Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
0Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
(Cossa Roberto)Los Dias de Julian Bisbal (1)

(Cossa Roberto)Los Dias de Julian Bisbal (1)

Ratings: (0)|Views: 48|Likes:
Published by Manu Poblete

More info:

Published by: Manu Poblete on Oct 24, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/25/2013

pdf

text

original

 
LOS DÍAS DE JULIÁN BISBAL
1
LOS DÍAS DE JULIÁN BISBAL
de Roberto COSSA
 Reparto
Julián Bisbal
Juan Carlos Gené
Carmen
, su mujer 
 Norma Aleandro
Don Bouza
 
Hugo Caprera
González
 
Beto Gianola
Alberto
José Novoa
Chela
Adriana Aizeniberg
 Marta
Beatriz Alemany
La madre
Marta Gam
El padre
Fausto Aragón
Vacaro
Emilio Alfaro
Derisi
Julio de Grazia
Morandi
Pepe Soriano
Dora
Hilda Suárez
Escenografía
Antón
Dirección
David Stivel
 
"Los días de Julián Bisbal" fue estrenada en el Teatro Regina el 14 de enero de 1966 
ESCENA I
(Cocina del departamento de Julián Bisbal. Es un ambiente pequeño; en el centro una mesa cubierta con un hule a cuadros; atrás una cocina y un aparador; ala izquierda una cocina eléctrica sumamente vieja. Son las ocho de la mañana de undía jueves. Al comenzar la escena, Carmen, la mujer de Julián Bisbal, pone acalentar café. Es una mujer de unos veintiocho años, fea, aunque con un dejo dedulzura en el rostro. Se acaba de levantar de la cama; está despeinada Y cubierta conuna bata descolorida. Saca una taza del aparador y la coloca sobre la mesa. Luego sedirige hacia la derecha y se asoma a la puerta que da a la habitación).
CARMEN:
(Llamando.)
 
¡Julián! ¡Vamos! son las ocho ya.
(Vuelve a la cocina;mira el café y pone a calentar un jarro con leche.)
 
Después teamargás si el viejo Bazán te protesta.
(Pausa.)
 
Eso pasa por acostartetan tarde. No puede ser que te pases la vida durmiendo cinco o seishoras. Cómo no vas a estar cansado todo el día.
(Controla el café.)
 
Tu
 
mamá dice que no te ve muy bien. Me lo dijo el otro día, ¿te conté? Ledije que dormías poco y me dijo que tengo que obligarte a descansar.
(Se asoma a la habitación.)
 
¡Todavía estás en la cama! ¡Son más delas ocho! ¡Vamos!
(Se hace una pausa durante la cual, se presume,
 
LOS DÍAS DE JULIÁN BISBAL
2
 Julián se levanta.)
Te conté lo de tu mamá, ¿no? Ella habla de voscomo si todavía fueras un chico. Tenés una camisa en el ropero. No,ésa está sin planchar. La blanca. ¡Pero apurate!
(Se vuelve hacia lacocina y coloca una taza sobre la mesa. Se hace una pausa.)
 
Mehizo gracia lo de tu mamá... Le dije que te acostabas tarde todas lasnoches y te empezó a defender.
(Breve pausa.)
Se ve que tu mamá nome quiere. Debe pensar que te merecías otra mujer, aquella vecina quetenías cuando vivían en Flores.
(Se asoma a la habitación.)
 
¡Peroapurate, Julián, que ya va a estar!
(Se vuelve y saca el café del fuego. Sirve en la taza y, luego echa un poco de leche.)
 
Ya está servido,¿eh? Uf... esta cafetera es de lo más incómoda. No hay vez que el caféno se vuelque. El otro día vi una preciosa en lo de don Ramón. esas detipo italiano, con filtro, pero estaba carísima. Casi mil pesos.
(Seacerca a la habitación.)
¡Dale, que se enfría! Después te ponés lacorbata.
(Carmen vuelve hacia el centro de la cocina, Saca del aparador una lata de galletitas que coloca sobre la mesa. Desde lahabitación llega Julián Bisbal. Es un muchacho gordo, de treintaaños. Se ha levantado recién y camina pesadamente. Se sienta frentea la taza de café con leche mientras da cuerda a su reloj pulsera. Mira un instante a su mujer.)
 
JULIÁN:
Ese batón que tenés puesto podrías archivarlo de una buena vez.
CARMEN:
(Con extrañeza.)
 
Y eso a que viene.
JULIÁN:
Te queda mal.
CARMEN:
Hace dos años, desde que nos casamos, que me lo ves todas lasmañanas.
JULIÁN:
Será por eso.
(Breve pausa. Julián termina de dar cuerda a su reloj.)
 
¿Qué hora es?
CARMEN:
Las ocho y media. Si no te apurás, vas a tener otro
 
lío con el viejoBazán.
JULIÁN:
¡Ma que reviente! Total, si llegás temprano todos los días no te loreconocen. Miralo a Estévez, nunca llegaba tarde y lo echaron lomismo.
CARMEN:
Siempre decís que no te gusta llegar tarde.
JULIÁN:
Claro, porque no quiero darle motivos a ese viejo para que me diganada. Ya la semana pasada me callé la boca, pero otra no se laaguanto.
(Imitando.)
 
"Bisbal... son las nueve y cinco. ¿No sabe que elhorario es a las nueve?" Cuando te dice así da ganas de ahorcarlo.
(Sehace un silencio. Julián comienza a tomar el café con lechemientras Carmen arregla algunas cosas.)
 
CARMEN:
Ah, Julián, me olvidé de decirte... Ayer habló mamá para invitarnos aalmorzar el domingo. Es el cumpleaños de papá y parece que piensanhacer una fiesta grande. Van a ir Jorge y Ester con los nenes. Le dijeque íbamos.
(Julián hace un gesto.)
 
¿Vamos a ir, no?
JULIÁN:
Y sí... ¡Qué sé yo!
CARMEN:
Le vamos a dar una alegría a los viejos. Ellos que te quieren tanto...Lástima que vivan tan lejos; si no podríamos ir más seguido. ¿No escierto?
(Julián no contesta. Carmen lo mira y se queda en silencio. Julián bebe un sorbo de café con leche y separa la taza.)
 
JULIÁN:
Esto no se puede tomar.
CARMEN:
¿Qué tiene?
 
LOS DÍAS DE JULIÁN BISBAL
3
JULIÁN:
 No sé... Tiene un gusto especial.
CARMEN:
Es el café de siempre. A lo mejor el filtro que es nuevo. Te preparootro.
JULIÁN:
 No, no quiero. Además se me hace tarde.
CARMEN:
Te lo hago en cinco minutos.
JULIÁN:
 No quiero, Carmen. Se me hace tarde.
(Julián se dirige hacia lahabitación de donde vuelve un instante después poniéndose lacorbata. Trae en la mano el saco y el sobretodo que coloca sobre lasilla.)
Esta noche no vengo a comer.
CARMEN:
¿Por qué?
JULIÁN:
Tengo la cena con los compañeros del Nacional.
CARMEN:
¿Qué cena?
JULIÁN:
La que te dije ayer, Carmen. Nos juntamos los cuatro compañeros quehicimos todo el Nacional juntos.
CARMEN:
¿Y vas a ir?
JULIÁN:
Eh... Cómo no voy a ir. Hace doce años que no nos vemos, desde queterminamos el secundario. Los otros tres van a ir. No puedo fallar.
CARMEN:
Otra vez te vas a acostar a las cuatro de la mañana.
JULIÁN:
(Con sorna.)
 
Sí... Todos los días me acuesto a las cuatro de la mañana.
CARMEN:
Ayer volviste a las dos.
JULIÁN:
Esto es distinto.
CARMEN:
¿Y ayer? ¿Y los demás días?
JULIÁN:
¿Empezamos otra vez, Carmen?
CARMEN:
Siempre tenés un pretexto para llegar tarde a casa. Hoy es la cena conlos compañeros del Nacional.
JULIÁN:
(Áspero)
¡Pero no te digo que éste es un caso distinto! Fuimos íntimosamigos durante cinco años y hace doce años, desde que terminamos elsecundario, no nos vimos más. ¿Cómo voy a dejar de ir?
CARMEN:
Ya sé, Julián... Si no me refiero a lo de hoy. ¡Mirá lo que me va aimportar que te encuentres con tus compañeros! No es eso.
(Se haceun silencio.)
¿Qué te pasa, Julián?
JULIÁN:
¿Cómo qué pasa?
CARMEN:
Sí... ¿Qué te pasa conmigo?
JULIÁN:
 Nada.
(Carmen lo mira.)
¿Qué me va a pasar?
CARMEN:
(Se acerca a él.)
 
Y entonces porque estás así...
JULIÁN:
¿Así, cómo?
CARMEN:
Lejos...
(Julián hace chasquear la lengua en señal de protesta.)
Sí...Hace un tiempo que estás lejos. Como si te molestara estar conmigo.
(Breve pausa.)
 
¿Qué pasa, eh?
JULIÁN:
 Nada, Carmen. Que va a pasar.
CARMEN:
Julián.. No trates de engañarme. ¿O te creés que no me doy cuenta?
(Breve pausa.)
 
¿Tan sonsa me creés?
(Julián hace un gesto.)
 
¿Cuántohace que no estamos juntos, eh?
(Pausa.)
 
¿Sabés cuánto?
(Julián leda la espalda, molesto por la pregunta.)
¿Y 
eso qué es?
(Se hace una pausa. Carmen lo mira.)
 
Anoche te esperé despierta hasta las dos dela mañana y cuando quise acercarme me rechazaste.
JULIÁN:
Tenía sueño.
CARMEN:
 No... Disimulás muy mal, Julián.
(Pausa.)
 
¿Qué pasa? ¿Ya no mequerés más?
(Breve pausa. Julián no contesta.)
 
¿Es eso, Julián?

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->