Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
9Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Ouspensky PD - La Vida de Ivan Osokin

Ouspensky PD - La Vida de Ivan Osokin

Ratings:

4.0

(1)
|Views: 1,032|Likes:
Published by asttrolabius
Oupensky wrote was a mate of Gudjieff.
Oupensky wrote was a mate of Gudjieff.

More info:

Published by: asttrolabius on May 25, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/26/2014

pdf

text

original

 
LAEXTRAÑA VIDADEIVÁN OSOKIN
Strange Life of Ivan Osokin: A Novel 
(Escrito en 1905. Publicado en 1915)
P. D. Ouspensky
1
 
Capítulo ILA PARTIDA
En la pantalla una escena de la estación Kursk en Moscú. Un luminoso día de abril de 1902. Ungrupo de amigos que vienen a despedir a zenaida Krutitsky y a su madre, quienes salen paraCrimea, se encuentran de pie en la plataforma junto al carro dormitorio. Entre ellos está IvánOsokin, un joven de unos veintiséis años de edad.Osokin se ve visiblemente agitado, aunque procura no demostrarlo. Zenaida habla con suhermano, Michail, amigo de Osokin. Un joven oficial que viste uniforme de uno de losregimientos de Granaderos de Moscú, y con dos muchachas. Luego se vuelve hacia Osokin ycamina a su lado."Voy a extrañarte mucho". dice ella. "Es una pena que no puedas venir con nosotros. Pero me parece que no tienes mucho interés. pues silo tuvieras vendrías. No quieres hacer nada por mí.Tu alejamiento de hoy torna todas nuestras pláticas ridículas y fútiles. Pero ya estoy cansada dediscutir contigo. Haz lo que gustes".Iván Osokin se inquieta cada vez más. pero procura controlarse y dice con esfuerzo:"No puedo ir ahora. pero dentro de poco iré, te lo prometo. No puedes imaginarte lo penoso quees para mí quedarme"."No. No puedo imaginármelo, ni lo creo", dice Zenaida rápidamente. "Cuando un hombre quierealgo tan fuertemente como dices quererlo, actúa. Estoy segura que estás enamorado de alguna detus discípulas - alguna muchacha hermosa, poética que estudia esgrima-. ¡Confiesa!", ella ríe.El tono y la voz de Zenaida lastiman a Osokin muy profundamente. Empieza a hablar pero sedetiene, luego dice: "Tú sabes que eso no es verdad: sabes que yo soy todo tuyo"."¿Cómo voy a saberlo?", dice Zenaida con un aire de sorpresa. "Siempre estás ocupado. Siemprerehusas el venir a vemos. Nunca tienes tiempo para mí, y ahora me gustaría muchísimo quevinieras con nosotros. Estaríamos juntos por dos días enteros. ¡Piensa que viaje tan agradablesería! "Ella le lanza una rápida mirada a Osokin."Y después. ahí en Crimea, cabalgaríamos juntos y nos embarcaríamos hasta estar muy lejos dela costa. Me leerías tus poemas, -y ahora estaré aburrida". Se enfurruña y se aleja.Osokin trata de replicar, pero no encontrando nada que decir, se queda mordiéndose los labios."Iré después", repite.
2
 
"Ven cuando quieras", dice Zenaida con indiferencia, "pero esta oportunidad ya se perdió. Meaburriré viajando sola. Mi madre es una agradable compañera de viaje, pero eso no es lo quequiero. Gracias a Dios que he visto a un "hombre a quien conozco, y es evidente que va en estetren. Él me entretendrá en el camino".Osokin comienza de nuevo a hablar, pero Zenaida continúa:"Yo estoy únicamente interesada en el presente. ¿Para qué me voy a preocupar por lo que paseen el futuro? Tú no tomas en cuenta esto. Tú puedes vivir en el futuro, pero yo no"."Comprendo todo", dice Osokin, "y es muy penoso para mí. Sin embargo, no puedo remediarlo.¿Pero recordarás lo que te pedí?""Sí, lo recordaré y te escribiré. Pero a mí no me gusta escribir cartas. No esperes muchas: prefiero que vengas pronto. Te esperaré un mes. dos meses -después ya no te esperaré más.Bueno, vamos. Mi madre me busca".Se unen al grupo que está junto al carro dormitorio.Osokin y el hermano de Zenaida caminan hacia la salida de la estación."¿Qué te pasa, Vanya?", dice Michail Krutisky. "No te ves muy animado".Osokin no tiene ganas de hablar."Estoy bien", dice, "pero hastiado de Moscú. A mí también me gustaría largarme a cualquier lugar".Salen hacia la amplia plaza que está enfrente de la estación. Krutitsky se despide de Osokin, bajalos escalones, detiene un carruaje y se aleja.Osokin se detiene por mucho tiempo siguiéndolo con la mirada."Hay momentos en que me parece que recuerdo algo", se dice lentamente. "Y otros en que me parece que he olvidado algo muy importante. Siento como si todo esto hubiera sucedido antes enel pasado. ¿Pero cuándo? No lo sé, ¡qué extraño!".Luego mira a su alrededor como un hombre que se despierta."Ahora ella se ha ido y yo estoy aquí solo. ¡Y pensar que podría estar viajando con ella en este preciso momento! Eso sería lo único que podría desear ahora. Ir al Sur, hacia la luz del sol, yestar con ella por dos días enteros. Luego, más tarde verla todos los días... y el mar y lasmontañas. . . Pero en lugar de eso me quedo aquí. Y ella ni siquiera entiende el por qué no voy. No se da cuenta de que ahora tengo exactamente treinta kopecks en mi bolsillo. Y si se hubieradado cuenta, de nada me habría servido".Ve hacia atrás una vez más a la entrada del recibidor de la estación: luego, con la cabeza baja,desciende los escalones hacia la plaza.
3

Activity (9)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads
Santaliestra liked this
acapulcohomes liked this
acapulcohomes liked this
ioannes2010 liked this
auraaa liked this
mercedes liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->