Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
P. 1
Por el país del hombre

Por el país del hombre

Ratings: (0)|Views: 384 |Likes:
Published by tlopezmelendez9593
Ante la entrada del nuevo milenio el ensayista venezolano Teódulo López Meléndez aborda temas como la concepción de la noticia,, la globalización, el terrorismo, el amor moribundo, la eliminación del tiempo y las distancias.
Ante la entrada del nuevo milenio el ensayista venezolano Teódulo López Meléndez aborda temas como la concepción de la noticia,, la globalización, el terrorismo, el amor moribundo, la eliminación del tiempo y las distancias.

More info:

Published by: tlopezmelendez9593 on Jun 12, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/25/2012

pdf

text

original

 
Teódulo López MeléndezPor el país del hombre (Primera lectura del nuevo milenio)
 Después de Van Gogh los álamos arden,después de Klee los acueductos andan
George Steiner
 
Praefatio
Algunos de los trabajos recogidos en este volumen han sido publicados en periódicos, páginas web y revistas, mientras otros han permanecido inéditos. Comprenden un proceso de reflexión iniciado, sólo bajo pretexto, por la entrada de un nuevo siglo y deun nuevo milenio. Estamos inmersos en una indefinición llamada posmodernidad queestá exigiendo una nueva y profunda reflexión. Algunos de los temas que esta situación plantea están aquí examinados: efectos massmediáticos, la concepción del tiempo, la pérdida de códigos sin sustitución, la desaparición de las utopías y las ideologías, lacrisis del amor, la perplejidad del hombre, la crisis de la literatura y la misión que lecorresponde, la democracia (que adjetivo como trágica), la globalización, el terrorismo,el economicismo y tantos otros que plantean serios dilemas enmarcados en la tragicidad posible de la muerte del hombre.Este volumen no fue, pues, originalmente concebido como una ensayo riguroso, sinoescritas sus partes al calor del momento. No obstante, creo que engloba los grandestemas actuales. Un paseo por la historia de las ideas nos demuestra que el “mundo perfecto” conque el hombre soñó en diversas etapas simplemente no es posible. Quizásdeba aprender todavía, y reponerse -claro está- de esta conclusión, que la desapariciónde las utopías y de los cuerpos ideológicos que pretendían respuestas incontrastables,debe ser suplantada por la aceptación del pluriculturalismo y, principalmente, de lalimitación humana. Si el cansancio y el esfuerzo banal en persecución del éxito, endetrimento del pensar y del reflexionar, hacen presa definitivamente en elcomportamiento humano, quedaremos reducidos a la inmovilidad que denuncio en estelibro. Hay un combate por librar contra las injusticias y los desajustes de todo tipo quehoy nos agobian, pero la batalla principal es domeñar a la tecnología impidiéndole sesobreponga sobre nuestro control y entendimiento y, sobre todo, darle al hombre elalimento que suplante la larga lista de muertes que le hace pensar en el camino único delhedonismo. Un fenómeno tan positivo como la globalización, con sus fallas y taras,como todos los procesos, no puede, debemos impedirlo, convertirse en ununiformitarismo (uniformitarianism, conforme a la expresión de Lovejoy que encuentroen Isaiah Berlin). Varias de las enfermedades que acompañan paralelamente a laglobalización, como los nacionalismos, no pueden llevarnos a otro brote de relativismo,es decir, a un apego a actitudes o escalas de valores que lleven al rechazo de otras perspectivas o ideales por extraños e ininteligibles. Deberemos, sí, conservar la vastamultiplicidad de lo humano n en las formas políticas que podn venir comoconsecuencia de la crisis del Estado-nación.Es cierto que este comienzo de milenio cristiano está marcado por una profundaabulia, por una crisis de las ideas y por un aburrimiento fatal, pero, aún así, una de lasvirtudes fundamentales del hombre, la de producir ideas, deberemos salvarla en mediode la mercantilización de la cultura, de la producción en serie de bodrios para impedir  pensar al “atareado” hombre del siglo XXI y de los efectos perversos (bondadosos lostiene) de la tecnología de las comunicaciones. La literatura, al fin y al cabo no soy otracosa que un escritor, tiene un desafío fundamental, el de producir por la palabra la cargaque el hombre apoltronado necesita para recomenzar siempre la aventura de la vida.Cierto que vienen cambios drásticos en lo que hemos conocido. Con estascaracterísticas los hay que llenan el pasado del hombre, ciertamente que no tan
 
 profundos como los que se avecinan, pero allí están. Insisto en que la historia de lasideas es más enseñadora que lo que se ha venido llamando simplemente historia, puesdemostrado está que el trasplante de las concepciones originalmente basadas en el arte ala política han conllevado consecuencias catastróficas, mientras que, sin ese trasvase,encontramos saltos cualitativos. Es cierto también, que las vanguardias fueron propiasdel siglo XX y que ya terminó su poder demoledor, pero lo que no podemos permitir esque la industria cultural cercene la producción de ideas, relegándolas a textos nocomerciales y, en consecuencia, no publicables. La poesía, la novela y las demásmanifestaciones de la palabra, así como las artes en general, deberán adecuarse a losnuevos tiempos. Algunas cosas digo al respecto en este pequeño volumen. Consideroque hacia el interior del hombre, bajo nuevas concepciones de tiempo y espacio, puesafuera todo está comprimido.He dividido el libro en dos partes. La primera, ya descrita, la he subtitulado “Primeralectura del nuevo milenio”, tal como es el subtítulo del volumen. La segunda, la hesubtitulado “Crociverba”, en italiano, porque la palabra me gusta s que suequivalente en español, crucigrama; me parece que se identifica más con el contenido,que no es otro que los textos que he pergeñado en público últimamente sobre algunosescritores (un pintor incluido) y que los amigos han insistido debo incluir aquíComo siempre, arguyo que lo que se sabe sirve apenas para el momento y que lamuerte (léase experiencia) es una acumulación progresiva de recuerdos. Cada díadebemos aprender, o mejor, comprehender. Sigamos inmersos en la escritura paraintentarlo.
Teódulo López Meléndez
Caracas, 2002
PRIMERA LECTURA DEL NUEVO MILENIO

Activity (6)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
imeflzv liked this
mframirez liked this
anadolor liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->