Welcome to Scribd. Sign in or start your free trial to enjoy unlimited e-books, audiobooks & documents.Find out more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
25067358-Emilio-Lo-Valvo-Ernesto-Laclau-¿Que-hay-en-la-falla

25067358-Emilio-Lo-Valvo-Ernesto-Laclau-¿Que-hay-en-la-falla

Ratings:
(0)
|Views: 4|Likes:
Published by gnopata

More info:

Published by: gnopata on May 17, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/21/2014

pdf

text

original

 
 Ernesto Laclau ¿Qué hay en la falla?” 
1
Emilio Lo Valvo (UNR - CONICET)
ABREVIATURASErnesto LaclauP&I
 
 Política e ideología en la teoría marxista
, Buenos Aires, Siglo XXI, 1978.
H&ES
 
 Hegemonía y estrategia socialista. Hacia una radicalización de la democracia
,Buenos Aires, Fondo de cultura económica, 2004.
NR 
 Nuevas reflexiones sobre la revolución de nuestro tiempo
, Buenos Aires, NuevaVisión, 2000.
E&D
 Emancipación y Diferencia
, Buenos Aires, Ariel, 1996.
LRP
 La razón populista
, Buenos Aires, Fondo de cultura económica, 2005.¿QUÉ DEBE TENER UN SUJETO PARA SER POLÍTICO? Pregunta tan simple como tramposa, ella apunta, más allá de una respuesta concreta,al supuesto de que, en principio, el pensamiento político tiene la posibilidad de concebir sujetos no políticos. Esta posibilidad sería la de una politicidad que vendría a coronar una serie de atributos para un sujeto que, en su “esencia”, se anclaría totalmente en otroespacio, en otra escena. El discurso filosófico hegemónico de la modernidad sentenciaque la política adviene al sujeto como una extraña fuerza externa. Es (ya) un sujetoquien se politiza, hace política, pacta, lucha.La respuesta a la pregunta, desde la obra de Laclau, es imposible. Para Laclau, la pregunta correctamente formulada debería ser ¿cómo concebimos la política para poder  pensar en el sujeto? La sentencia es clara:
 sin política no hay sujeto
. Para Laclau elsujeto no realiza una práctica susceptible de politizarse sino, más bien, es la política laque habilita un espacio para concebir al sujeto político.Postular a la política como condición de posibilidad del sujeto, tal y como haceLaclau, supone una definición particular de lo que se entiende por política. Para nuestroautor, y en pocas palabras, la política supone un rol ontológico primario, se convierte enla posibilidad de ser de la comunidad. “La sociedad no existe” dirá Laclau (2004),
1
Presentado en las Primeras Jornadas Debates Actuales de la Teoría Política Contemporánea. 2010
1
 
impostando un tono lacaniano, para apuntar a la imposibilidad de su autoconstitución, ala necesidad de otra instancia (la política) que le de a la sociedad su posibilidad de ser.Así, sujeto y política quedan definitivamente intrincados.Laclau entiende toda sociedad como un discurso
 políticamente edificado
mediante“puntos nodales”
2
. Ahora bien, esta perspectiva que concibe la objetividad social comoun todo articulado/relacional, hace de la hegemoa la forma de la potica. Lahegemonía será entonces una lógica política que nombra a la
articulación
que haceantológicamente posible la sociedad. Resulta esclarecedora así la relación que tejeLaclau (en particular en H&ES) entre el paradigma discursivo y la hegemonía. Sinexterioridad/interioridad, sin la concepción de lo social como abierto, no habría lugar  para la hegemonía: “la dimensión hegemónica de la política sólo se expande en lamedida en que se incrementa el carácter abierto, no saturado de lo social” (H&ES: 182).Esta forma de comprender la imbricación de lo social y lo político es lo que Laclauha denominado una concepción “no-objetivista” de lo social (NR: 53). Dichaconcepción no-objetivista de lo social se asienta básicamente sobre cuatro puntos, quede alguna manera, vienen a resumir aquello que hemos mencionado brevemente hastaaquí.En primer lugar, el
 poder 
. Dado que el fundamento de lo social no existe(necesariamente), la constitución de una identidad social es un acto de poder y
laidentidad como tal es poder 
. Esto supone también, que no hay identidad social que preceda al poder, lo que equivale a afirmar que el poder es la condición de posibilidadde toda objetividad. La noción de
articulación
como expresión de la racionalidad de la
lógica hegemónica
y la noción de
exterior constitutivo
(que implica la violentaexclusión de algo como condición de existencia de la identidad) apuntan a esto.En segundo lugar, la
 primacía de lo político
respecto de lo social. Si la objetividadsocial es resultado de una lucha hegemónica, es decir que precisa de lo político paraconstituirse, para “suturarse”, ya
no podemos pensar las prácticas políticas como meraexpresión de una lógica social que las preceda
. Lo político entonces, concluirá Laclau,constituye intereses, no se limita a expresarlos, o más exactamente,
constituye aquellosintereses que quiere expresar 
. Así, la política alcanza una “primacía sobre lo social”
2
Laclau (2004: 77-78) hará uso de la noción lacaniana de “points de capiton” (donde ciertos significantes privilegiados fijan el sentido de la cadena discursiva) para hablar de puntos nodales, entendiendo comotales, a esos puntos discursivos resultantes del intento por detener el flujo de las diferencias a través deuna sutura hegemónica que al desplegarse sobre la apertura constitutiva de lo social da lugar a la práctica política (y, cuestión no menor, a la emergencia del sujeto).
2
 
(NR: 50). Mientras lo político
instituye
mediante un acto de violencia originaria, losocial estructurado es fruto de una decisión
 política
sedimentada (NR: 51).En tercer lugar, la
historicidad 
. La noción de discurso nos conduce finalmente al ser de los objetos, a su condicn de posibilidad. La contingencia nos muestra laimposibilidad de pensar la historia como una estructura básica subyacente a los objetossino que “esa misma estructura es histórica” (NR: 52).En cuarto lugar, la
contingencia
. La concepción de Laclau (y como veremos, sucorrelativa valoración de la negatividad), no intenta
reemplazar 
a la metafísica de la presencia en el papel de fundamento. Precisamente, la contingencia solamente se mueveen el terreno de lo necesario y a esta relación irresoluble, que está en la base de laconcepción laclausiana, es a lo que llama (en H&ES)
 subversión
. Dicha subversión es loque introduce en la estructura su radical
indecibilidad 
. Laclau sostendrá que no podemos simplemente negar la necesidad en aras de la contingencia dado queseguiríamos, íntimamente, adscribiendo negativamente a una noción de necesidad quees precisamente la que debe ser cuestionada: “la contingencia no es el reverso negativode la necesidad sino el elemento de impureza que deforma e impide la constitución plena de esta última” (NR: 44).El último punto mencionado guarda una íntima relación con una noción que balizatodo el pensamiento. En efecto, la concepción “no objetivista de lo social”, se erigesobre un edificio ontológico que concede una importancia capital a una nociónfilosófica muy precisa: la negatividad, la cual se hallará al menos en principio, ligadadirectamente a la idea de antagonismo.UNA OPCION FILOSÓFICAEs útil señalar que la noción de “discurso” supone, para Laclau, el quiebre de la“ilusión de inmediatez” que había apresado a la epistemología de distintas corrientes einfluido de manera evidente en las concepciones de la teoría política
3
. Laclau en efecto,
3
“(…) la categoría de “discurso” tiene una tradición que remonta a las tres principales corrientesintelectuales del siglo XX: la filosofía analítica, la fenomenología y el estructuralismo. En las tres, elsiglo comenzó con una ilusión de inmediatez, de un acceso no mediado discursivamente a las cosasmismas -el referente, el fenómeno y el signo, respectivamente-. En las tres, sin embargo, esta ilusión deinmediatez se disuelve, en un cierto punto, y debe ser reemplazada por una u otra forma de mediacióndiscursiva” (H&ES: 11).
3

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->