Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Mitopoética del Nacional-socialismo - Franco Cardini

Mitopoética del Nacional-socialismo - Franco Cardini

Ratings: (0)|Views: 263|Likes:
Published by ricardo3villa259

More info:

Published by: ricardo3villa259 on Sep 03, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/17/2013

pdf

text

original

 
Mitopoética del Nacional-socialismoFranco CardiniInfokrisis.-
El texto que sigue a continuación es la traducción de unartículo publicado en 1981 por el medievalista italiano Franco Cardini enla revista
Totalité
en el año 1981. Esta revista era, en aquel momento, elboletín del círculo "Cultura y Tradición" que en aquella época y en losaños siguientes realizó un extraordinario esfuerzo por difundir los textosde Julius Evola en lengua francesa, primero a través de las revistas
Totalité, Rebis, Kalki 
, y posteriormente a través de la
Editorial Pardés
que continúa en funcionamiento. El articulo que sigue es unainterpretación "mitopoética" del naconal socialismo y, en realidad, abordala cuestion de cómo un especialista en historia medieval analizaría elfemeno del nacional-socialismo en funcn de los mitos y de lasleyendas medievales. Particular fuerza adquiere el artículo cuando refierela vieja leyenda germánica del Flautista de Hamelin en relación a lahistoria de Hitler y de su función entre 1933 y 1945. Debió ser hacia 1985cuando realizamos la traducción de este artículo que casualmente hemosencontrado en el mes de agosto.
Mitopoética del nacional-socialismo
Cuando hace unos años se desencadenó una polémica contra la presuntarehabilitación de Mussolini y del fascismo por De Felice, hubo, además decríticas apoyadas sobre un examen científico serio, otras conducidas demanera histérica, o que no tuvieron reparos en descender al nivel dellinchamiento. En este segundo terreno tan poco ejemplar, alguien sugirióla vergonzosa idea de que un día Hitler y el nacional-socialismo podríanencontrar igualmente su De Felice.
 
George L. Mosse está muy lejos de ser “rehabilitar" al movimientohitleriano; en la historia, por lo demás, las rehabilitaciones -lo mismo queen el de las exaltaciones, las condenas y las justificaciones- son un falsoproblema. El hecho de que en Italia algunas conclusiones de Mosse,aunque fundadas científicamente -o quizás por eso mismo- hayanlevantado el escándalo, prueba una vez más que en este país la libertadde opinión, cuando se trata de ciertos temas, se convierte en una utopía,no sólo, sobre el plano histórico (lo que sería, más o menos, normal), sinotambién sobre el plano científico. Afrontar temas tales como Hitler y elnacional-socialismo exige que primeramente se trace el círculo mágicoritual y se pronuncien los exorcismos pertinentes: es decir, que se repita-con algunas variantes si es necesario- la preliminar y “evidente" fórmulade condena. Esta no debe tampoco ser abandonada al dominio delpleonasmo y del sobreentendido: como toda fórmula mágica auténtica,exige ser pronunciada en voz alta y con precisión. Quien no lo haga correel riesgo de pasar por mplice, por simpatizante del enemigo delhombre.Es preciso preguntarse si el recuerdo de aquella gran catástrofe que fue laSegunda Guerra Mundial, la memoria dolorosa del exterminio querido yprogramado de millones de seres humanos; el horror por los crímenes,las deportaciones, las devastaciones, los saqueos a gran escala quecaracterizaron la fase final del hitlerismo pero que, en el fondo, estabanya en germen en su espíritu, si toda esta lamentable tragedia ¿bastanpara justificar el sentimiento de horror, extendido y arraigado, respecto elnacional-socialismo? Entendámonos bien, puede que éste lo hayamerecido plenamente: sin embargo, es inquietante constatar que lacondena, entre las jóvenes generaciones sobre todo, se apoye siempresobre un conocimiento causal extramente limitado, incierto eimpreciso; es, en otros términos, una actitud conformista, una adhesión
 
tibia y cómoda a una idea impuesta desde el exterior, antes que pensadadesde el interior.Aquí, no se trata ciertamente de depurar una vez más lasresponsabilidades en el proceso de Nuremberg, o de reavivar la polémicasobre los famosos seis millones de víctimas para establecer si han sidos o menos numerosas que la cifra indicada. No existe nada sinnoble que esta macabra contabilidad. En el nacional-socialismo, es laatrocidad del genocidio en tanto que tal y, más allá de él la atrocidad deldesprecio del hombre y de la vida lo que asombran, sobre todo porquehan tenido lugar tras siglos de humanismo, al menos teórico y verbal.Pero lo que termina por inspirar temor, es que su trono siniestro en elmuseo de los horrores históricos no acabe por servir como pantalla aotros hechos y hombres que tendrían el mismo derecho de figurar en él.Todos los grandes verdugos, todos los carniceros a gran escala del mundocontemporáneo -han existido y existen existiendo hoy, por no hablar delos que les precedieron- pueden agradecer a Hitler haberles permitidoaparecer con ropas respetables y maquillar sus gestos con sonrisascautivadoras.En suma, es triste y miserable que no pueda organizarse Nurembergsserios (el Tribunal Rusell ha sido una farsa facciosa) para los responsablesde las masacres de hugonotes, pieles rojas, católicos irlandeses, istrianos,kulaks, armenios, kurdos, palestinos o mongoles.El mundo moderno no considera pues a Hitler como un enemigocualquiera: lo ha elevado al rango de enemigo metafísico. Sin embargo,vista desde cerca, esta observación es incluso insuficiente. Su condena esuna
demnatio memoriae
, absolutamente
sui generis
. Parece casi que,aunque se haya exorcizado al monstruo demoníaco y que se continúeteniéndole respeto por una especie de "caza de brujas" que tiene algo de

Activity (4)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
GWLFAR liked this
casa1a liked this
João Martins liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->