Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
3Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Dictamen INAH Caballito

Dictamen INAH Caballito

Ratings: (0)|Views: 15,009 |Likes:

More info:

Published by: http://www.animalpolitico.com on Oct 08, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/09/2013

pdf

text

original

 
Dictamen del INAH determina daño en 50% de la superficie de escultura ecuestre de Carlos IV
Martes, 08 de Octubre de 2013 13:36 - Actualizado Martes, 08 de Octubre de 2013 13:58
 
*** La evaluación técnica hecha por el Instituto establece que los daños generados sonirreversibles *** El uso de ácido nítrico en el monumento histórico eliminó tanto la pátina queprotegía la superficie, como una cantidad de metal de la aleación del bronce
 Sin autorización ni conocimiento del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH),funcionarios del Centro Histórico de la Ciudad de México ordenaron llevar a cabo el llamadopor ellos “Servicio para la restauración y rehabilitación del monumento ecuestre a Carlos IV deEspaña conocido como El Caballito limpieza y mantenimiento de la escultura ecuestre, incluyeel pedestal”. Después de constatar los hechos, el INAH requirió la suspensión de las obras por no contarcon la autorización correspondiente. La responsabilidad de la intervención la asume el Sr.Arturo Javier Marina Othón presuntamente contratado por funcionarios del Centro Histórico dela Ciudad de México. El Fideicomiso del Centro Histórico de la Ciudad de México del Gobierno del Distrito Federalpretendió tardíamente obtener una autorización para los trabajos ya iniciados sin autorización. Dado que la intervención no contó con un proyecto que la justificara, el INAH constituyó unacomisión de especialistas para establecer un dictamen sobre los daños que había sufrido elmonumento histórico. La comisión estuvo integrada por las restauradoras especialistas en metales Luisa MaríaMainou Cervantes, Patricia Gabrielle Meehan Hermanson, Jannen Contreras Vargas y GabrielaPeñuelas Guerrero; el químico metalúrgico Ángel García Abajo y los arquitectos Saúl MendoMuñoz, Alfonso López Heredia y Antonio Mondragón Lugo, de la Coordinación Nacional deConservación del Patrimonio Cultural, de la Escuela Nacional de Conservación, Restauración yMuseografía, y de la Coordinación Nacional de Monumentos Históricos. Derivado de la visita de inspección que realizó el 25 de septiembre de 2013 la comisión rindióun Dictamen del que se destaca lo siguiente: 
1 / 6
 
Dictamen del INAH determina daño en 50% de la superficie de escultura ecuestre de Carlos IV
Martes, 08 de Octubre de 2013 13:36 - Actualizado Martes, 08 de Octubre de 2013 13:58
De acuerdo con la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos eHistóricos vigente, la Estatua Ecuestre de Carlos IV está incluida en el Catálogo Nacional deMonumentos Históricos Inmuebles del INAH, con el número de ficha 090060071258, e inscritaen el Registro Público de Zonas y Monumentos Arqueológicos e Históricos en la Sección deMuebles y Declaratorias, Libro 1, a foja 129, número 288/82, desde el 10 de septiembre de1982. La pátina oscura con que contaba la escultura hasta antes de la intervención de septiembrede 2013 estaba compuesta por una capa de productos de corrosión verdes y negros, formadapor óxidos, carbonatos, sulfuros y sulfatos (cuprita, tenorita, malaquita, covelita y brocantita,principalmente). Estos productos de corrosión son pasivos; es decir, se encuentran estables. El Sr. Marina Othón planteó que utilizaría ácido nítrico al 30% para realizar una limpieza de laescultura. Es de señalar que durante la visita de inspección para elaborar el presente dictamen, seencontró un bidón con ácido nítrico al 60% in situ en uno de los andamios. Al utilizar el ácido nítrico en concentraciones tan elevadas se eliminó de manera irreversibletanto la pátina que protegía la superficie, como una cantidad de metal de la aleación delbronce, poniendo en riesgo la integridad de la escultura. El ácido nítrico atacó inicialmente a la pátina de la escultura, disolviéndola. Así, se perdió demanera irreversible el 50% de esa capa estable que protegía al bronce original. Al eliminarla, el metal quedó expuesto a nuevos y más agresivos procesos de corrosión.Además, la eliminación de la pátina no ocurrió de manera homogénea. El uso de ácido nítrico a concentraciones tan elevadas causó además una disolucióndiferencial del bronce, es decir, que atacó en un primer momento a los elementos minoritarios ymenos estables de la aleación del bronce, compuesta por cobre y estaño, así como zinc ypequeñas cantidades de plomo. El ácido nítrico disolvió inicialmente el estaño y el zinc,generando una coloración superficial rosa salmón característica del cobre. El ataque del ácidonítrico también aumentó la rugosidad superficial del metal a nivel microscópico yconsiguientemente aumentó en gran medida el área susceptible a reaccionar, en un fenómenoconocido como desaleación que favorece fenómenos de corrosión, específicamente decorrosión galvánica. La corrosión galvánica se presenta cuando un metal se corroe más al estar en contacto conotro metal más resistente en presencia de humedad y sales. La corrosión galvánica en estecaso ocurrió en el monumento histórico, ya que la disolución diferencial del bronce causada porel ácido nítrico dejó en superficie al cobre (metal más resistente), lo que se conoce comoenriquecimiento superficial. 
2 / 6
 
Dictamen del INAH determina daño en 50% de la superficie de escultura ecuestre de Carlos IV
Martes, 08 de Octubre de 2013 13:36 - Actualizado Martes, 08 de Octubre de 2013 13:58
El cobre que quedó en la superficie de la escultura es menos reactivo que la aleación debronce original, la cual deriva en un siguiente efecto: al quedar expuesta, la aleación del bronceoriginal se corroe y, posteriormente, exfolia al cobre en la superficie causando su pérdidairreversible. En síntesis, la aplicación del ácido nítrico provocó daños en la escultura de bronce, creandouna superficie heterogénea compuesta por: zonas doradas brillantes y mates que corresponden a bronce decapado;zonas rosa salmón, que corresponden al bronce que perdió la aleación, y sólo tiene cobreen la superficie;zonas rojo tornasol, que corresponden a la oxidación del bronce causado por el uso delácido nítrico;zonas verde pulverulento, correspondientes a productos de corrosión (nitratos de cobresolubles);zonas con restos de la pátina oscura original;zonas con restos de capa de protección con suciedad y hollín. Aunque el tratamiento con ácido nítrico se aplicó directamente al 35% de la escultura, sepudo constatar que los daños se extendieron a aproximadamente 50% de la superficie delmonumento, a causa de los escurrimientos y manchas en numerosas áreas de la escultura ydel pedestal de piedra. Durante la visita de inspección se encontraron evidencias adicionales de descuido en lostrabajos realizados. Se dejaron objetos en la base de la escultura, tales como basura y unacruceta de andamio suelta que deja manchas de productos de corrosión de hierro sobre labase. También se dejaron tablones de madera que provocan la acumulación de humedad ygeneran áreas de corrosión. Todo ello muestra la falta de capacidad profesional para intervenirun monumento histórico. Es importante señalar que los ácidos inorgánicos, como el ácido nítrico, se han dejado deemplear en restauración de metales desde la década de 1950, cuando se comprobó elprofundo e irreversible deterioro que causan. Otro de los tratamientos usados por el Sr. Marina Othón consistió en utilizar fibras de aceropara sacar “brillos en las partes de mayor realce”. Aunque en el documento menciona que estos brillos se darían al terminar la aplicación deuna nueva pátina, resultó evidente que se utilizó también como método de limpieza. En la imagen publicada por el diario, Reforma el 19 y el 25 de septiembre de 2013, seobserva a personal dirigido por el Sr. Marina Othón usando cardas de metal con un taladro. Si bien la obtención de brillos es un proceso común en la patinación de obras reciénproducidas, es un grave error utilizar este mismo método en un monumento histórico. La visitade inspección realizada el 25 de septiembre permitió observar los daños irreversibles en la
3 / 6

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->