Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more ➡
Download
Standard view
Full view
of .
Add note
Save to My Library
Sync to mobile
Look up keyword
Like this
15Activity
×
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
LIBRO ENTERO

LIBRO ENTERO

Ratings: (0)|Views: 1,786|Likes:
Published by cristitepes

More info:

Published by: cristitepes on Nov 14, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, DOC, TXT or read online from Scribd
See More
See less

01/07/2013

pdf

text

original

 
PLAGI IN GOFA NATANAEL
Después de haber leído los subtítulos de este libro, no faltarán lectores, "aúnentre los católicos bien intencionados, pero pésimamente informados", que -según nos lo advierte el cardenal José Caro, actual arzobispo de Santiago deChile - "crean que la masonería es un anacronismo, que se exagera suimportancia y su influencia preponderante en la política moderna; y que, porlo tanto, hablar de ella en nuestros tiempos está fuera de lugar. Sin embargo- continúa el ilustre príncipe el e la Iglesia- la acción masónica siguehaciéndose cada día más intensa y universal".
1
 Para los católicos liberales, satisfechos, aburguesados, conformistas yadaptables a cualquier régimen - con tal que se respeten sus intereses,sobre todo económicos - todo lo que aquí digamos será producto de laexaltada fantasía de visionarios; cosas terribles, pero pasadas de moda;pues, en los países civilizados ya han sido superadas por las nuevascorrientes de libertad y democracia en que se desarrolla la vida nacional.Esas doctrinas exóticas, elaboradas por mentes calenturientas, nunca sellevarán a la práctica entre nosotros; y si aln grupo de faticosextremistas y resentidos sociales se hizo eco de tales ideoloas,concretándolas en hechos históricos aún en nuestra patria, no dejan de sercasos aislados, que no deben preocuparnos más de la cuenta; porque talesteorías disolventes siempre encontran, en su momento y hora, elcontrapeso de la condigna reacción del gran pueblo argentino. Y si volvemos a insistir en la gravedad del problema y en la forma larvadacon que estos gérmenes de destrucción se insinúan en las masas populares,en las mentes juveniles y en las clases cultas de la sociedad - amparados susagentes por la lenidad y complicidad de quienes debean velar por laintegridad de nuestro ser nacional- se elude el tema con una sonrisadisplicente, y se subestima su importancia, repitiendo el muy sabidosonsonete: "¡Queremos pruebas, pruebas convincentes! ¿Dónde están losmasones; quiénes son?" Y si las pruebas llegan y si se entregan las listas detodos ellos con los cargos públicos que ocupan, nos responden: "¿Y qué malhay en eso; no son acaso gente honrada como cualquier otro ciudadano?".
 
Actitud orgullosa, pedante y suicida de quien, con una magistral negativa ocon una pérfida suspensión de su juicio cree remediarlo todo, pretende salirdel paso y satisfacer las exigencias de una crítica infatuada, Y si les hablamos de los "caballos de Troya" que los masones han introducidoen nuestra legislación y en todos los cuadros directivos de la política, de laeconomía, de las finanzas. de la educación primaria, secundaria yuniversitaria, de la justicia, de los gremios y sindicatos, de la prensa diaria yperiódica, de la radio, del cine, de la televisión, de las fuerzas armadas, de lapolicía, de los centros culturales, sociales, deportivos y recreativos, nosresponden que; - en cuanto a las leyes laicas, ellas son inocuas, que muybien se puede contrarrestar el efecto, y que no es problema insoluble laconvivencia calico-laicista en una, Argentina de mutua comprensndemocrática; y - en cuanto a los nuevos equipos, colocadosestratégicamente en las instituciones del país, para imprimirles el sellomasónico - que esto es calumnioso y que obedece a un plan deconfusionismo derrotista, porque todos sus integrantes son excelentesciudadanos, respetuosos de las ideas ajenas; y que no existe el peligro deque tales hombres socaven los cimientos de nuestro tradicionalismo criollocon orientaciones antipopulares y anticristianas, porque todos ellos sonpersonas honorables de solvencia democrática intachable.En otras palabras: su partidismo los pierde, y a breve plazo nos perderá atodos. Esquivan la verdad por no tener que definirse.A estos tales, en su posición de equilibrio católico-laicista, condenó Pío XI ensu encíclica "Ubi Arcano"; es decir, a todos los que no sigan las directivas delos documentos pontificios en lo referente a la escuela, al Estado, a lapolítica, al matrimonio, a la propiedad, a la secularización de la vida civil,etc. "en lo cual - dice el Papa - es preciso reconocer una especie demodernismo moral, jurídico y social que reprobamos con toda energía, a unacon el modernismo dogmático ya condenado por Pío X".
2
  Todos estos errores modernos, sobre los cuales los partidos poticosdeberían definirse claramente, sin reticencias, ni escamoteos, ni fraseologíashuecas y polivalentes, elusivas de los problemas de fondo - si es que quierenhacer honor a su bandera democrática - tienen sus defensores dentro de la
 
masonería; porque, según dijo León XIII, "de ella todos salen y a ella todosvuelven".
3
 En ella se dan cita, y a sus órdenes trabajan, todos los que maquinan contrala civilización cristiana, en todas y en cada una de las doctrinas y conquistasevangélicas logradas por el cristianismo en sus veinte siglos de actuación enmedio de la sociedad humana.Pío XII, el 22 de julio de 1956, decía a los gobernantes: "Si todos inspiraransu acción cívica y política en la fe y en la moral cristianas. poniendo comofundamento de todas sus construcciones a Cristo y su doctrina; si todos sededicaran a que el Evangelio fuera de hecho lo que es de derecho: fermentoalsimo de cualquier actividad teórica y práctica; si las divergencias ycorrespondientes luchas dejaran al margen de la discusión los derechos queDios tiene sobre los hombres y el mundo, limindose a las diferentesmaneras de edificar en sus estructuras humanas la sociedadfundamentalmente cristiana; entonces la Iglesia podría mantenerse ajena acualquier lucha, evitando alinearse junto a una u otra de las partes enpugna. s, hoy hay hombres que quieren construir el mundo sobre lanegación de Dios, y otros que pretenden que Cristo quede fuera de laescuela de los talleres y de los parlamentos. En esta lucha más o menosabierta, más o menos declarada, más o menos dura, los enemigos de laIglesia se ven a menudo sostenidos y ayudados por el voto y por lapropaganda incluso de quienes continúan proclamándose cristianos. Y nofaltan quienes buscan imposibles uniones, haciéndose ilusiones sobre lavariedad de las mudables actitudes, y olvidando en cambio lainaceptabilidad de los invariables fines últimos".
4
.Pernicioso "irenismo" sobre el cual ya nos pusiera alerta el mismo SumoPontífice, en su encíclica "Humani géneris" del 12 de agosto de 1950, cuandodecía: "Quieren conciliarlo todo con los adversarios, que suponen de buenafe; y juzgan como obstáculos a la restauración de la fraterna unidad aquellomismo que se apoya en las leyes y principios dados por el mismo Cristo ypor las instituciones establecidas por Él, o cuanto constituye la defensa y elsostén de la integridad de la .fe; derribado lo cual, todo se une, sí; pero sóloen la común ruina".
5
 

Activity (15)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
Janet Galindo liked this
Diego Mendoza liked this
Diego Mendoza liked this
cabrerabayer3593 liked this
angel10000 liked this
anianisur liked this
famoso.guru liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->