Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
5Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
INFILTRACIÓN MUNDIAL.- Salvador Borrego Escalante.

INFILTRACIÓN MUNDIAL.- Salvador Borrego Escalante.

Ratings: (0)|Views: 119 |Likes:
Published by Patria Nuevo Orden
Del mejor periodista- escritor revisionista de habla hispana.

INTRODUCCIÓN.

La guerra es el drama que más profundamente hiere y sangra a un pueblo. Es la
fuerza terrible, paradójicamente destructora y creadora a la vez, que tan pronto
puede abrir paso a un ideal justo como imponer brutalmente la injusticia.
En los umbrales de una guerra se angustia el alma de cada ser en un íntimo
conflicto. El poderoso instinto de conservación que en forma natural rehuye el
riesgo y el no menor poderoso anhelo de bienestar y comodidad que rehuye el
sacrificio, se unen en la intimidad de la conciencia y se enfrentan al sentido del
deber.

En esta forma la guerra se plantea individualmente como una lucha interna, íntima,
del instinto de conservación y del bienestar personal opuesta al peligro que los
amaga. Y viene luego, el sentido del deber, de los valores espirituales, como
fuerza que se les contrapone para hacer que el individuo afronte los más grandes
riesgos.

Esta lucha silenciosa, librada en lo recóndito de cada corazón, se decide cuando
un ideal de Patria, de creencia o de fe se transforma en espíritu de combate y de
sacrificio, que luego se manifiesta en las batallas y aun en las derrotas.
Pero ese conflicto personal, que en forma más o menos intensa afecta a cada uno
de los hombres en guerra, es sólo la parte individual, insignificante, del drama
bélico, el cual en realidad tiene una existencia más vasta, superior a las
voluntades individuales, supuesto que su esencia es el choque de fuerzas
metafísicas. El soldado viene a ser solamente la manifestación, la encarnación de
esas fuerzas; su manifestación transitoria en este plano de la existencia material.

Aunque parezca paradójico, la guerra es más dura, más sangrienta, más
hondamente llevada hasta límites insospechables de la resistencia humana,
cuanto más bullen en ella, dándole origen, las fuerzas metafísicas del espíritu.
Porque en la guerra, además de los cuerpos en combate, entran en lucha las
fuerzas de lo positivo abstracto y de lo negativo abstracto, del bien y del mal.
Por eso el drama de la guerra es el mayor drama de la historia. Ninguno envuelve
a tantos hombres en un momento dado y ninguno los envuelve en un choque de
fuerzas metafísicas tan superiores.

Por eso las guerras están tan íntimamente ligadas a la evolución de la historia, ya
sea para bien o ya sea para mal. Y es evidente que en estos conflictos colectivos
las ciencias, las técnicas y las formas políticas de vida, e incluso las costumbres y
la moral, dan un salto hacia adelante o hacia atrás.

La Segunda Guerra Mundial ha sido la más grande y ha determinado los
profundos cambios que ahora afectan al mundo entero. Es una guerra que esta todavía presente en las consecuencias terribles que desencadenó en los cinco
Continentes, y que no ha concluido aún. Derrota Mundial analizó los orígenes de aquella contienda en que participarondirectamente más de mil millones de seres humanos; describió el desarrollo de la Lucha en diversos frentes y sintetizó las consecuencias inmediatas.
En 23 añostranscurridos desde la aparición de la primera edición de Derrota Mundial los acontecimientos han venido confirmando todas las revelaciones y las tesis
expuestas en ese libro. Desgraciadamente ha sido así.

Ahora bien, muchos aspectos fundamentales de aquel drama de la Segunda
Guerra no pudieron ser abarcados, tanto debido a una imposibilidad de tiempo y
espacio cuanto a la falta momentánea de numerosos datos y pruebas que han
venido acumulándose en los últimos años. Ahora este nuevo libro equivale a un
suplemento de Derrota Mundial, aunque es completo en sí mismo.
Es generalmente que el alemán se caracteriza por su firme sentido cívico, por su
nacionalismo, por su fervor de soldado. Así lo demostró en la guerra de 1870 y en
la primera guerra mundial. Pero durante la segunda guerra tuvo un increíble
número de traidores en las más altas esferas del mando.

Igualmente es a
Del mejor periodista- escritor revisionista de habla hispana.

INTRODUCCIÓN.

La guerra es el drama que más profundamente hiere y sangra a un pueblo. Es la
fuerza terrible, paradójicamente destructora y creadora a la vez, que tan pronto
puede abrir paso a un ideal justo como imponer brutalmente la injusticia.
En los umbrales de una guerra se angustia el alma de cada ser en un íntimo
conflicto. El poderoso instinto de conservación que en forma natural rehuye el
riesgo y el no menor poderoso anhelo de bienestar y comodidad que rehuye el
sacrificio, se unen en la intimidad de la conciencia y se enfrentan al sentido del
deber.

En esta forma la guerra se plantea individualmente como una lucha interna, íntima,
del instinto de conservación y del bienestar personal opuesta al peligro que los
amaga. Y viene luego, el sentido del deber, de los valores espirituales, como
fuerza que se les contrapone para hacer que el individuo afronte los más grandes
riesgos.

Esta lucha silenciosa, librada en lo recóndito de cada corazón, se decide cuando
un ideal de Patria, de creencia o de fe se transforma en espíritu de combate y de
sacrificio, que luego se manifiesta en las batallas y aun en las derrotas.
Pero ese conflicto personal, que en forma más o menos intensa afecta a cada uno
de los hombres en guerra, es sólo la parte individual, insignificante, del drama
bélico, el cual en realidad tiene una existencia más vasta, superior a las
voluntades individuales, supuesto que su esencia es el choque de fuerzas
metafísicas. El soldado viene a ser solamente la manifestación, la encarnación de
esas fuerzas; su manifestación transitoria en este plano de la existencia material.

Aunque parezca paradójico, la guerra es más dura, más sangrienta, más
hondamente llevada hasta límites insospechables de la resistencia humana,
cuanto más bullen en ella, dándole origen, las fuerzas metafísicas del espíritu.
Porque en la guerra, además de los cuerpos en combate, entran en lucha las
fuerzas de lo positivo abstracto y de lo negativo abstracto, del bien y del mal.
Por eso el drama de la guerra es el mayor drama de la historia. Ninguno envuelve
a tantos hombres en un momento dado y ninguno los envuelve en un choque de
fuerzas metafísicas tan superiores.

Por eso las guerras están tan íntimamente ligadas a la evolución de la historia, ya
sea para bien o ya sea para mal. Y es evidente que en estos conflictos colectivos
las ciencias, las técnicas y las formas políticas de vida, e incluso las costumbres y
la moral, dan un salto hacia adelante o hacia atrás.

La Segunda Guerra Mundial ha sido la más grande y ha determinado los
profundos cambios que ahora afectan al mundo entero. Es una guerra que esta todavía presente en las consecuencias terribles que desencadenó en los cinco
Continentes, y que no ha concluido aún. Derrota Mundial analizó los orígenes de aquella contienda en que participarondirectamente más de mil millones de seres humanos; describió el desarrollo de la Lucha en diversos frentes y sintetizó las consecuencias inmediatas.
En 23 añostranscurridos desde la aparición de la primera edición de Derrota Mundial los acontecimientos han venido confirmando todas las revelaciones y las tesis
expuestas en ese libro. Desgraciadamente ha sido así.

Ahora bien, muchos aspectos fundamentales de aquel drama de la Segunda
Guerra no pudieron ser abarcados, tanto debido a una imposibilidad de tiempo y
espacio cuanto a la falta momentánea de numerosos datos y pruebas que han
venido acumulándose en los últimos años. Ahora este nuevo libro equivale a un
suplemento de Derrota Mundial, aunque es completo en sí mismo.
Es generalmente que el alemán se caracteriza por su firme sentido cívico, por su
nacionalismo, por su fervor de soldado. Así lo demostró en la guerra de 1870 y en
la primera guerra mundial. Pero durante la segunda guerra tuvo un increíble
número de traidores en las más altas esferas del mando.

Igualmente es a

More info:

Published by: Patria Nuevo Orden on Apr 27, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/11/2013

pdf

text

original

 
1
 
2
 
Derechos Reservados @ por el autor,Lisboa 48. México 6, D. F
.
Primera Edición – Septiembre de 1968 – 5000 ejemplares.Segunda Edición - Marzo de 1970 – 5000 ejemplares.Tercera Edición - Noviembre de 1976 – 5000 ejemplares.Cuarta Edición - Enero de 1980 - 1000 ejemplares.
3

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->