Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
sucesión troncal

sucesión troncal

Ratings: (0)|Views: 1,109 |Likes:
La existencia de una limitada sucesión troncal en el código civil se explica por la influencia del derecho de Navarra, y pone el contrapunto al llamamiento por la sola cercanía del parentesco, que en ocasiones produce injusticias notorias
La existencia de una limitada sucesión troncal en el código civil se explica por la influencia del derecho de Navarra, y pone el contrapunto al llamamiento por la sola cercanía del parentesco, que en ocasiones produce injusticias notorias

More info:

Published by: JA Alvarez Caperochipi on Jan 05, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/29/2012

pdf

text

original

 
COMENTARIO A LA JURISPRUDENCIA SOBRE LASUCESION DE ASCENDIENTES DEL ART. 811 CC.
 1.Troncalidad y familia.
Frente a los sistemas monárquicos, aristocráticos o populares definitorios deestirpes, linajes y abolengos, el código civil establece una sucesión legal y legitimariafundada en el llamamiento por cabezas y no por estirpes, desconociendo cualquier “vinculación” de los bienes relictos en función de su origen o procedencia. La familia esel fundamento de los llamamientos sucesorios del orden codificado, pero siempre desdeuna concepción biológica y no institucional o patriarcal de la familia. Los llamamientossucesorios designan como herederos intestados y legitimarios a los más próximos parientes, según un orden en la cercanía del parentesco; y la ley al ordenar la sucesiónno otorga relevancia al origen o naturaleza de los bienes. El “origen” y la “naturaleza”de los bienes son así los grandes desconocidos del código, y su desvelo misterioso es latroncalidad.El olvido de la troncalidad y de la familia agnaticia en el sistemasucesorio de los digos civiles, y la falta de relevancia del origen o modo deadquisición de los bienes del causante se manifiesta también en que no se llama a lasucesión intestada por estirpes sino por cabezas (salvo en el derecho de representación yen la sucesión de ascendientes), y que en el llamamiento a los colaterales ni se llama por estirpes (salvo el derecho de representación de los hijos de hermanos), ni se prefiere aciertas líneas colaterales (por ejemplo sobrinos sobre tíos, por representar la líneadescendiente). El llamamiento igualitario y por cabezas del Código civil favorece ladivisión del caudal relicto, y el llamamiento indiscriminado a ascendientes y colateralesfavorece igualmente la dispersión de los bienes, que es justamente lo que pretendenevitar los sistemas sucesorios lineales y troncales.El recuerdo de un origen y una naturaleza de los bienes hereditarios para ordenar la preferencia en la sucesión de los mismos, la indivisibilidad yconcentración de la herencia, y el llamamiento de estirpes, son distintos significadosque se pueden dar al termino genérico “sucesión troncal”. Se suele decir que losdiversos “sistemas” de sucesión troncal persiguen mantener la propiedad en una familia(¿agnaticia? ¿autoritaria?), no concebida como algo nuclear sino institucional(abolengos, estirpes y linajes), y normalmente los sistemas de sucesión troncal persiguen mantener indivisa la propiedad frente al régimen divisorio del derechoromano.La sucesión lineal o troncal se refiere normalmente a bienes que identifican unnombre familiar, social o potico, determinan el arraigo de estirpes familiares“aristocráticas” en ciertos bienes, y favorecen la perpetuación de linajes sociales,religiosos o económicos dirigentes. Es frecuente que en la definición de esa familialineal o troncal los vínculos políticos o autoritarios (la potestas) sean especialmentesignificativos, otorgando o participando la familia de un cierto sentido político einstitucional. La sucesión troncal suele ser tambn contraria al llamamiento aascendientes, que favorece la división del caudal relicto. La troncalidad es tambiéndescrita en ocasiones como contraria a la libertad de testar y al orden económico queasegura el crédito y el sistema financiero.
 
En la época de la codificación cualquier forma de sucesión lineal o troncalgoza de mala prensa. La razón es que se concibe como instrumento de perpetuación dela nobleza y de la riqueza en manos de unos pocos. La igualdad de “los ciudadanos”, seconcibe como el principio nuclear de derecho político, y es también el fundamento delderecho sucesorio, que parte de una propiedad urbana, afecta al comercio y al crédito,una riqueza en dinero, que no se cuestiona el origen de los bienes, ni protege su pertenencia y permanencia en una estirpe, y un derecho sucesorio divisorio ydesvinculador.Sin embargo en el origen está el fundamento, y el origen y la naturaleza parecen estar misteriosamente unidos. Cuestionarse sobre el origen de los bieneshereditarios para regular su sucesión es cuestionarse sobre el fundamento del sistemasucesorio. En el derecho codificado, el recuerdo del origen de los bienes al ordenar lasucesión legal parece manifestarse solo en las reservas, por eso las reservas tienen tantointerés dogmático, porque al desvelar el origen de los bienes y su juego institucional,desvelan también efímeramente el fundamento del sistema sucesorio, que se haya ocultoy escondido en las reglas dogmáticas del sistema de llamamiento legal e intestadocodificado.La principal sucesión troncal es la sucesión a la corona. Así troncalidadtambién se identifica con monarquía. La republica romana y su sistema sucesorioigualitario y divisorio, contrario a los pactos sucesorios, era especialmente contrario a lasucesión troncal. Por su parte, la nobleza para la conservación de un titulo nobiliario ylos bienes vinculados al mismo establece sistemas de líneas o linajes de sucesión regular o irregular en recuerdo de un origen y mérito preciso que define la nobleza (ser noble estener un nombre) o la creencia como identidad de una estirpe. La conservación de lacasa es otra de las justificaciones de la troncalidad, especialmente en los sistemasforales aragonés, vizcaíno y Navarro, como apelación mítica a una concepción popular y familiar del derecho. La casa (el templo, como expresión de un pueblo) justifica una potestad aglutinadora, frente al extraño. En todo caso para definir la troncalidad hay quedefinir un principio, un origen, un comienzo, que justifica una preferencia y unaexclusión. A grandes rasgos podemos decir en conclusión que hay varios sistemas detroncalidad, pero entre ellos podemos identificar principalmente tres clases detroncalidad: en primer lugar, el sistema de troncalidad que representa la sucesión de lacorona, que se basa habitualmente en la instauración colectiva y espiritual de recuerdode un suceso histórico, que se tiene por fundacional de una sociedad política, aquí elinterés preferente que tutela la troncalidad es la afirmación espiritual de un reino uorganización política, y tiene un claro sentido de elección mesiánica de una estirpe (larevelación profética, el triunfo sobre un enemigo, etc. esn en el origen de unainvestidura real); en segundo lugar, la troncalidad representa el llamamiento preferentede los primogénitos varones, desde la constitución de un señorío, corriente en lasvinculaciones del Antiguo gimen (linaje y sucesión regular), aqel intes preferente de la troncalidad es defender la indivisibilidad de un patrimonio familiar, y laafirmación de un vinculo matrimonial dogmático (o de una preferencia de la sucesiónmasculina que delimita una primogenitura, lo que es la otra cara de la afirmación del pecado femenino o colectivo); en tercer lugar, la troncalidad tutela el abolengo, aquí elrecuerdo del origen de los bienes tiene un sentido mas popular o gregario y sirve para
 
definir una comunidad familiar (una “casa” o “templo”), especialmente cuando laherencia se difiere a ascendientes o colaterales, el interés prevalente es salvaguardar laindivisibilidad de un patrimonio agrario y el trabajo de una familia que ha creado yconservado un patrimonio familiar, frente a los caprichos de un orden a priori dellamamientos legales sucesorios.
En el clásico trabajo de BRAGA DA CRUZ (O dereito de troncalidade e o regimen juridico do patrimonio familiar, II, A exclusao sucesoria dos ascendentes, Braga 1947), se presenta lasucesión troncal y el principio de que los bienes tienen que revertir al tronco de que proceden como unaexclusión de la sucesión de ascendientes. En el primer tomo de su obra, Braga 1941, desde una visión principalmente ius privatista de la troncalidad, distingue el autor entre diversos grados de troncalidadcompleta e incompleta que va desgranando en los diversos fueros territoriales de la península, pero sinestablecer la vinculación directa entre troncalidad y monarquía y entre troncalidad y aristocracia,estudiando de modo preferente la vinculación entre troncalidad y familia, como una peculiaridad delrégimen sucesorio del que fallece sin descendencia respecto de determinados bienes troncales y a favor dedeterminados parientes para los que funciona una regla de devolución sucesoria.
2. Sobre el sentido y justificación del Art. 811 del CC.
En nuestro derecho el llamamiento hereditario del Art. 811 del códigorepresenta uno de los enigmas más misteriosos e interesantes del Código civil, porque parece como una pieza desencajada de nuestro sistema sucesorio. Tiene todos losingredientes de una novela de misterio: su aparición sorpresiva, en la ultima hora, en lamisma publicación y promulgación del código, como evocación de un espíritu del pasado, y su alegada justificación en resolver el problema sucesorio de la casa ducal deMedinaceli, de la mas rancia nobleza castellana, evitando que por la muerte prematurade un póstumo sus bienes pasasen a la indigna familia de una madre plebeya. ¿Pero porque tendrá el código que recordar, aunque sea efímeramente, la vetusta distinciónentre nobles y plebeyos? ¿Por qué defender los bienes de la nobleza castellana?¿porqueel derecho liberal defiende principios aristocráticos?.Pero a mi me parece que esta presentación novelesca y escandalosa delArt. 811 CC por Alonso Martínez, que repiten los manuales al uso, esta fundada en unafalta de visión crítica del sentido y alcance del Art. 811 CC, y olvida que la troncalidadera el centro de un apasionado debate en la época de la codificación, ligada a la pretensión de unificación del derecho civil español, y al sentido y alcance de losderechos forales y consuetudinarios, como derechos civiles territoriales, y en particular al sentido del derecho foral Navarro, en el contexto de tres guerras carlistas, y su pretensión de conservación íntegra de su sistema sucesorio fundado en la troncalidad.Yo creo que el Art. 811 CC ha de situarse en el gran debate del siglo XIX,que fué el del sentido de la foralidad ante un código civil general de las Españas. Elderecho foral Navarro esta basado en la autoridad del padre, la conservación indivisa del patrimonio familiar y la elección de un sucesor a un patrimonio indiviso. Ahí, en esecontexto, se sitúa la troncalidad del derecho foral Navarro. Mientras que el derechosucesorio de Castilla, al contrario que el Navarro, es divisorio y desvinculador, su principio fundamental es el de dividir la herencia lo mas posible, para evitar laformación social de castas propietarias y desvincular la propiedad, y además para acabar con los privilegios hereditarios de la nobleza.
Las fuentes Navarra, que aparecen dispersas y asistemáticas en el XIX, no tienen unaregulación coherente y univoca de la troncalidad. Aparece reconocida y regulada en el Fuero General, para recordar que las heredades del muerto sin hijos no han de tornar a los padres y ascendientes sino a la

Activity (4)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
lichugoahs liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->