Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
0Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Reportaje. Por Focacci, Ossandón y Figueroa

Reportaje. Por Focacci, Ossandón y Figueroa

Ratings: (0)|Views: 0|Likes:

More info:

Published by: Marcel Ignacio Ossandón on Nov 23, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/04/2012

pdf

text

original

 
Auge de los anglicismos:
¿El día después de Babel?
Contrarios a la eterna maldición blica, catedráticos y expertos presagian peligrosaproliferación del inglés en perjuicio de la lengua hispana. En calma, la vertiente antagónicarobustece los fundamentos que desmitifican su nocividad sobre el idioma.
-----------------------------------------------------------------------------------------Lingüistas de todas partes observan con recelo las últimas reformas de la Real Academia. Losextranjerismos irrumpen con cada vez más frecuencia en el mundo hispanohablante. El inglés tomaincontrarrestable ventaja entre los orígenes de los neologismos contemporáneos.
 
La importación detérminos desde Norteamérica se transmite en forma de plaga. Los indefensos puristas analizaninquietos: la historia de las mil lenguas podría quedar en el pasado. Los despreocupados optimistas lesesperan desde el otro lado. El español, en esencia un idioma mestizo, les entrega en sus anales losfundamentos necesarios para creer en su vitalidad.
Noción del desencuentro
El miedo invade a los críticos s exacerbados. La globalizacn se presenta como elapocalipsis del idioma. Santiago Kovadloff, multifacético artista y miembro de la Real AcademiaEspañola (RAE), resume perfectamente la posición de los alarmados. En una comentada e históricacolumna de opinión, publicada por el diario La Nación de Argentina en 2003, Kovadloff declara enrelación a la adopcn de anglicismos: “No estamos proponiendo desplegar las banderas delamaneramiento expresivo ni la retórica estúpida de la elegancia hueca. Se trata lisa y llanamente dehablar con propiedad. Porque hablar con propiedad significa pensar con propiedad. Aspiramos a que el pensamiento, ese frágil, enigmático y prodigioso recurso de la vida espiritual, no se extinga sin másentre nosotros”.Para dilucidar la intervención de extranjerismos idiomáticos en nuestro país, es necesario en principio entender la relación que guardan éstos con la neología. La RAE define neologismo, comotodo “vocablo, acepción o giro nuevo en una lengua”. En 2002, un destacado grupo de catedráticos delInstituto Universitario de Lingüística Aplicada (Universidad de Pompeu Fabra, Barcelona) definierontres posibles formas de ingreso para nuevos términos. Entre ellas se encuentra el préstamo de vocablos provenientes de lenguajes foráneos,
 
el gran dolor de cabeza para los puristas cuando éstos se adquierensin adaptación alguna. No es de extrañar que los extranjerismos masificados en Chile, aceptados y aún no aceptados por la RAE, sean principalmente anglicismos. Antena Chilena de Neología publicó en 2009 losresultados de una investigación que busca evidenciar el uso de neologismos en los medios decomunicación. Luego de un extenso período de observación y clasificación de los contenidos de losdiarios El Mercurio y El Sur, los resultados arrojaron que el principal uso de neologismos es atribuiblea préstamos de otras lenguas (28,68%). Las importaciones directas y adaptadas superan en número acualquier otro tipo de neologías posibles. Dentro de dichos préstamos, fueron los provenientes delinglés los más recurrentes (79,65%), seguidos muy de lejos por el francés (7,36%) y el italiano(6,13%).La investigación de Antena Chilena de Neología nos aporta reveladoras conclusiones. Lamayoría de las prestaciones léxicas son de carácter directo (87% del total de préstamos de otraslenguas). Si consideramos que la mayor parte de los términos proceden del inglés, podemos hablar – como esperan los críticos- de una intervención idiomática digna de estudio.El ex presidente de la Sociedad Chilena de Lingüística, Dr. Leopoldo Sáez Godoy se declara preocupado por la completa disposición a la adopción de terminologías desde el inglés. En el artículo
 
Anglicismos en el español de Chile, publicado por la revista Atenea en 2005, propone una nueva críticaal respecto. Para él, la deliberada aceptación de términos anglo-americanos nos lleva incluso a abducir ciertas reglas gramaticales propias de aquel idioma. En el revelador artículo, el lingüista comenta eldecaído estado en que se encuentra la educación chilena y su incapacidad para crear personascompetentes al menos en el uso de su idioma madre. “A lo mejor nos estamos volviendo bilingües enotro sentido, en una forma solapada y subterránea, sin quererlo e incluso sin tener plena conciencia deello”, revela en la publicación.
Valor del uso del lenguaje
Somos actores de un fenómeno histórico insoslayable, la llamada sociedad del conocimiento oera globalizadora. Esta apertura a otros espacios del saber, quiérase o no, significa aproximarse a otrosconceptos y sus definiciones particulares en otras lenguas.“Por ejemplo el concepto de estrés. La mayoría lo utiliza, y se converge en el significado particular, pero propiamente es un concepto de origen anglosajón de carácter técnico. En su recepcióntal vez se pierde el tecnicismo propio de la disciplina científica, pero se gana riqueza conceptual en suvalor de uso para explicar situaciones cotidianas”, señala José Sandoval Díaz, doctorando en Psicologíaen la Universidad de Chile.Los estudios de Sandoval sobre origen, propiedades e instauración de conceptos en individuos,lo han convencido de alejarse de la postura tradicional (purista) del lenguaje, que lo limita a ser reflejoo descripción de la realidad. A cambio prefiere y defiende el valor de uso de palabras para ampliar elespectro de experiencias que se buscan significar.“Creo que el lenguaje es público, no una herramienta propia de la ‘disciplina del buen hablar’,ni de nadie”, señala el psicólogo.
 
“El concepto como tal es una herramienta de relación con el mundo ysu papel secundario es la clasificación de objetos, como añadidura. No resulta nocivo un extranjerismo,si se introduce y se socializa como herramienta de uso”, agrega el doctorando.Sandoval, señala que para un lingüista conservador aferrado a la gramática, esto puede parecerlemuy nocivo. Pero, cuenta que la mayoa de las investigaciones esn pasando del estudio defenómenos "ideales" o expertos, a lo cotidiano.
Movilidad del lenguaje
Similar opinión tiene al respecto la Dra. Clicie Nunes. La Magister en Semiología de laUniversidad Federal de Río de Janeiro no ve nocividad en el uso de extranjerismos para nuestra culturao patrimonio lingüístico. “Los idiomas son móviles, cambiantes por naturaleza”, señala. Explica que por el contrario, su uso es beneficioso ya que significa contacto con otra realidad y eso debeaprovecharse, en vez de ver lo perjudicial que puede ser.La experta en estudios coloniales y culturales establece, sin embargo, una diferencia. “Es nocivoy muy peligroso cuando hablamos de colonización del lenguaje. En este caso existe un idioma que busca imponerse sobre otro por la fuerza. Hay colonialismo, en una conducta imperialista de unacultura sobre otra. Ejemplos no tan lejanos son países caribeños franceses”, afirma. En el extremo deestos casos de colonización del lenguaje, se encuentran las prohibiciones de las lenguas madres. No esel caso de Chile.Para la profesora, en nuestro país sucede una
chilenización
de los extranjerismos. Ademásagrega que este proceso enriquece nuestro idioma, pero no se logra imponer en ningún caso. Sería loque sucede con los nombres propios norteamericanos que llegan a nuestro país, determinados por elartista o cantante de moda. “También palabras como hot dog, luego derivan en términos locales oregionales como el famoso ‘completo’, y conviven ambos. Hay enriquecimiento”, manifiesta.
 
Clicie Nunes no entiende el pánico de algunos, pues aclara que Chile es un país mestizo demuchos inmigrantes. Para ella, los extranjerismos siempre han existido en la modificación de losidiomas.Esta investigadora, llegó a Chile en 1994, y diez años después comenzó a colaborar con elDepartamento de Español de la Facultad de Humanidades en la Universidad de Concepción. Susorpresa como brasileña es la falta de un mayor empleo de idiomas en Chile, pues presumía un mayor manejo de lenguas extranjeras y esperaba otro tanto respecto de lenguas originarias. Nunes estima que dichas carencias responden a un problema de políticas públicas, porque existeun claro dominio y aspiración al primer mundo en los poderes estatales. Ese mundo no busca fortalecer los pueblos, sino los intereses económicos. En paralelo, existe una sobrevaloración de la utilidad que puede ofrecer el lenguaje aprendido, hay un prejuicio latente en favor del pragmatismo de dichoaprendizaje, ¿qué beneficios monetarios me podría entrega el mapudungun?Las posiciones se desencuentran en cuanto se desenfundan sus principales argumentos. Sólo elfuturo podrá mostrar la certeza que marcarán estos inevitables procesos del idioma. Los anglicismosson adopciones dignas de todo tipo de análisis, no por eso un espacio para premisas demonizadas. Ellenguaje vivo, adopta y reforma. El mestizaje vitaliza.APARTADOS: 
Banco de Neologismos
El Centro Virtual Cervantes ofrece un banco que archiva en línea los neologismos de la lenguaespañola y lengua catalana. En él, es posible encontrar vocablos integrados desde 1988. “Para elespañol, se difunden también los datos del proyecto Antenas Neológicas (red creada en 2003 conuniversidades latinoamericanas de Argentina, Chile, Colombia, Cuba, México, Perú y Uruguay)”,señala la presentación de su sitio oficial.Según sus propias referencias, el banco virtual fue posible gracias a la base de datos del proyecto Bobneo del Observatorio de Neología de la Universidad de Pompeu Fabra. La extracción dedatos está destinada a cubrir adopciones masificadas a través de los medios de comunicación, de formaoral y escrita. Los expertos académicos son quienes hacen posible una precisión meticulosa de los datosexpuestos. Sin aquel aporte, el Banco de Neologismos del Centro Virtual Cervantes carecería deseriedad.Para visitar el sitio y conocer un poco más sobre cada extranjerismo, buscar:http://cvc.cervantes.es/lengua/banco_neologismos/.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->