Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
El pensamiento complejo y el pensar lo educativo - Juan Campechano Covarrubias

El pensamiento complejo y el pensar lo educativo - Juan Campechano Covarrubias

Ratings: (0)|Views: 21 |Likes:
Published by ProfrJuan
El pensamiento complejo y el pensar lo educativo - Juan Campechano Covarrubias
El pensamiento complejo y el pensar lo educativo - Juan Campechano Covarrubias

More info:

Categories:Types, School Work
Published by: ProfrJuan on Oct 31, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

02/23/2014

pdf

text

original

 
El pensamiento complejo y el pensar lo educativo
Juan Campechano Covarrubias* 
Puede parecer una verdad de Perogrullo el afirmar que vivimos una época de profundos cambios.Estos cambios se manifiestan en diferentes ámbitos de nuestra vida cotidiana, como en el clima delplaneta, en la conformación de bloques económicos, en las posibilidades de acceso y uso de lainformación, en las normas y valores en la sociedad. La vigencia de los conocimientos y de lospatrones de conducta es cada vez más reducida. ¿Qué hace la institución escolar  para responder a loscambios? ¿Cómo pueden los docentes estar preparados para educar para los cambios? ¿Cuáles sonlos contenidos de la educación para preparar al individuo que vivirá en el futur o? Estas son algunaspreguntas que se presentan como apremiantes en sus respuestas, pero que no responderé en esteartículo. Loque pretendo hacer es ofrecer algunos elementos de lo que se conoce como paradigma dela complejidad, investigación social de segundo orden, constructivismo, etc., que considero ayudarán aestructurar respuestas pertinentes a esos problemas.Parto del supuesto que estas ideas y conceptos permitirán construir el marco teórico que posibilitepensar la educación del futuro. Su desarrollo será en cuatro partes: en la primera se hablará del sentidode lo educativo y sus características; en la segunda parte serealizará una crítica de la posturaepistemológica clásica; en la tercer parte se expondrán algunos conceptos que considerofundamentales de este nuevo enfoque, y en la cuarta y última parte se relacionarán los conceptos deeste nuevo enfoque y sus posibles implicaciones en lo educativo.Lo que se presenta es un primer acercamiento a esta discusión, por lo que todas las afirmaciones sonprovisionales. Sin embargo, se espera que aporten elementos para ir construyendo una teoría máspotente para entender lo educativo.
Han existido muchas definiciones de lo que es la educación, las cuales han hecho énfasis en diferentesconceptos: la transmisión de valores culturales, el perfeccionamiento del ser humano, elcultivo detodas las facultades,etc. Pocos seres en este planeta tienen tan pocas conductas instintivas como elser humano; la mayoría de las especies animales nacen con un conjunto de patrones de conducta queles permiten sobrevivir con poca ayuda de susprogenitores, cosa que no ocurre en el caso de los sereshumanos. Necesitamos de los otros; aparte del cuidado y la alimentación, recibimos de los demás otroselementos que nos permiten interaccionar con el mundo; el lenguaje es una de las mediacionesfundamentales, pero también recibimos costumbres, valores, actitudes, formas de sentir. Lassociedades antiguas capacitaban a sus miembros en las faenas que les permitían sobrevivir, lesofrecían técnicas para sembrar, cazar, recolectar, para hacer su vestidoy su calzado. Conforme fueronevolucionando, las sociedades han ido trasladando las actividades y aprendizajes físicos a losintelectuales, a los procesos cognoscitivos.De la tecnología para construir máquinas que potenciaranlas capacidades humanas (martillo, brazo mecánico, automóvil, etc.) a la tecnología para potenciar elintelecto humano (computadoras, sistemas expertos, etc.). Antes lo esencial de los contenidoseducativos estaba en el hacer, hoy en el pensar; antes en la acción disciplinaria, hoyen clarificar valores. Lo esencial de la educación no ha cambiado: la acción entre humanos, unos que enseñan yotros que aprenden, está ahí. Lo que admite y está sujeto al cambio son los contenidos y losprocedimientos a través de los cuales se educa al otro. El hacer, el pensar y el sentir contenidos en lasacciones que pretenden educar es lo que define su actualidad o anacronismo. Se parte, al pretender educar, de una gran limitante: fuimos educados y recibimos las cosas del pasado y, si somoseducadores,educamos para el futuro; sólo una pequeña parte de lo que podamos enseñar a lasnuevas generaciones les será de utilidad en un tiempo por venir que quizá ni imaginemos. Un profesor que piensa la educación la debe pensar en varios niveles , en diferentes dimensionesy en diferentestiempos. En varios niveles porque el pensar si lo que realiza en su salón de clases tiene los resultadosque desea, implica una vigilancia inmediata de su pertinencia y eficacia, pero a la vez, cada hora susacciones, las de cada día o semana, van acumulando aprendizajes que van definiendo el sentidoformativo que las prácticas educativas escolares tienen para el sujeto, si lo forman como sujeto crítico,
 
responsable, honesto, reflexivo, etc. Pero además, si se prepara al alumno para incorporarse demanera pertinente y valiosa a la sociedad de que forma parte. En varias dimensiones, porque no essólo el dar información o tratar de transmitir un conocimiento y hacer que el alumno se lo apropie,implica también una carga afectiva, emocional, sentimental, hacia el maestro, sus compañeros, hacia elconocimiento; también implica una serie de patrones de aprendizaje físicos, tanto en el sentido decómo comportarse en la escuela o de aprender a realizar acciones de algún adiestramiento específico(clavar, desarmar, nadar, etc.). Es pensar en varios tiempos, porque el tiempo de los alumnos esdiferente al tiempo de los profesores; es poder prever qué es lo que en el futuro posible requerirá estealumno nuestro, es pensar el pasado porque sedebe elegir del legado del pasado lo que es valiosopara construir el futuro. Pensar lo educativo implica esto y muchas otras cosas, lo cual no implica quelos docentes necesariamente lo hagan; así como las personas pueden vivir tranquilamente sin conocer bioquímica o astrofísica, así también los profesores pueden hacer sus actividades cotidianas sincomplicárselas pensando estas cosas.Sin embargo, independientemente de los juicios morales que nos merezcan los avances de la ciencia,ésta avanza por losque piensan más y mejor que otros, y se puede dar el caso que los conocimientossirvan para evitar el sufrimiento de algunos y hacer más felices a otros, lo que ya es una ganancia.
El sentido tradicional de la ciencia
La ciencia ha venido teniendo diferentes acepciones conforme ha ido transcurriendo el tiempo; seconsideraba que la realidad estaba ahí, esperando a que el científico la observara, la describiera ensus regularidades y pudiera establecer principios de regularidad en sus manifestaciones.Se hacíamucho énfasis en cuidar la objetividad de lo que se hacía, y esto estaba referido a que la subjetividaddel investigador no contaminara su actividad investigadora. Gran parte de la validación de lo que sehacía tenía como criterio de validez el método según el cual se realizaban las acciones; todo mundoquería llevar a la práctica el método científico. Había una gran preocupación por la pretensión deuniversalidad del conocimiento producido, los conocimientos de la ciencia deberían ajustarse a unageneralidad y universalidad como los que parecían tener los realizados en física, química, etc. Sefueron desarrollando ciencias, que consideraron que tenían un objeto de estudio, un método y toda unaproblemática por investigar, se desarrolló la hiperespecialización. En el campo de la educación, lapretensión de la pedagogía como ciencia de la educación era fácilmente arrollada por ese cúmulo deciencias de la educación. Campos como el de la educación siempre fueron problemáticos para estatendencia que quería otorgar una parcela de la realidad a cada ciencia. La necesidad de que losenunciados se construyeran a partir de muchos datos estadísticos parecía darle más veracidad a lasafirmaciones. Sin embargo, al interior de las ciencias duras como la física,la química, las matemáticas,se fueron encontrando callejones que no tenían salida. Descubrimientos que hacían bajar la guardia ala visión optimista de tener conocimientos que pudieran dar cuenta de la realidad tal como era. Lasafirmaciones se cuestionaban desde la estructura del sujeto que las enunciaba y del medio por el cualse hacían.
Hacia la complejidad 
Existen textos introductorios que ofrecen argumentaciones y puntos de referencia obligados paraentender este punto de vista, como una compilación realizada por Jesús Ibáñez, Nuevos avances en lainvestigación social, La investigación social de segundo orden, y otra de Paul Watzlawick y Peter Krieg,El ojo del observador. Contribuciones al constructivismo. Una buena síntesis la ofrece Jesús Ibañez ensu libro El regreso del sujeto. La Investigación social de segundo orden. Algunas ideas que me parecen fundamentales son las siguientes:-La realidad como tal no es algo que esté fuera del sujeto, el cual sólo tiene que ir a tomarla alláafuera. La realidad se va construyendo a partir de un conjunto de selecciones y clasificaciones querealiza el sujeto. En este proceso tiene dos herramientas importantes, una es el lenguaje y la otra elpensamiento.-Sólo se puede ir construyendo el conocimiento,a partir tanto de las acciones mismas de laindagación, como de la indagación de quien indaga. El sujeto no está excluido del proceso deconocimiento, forma parte de él. Por lo tanto, no es el proceso de la investigación algo externo y que nopuede ser influido por el sujeto, sino que es ya la acción de conocer la que está modificando a quien
 
está conociendo. Esto lo considero especialmente válido para las ciencias sociales y para lainvestigación en educación, ya que en otras ciencias como la astronomía los objetos parecieran estar ahí siempre del mismo modo y muy externos al sujeto que conoce.-La ciencia se construye básicamente a partir del conjunto de los consensos que se van tejiendo entrelos investigadores, a partir de las reglas del juego que ellos mismos van estableciendo, ya sea en losprocedimientos o en el lenguaje.-No es tanto la diferencia entre lo cuantitativo y lo cualitativo lo que define este enfoque, sino, como loseñala Jesús Ibáñez, "...el problema no es que se utilicen palabras onúmeros (evidentemente connúmeros no se puede interpretar y con palabras no se puede describir con precisión), sino que elinvestigador piense o no piense lo que hace: el que reflexiona sobre su acción investigadora se acercaal segundo orden, y el que nolo hace, se acerca al primer orden."(Ibáñez, 1994, p. XVIII).-El mundo y la realidad que se percibe depende de la capacidad de percepción de quien percibe, de talmanera que se pueden percibir mundos y realidades diferentes. Por lo cual, yo no puedo garantizar quemi percepción sea la única, ni la mejor, ni la verdadera, sólo puedo dar mis argumentos de por qué lapercibo así y no de otra manera.-Algo que caracteriza este tipo de hacer ciencia es el pensamiento complejo. En relación con esto diceEdgar Morin: "...el pensamiento complejo es ante todo un pensamiento que relaciona. Es el significadomás cercano del término complexus (lo que está tejido en conjunto). Esto quiere decir que en oposiciónal modo de pensar tradicional, que divide el campo delos conocimientos en disciplinas atrincheradas yclasificadas, el pensamiento complejo es un modo de religación. Está pues contra el aislamiento de losobjetos de conocimiento; reponiéndoles en su contexto, y de ser posible en la globalidad a la quepertenecen."(Morin, 1996, p. 72)-Es no solamente establecer las acciones de investigación, sino a la vez, incluir en el proceso losconceptos claves y las relaciones lógicas que controlan al pensamiento.-De tal forma que es un proceso investigativo esencialmente interdisciplinario.-Es a partir de la problematización del pensamiento que piensa, que este punto de vista se acercamucho a las ciencias cognitivas (cibernética de la segunda generación, psicología genética, terapiasistémica, etc.)Estos sonalgunos de los elementos, según mi versión, que van definiendo este nuevo paradigma.
Pensamiento complejo e investigación en la educación
La educación es, ante todo, una práctica social, un conjunto de acciones humanas. Creo que una delas dificultades para poder hacer uso de los conocimientos científicos que aporta la psicología, laantropología y otras ciencias a la educación, ha estado en ver sólo elementosaislados de una realidadcompleja. Creo que conforme nos vayamos acercando a la complejidad dela estructura y el sistemaque opera cuando se piensa la educación, podremos ir aportando conocimientos útiles que nos vayanacercando a la comprensión de lo educativo.Pienso, además, que no se puede ser sólo observador y analista del fenómeno educativosinmodificarse y modificar nuestro accionar en ello. El problema reside en pensar simultáneamente lo quese está investigando y las operaciones de quien investiga, y juntar las relaciones entre ambas cosas.La complejidad de lo educativo rebasa ampliamente cualquier visión disciplinaria; no es sólo psicologíao sociología, economía, lingüística, etc. lo que nos puede acercar a la construcción del conocimiento delo educativo, sino la posibilidad de ver lo esencial de las relaciones en juego y el tipo ynivel deconocimientos que involucra.La posibilidad de pensar y conocer lo educativo como totalidad, el reintroducir al sujeto que conoce, laposibilidad de pensar varias relaciones y niveles, el saber que la posibilidad de pensar más relacionesde lo educativo es lo que nos posibilitará ir construyendo una ciencia de la educación. Creo que estos yotros elementos de este paradigma serán importantes en un futuro.
 A manera de conclusiones
Las ideas que dan origen a la investigación del segundo ordennacen en otros campos, como labiología, la física, la cibernética, etc., y se puede cuestionar su pertinencia para ser traídas para pensar 

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->