Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
2Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Antonio Canova Eros y Psique

Antonio Canova Eros y Psique

Ratings: (0)|Views: 550 |Likes:

More info:

Published by: JOSÉ LUIS TRUJILLO RODRÍGUEZ on Apr 28, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/17/2013

pdf

text

original

 
Antonio Canova: Eros y Psique
1. Naturaleza
 
En la ilustración que comentamos se reproduce la escultura titulada Eros y Psique delescultor veneciano Antonio Canova, representante del neoclasicismo italiano. El modelofue comenzado en 1787 y terminado en 1793. Su origen estuvo en el encargo del coronelinglés John Campbell (Lord Lawdor) para el palacio de F. Berio en Nápoles, pero acabósiendo adquirida por el marchante y coleccionista holandés Henry Hoppe en 1800; en 1801estaba en manos del mariscal francés Joaquín Murat, que la hizo transportar hasta sucastillo, donde se dice que fue admirada por el propio Napoleón. Se trata de una esculturaexenta, más bien un grupo escultórico hecho en mármol blanco, con una técnica deacabado fino y pálido; sus dimensiones son 1'55 por 1'68 m. y se encuentra depositadaactualmente en el Museo del Louvre, París.
2. Análisis formal
Contenido o temática
Es un tema mítico. Representa a Eros y Psique tal como los describe el escritor latino
Apuleyo, en el “Asno de Oro”. Psique (o
 Psiquis
, que en griego significa alma) era una princesa e hija del rey de Asia, la menor de tres bellas hermanas, aunque la belleza dePsique sobresalía del resto de cualquier ser mortal. Cuando se desarrolló físicamente comomujer, era tan hermosa que se la comparaba con Afrodita (Venus), a tal punto que la gente prefería tributar sus honores a la princesa que a la diosa del amor. Afrodita, siempre severaen los castigos para quien ponga en peligro su liderazgo sobre la belleza, se encolerizó y leordenó a su hijo Eros que en forma de un monstruo horrible terminara con Psique.Las hermanas de Psique se habían casado jóvenes, pero Psique, extrañamente, nolograba conseguir siquiera un pretendiente. Los hombres la veían tan hermosa que laadmiraban como a una obra de arte, como a una mujer inalcanzable. Irónicamente su belleza los ahuyentaba. Preocupado por la situación su padre fue a consultar al Oráculo y
Apolo, aunque griego, le dio la respuesta en lengua latina: “...
 En una alta roca del montedeja a la doncella, pomposamente preparada para un tálamo de muerte; y no esperes
 
descendencia salida de estirpe mortal, sino de un cruel, fiero y viperino monstruo; y éste,volando con sus plumas por el éter, todo lo inquieta y con fuego y hierro cada cosa abate,al que teme el mismo Júpiter, con el que se espantan las divinidades; del que se horrorizanlas aguas de la tenebrosa Estigia.
..”.
 El rey no tuvo otra alternativa que cumplir con la voluntad de los dioses y entre llantos ylamentos llevó a Psique al monte. Pero cuando la joven esperaba la aparición del monstruoque el destino le tenía reservado como esposo, un dulce Céfiro (viento del Oeste y uno delos más fieles mensajeros de los dioses) la transportó hasta un valle donde quedó dormida.Al despertar se encontró ante un palacio encantado en el que se fue adentrando, guiada por voces incorpóreas, para no descubrir sino belleza y opulencia. Sirvientes invisiblesacompañaron a Psique y se encargaron de cumplir con todos sus caprichos.Al llegar la noche, Psique notó cerca de ella la presencia del marido que le habíaanunciado el oráculo. Psique no podía verlo, pero no parecía tan monstruoso como temía,no percibía deformidades en él, sino todo lo contrario: formas perfectamente proporcionadas y se entregó a él. Con las primeras luces del día, su esposo desapareció...Gozaron así de varias noches y antes de que la luz del día lo sorprendiera el supuestomonstruo se alejaba. Psique esperaba ansiosa la oscuridad aunque tenía la comprensiblecuriosidad de conocer estéticamente a su esposo.El tiempo pasaba y Psique vivía dichosa en aquel palacio, pero echaba de menos a sufamilia. Pidió por tanto a su esposo que le permitiera ver a sus hermanas. Este terminóaceptándolo, haciéndole prometer que nunca intentaría verle el rostro. Todos repararon enque el aspecto de la joven era aún más radiante que antes de su partida. Sus hermanas, talvez por envidia, intentaron convencerla de que viera el rostro de su esposo y leobsequiaron una lámpara. Nuevamente en el palacio dorado Psique intentó,infructuosamente, persuadir a su esposo de que revelara su apariencia. Para describir larespuesta ante tanta insistencia cito al hombre más indicado, Lucio Apuleyo, el enorme
filósofo, traductor y comentador de Platón, que en su obra “
 La Metamorfosis
” escribió:
“... Entonces el marido nocturno advierte de nuevo a Psique: El último día, el mom
entodecisivo, el sexo y la sangre enemigos, ya ha tomado las armas y se alza en campamento, se pone el ejército en línea de combate y ha sonado la trompeta. Ya se acercan tus
 
 perversas hermanas con la espada desnuda, buscando tu garganta. ¡Ay!, cuántascalamidades nos amenazan. ¡Oh dulcísima Psique!. Compadécete de ti, y salva a esteinfante nuestro del infortunio de la inminente ruina. No veas ni escuches a esas criminalesmujeres, a las que, después del odio mortal que te tienen y luego de haber pisoteado loslazos de la sangre, no es lícito que llames hermanas, cuando, a modo de las sirenas
 subiéndose a la roca, retumbarán las rocas con sus acentos funestos...”
 
A pesar de las advertencias de su esposo, la curiosidad de Psique invadió por completo sumente y una noche encendió la lámpara que sus hermanas le habían obsequiado. Dirigió laluz hacia su esposo y contempló el cuerpo y el rostro hermoso del dios del amor. Nerviosay aturdida ante la inesperada visión no pudo evitar que cayera de su lámpara una gota deaceite hirviendo que se estrelló en la cara de Eros, quién se despertó sobresaltado ydesapareció en dirección a los espacios etéreos; incapaz de castigarla directamente, lacondena a su ausencia.Psique se encontró nuevamente en la roca donde sus padres la habían dejado. Los jardines y el palacio dorado habían desaparecido. Psique, triste y desconsolada, iniciaráentonces un largo peregrinar por el mundo en busca de su esposo; Eros se encontrabarecluido en el palacio de su madre, pero protegía invisiblemente a su amada, pero tuvo querevelar a su madre Afrodita y el origen de la quemadura. La diosa se lanzó inmediatamentetras los pasos de Psique para vengarse. Después de apoderarse de ella, la hizo azotar y leimpuso tres pruebas, aparentemente imposibles de realizar, que después de muchascalamidades Psique logró finalmente llevar a término. De los Infiernos, donde la habíaconducido su última prueba, Psique trajo consigo un cántaro que debía dar a Afrodita por encargo de Proserpina -la diosa del Infierno, mujer de Plutón-, con la prohibición deabrirlo. Pero la curiosidad de la joven hizo que lo abriera. Este cántaro contenía la belleza yal abrirlo una nube la envolvió y cayó en un sueño profundo y mortal.La afortunada princesa siempre contó entonces con la ayuda anónima de Eros, quecomprendió la fatal curiosidad de su esposa y voló al Olimpo para rogarle a Zeus que le permitiese vivir con ella. Luego de comprobar el inmenso amor que existía entre la errónea
“bella y bestia”, Zeus tuvo
piedad de Psique. No sólo la perdonó, sino que le hizo beber néctar y comer ambrosia en presencia de todos los dioses, convirtiéndola en inmortal y enel mismo Olimpo se celebraron las bodas sagradas de Psique y Eros; se unieron parasiempre el amor y el alma. Dicen, que Psique sólo fue feliz mientras se abstuvo de profundizar, llevada por una curiosidad inquieta, en las causas y la naturaleza de sufelicidad, pues el conocimiento es fuente de dolor...
Simbología
 El mito de Eros y Psique es de los más hondos de la mitología greco-romana, porque seentiende como una imagen de la profundización en el sentimiento del amor, que comienzacomo algo viciado, pero que después de severas pruebas impuestas al alma, alcanza su plena sublimación. Para amar a una persona por completo (el día y la noche) tiene queexistir un equilibrio entre la atracción física y la atracción espiritual, aunque sea la mentequien elabora nuestros valores estéticos. Según Platón el amor es una forma de elevación,de purificación del alma. Considera al amor físico como el primer momento, pero elmomento trascendente sería cuando se llega a la contemplación espiritual, cuando los

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->