Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
18Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Machismo en Las Religiones

Machismo en Las Religiones

Ratings: (0)|Views: 3,686 |Likes:
Published by vicky_av917629

More info:

Published by: vicky_av917629 on Feb 19, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX or read online from Scribd
See more
See less

06/24/2013

 
Hace 30.000 años los humanos ni conocíamos la figura de Dios. Por aquelentonces y hasta el 3.000 antes de Cristo, todos y cada unos de losfenómenos de la existencia, vida y muerte, luz y sombra, caos y orden, se leatribuían a las diferentes advocaciones de una gran diosa, maternal y que serepresentaba con grandes atributos femeninos. La mujer era considerada elorigen de la vida, la base de la sociedad, y como bien retrata Pepe Rodríguez, en su Libro
Dios nació mujer 
, tenía en sus manos el control de laproducción de alimentos, de las instituciones sociales, y fue la protagonistade la mayor parte de los adelantos técnicos descubiertos durante toda laera preagrícola, y hasta la aparición de la vida sedentaria, momento a partirdel cual se vio desposeída de su ancestral poder por el varón, dueño ya delos medios productivos.Fue a partir de entonces --y por intereses económicos-- cuando la mujerqueda relegada a un plano de sumisión, y encajada en el papel de propiedaddel varón, como último eslabón de una estructura social jerárquica, declases, que se sostiene en las grandes religiones monoteístas, paralelamenteaparecidas, y cuyos dioses masculinos refuerzan la nueva estructura.En el Antiguo Testamento la mujer aparece ya como
lo negativo 
, larepresentación del pecado, con una Eva que, sin entidad propia y fruto deuna simple costilla del varón, encarna la tentación y el mal. Este
 
planteamiento se repite a lo largo de la Biblia y mientras los patriarcasbíblicos acaparan el protagonismo de los textos la mujer aparece siempre enun segundo plano, que solo cobra importancia como espejo del mal, como porejemplo, las hijas de Lot, que en la pecadora Sodoma emborracharon a supadre para quedarse preñadas de él.En el Nuevo Testamento las interpretaciones machistas de los textosbíblicos realizadas por la Iglesia católica se acentúan, transformando lafigura de una María joven, pletórica y madre de siete hijos, según el estudiorealizado por el escritor y periodista Juan Arias , en esa mujer anodinahecha para el dolor, para la aceptación resignada, que sin capacidad deiniciativa y consagrada de por vida a la castidad, hasta el punto dedesconocer el sexo, es transformada por la jerarquía eclesiástica en lareferencia femenina de toda mujer para la cultura cristiana.La Iglesia católica, que en ese aspecto, nada tiene que envidiarles a laReligión islámica, o a la judía, organiza su jerarquía al margen de la mujer,que es relegada al mero papel de sierva, impidiéndole el acceso a cualquierade los cargos de su estructura jerárquica e imponiéndole una moral que lasubordina al hombre, poseedor de los recursos económicos, políticos yreligiosos.Son muchas y diversas, las voces que denuncian el sistemático planteamientodiscriminatorio en la interpretación de los distintos libros sagrados, como laBiblia o el Corán, demandando que la lectura de dichos textos no se utiliceinteresadamente para mantener supeditada a la mujer.En un mundo donde la frontera entre el poder civil y religioso ha sidohistóricamente confusa, las leyes discriminatorias contra la mujer hanpermanecido hasta no hace mucho tiempo. Ha sido la concepción de unasociedad laica, basada en los derechos humanos, la que ha posibilitado laequiparación legal de la mujer
occidental 
.En la actualidad, y según los últimos informes de Amnistía Internacional, almenos 36 países mantienen en vigor leyes discriminatorias para la mujer,por razón de su sexo. En su informe, titulado
La discriminación, raíz de la violencia 
, determina que las discriminación contra la mujer es la
raíz fundamental 
que sustenta la violencia de género, afectando a una de cadatres mujeres en el mundo, y pide a los gobiernos que ratifiquen
sin reservas 
la Convención de la ONU sobre la Eliminación de Todas las Formas deDiscriminación contra la Mujer.
 
Actualmente, la evidencia de la intolerable discriminación que la mujerpadece en los países islámicos es justamente uno de los obstáculosinsalvables para el necesario encuentro entre culturas, o
Alianza de Civilizaciones 
.No me cabe duda que a medida que la mujer se incorpore al mundo laboral, yacceda a la independencia económica, la evolución hacia la igualdad deoportunidades entre ambos sexos es sólo cuestión de tiempo, entre otrascosas porque la economía manda y la mujer es un motor al que no puederenunciar medio mundo. Pero además existe una sensibilidad creciente decondena hacia las actitudes discriminatorias, que se refleja en la Carta delos Derechos Humanos, y en las libertades individuales de los paísesdemocráticos, sistemas que sólo pueden concebirse en un Estado laico,basado en el respeto al libre pensamiento, y donde la religión no seautilizada para mantener intereses materiales, ideologías políticas, o en estecaso, discriminación machista.Por otra parte el machismo es un tema por muchos/as considerado fútil, sinembargo, no comparto este criterio, pues en nuestro país, se ve todavía unremanente considerable de doctrina machista, inclusive en lasdenominaciones religiosas y en la educación, que promueve precisamente locontrario; ello demuestra que sigue siendo un tema importante.La labor de la educación integral en nuestro país ha zozobrado. Consideroque ello se debe a las deplorables políticas educativas que ha implantado elMinisterio de Educación, Cultura y Deportes (MECD) en los últimos tiempos.Es que, en especial, este tema se ha impartido sólo con la enseñanza deconceptos, y debe ser con una transmisión estratégica y vivencial designificaciones. Al MECD le corresponde elaborar los programas,metodología educativa y los textos progresivos de la materia sobre losderechos humanos (artículo 5 de la “Ley de promoción de los DerechosHumanos y de la enseñanza de la Constitución Política). Sin embargo, noposeen calidad, por ello se culpa a los maestros. Mas, ¿sólo los/as docenteshan educado mal esta tendencia tan anacrónica? No, sino los mismísimospadres y madres de familia, en especial éstas, aunque suene paradójico.Las mujeres son más machistas que los hombres, teoría a la que mesuscribo, ellas por los mismos roles sexuales que le ha impuesto nuestrasociedad, se ha encargado, muchas veces, de la educación de los/as hijos/as

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->