Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
9Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
El Progreso Del Dogma

El Progreso Del Dogma

Ratings: (0)|Views: 4,149 |Likes:
Published by joseguedav

More info:

Published by: joseguedav on Mar 25, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/24/2014

pdf

text

original

 
El Progreso del Dogma
Dr. James Orr
Índice:
 
Capítulo I:Idea del Curso, Relación del dogma a su historia, Paralelismo deldesarrollo lógico e histórico.
 
Capítulo II:Ideas primitivas apologéticas y religiosas fundamentales --Controversiacon el Paganismo y el Gnosticismo (siglo segundo)
 
Capítulo III:La doctrina de Dios; la Trinidad y la Divinidad del Hijo y del Espíritu- Controversias Monarquiana, Arriana y Macedónica - (siglos tercero y cuarto)Capítulo IV:Continuación del mismo tema. - Las controversias arriana ymacedoniana (siglo cuarto)Capítulo V:La doctrina del hombre y del pecado; la gracia y la predestinación - Lacontroversia agustiniana y pelagiana (siglo quinto)Capítulo VI:La doctrina de la Persona de Cristo, Las controversias cristológicas:Apolinaria, Nestoriana, Eutiquiana, Monofisita, Monotelita (siglos quinto alséptimo)Capítulo VII:La doctrina de la expiación -Desde Anselmo y Abelardo a la Reforma-(siglos once al dieciséis)Capítulo VIII:La doctrina de la aplicación de la redención; la justificación por lafe; la regeneración, etc. - El Protestantismo y el Catolicismo Romano - (siglodieciséis)Capítulo IX:La teología posterior a la Reforma; Luteranismo y Calvinismo -Nuevas influencias activas sobre la Teología y sus resultados en el Racionalismo(siglos diecisiete y dieciocho)Capítulo X:Reformulación moderna de los problemas de la Teología - La doctrinade las postrimerías (siglo diecinueve)APÉNDICE
PREFACIO
Las conferencias de este volumen fueron pronunciadas en el otoño de 1897, en el WesternTheological Seminary, Allegheny, Pennsylvania, U.S.A., como el cuarto curso de una serie deconferencias patrocinadas por el Elliot Lectureship Fund, Ahora son publicadas a petición delprofesorado del College, prácticamente tal como fueron pronunciadas, sólo con cambios ligeros
 
de forma, no de sustancia. No hay que decir que en esta obra no se intenta tratar la Historia de laDoctrina de modo exhaustivo. El propósito de las conferencias no va más allá de proveerbosquejos amplios, que puedan bastar para ilustrar los principios expuestos al comienzo, y servircomo una introducción al tema. Las conferencias fueron bien recibidas, y el autor espera quepuedan ser útiles a algunos que, sin ser eruditos o especialistas, sientan un interés inteligente enel curso y tendencias del pensamiento teológico durante los siglos. Se conseguirá su objeto si seimplanta la convicción de que aquí hay también un «propósito creciente», a través de los siglos,y que la labor de miles y miles de mentes en la formación del dogma no ha sido, como muchoscreen en nuestros días, totalmente fatua, y un forjar cadenas para el espíritu humano.La literatura sobre el tema que se trata es enorme, y se han hecho valiosas ediciones a la misma,incluso después de ser pronunciadas las conferencias. El material de las conferencias es elresultado de la acumulación de años de pensamiento y estudio, y ni tan sólo se ha intentadoreconocer en detalle las fuentes inmediatas, pues habría sido imposible, Este curso no era paraespecialistas, en todo caso, sino para principiantes, por lo que no había oportunidad para entraren referencias minuciosas a la literatura. Por esta razón, las notas son escasas, y la mayor parteson de obras en inglés o traducidas al inglés. Las citas se dan de modo invariable en sutraducción, por las razones indicadas. Hay más profusión de referencias a obras como la
 Historiadel Dogma
de Hamack, por la razón obvia de que uno de los objetivos de las conferencias escombatir ciertas posiciones de este brillante autor.Al tratar material de un campo tan amplio que implica una masa inmensa de detalle histórico yliterario, el autor no puede esperar que haya detectado todos los errores, por lo que los expertosnotarán los que haya, Sólo desea que lo erróneo sean puntos de menos importancia. Se daperfecta cuenta de que su punto de vista general no está en armonía con las tendenciasprevalecientes, y no se sorprenderá de encontrar opiniones discordantes para muchas de susafirmaciones y conclusiones. Pero es precisamente a causa de estas diferencias de opinión quefueron redactadas las conferencias. No les queda más recurso que apoyarse en su propio poderpara producir convicción.Si se desea un tratamiento más a fondo de los puntos teológicos, el autor puede referirse a suvolumen en
The Christian View of God and the World 
(5a edición, Andrew Elliot, Edinburgo); ysi se quiere un bosquejo de la historia y literatura del período primitivo, a un libro de rudimentosque acaban de publicar Hodder and Stoughton, en
The Early Church: Its History and Literature
 se puede seguir un acuerdo general entre esta obra y las conferencias presentes, pues siguenlíneas de pensamiento similares.He de agradecer al Rev. J. M, Wilson, B.D. Glasgow, la corrección de las pruebas, su amabilidaden las pruebas.JAMES ORRGlasgow, 1901.
 
 Capítulo IIdea del curso:--Relación del dogma a su historia-- Paralelismo deldesarrollo lógico e histórico.
Permítaseme, al presentar este curso, expresar mi placer por poder hablar a esta audiencia, comouna voz del otro lado del Atlántico, sobre algunos de los temas más elevados que pueden ocuparel pensamiento humano. Se insiste cada vez más en la idea de la gran hermandad de las naciones,los vínculos de la cual nos regocijamos en ver que se estrechan cada día, y cuya influenciaunificadora de modo supremo es la fe de los hombres en Jesucristo. Separados por la situacióngeográfica, con historias y vocaciones distintas, mantenidos aparte por intereses absorbentes, confrecuencia rivales, que son propios de la vida de los pueblos independientes, nos hallamos denuevo unidos por esa fe que acariciamos en un mismo Señor viviente, al compartir la comuniónmundial de su Iglesia, y por nuestras labores comunes dedicadas a los objetivos de su reino. Sedice en uno de los escritos más hermosos de la Iglesia primitiva -la Epístola a Diogneto- que «loque el alma es en el cuerpo, los cristianos lo son en el mundo» (cap. VI). Esta alma palpita enEscocia; palpita en Norteamérica; y el corazón que alimenta sus pulsaciones es el mismo en losdos países: el Cristo que vive, y murió, y he aquí está vivo por los siglos de los siglos»(Apocalipsis 1:11). Si procuro ayudar a vuestra fe y conocimiento respecto a la gran herencia dela verdad que nos ha llegado del pasado, que ha adquirido su forma presente a lo largo deconflictos prolongados entre fuerzas opuestas, y está personificado como la expresión de nuestrafe en los credos históricos sobre los que reposan nuestras iglesias, tengo confianza que puedocontar con vuestra simpatía y vuestro deseo de obtener una idea tan clara como sea posible deeste sector de los estudios cristianos.Porque, expresándolo brevemente, éste es el tema sobre el cual tendré el honor de hablaros: enqué forma se ha formado el dogma en la historia, qué ley ha guiado su desarrollo, y qué valorpermanente poseen sus productos. No me propongo discutir la historia del dogma en un espírituestrictamente histórico, o como cuestión de mero interés para amantes de antigüedades. He depreguntar si hay alguna ley reconciliable en el progreso del dogma, y si la hay, qué ayuda nosproporciona para determinar nuestra actitud hacia un sistema teológico hoy, y para guiar nuestrospasos en el futuro. Esta es una pregunta que sin duda es práctica y urgente.Pero, ¿hacemos bien hablando de un sistema de verdad dogmática? Hay sistemas, naturalmente,que son venerables, productos del desarrollo de siglos; pero, ¿son la verdad? Como sabéis muybien, la Dogmática --un sistema teológico- en estos días no es muy bien recibida. Es como unbarco entre arrecifes, atrapado por corrientes adversas, batido y sacudido por las olas por todasparles. ¿Va a sobrevivir a los embates? 0 bien ¿cederán los maderos de su quilla? ¿Se partiránsus mástiles? ¿No va a desmoronarse su estructura respetada por los siglos y quedará hecha unaruina melancólica? Esto es lo que muchos esperan y que otros temen; y vosotros, que sois los

Activity (9)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads
faltec7 liked this
Lolek Reyes liked this
Lasos liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->