Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
9Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Transantiago 2010.

Transantiago 2010.

Ratings: (0)|Views: 740 |Likes:
Published by biobiovero
Este libro es un examen crítico al sistema de transporte colectivo instaurado en Santiago de Chile a partir del 10 de feberero de 2007
Este libro es un examen crítico al sistema de transporte colectivo instaurado en Santiago de Chile a partir del 10 de feberero de 2007

More info:

Published by: biobiovero on May 29, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/24/2013

pdf

text

original

 
 
EDITORIAL
 AYUN
 Transantiago, humillación y negocioCarlos RiveraISBN: 978-956-8641-00Registro Propiedad Intelectual N° 17 14 88Impreso en ChilePrimera Edición: Junio 2008Diagramación y Diseño Portada:Natalia CerdaImpreso en Impresiones Gráficas Digitaleswww.igede.cl 
INDICE DE CAPÍTULOS
INTRODUCCIÓN.
7
TRANSANTIAGO AL DESNUDO
1 LA JUSTIFICACIÓN DEL CAMBIO
14 Tenemos un plan 17El paro a Lagos 21El plan maestro 23
2 EL PLAN QUE SE APLICÓ
35La partida 38El toque de queda 46El caos. Transantiago en la UTI 54El Metro de los pobres 55Marzo, abril, quejas mil 59Una revelación inesperada 61
ENTREVISTA.
63 Javier Etcheberry, ex ministro de Transportes“Yo sólo soy responsable de los contratos de las vías”
3 CORTÁZAR AL RESCATE
67
1
 
 Tecnología equivocada69El préstamo del Metro73
4 ¿QUE PASÓ? HABLAN LOS EXPERTOS
77El mal diseño 79
ENTREVISTA.
81Marcela Munizaga, ingeniera en transportes“El subsidio al transporte es necesario”
A
DVERTENCIA
91
5 MILLONES DE VIAJES
93Las respuestas del AFT 98
6 ENTREVISTA.
Hugo Fazio, economista
101“El gran déficit del Transantiago se está cubriendo con recursos fiscales ”
6 EL GASTO DEL ESTADO
107Las concesionarias de las vías principales 111¿Estatizar Transantiago? 113
7 EL NEGOCIO DE LOS OPERADORES
115Las ganancias de los nuevos operadores 119
8 LOS AUTOBUSEROS.
124CUANTO GANABAN Y CUANTO GANAN AHORA 126
ENTREVISTA
Enrique Gillet, empresario autobusero
9 LOS CONDUCTORES VAN ADELANTE
129
10 LA POLÍTICA
135 Todos fuimos. Nadie fue 143Buscando una explicación: las consideraciones políticas 148
CONCLUSIÓN
151
11 LA PARTICIPACIÓN CIUDADANA
153
INTRODUCCIÓN
TRANSANTIAGO AL DESNUDO
2
 
l proceso de surgimiento e implantación del nuevo sistema integradode transporte colectivo de pasajeros aplicado a la ciudad de Santiagoa partir del 10 de febrero del año 2007, tuvo todos los componentesde una serie por capítulos. Comienza con la presentación del mito publicitariode que todo funcionará a la perfección para caer enseguida a la decepcióny el descalabro de un plan prematuro y mal diseñado que produce eldrama de millones de personas reorganizando sus viajes, levantándose muytemprano para abordar el bus o el tren subterráneo sin tener la certidumbre dellegar a tiempo a sus lugares de trabajo y de estudio. Tales objetivos los alcanzana medias porque de la noche a la mañana, la forma de trasladarse en busespor la ciudad ha sido alterada totalmente con una nueva plantilla de recorridos,desconocida hasta por los propios conductores , segundo, porque hay menosbuses circulando y la escasez de ellos genera enormes filas yaglomeraciones en los paraderos. Los santiaguinos acuden en masa al Metroy viajan abarrotados en vagones, o bien pagan taxi e improvisan combinacionesdiversas ante el riesgo evidente de que los atrasos sean motivo de un despidolaboral no buscado. El retorno a casa resulta igual de complicado y caótico, con elagravante de que los buses desaparecen de las calles a partir de las 21:30horas. Los estrategas del transporte han cambiado totalmente las reglas deldesplazamiento por la ciudad y los peones del nuevo juego han debidoadaptarse a sus determinaciones sumando a las apremiantes rutinas cotidianasuna carga adicional de estrés, desacomodos y molestias no contempladaspara el inicio de un nuevo año.
E
Los noticiarios dedican la mitad de su tiempo a mostrar el malfuncionamiento del transporte colectivo que será noticia de actualidad durantevarias semanas. Surgen acusaciones cruzadas entre autoridades y operadores derecorridos. Hay desorientación en las calles y el simple hecho de abordar un busse vuelve una odisea. El nuevo sistema colapsa pues contra toda previsnracional se ha dispuesto una oferta de medios de locomoción que no cubrela demanda de viajes. Hay mucha rabia e indignación de la población. Paraapaciguar los ánimos el gobierno dispone la gratuidad del pasaje en los busesdurante la primera semana de marcha blanca del nuevo sistema. Al afamadofutbolista, rostro publicitario del nuevo plan lo abuchean en la calle y es blancode bromas y comentarios ácidos de la gente humilde al punto que el crackdeclara sentirse dispuesto a devolver el dinero de la campaña si las autoridadessuprimen las fallas que tanto afectan a la gente. Pero las deficiencias no sonsubsanadas convenientemente y el gentil ministro de Transportes es sustituidoen el cargo por un probado hombre del
establishment.
Santiago vive una suerte de alerta roja en el transporte. De partida el nuevosistema de cobro automático no funciona como debiera, la empresa Sondatampoco logra activar los dispositivos de gestión electrónica de la flota de buses,y los operadores no cumplen con las frecuencias de buses ni con el abastecimien-to comprometido. Las multas que aplica la autoridad no acallan lasrecriminaciones mutuas, ni acaban con los incumplimientos, menos con el déficitde buses. Las autoridades mantienen viva la esperanza - a esas alturas fe – ysostienen que efectivamente el plan va a funcionar. Se suceden de tal modo y contal rapidez los acontecimientos que el bueno de la película se ha convertido envillano. Transantiago es ahora un nombre vilipendiado por la población que sufrea diario apreturas en los vagones y las estaciones atochadas del Metro, en losbuses oruga repletos. La indignación e impotencia ciudadana sube al límite con elcierre inesperado de estaciones del ferrocarril urbano. Persiste la escasez detransporte colectivo; las frecuencias no se cumplen y su efecto, las largasesperas, generan espontáneas reacciones de protesta que terminan condetenidos.Como sucede con situaciones excepcionales extendidas más de la cuenta, aldesconcierto e incredulidad iniciales le siguen la crítica abierta y destemplada, la
3

Activity (9)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
biobiovero liked this
Daniela Munoz liked this
Rodrigo Turchan liked this
biobiovero liked this
Bruno Fonseca liked this
Francisca Floyd liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->