Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more ➡
Download
Standard view
Full view
of .
Add note
Save to My Library
Sync to mobile
Look up keyword
Like this
0Activity
×
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Trabajo Sobre Misioneros

Trabajo Sobre Misioneros

Ratings: (0)|Views: 54|Likes:
Published by Williams Machazek

More info:

Published by: Williams Machazek on Aug 13, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, DOCX, TXT or read online from Scribd
See More
See less

08/13/2013

pdf

text

original

 
ADONIRAM JUDSON
 
Introducción.
 Cuando nuestro Señor Jesucristo se reunió con sus discípulos en una de las ocasiones despuésde su resurrección y antes de su ascensión, les dio lo que llamamos la Gran Comisión en laspalabras conocidas que encontramos en los últimos versículos del evangelio de Mateo:
Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y heaquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.
 Sabemos que muchas veces las iglesias del Señor han sido lentas en llevar a cabo esta comisión.Pero el Señor de todo poder ha hecho cosas para empujar o dirigir sus iglesias hacia elcumplimiento de su misión. Hay naciones que una vez oyeron mucho del evangelio y hoy díaoyen poco. Hay naciones que por diferentes motivos no tienen el evangelio porque odian elevangelio. Algunas naciones creen que cualquier persona que no acepta a Mahoma comoprofeta es digno de muerte; otros países tienen la actitud que cualquier persona que no cree enel ateísmo de su país o en la idolatría de su país que esa persona es enemigo del país. Ha habidoy hay naciones que deben oír el evangelio.Durante el siglo 18 el Señor envío un gran avivamiento a partes de Inglaterra y Escocia y a lascolonias de los Estados Unidos. Parece que junto con eso y como consecuencia había undespertamiento entre las iglesias sobre el deber de llevar el evangelio a las naciones del mundoque estaban en las tinieblas de las falsas religiones. Hombres como William Carey de Inglaterrallevaron el evangelio a la India y por medio de sus informes, y de otros misioneros, Dios llamó aotros hombres a dedicar sus vidas a la difusión del evangelio del Señor Jesucristo.Uno de esos hombres llamado así y enviado para predicar la palabra de Dios a los paganos sellama Adoniram Judson, un hombre protegido y preservado y capacitado por Dios para haceruna obra grande en la nación de Birmania (llamado Myanmar hoy día). La Unión de Myanmar esun país del Sudeste asiático antiguamente conocido como Birmania. Limita al norte con China,al sur con el mar de Andamán, al este con Laos y Tailandia, y al oeste con la India, Bangladesh yel golfo de Bengala.
 
Nacimiento y juventud.Adoniram Judson
fue llamado por muchos el Padre de los misioneros bautistas. Fue ademásfue lingüista y traductor de la Biblia.Nació en Malden, Massachusetts, 9 agosto 1788 (año de la ratificación de la constitución de losEEUU). Adoniram fue el primogénito de Adoniram Judson, Sr. y Abigail Brown Judson. Aunque
Adoniram fue “Junior”, su nombre a la larga fue tan famoso que casi nadie añadía el nombre“Junior”. Su padre era pastor congregacionalista, sumamente calvinista y conservador en sus
creencias. Como todo pastor de su comunión, creía en el bautismo de bebés y por supuesto,
Adoniram Jr. fue “bautizado” como bebé. Adoniram padre era muy estricto y tuvo grandes
ambiciones en referencia a su hijo. Solo Él que escudriña todo sabe hasta dónde esa actitudinfluyó en su hijo por bien o por mal. Años después en su vida Judson tuvo luchas dentro de sí, ypensó que su vida había sido dominada por ambición, orgullo y vanidad
 –
de manera quemandó que su familia destruyera todas sus cartas como una condición para que él firmara undocumento legal que la familia necesitó. Aquí, tenemos que aprender los peligros de tratar devivir a través de los hijos las ambiciones nuestras. Puede ser que sufran como sufrió Judson.Hay que reconocer que en algunas cosas Dios dotó a Judson Jr. con capacidadesextraordinarias. Era un genio destinado para una obra grande. Por ejemplo: A la edad de tresaprendió a leer en una semana, y leyó un capítulo de la Biblia a su papá cuando llegó de unviaje. Pudo resolver enigmas difíciles de matemática
. Su papá le dio un libro de tales “enigmas”
y llegó a ser perito en ellos. Luego, a la edad de diez (10) había hecho mucho progreso en latín y
griego. Estudió navegación también. Comenzó en el segundo año la “universidad” (R.I. College)
en 1804 (16 años de edad). Se graduó número uno en su clase. Ganó muchos honores.
Conversión y llamamiento a ser misionero.
 
 
Judson era un estudiante excelente, pero por la influencia de otro estudiante, Jacob Eames,Judson abandonó la fe de sus padres y se hizo deísta. Tenía muchas ambiciones carnalesaunque no dijo nada a sus padres. Trabajó un año en su propia escuela, pero al cumplir 20 años
de edad, Judson informó a sus padres que quiso “viajar” y abandonó su hogar para
buscar elcumplimiento de sus ambiciones.
Tenía el deseo de estar en el “teatro” y viajar a New York. Por unos días estaba con un pequeño
grupo de actores, pero a la larga se disgusto y decidió buscar su caballo en la casa de un tío ycontinuar su viaje. Su tío era pastor también, pero no estaba. En su lugar había un jovenministro con el cual Judson habló y la actitud del joven le tocó, porque vio un hombre sincero,pero no severo. Luego siguió su camino y llegó a una posada. Allí la única habitación estaba allado de la habitación de un hombre moribundo. Judson dijo al dueño del lugar que eso no seríaproblema, pero en realidad se conturbó por los gemidos y la lucha mortal de su vecino ycomenzó a preguntarse si estaba preparado para morir, cosa que, supuestamente, no debeconturbar a un deísta. Por la mañana Judson preguntó al dueño del lugar que pasó con elhombre enfermo. Le informó que se murió. Judson pidió si sabía quién era y el hombre le dijo
 
que el nombre del difunto era Jacob Eames. El “amigo” de
Judson que le persuadió del deísmoestaba muerto. Ese golpe fue tan grande que regresó a la casa de sus padres, lleno de dudas yluchas. Desde entonces todas sus dudas acerca de Dios y de la Biblia se desvanecieron. No pasómucho tiempo después que él mismo se volvió a Dios, dedicándole su vida entera.Por la sugerencia de unos pastores amigos de su padre Adoniram entró en el seminario deAndover, buscando respuestas, en octubre de 1808 (20 años). En diciembre halló paz y su deseofue saber cómo ordenar su vida para agradar a Dios.Mediante la lectura sobre Carey, y un libro de M. Symes An account of an embassy to thekingdom of Ava, se sintió llamado a servir como misionero extranjero y a Birmania enparticular.Adoniram Judson no fue el único hombre que tenía interés en llevar el evangelio a los paísespaganos. Había otros estudiantes en Andover que antes estaban en Williams College que tras
un tiempo de oración protegidos de las lluvias por un “almiar” se dedicaron al servicio del
Señor. Habían formado una pequeña sociedad de personas dedicadas a servir al Señor comomisioneros. Judson fue invitado a formar parte de ese grupo, y unidos y llevados por el celo,lograron convencer a las iglesias congregacionalistas de formar una Comisión o Sociedad paraenviar a misioneros. La Junta que tenía poder para enviar a misioneros fue establecida en el año1810 y los primeros misioneros de los Estados Unidos a países extranjeros fueron ordenados ycomisionados en el año 1812
 –
Adoniram Judson, Samuel Newell, Samuel Notts, Gordon Hall yLuther Rice (el único soltero). Su destino fue el sur de India.Pero Judson hizo algo un día antes de su ordenación. Se casó con Ann (Nancy le llamaron)Hasseltine, mujer admirable en muchos sentidos. Su carta a su padre, pidiendo permiso decasarse con ella es extraordinaria. Como dice una reseña:
“Seis meses antes de salir para India, Judson escribió una carta al padre de ella, pidiéndole su
hija. En parte de la carta decía:«Deseo preguntarle si usted puede consentirme partir con su hija la próxima primavera, parano verla nunca más en este mundo; si usted aprueba su ida y su sometimiento a las penalidadesy sufrimientos de la vida misionera; si usted puede consentir en su exposición a los peligros delocéano, a la influencia fatal del clima del sur de India; a todo tipo de necesidad y dolor; a ladegradación, a los insultos, a la persecución, y quizás a una muerte violenta. ¿Puede consentirusted en todo esto, por causa de Aquel que abandonó su morada celestial, y murió por ella ypor usted; por causa de las perdidas almas inmortales; por causa de Sion, y la gloria de Dios?¿Puede usted consentir en todo esto, en la esperanza de encontrarse pronto a su hija en lagloria, con la corona de justicia, gozosa con las aclamaciones de alabanza que tributarán a suSalvador los paganos salvados del infortunio y la eterna desesperación, por medio de ella?».
”Increíblemente, el padre dijo que ella debía decidir por sí misma. Ella escribió a su amiga Lydia
Kimball:

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->