Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Cuando Salinas empoderó a Elba Esther Gordillo

Cuando Salinas empoderó a Elba Esther Gordillo

Ratings: (0)|Views: 664|Likes:
Published by Liz Flores

More info:

Published by: Liz Flores on Feb 27, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

04/30/2013

pdf

text

original

 
Abril de 1989, CUANDO CARLOS SALINAS EMPODERÓ A ELBA ESTHER: #PROCESO: Comocada domingo, Carlos Jonguitud Barrios y su esposa, Guadalupe Rodea, esperaban en sucasa del Pedregal de San Ángel la visita de sus cuatro hijos. Alrededor de las 10 horas, elama de llaves, Yolanda García, le avisó que tenía una llamada telefónica. Era AndrésMassieu, secretario particular del presidente Carlos Salinas de Gortari, quien le pidió quefuera a Los Pinos porque el Presidente quería verlo.Al mediodía, Jonguitud llegó a la residencia oficial de Los Pinos, en su coche LTD negro.Pidió a su chofer, Mario Olalde, que lo esperara. Media hora después salió con el rostrodesencajado: había renunciado al liderazgo vitalicio del Sindicato Nacional de losTrabajadores de la Educación.Escasos treinta minutos bastaron para que se derrumbara el cacicazgo que por 17 añosejerció en el magisterio del país. Ni los movimientos disidentes de principios de losochenta, ni los enfrentamientos con algunos secretarios de Educación Pública, ni elenfriamiento periódico de relaciones con por lo menos los dos anteriores Presidentes dela República, lograron quitarle el poder. Todavía el 20 de abril, cuatro días antes de que
visitara al Presidente, se mostró seguro de su poder. “Me iré hasta que los órganos dedirección del sindicato me lo indique”, afirmó.
 Pero los órganos de gobierno del sindicato nunca le solicitaron la renuncia. Ni Jonguitud lapresentó por escrito, según los requisitos formales. Tampoco hizo pública su dimisión elsenador potosino. Fue la Dirección de Comunicación de la Presidencia la que, a las 13:30horas, emitió el comunicado 225, en el que informó:
“El presidente de la República, Carlos Salinas de Gortari, concedió esta mañana audiencia
al profesor Carlos Jonguitud Barrios en la residencia oficial de Los Pinos.
“Al final de dicha audiencia, y después de comentar la resol
ución del Tribunal Federal deConciliación y Arbitraje, el senador Jonguitud Barrios informó su decisión de renunciar hoya los cargos sindicales que ocupa como presidente nacional de Vanguardia Revolucionaria
 
y como asesor permanente del Comité Ejecutivo Nacional de Trabajadores de la
Educación”.
 Todo comenzó, de hecho, el día anterior, sábado 22 de abril. En las oficinas de laSecretaría de Gobernación, el titular, Fernando Gutiérrez Barrios, y los secretarios deEducación y de Trabajo, Manuel Barlett Díaz y Arsenio Farell Cubillas, respectivamente,analizaron y discutieron el problema magisterial. De esa reunión salió el acuerdo para queel Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje, resolviera, como jurídicamente procedente,que el CEN del SNTE convocara a un congreso extraordinario para la sección nueve(profesores de primaria y preescolar) y que este congreso se realizara antes de terminar elactual período escolar, o sea en el mes de julio.Enterados de la decisión gubernamental, el domingo a primera hora los integrantes delCEN del SNTE se reunieron en el edificio de Venezuela 54. De inmediato se comunicaroncon los secretarios de los comités seccionales, para pedirles que mantuviera la unidad entorno de Vanguardia Revolucionaria. Se les solicito que se transladaran a la ciudad de
México, para “analizar la situación conjuntamente” y que los demás miembros de los
comités seccionales estuvieron pendientes de cualquier información o indicación.Pero las órdenes fueron confusas. A unos se les convocó en el Centro Interamericano deEstudios de Seguridad Social (CIESS), en San Jerónimo; a otros, en el edificio sindical, en elcentro. La cita era a las 18 horas.Ordenes telefónicasUna hora después de conocerse el comunicado de la presidencia, el CEN del SNTE sereunió de emergencia. Refugio Araujo del Ángel, secretario general del Sindicato, informósobre la resolución del Tribunal de Conciliación y Arbitraje. Dijo que actuaría conforme aderecho, que se interpondrían los recursos legales necesarios para hacer respetar elprocedimiento estatutario del SNTE en cuestiones de orden interno.
 
Después de las 15 horas, de la Secretaría de Gobernación se hicieron llamadas telefónicasa los secretarios de Gobernación de cada entidad federativa. Las órdenes fueron precisas:
“arraiguen y trasladen al DF a los secretario generales de las secciones generales delSNTE”. Impresionante fue el despliegue que se realizó. Los secretario de Gobernación,
acompañados de varias patrullas, fueron a los domicilios de los dirigentes seccionales.Algunos habían salido ya a la ciudad de México, por instrucciones del CEN del SNTE; otrosfueron localizados en restaurantes y fiestas familiares. A unos, de plano, no losencontraron: se habían escondido.En el auditorio Che Guevara, de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, se realizabala asamblea de representantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de Educación(CNTE) y cuando se conoció la noticia sobre la renuncia de Jonguitud, más de 2,000representantes, jubilosos,
gritaron: “lo quiera o no lo quiera/ vanguardia va pa`fuera”.
Alrededor de las 17 horas, llegó Pablo Enríquez Ruiz, colaborador cercano de Elba EstherGordillo. Localizó a Ramón Couoh, dirigente disidente de la sección 36, feudo de Gordillo.-¿Qué haces aquí, qué quieres? inquirio Couoh.-
Platicar contigo, te he tratado de localizar…
 -
Conmigo no tienes nada que hablar. Compañeros, acompañen al maestro…
 -No seas tonto, que no ves que la maestra será la secretaria general del sindicato.Pasadas las 17 horas, Refugio Araujo salió del sindicato. Iba acompañado de BaldemarRodríguez, jefe de seguridad del SNTE, y exjefe de la policía de San Luis Potosí, y de susecretario particular, Alberto Rangel. Presuroso, mordiendo una manzana, abordó un
Topaz azul. Otros cuatro vehículos los escoltaban. “Va al CIESS”, informaron los guardias
de seguridad.

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->