sido corregida por la referida Ley de Abolición de Prisióny Apremio Corporal por Obligaciones Patrimoniales promulgada el 15 dediciembre de 1994.Considerando la grave situación de los menores y ancianos privados delibertad, debida a la inversión del sistema penal y al incumplimiento de lasnormas contenidas en el Código de Procedimiento Penal y en la Ley de
 
Ejecución de Penas y Sistemas Penitenciarios, también desde el Ministerio deJusticia se proyectó e impulsó la promulgación de la Ley de Indulto paraMenores y Ancianos Presos con el propósito de atenuar las gravesconsecuencias que la retardación de justicia y las deficiencias del sistemapenitenciario producen en estos sujetos particularmente vulnerables al impactodel régimen carcelario.
 
La retardación de justicia, que constituye el gran cáncer de nuestro sistemaprocesal, había permitido alcanzar situaciones absolutamente atentatorias conel Estado de Derecho, por ejemplo mantener privada de libertad a una personaque, después de varios años de proceso, eventualmente era declaradainocente o absuelta, o permitir que esté en detención preventiva un tiempomayor al máximo de la pena que se le podría imponer por el delito por el cualse la procesaba.En las cárceles de Bolivia, la mayoría de los presos se encontraban en calidadde detenidos preventivos o formales, desnaturalizando el principioconstitucional de que no puede existir pena alguna sin que antes se hayadeterminado la culpabilidad mediante sentencia ejecutoriada. El principioconstitucional de presunción de inocencia carecía de vigencia real debido a queel mayor número de reclusos estaba constituido por presos sin condenasaturando los recintos penitenciarios y creando intolerables condiciones dehacinamiento carcelario.
 
Estas dramáticas e injustas situaciones requerían de una solución pronta, por lo que el Ministerio proyectó una disposición legal tendiente a racionalizar eluso de la detención como medida cautelar y de eliminar las diferencias odiosase injustificadas que no permitían a las personas en situación de pobrezaobtener su libertad en el curso de un proceso penal. Así, se pudo lograr lapromulgación de la
Ley de Fianza Juratoria contra la Retardación deJusticia Penal el 2 de febrero de 1996.
 
Este instrumento normativo incorpora como institución novedosa en nuestroordenamiento jurídico la fianza juratoria que cumple cuatro funcionesfundamentales: permite la libertad provisional de aquellas personas que por suestado de pobreza se encuentran imposibilitadas de otorgar fianza real opersonal, permite la libertad provisional de aquellas personas que habíancometido delitos leves y que con gran probabilidad, si resultaren condenados almomento de la sentencia, esta no se ejecutaría por favorecerlas el perdón judicial o la suspensión condicional de la pena, establece límites temporales ala detención preventiva permitiendo así la libertad provisional automática alvencimiento de los plazos señalados e incorpora la libertad provisional en laLey 1008, como forma de subsanar injusticias y eliminar los aspectosinconstitucionales de la misma.La Ley de Fianza Juratoria contra la Retardación de Justicia Penal establece
claramente que "…la libertad personal sólo podrá ser restringida en los límites
indispensables para asegurar el descubrimiento de la verdad, la actuación delos tribunales de justicia y el cumplimiento de la ley..."
 
Es así que se ha iniciado un proceso de cambio cualitativo en la regulación delas medidas cautelares y en la concepción del sistema de- administración de

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->