Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
2Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
En La Senda del Che Nº7.Situación Nacional

En La Senda del Che Nº7.Situación Nacional

Ratings: (0)|Views: 153 |Likes:
Published by BrancaleoneDaNorcia
diciembre 2009-febrero 2010. Juventud Guevarista Argentina
diciembre 2009-febrero 2010. Juventud Guevarista Argentina

More info:

Published by: BrancaleoneDaNorcia on Apr 07, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/28/2010

pdf

text

original

 
 
Mariel/Lipo
 
Hasta los primeros meses del 2009,observar la situación política nacionnadie hubiese sido capaz de aventurarseafirmar que el gobierno vivía, o viviríuna crisis política de las dimensiones deque, con gran espectacularidad, los mediy gran parte de la oposición aseguran qsufre hoy El primer acto de esta tragedtuvo como protagonistas, hace más deaño, a las entidades del campo y a uenorme proporción de los sectores mediencolumnados detrás de la derecha mregresiva y golpista que ha dadtemiblemente, los primeros pasos paconvertirse en una alternativa de masaUn segundo momento de gran importancfueron las elecciones legislativas 200Ellas cristalizaron, en parte, lconstrucciones políticas previas y laciertos y desaciertos del gobierno actuLlegando al desenlace aparece la contieda con Martín Redrado por las reservas dBanco Central como escena principal enmarco de una discusión falaz entregobierno y la oposición de derecha: ¿Pagla deuda o... pagarla?
 
Un buen punto de partida padesenredar este enorme ovillo, es tener cuenta que ningún gobierno y menos aun modelo económico logra estabilizarsni mantenerse en el tiempo bajo paraguas del capitalismo si no impli beneficios para, por lo menos, un sectimportan-te de la clase dominante.actual modelo, se presenta consolidandofracción productivo-exportadora del capi
 
all,aa,laseianasso,as
 
.ia9.assl.-elelelar ranne,elaor lla-
 
tal, que incluye actores industriales yagropecuarios que curiosamente hoy lesueltan la mano a un gobierno que supo,mejor que ninguno, apagar el incendio del2001 y garantizar sus interese s. Las clasesdominantes no discutieron en laslegislativas, (ni en los debates mediáticos,ni en el Congreso ni en las movilizaciones paquetas de los barrios porteños) elmodelo económico.
 
Ahora bien, que no se dude en el mo-delo económico no implica no tener planesdistintos; el plan es justamente no soportar el más mínimo control, ni la más tibiaregulación, el plan es tener 
 
Será necesario avanzar en launidad de tas fuerzas con propuestas que apunten a laindustrialización, a lageneración de más puestos detrabajo genuinos, avanzar enla distribución de las riquezasy en políticas sociales decarácter universal.
 
nuevos aliados económicos, masimperialistas, menos peligrosos que lasdemocracias populares latinoamericanas.Es alarmante saber que en 12 provinciasargentinas, el resultado de las eleccioneslegislativas 2009, le dijo que sí a unaderecha política que se mostró
 
desde udura" yacumulesepa ho parecer socialesargentinactual gActuque quiCongresdisidentCívica)mediáticuentraapareciómuchosfuerza ctransfor atrapadde relieeste gobderechaEvidacumulservirásu manvocifer otras dviene uver, recque coviolenciafinescríticaslucha pdelitovulneran principio a favor de la "manoc
 
ontenta con que unos pocosn riquezas a su antojo, aunquey más que nunca travestirse y preocupada ante las penuriasque vive gran parte del puebloo desde hace décadas, sin que elobierno las haya solucionado.
 
almente, la puja entre el gobierno,ere hacer pesar su mayoría en elo, y los vencedores de Junio, (PJe, resucitada UCR y Coalicióncopan parte del escenarioo del poder. Del otro lado se en-el Movimiento Proyecto Sur, queen estas últimas elecciones y endebates parlamentarios como laapaz de impulsar un programa deaciones estructurales sin sentirse por la amenaza de que quien ponee los enormes errores y tibiezas deierno cae en "hacerle el juego" a la política.
 
entemente, el grado de poder queel gobierno durante este 2010 lede colchón para llegar a terminar ato, con gran parte de la oposiciónndo en los medios- a tono conerechas latinoamericanas que sea ola de violencia política. .Pero, aordémoslo que sucede cada vezienza a agitarse el "fantasma de laa" por par-te de ciertos dirigentesal sistema. Lo que abren estases el camino para identificar laor ciertos derechos básicos con elcastigar así a los sectores másles de la socie-
 
 
dad y a sus organizaciones, acto que res-tringe enormemente las posibilidades deresistencia de aquellos que padecen elhambre, la exclusión y precarización desus condiciones de trabajo y de vida,
 
En este marco, más que nunca, seránecesario avanzar en la unidad de las fuer-zas con propuestas que apuñeen a la indus-trialización, a la generación de más puestos de trabajo genuinos, no precarios,avanzar en la distribución de las riquezas yen políticas sociales de carácter universal.Y, aunque reconocemos que los gobiernoskirchneristas tuvieron algunos gestos po-sitivos, como el descabezamiento de lacorte suprema, la reivindicación de loscompañeros que lucharon en los 70 y laasignación universal por hijo, mostraronsus límites rápidamente, junto a una enor-me incapacidad y falta de voluntad política para modificar lasdesigualdades que el neoliberalismomás salvaje nos legó.
 
El gobierno actual no es "el mal ma-yor", pero no tuvo, para poner soloalgunos ejemplos, ni siquiera una política de regulación de lasempresas privatizadas, muchomenos se encaminó a una seria
 redistribución del ingreso, profundizando el perfil exportador dependiente. No desconocemos el peligro del avance de las fuerzasde derecha en toda la región, perotampoco pensamos en la posibilidadde defender ahora al gobiernokirchnerista porque sea el "mal menor".Hay un "bien", dice Atilio Borón, es elsocialismo, pero mientras preparamoslas condiciones para su construcción"es posible la realización inmediata dealgunas reformas" que elkirchnerismo no quiso encarar yentonces no hay razones para adherir aun gobierno que no supo ser, nisiquiera, consecuentemente reformista.Hoy los presupuestos para salud yeducación son tan bajos como en lainfame década del 90, la represión ydefinitivo apoyo por parte del gobiernoa las patronales en distintos conflictoslaborales pone de relieve lascontradicciones del gobierno. Éstas, nose salvan con un discurso de barricada,menos si es incapaz de apoyarse en ymovilizar a grandes masas del pueblosin caer en las prebendas del aparato punteril, como en las últimaselecciones, cuando eligió el aparato delPJ como caballito de batalla, apostandoa las redes clientelares y perdiendo.
Desde lejos... ¿no se ve?
El 2011 está cerca o lejos dependequien lo mire, para el gobierno parecealgo muy lejano y sinuoso, para laoposición pareciera estar muy cerca,muchos se apresuran a probarsenuevos trajes, ya sea de presidente ode gobernador: Reutemann, Cobos,Macri, Duhalde y hasta Menem seanotan para el elenco y, como bien dijoCarlos Marx, la historia quiererepetirse como farsa. Está en nosotrosrepensar si es cierto que viejosconocidos que vendieron el país y nosendeudaron externa y sobre todointernamente durante años puedan so-lucionar los problemas de las grandesmayorías. Aún hoy, como pueblo, se-guimos sufriendo las consecuenciasde los 90 y sus protagonistas políticos.Volver a aquellos que priorizan elmercado no debería ser una opción sitenemos memoria colectiva... A estaobra ya la vimos, y era una de terror.
 
Otra escena que está cerca y lejos es lacrisis económica. En este marco laestrategia del gobierno, ligada a unasupuesta "burguesía industrial nacional"demostró ser errónea, no solo por noexistir un sector de la burguesíaargentina que deje de lado la ambición por garantizarse enormes gananciasfáciles y priorice la inversión, sinotambién porque es una ficción pensar que ésta tenga intereses que puedan ser distintos a los del imperialismo y elcapital transnacionalizado. La historiano miente al respecto, y abundanejemplos como el que observamos en laactualidad, cuando en el medio de unaterrible crisis capitalista mundial, estasempresas "dejan de invertir, bajan el trende actividad y fugan capitales alexterior". Y eso sin contar con lasenormes sumas de dinero que elEjecutivo Nacional le "regaló" aempresas argentinas y foráneas paraevitar despidos y seguir garantizandoganancias colosales.Con este agitado panorama comotrasfondo, durante los últimos meses,toda la arquitectura política de la quesupieron hacer gala los medios y laoposición ligada a los intereses másreaccionarios de las clases dominantescondujo a muchos argentinos a comprar el discurso de que lo más importantehoy es 'la seguridad", de que a laSociedad Rural le importan los pobres,de que el autoritarismo de los Kirchnees lo menos soportable, de que losrepresentantes de los bancos inter-nacionales más imperialistas son losmejores guardianes de nuestras reser-vas fiscales. Todas imágenes que rozanel más absurdo surrealismo... ¿Por quéno buscar los puentes que nos llevenotra vez a la política?, ¿A pensar como pueblo en qué país queremos, y a crear las herramientas democráticas,amplias y verdaderamente participativas que nos permitan cons-truir poder?Luego de las elecciones del 28 deJunio los medios masivos ymonopólicos se han dedicado -junto alas fuerzas políticas, sociales,económicas y hasta culturales asocia-das al neoliberalismo y la derecha- acapitalizar el triunfo del campo y a"construir" la derrota delkirchnerismo... pero, si las derrotas seconstruyen, las victorias también, ymás allá de las contradicciones, esimportante pensar la etapa K comoinmersa en toda una serie de poten-cialidades, polarizaciones y debates-como el de la ley de medios- que ha- brá que profundizar, reconocer o cri-ticar, siempre pensando en la posibili-dad de construir una fuerza políticaque nos incluya no sólo como espec-tadores, con un programa de cambiosestructurales, que provenga de la uni-dad de todos los que soñamos con un país más justo porque, si pensamoscon detenimiento, nos damos cuentade que esta obra aun no ha llegado a
sufin.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->