Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
3Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Amor y Juego - Humberto Maturana

Amor y Juego - Humberto Maturana

Ratings: (0)|Views: 374 |Likes:
Published by Edu Ardo

More info:

Published by: Edu Ardo on Oct 11, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/07/2013

pdf

text

original

 
Amor y juego: fundamentos olvidados de lo humano.
Realmente
podemos hablar sobre los fundamentos olvidados de lohumano
.
Nuestra cultura occidental 
ha enseñado el
cuerpo y el alma comoconceptos individuales
, proponiendo que el
alma es una entidadtrascendental
, permanente y real
, y el cuerpo es algo transitorio, como unenvase,
desvalorando el cuerpo y
creando una negación de este mismo
, loque nos lleva a una
separación del observador con lo observado
,dejándonos como señores de la naturaleza, de nuestros sentimientos ynuestro cuerpo, dejando el alma como amo y señor de nuestro cuerpo. Así escomo
se genera la negación de nuestro cuerpo
,
formando una falta decorporalidad, pues esta está dominada por el alma, o el espíritu, llevando elcontrol de nuestro cuerpo y cegándonos antes este.Siempre llevando el sentimiento de control sobre todo lo que nos rodea
 noslleva a
la no aceptación de nuestro cuerpo
y por consecuencia, si no somoscapaces de aceptarnos a nosotros mismos
, ¿cómo lograremos aceptar aotro ser?.
 ¿Qué es lo que se provoca esto?, una ceguera social acarreada degeneración en generación.Además acostumbramos a
mirar hacia el futuro, y realizar cada una denuestras acciones siempre con un propósito final
, creando una estrategia enque
nos olvidamos completamente del presente y actuamos en el presentecomo un mero trámite hacia nuestro fin a lograr, nuestro propósito
. Al vivirde esta manera
negamos completamente el presente y olvidamos lasemociones
, lo que
no nos permite aceptarnos a nosotros mismos ni a losdemás seres
. Actuamos en el presente pero realmente no estamos ahí mentalmente pues estamos
siempre pensando en la consecuencia que estonos conlleva, prestando atención a los resultado esperados.Así es como se rompe la vida en sociedad, y predomina la racionalidad
,pero
no podemos hablar de la racionalidad como algo negativo en nuestrasvidas, porque es necesario para el entendimiento, pero no podemos dejarde lado la emoción, los sentimientos que mueven realmente nuestra vida
.
 
El amor, el sentimiento más puro, que nos permite autoaceptarnos(querernos) y aceptar al otro como legitimo ser.
 
El amor ha estado presente desde los comienzos de la historia del hombre
.Los hombres
vivían en comunidad
, en comunidad
en donde existía laaceptación personal y la aceptación al otro ser, donde el presente se vivíacomo presente y la acciones era puras,
como dice H.Maturana en su libro, suforma de vivir estaba
centrada en
 1.
“ la ternura y sensualidad de la caricia
mutua, en la cercanía de la intimidad sexual prolongada, en el compartir lacomida, en la convivencia en grupos pequeños y en la operación del macho
en el cuidado de los niños”.
 
Entonces nosotros ahora somos el resultado evolutivo de la coexistenciaconsesual en la aceptación mutua dando origen a la conversación, y laconversación surge del amor, de la aceptación mutua, la acción real delpresente y la sinceridad.Si la humanidad en su origen, como forma pura fue así, ¿ cómo logramoscambiar esta forma pura de sociedad?.La sociedad no actúa mayoritariamente de esta forma, por lo mismo quehablado anteriormente, por la separación del cuerpo y alma, y la noaceptación personal y menos la aceptación mutua y hacia los demás, dejandocomo prioridad la racionalidad y dejando de lado la emocionalidad, creandoel desamor lo que nos lleva a alejarnos de la condición humana, la realcondición humana de vivir en sociedad aceptándonos y respetándonos unosa otros en un gran acto de amor. Si los adultos no son capaces de aceptarsea ellos mismo, o vivir de la forma pura en relación al amor como sentimientopredominante de la condición humana y de la vida en sociedad, sus hijo noconocerán ni menos aprenderán a vivir en sociedad, aceptándose a ellosmismo y menso a sus pares. Es por esto que la relación madre-hijo debe seruna relación de cercanía estrecha de entrega de amor, donde la madre comoprimera condición debe aceptarse a ella misma, y lograr ver a su hijo como
 
un ser humano en su condición pura, sin pensar en que este llegará a seralguna vez un adulto para lograr fijar la atencion completa en el presente, enel proceso y no el resultado final.El niño logrará tener una conciencia social y de sí, si logra crecer enconciencia de su corporalidad, y esto ocurre cuando la madre y el padreestán en completa aceptación de ellos mismos y pueden lograr llegar al bebémediante juegos donde el cuerpo pasa a ser una parte importante de esteproceso de desarrollo donde sus cuerpos se acercan en completa aceptaciónmutua al escucharse y ver solo el presente.El juego forma parte indispensable del desarrollo de la conciencia decorporalidad del niño, donde además de involucrarse el niños están suspadres a la vez. El juego debe ser libre y sin una intención o un propósito afuturo. La madre debe prestar atención completa a lo que se está haciendoen ese instante, pues de forma que esto no suceda el juego deja de ser juego,pues su condición indica que debe ser libre y sin una intencionalidaddeterminada, es decir, la inocencia total.Por tanto, podemos hablar de conceptos fundamentales para la aceptaciónpersonal.Como lo vimos anteriormente, el amor, como sentimiento principal, que es labase de la condición humana pura, como en los orígenes de la raza humana,nos permite la auto aceptación y aceptación mutua con nuestros pares paraconvivir en sociedad. En caso de que no exista el amor y predominen otrasemociones como el odio , el engaño, la mentira, etc, vemos que se rompe elconcepto de humano, dejamos de vivir en sociedad, y no nos autoaceptamos.El juego, como lo hemos visto durante década, como procesocompletamente natural y espontaneo en el ser humano, lo caracterizamos enla edad infantil, pues nos encontramos en completa inocencia, pues noconocemos ni visionamos el futuro , no jugamos por un propósito en especialal ser pequeños. Y esto no ha cambiado durante el tiempo, los modos de

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->