Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more ➡
Download
Standard view
Full view
of .
Add note
Save to My Library
Sync to mobile
Look up keyword
Like this
1Activity
×
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Guillermo Francovich - La filosofía en Bolivia, 2006

Guillermo Francovich - La filosofía en Bolivia, 2006

Ratings: (0)|Views: 174|Likes:
Published by Horacio Gutiérrez
Guillermo Francovich - La filosofía en Bolivia, 2006
Guillermo Francovich - La filosofía en Bolivia, 2006

More info:

Published by: Horacio Gutiérrez on Jun 03, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See More
See less

09/24/2013

pdf

text

original

 
GUILLERMO FRANCOVICH
LA FILOSOFÍA EN BOLIVIA
Edición electrónica
 
2006
 
© Rolando Diez de Medina, 200
6
 La Paz-Bolivia
INDICE
1.- Introducción2.- La Mentalidad Primitiva3.- La Mentalidad Colonial4.- Gaspar de Villarroel5.- José de Aguilar 6.- El Arzobispo San Alberto7.- Juan José de Segovia8.- Victoriano de Villava9.- El Padre Feijoo y la Decadenciade las Escolástica Altoperuano10.- Los Enciclopedistas11.- Un diálogo de Monteagudo12.- Manuel Rodríguez de Quiroga13.- Un doctor de Chuquisaca14.- Las instrucciones del Cabildo deChuquisaca15.- Mariano Alejo Álvarez16.- Un crítico de Rousseau en el Alto Perú17.- El maquiavelismo en la Revoluciónde la independencia Americana18.- La filosofía de Destrutt de Tracy19.- Precursores del Socialismo20.- Las Facultades de Filosofía yHumanidades21.- La Filosofía Escocesa22.- La Eclecticismo23.- Un moralista Kantiano24.- El pensamiento de ManuelJosé Cortés25.- En discípulo de Lammenaisen Bolivia26.- La filosofía Jurídica de Ahrens27.- El Positivismo28.- El Comte boliviano29.- Mamerto Oyola Cuellar 30.- Los Spencirianos31.- Ignacio Prudencio Bustillo32.- Una Mística de la TierraFranz TamayoJaime MendozaRoberto PrudencioHumberto PalzaFernando Diez de Medina33.- El Marxismo34.- Opiniones extranjeras sobrela Filosofía en Bolivia.
1
 
 
1.INTRODUCCIÓN
Bolivia es uno de los países sudamericanos de más rica tradición cultural. La alta mesetaformada por las gigantescas serranías en que se bifurca la Cordillera de los Andes al llegar aterritorio boliviano ha sido escenario de acontecimientos que la historia de la cultura continental deberá siempre tener presentes.Muy cerca del lago Titicaca y a pocos kilómetros de La Paz se encuentran las ruinas deTiahuanacu, manifestaciones de una enigmática cultural cuyo elevado grado de evolución se puede adivinar por los conocimientos científicos y la técnica que revelan. La antigüedad de esasruinas es tal que ya los Incas, cuando llegaron a conocerlas, no recogieron de los pobladores de laregión sino informaciones de carácter mitológico. Los templos, los monolitos, las escalinatashabían sido construidos y ocupados por gigantes en el curso de una prolongada noche que hubosobre el mundo y abandonados cuando volvió a lucir el sol. Las ruinas de Tiahuanacu constituyenuno de los problemas más fascinantes del pasado de la América del Sur. Su existencia permite lasmás atrevidas hipótesis sobre la vida del hombre en nuestro continente. Y 
 
al mismo tiempo sufuerza sugestiva se proyecta hacia el futuro. Muchos escritores bolivianos piensan que deben ser una fuente de inspiración por lo menos en lo que se refiere a la estética nacional. El prestigiosoescultor argentino Luis Perlotti, después de visitarlas llegó a decir que la América del Sur deberíatener en ellas su Partenón.Hace más de diez siglos, la civilización que creó el imperio de los Incas tuvo su cuna en el lago Titicaca. Según la leyenda, el hijo deI sol Manco Capac y su mujer y hermana Mama Ocllo,que enseñaron a los hombres todas las artes e industrias, que les dieron leyes e instituciones,aparecieron en una isla de ese lago, que los indios consideran sagrado y que en realidad fue parasu cultura lo que fue el Mediterráneo para la de los europeos. Cuando el imperio de los lncas, conese formidable poder de expansión política que tuvo, extendió su hegemonía sobre el altiplano,Bolivia constituyó una de las cuatro regiones del imperio con el nombre de Kollasuyo. Y en la vidadel Kollasuyo están las raíces de la organización económica y social que permitió la colaboraciónentre indios y españoles fisonomizando la época colonial.Cuando los españoles descubrieron la América del Sur, la meseta andina jugó de nuevo un papel histórico. Las minas que se esconden en sus montañas y que los Incas habían llegado ya aexplotar, tuvieron una fuerza de atracción tan grande que los conquistadores, que sólo buscabanoro, plata y piedras preciosas, se dirigían hacia ellas desde el Golfo de Panamá o desde las turbiasaguas del Río de la Plata. La meseta correspondió a las esperanzas. Potosí fue durante la Coloniauna especie de California. Dio tanta plata al mundo que su riqueza se hizo proverbial: "Vale unPotosí...”' dijo ya Cervantes en el 
Quijote
expresando una máxima alabanza. A los pies del cerro,se fundó una ciudad que tenía en el siglo XVI cerca de 200.000 habitantes, casi tantos como Parísen esa época. Se realizaban allí fiestas tan suntuosas como en Florencia o Roma, para celebrar aniversarios reales o fechas religiosas. Arquitectos, pintores y escultores edificaron la ciudad quehoy es una joya del arte colonial y crearon una escuela de arte, con Melchor Pérez Holguín a lacabeza, cuyas producciones admirables sólo ahora están siendo debidamente valoradas. En loscaminos que conducían a las minas bolivianas fueron brotando y sobre el mar aparecieron puertos.Flotas de galeones llevaban hasta Panamá y desde Panamá hasta España el metal precioso queservía para sustentar el poderío del imperio hispánico en el 
'
mundo. Y la fascinación de ese metal hizo surgir en el Caribe la marinería audaz de los corsarios ingleses, que en su lucha con losgaleones españoles adquirió la experiencia que después hizo de Inglaterra la señora de los sietemares.Las minas bolivianas hicieron nacer la ciudad de Charcas, en un valle ameno, a treintaleguas de Potosí. Allí la metrópoli española creó una Real Audiencia, que tenía jurisdicción en las provincias del Río de la Plata. La Iglesia estableció un Obispado primero y después un Arzobispado. Y los jesuitas fundaron en 1624 la Universidad Real y Pontificia de San Francisco Xavier que tenía los mismos privilegios y atribuciones que la de Salamanca. Charcas, con susoidores, prelados y catedráticos, fue la ciudad docta de los Andes. Y su Universidad tuvo un
2
 
 prestigio tan grande que su influencia cultural se extendió a todas las provincias del Alto Perú y del Río de la Plata. Ella dio a los actuales bolivianos y argentinos la conciencia de sí mismos y el amor a la libertad que les permitió iniciar los movimientos revolucionarios del 
25
de mayo de 1809 enCharcas y del 
25
de mayo de 1810 en Buenos Aires.Las batallas decisivas contra el dominio hispánico se libraron en la altiplanicie andina. Y 
 
Bolivia que se había rebelado en 1809 sólo obtuvo su independencia en
1825,
después de
16
añosde una lucha heroica, cuyos sacrificios contribuyeron a debilitar el grande desenvolvimiento quehabía alcanzado en su vida económica, social y cultural durante la época de la Colonia. Todos losrecursos de La Paz, Potosí, Cochabamba y Charcas, en hombres y riqueza, se pusieron al serviciode la libertad, robusteciendo la resistencia de las provincias meridionales del continente y facilitando así el aplastamiento de los españoles en sus últimos reductos andinos.Bolivia nació a la vida independiente bajo la égida del Libertador Simón Bolívar que le diouna constitución y fue su primer Presidente. Durante tos primeros cincuenta años de suindependencia jugó un importante papel en las actividades políticas y económicas de la Américadel Sur. Pero las consecuencias de los sacrificios realizados durante la guerra de la independencia, primero, el desenvolvimiento que comenzaron a tener los países agropecuarios después, y,finalmente, el enclaustramiento a que la redujo la Guerra del Pacífico, privándole de su extensolitoral marítimo, riquísimo en salitre, hicieron que el país, esencialmente minero, no mantuviera el vertiginoso ritmo de progreso que en los últimos cincuenta años ha caracterizado a los pueblosamericanos.Sin embargo, Bolivia se mantiene llena de energías e inquietudes y, cuando seansuperadas las condiciones adversas en que aún vive y puedan ser aprovechadas todas lasriquezas que encierran sus montañas y sus vastas llanuras orientales hasta ahora inexploradas, hade volver a ocupar necesariamente el alto puesto a que la destina en la vida del continente suespléndido pasado de cultura. A esa rica realidad cultural e histórica, corresponde la evolución de las ideas queesbozamos en el presente ensayo, evolución que muestra por sí sola el hondo sentido que tiene lavida boliviana, como la de todos los demás países americanos, y el ritmo admirable que la hizoavanzar desde las primitivas formas de la cultura autóctona hasta la alta conciencia de sí misma y la conquista de su libertad y de su propio espíritu.
2.
LA MENTALIDAD PRIMITIVA
Como ya hemos dicho en la Introducción, en las épocas anteriores al descubrimiento de América, las poblaciones que habitaban el actual territorio boliviano poseyeron una culturaaltamente evolucionada.¿Consiguió esa cultura elaborar una filosofía propiamente dicha? Muchos investigadoresopinan que el pensamiento de las poblaciones precolombianas se elevó al rango metafísico.El Padre Josef de Acosta, autor de la
Historia natural y moral de las Indias,
afirmaba, por ejemplo, que los indígenas en sus concepciones religiosas habían llegado a una especie deinterpretación platónica del mundo. La reverencia que tenían por todos los objetos que lesrodeaban significaba, según él, que veían en dichos objetos no solamente su realidad sensible sinosus arquetipos divinos e invisibles. Al culto que los incas consagraban al sol y a la luna se ha tratado de darle también,especialmente por Garcilaso de la Vega, un sentido cosmogónico, atribuyéndolo a concepcionesque eran más propias de los persas o de los griegos que de los indígenas americanos.Recientemente, Alberto Zelada, en su libro sobre el Kollasuyo
,
decía que el paisajeexcepcional del altiplano y de las cordilleras andinas ejercía una influencia espiritual tan3

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->