Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
83Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Meirieu, Philippe, Entrevista, CP

Meirieu, Philippe, Entrevista, CP

Ratings:

5.0

(2)
|Views: 17,675 |Likes:
Published by Guida Al·lès
Entrevista. Cómo provocar el deseo de aprender.
Entrevista. Cómo provocar el deseo de aprender.

More info:

Published by: Guida Al·lès on Mar 04, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/22/2014

pdf

text

original

 
42
CUADERNOS DE PEDAGOGÍA.
 
Nº373 NOVIEMBRE 2007
 }
Nº IDENTIFICADOR: 373.010
Philippe Meirieu
“Es responsabilidad del educador provocar eldeseo de aprender”
“No nos podemos contentarcon dar de beber a quienes yatienen sed. También hay quedar sed a quienes no quierenbeber”. Así reivindica estepedagogo francés el derechode todos los niños a aprender yla responsabilidad de loseducadores de garantizarlo. Nobasta con enseñar. No bastacon dar respuestas. Hay queprovocar en los alumnos eldeseo de aprender y deformularse preguntas. Y hacerlocodo con codo,acompañándolos a lo largo detoda la escolaridad yayudándolos a encontrartiempos de reflexión yconcentración en una época enla que están “sobreinformados” y“sobreexcitados”.
J
UDITH
C
ASALS
C
ERVÓS
 
Periodista.
Fotografías de Montserrat Fontich
¿Cuál es el principal problema de laeducación hoy?
Diría que los países occidentales, al de-mocratizar el acceso a la escuela, nohan sabido simultáneamente democra-tizar el éxito escolar. Simplemente hanabierto las puertas, pero, una vez quelos niños que estaban excluidos de laescuela han entrado en ella, no se hacomprendido que quizás hacía faltamodificarla para darles los medios paraprosperar. Esto ha desembocado enuna paradoja: aquellos que tradicional-mente eran víctimas de la exclusión es-colar se han vuelto culpables de su pro-pio fracaso. Y esto ha engendrado enlos niños y sus familias una forma derencor social mezclada con el senti-miento de haberse equivocado, porquese les ha dicho “venid”, “entrad”, perono se ha procurado que en el interiorencuentren su sitio y prosperen.
¿Ésta debe ser, por tanto, la prioridadde los sistemas educativos?
En el sistema francés tenemos aproxi-madamente entre un 20% y un 25% degran fracaso escolar, y esto quiere decirque hay entre un 20% y un 25% de ciu-dadanos que no están en condicionesde participar en la vida democrática, locual es extremadamente grave. Diríaque éste es el principal problema insti-tucional y que, en cierta manera, debe-mos traducirlo en un problema peda-gógico. Para mí, la prioridad espedagógica, es decir, dado que estosalumnos están dentro de la escuela,qué hacemos para que no estén siste-máticamente relegados al fracaso.
 
entrevista...entrevista...
 
 
Nº373CUADERNOS DE PEDAGOGÍA.
43
¿Qué hay que hacer?
Pienso que hace falta interrogarse so-bre la obsolescencia del modelo tradi-cional que constituye la clase, es decir,un grupo de unas 30 personas que ha-cen la misma cosa al mismo tiempo ydentro del cual hay extremadamentepoco trabajo de acompañamiento indi-vidual. La clase fue perfectamenteadaptada al sistema escolar a finalesdel siglo XIX. Hoy, la clase se ha con-vertido en un freno a la evolución delsistema escolar; por una parte, porquehay actividades que deben hacerse congrupos más numerosos y, por otra par-te, y sobre todo, porque lo que necesi-tan los alumnos con grandes dificulta-des es el apoyo individual, tiempos deacompañamiento personal, tiemposque permiten a los enseñantes detectary remediar esas dificultades. Este acom-pañamiento personal de los alumnos esalgo absolutamente fundamental.
¿Y no se hace?
Nuestros sistemas no lo saben hacerbien y, en general, lo delegan, desgra-ciadamente, ya sea en los padres, yasea en clases privadas fuera de la es-cuela. Etimológicamente el pedagogoes aquel que acompaña al niño, y meparece que lo que hoy en día les hacefalta a algunos niños es estar acompa-ñados, no dejarlos ahí donde están,sino escuchar sus dificultades, com-prender sus problemas y estar a su ladoa lo largo de toda su escolaridad.Algunas familias lo hacían con sus hijos,y lo sigue haciendo, pero hay muchosalumnos para quienes este acompaña-
 
44
CUADERNOS DE PEDAGOGÍA.
 
Nº373
 }
 
miento familiar no existe y para quienesme parece totalmente necesario que laescuela acometa esta tarea.
También es un gran defensor del tra-bajo en grupo.
Sí, no es del todo contradictorio. Alcontrario, es necesario que la escuelatenga tiempos colectivos en los que elalumno aprenda a participar en un gru-po, y que los articule con los tiemposmás individualizados. Pero la individua-lización se puede hacer colectivamente.Si, por ejemplo, en una clase hay cuatroniños un poco más tímidos, que no sa-ben expresarse oralmente, la individua-lización consistirá en juntar a estos cua-tro alumnos para permitirles expresarse juntos y ayudarlos a desinhibirse. Pero,más allá de estos casos, la escuela esun sitio en el que debe haber gruposarticulados en función de proyectos.
¿A qué se refiere?
Debe haber tiempos colectivos congrupos incluso más importantes que elgrupo clase habitual, pero debe habertambién tiempos individuales y tiemposen pequeño grupo. Yo veo la escuelacomo un lugar en el que se hacen con-ferencias u obras de teatro con gruposmuy numerosos, un centenar de alum-nos y alumnas, por ejemplo; pero don-de también hay grupos de cuatro o cin-co para hacer lenguas vivas de unamanera interesante, y grupos de expe-riencias en física o en biología, en losque no son más de diez, y también lasclases tradicionales, en las que sonunos 30. Es necesario multiplicar los ti-pos de reagrupamiento en función delos objetivos de aprendizaje. Pero paraque esta multiplicación no sea una dis-persión, es preciso que haya un segui-miento, y que cada alumno tenga comoreferente a una persona adulta a la quepueda dirigirse y que, en cierto modo,reflexione y coordine su escolaridad.Por esto decía que la noción de clasese convierte en un obstáculo.
 Y lo que usted propone es flexibilizarla.
Sí, hace falta diversificar las formas deenseñanza para que cada cual puedaencontrar sitios, marcos, que puedanayudarlo a superar los problemas a losque se enfrenta. Pero a lo largo de todala vida escolar, incluso en la universi-dad. Y en este sentido es fundamentaldesarrollar ese acompañamiento perso-nal del que hablaba. No será suficiente,pero es, en mi opinión, absolutamenteindispensable.
¿Qué más hace falta?
Si se quiere luchar contra el fracaso es-colar, más allá de esta necesaria perso-nalización de la pedagogía, hace faltareflexionar sobre lo que se podría lla-mar un nuevo tipo de relación con elsaber. Se trata de procurar que losalumnos con grandes dificultades perci-ban el interés de aprender, de invertirsu energía en la escuela, de movilizarsepor el trabajo escolar. Hoy los alumnoscon fracaso son alumnos para quienesel trabajo escolar no tiene ningún senti-do. Y lo importante, me parece, es darsentido al trabajo escolar.
Usted dice que lo que moviliza a unalumno es el deseo, que no hay apren-dizaje sin deseo…
Sí, por supuesto, no hay aprendizaje sindeseo. Pero el deseo no es espontá-neo. El deseo no viene solo, el deseohay que hacerlo nacer.
¿Cómo?
Es responsabilidad del educador haceremerger el deseo de aprender. Es eleducador quien debe crear situacionesque favorezcan la emergencia de estedeseo. El enseñante no puede desearen lugar del alumno, pero puede crearsituaciones favorables para que emerjael deseo. Estas situaciones serán más fa-vorables si son
 
diversificadas, variadas,estimulantes intelectualmente y activas,es decir, que pondrán al alumno en laposición de actuar y no simplemente enla posición de recibir. Y pienso que co-

Activity (83)

You've already reviewed this. Edit your review.
becegui added this note
Excelente. Debería ser de lectura obligatoria para todos los docentes
becegui liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->