Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
15Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Hanslick. De lo Bello en música, Introducción

Hanslick. De lo Bello en música, Introducción

Ratings: (0)|Views: 817|Likes:
Published by cfbtestetica

More info:

Published by: cfbtestetica on Aug 15, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/28/2014

pdf

text

original

 
I
I,A
ESTETICASENTIMENTAL
La
maner¿
de
tratar
la
estéticamusic¿l
ha
sütido
hasta
afrgra,
casi
por
regla
general,
la.
sensible
equivcicaciOn
con-
siitente
gn
rque
se
ocupbá",nota'ntb
iteaveriguar
lo
iiue
eE
bello
en.
la
músicacomo
dedescribir
los
sentimientos
que
ella
despierüa
en nosotros.Estosestudioscoinciden
totalmen-
te
con
elpunto
de
vista
deflosanticuados
sistemas
estéticosque
sólo.consideran
Io
hermoso
en
relación
con
los
sentiririen-
tos
que producen,
d¿ndo
pieasl,
según
es
sabido,
¿
la
filoso-
fí¿
de
lo
bello
como
hija
del
sentimiento
(awlrys).ll
Afilosóficas
de
por
sí,
la
aplicacién
de
t¿les
estétie¿s
Clls
-ás
etérea detodas
lzs
aúes,f
resultaInoo
meuos
que
sen-
timentel
y
por
cogsiguiente
todo
lo
edificante
quequier¿
para
las
¿lm¿s
sensibles,
pero
muy
poco
instructiva
¡rara
elansioso
de
aprenden
El
que
quiera
informarse
sobre
la
esen-
ciadel
arte
music¿I,
p(rcur¿
justámente
libr¿rsedel
domi-
nio
oscuro
del
gentimiento
y
no le
agrad¿
quei
-según
ocu-
rre
en
la
mayorfa
de los
tratados-
se
hsga
refere¡cia
con-
tinuamente
al
sentimiento.
//El
znsia
de
un
conocimiento
lo
más
objetivo
posible
de
l¿s
coEas/-que
caracterizaen nuestra
época
tod¿s
IBE
rarnasdel
*ber//debe
porfuetza
alcanzartambién
el
estudiode lobello//Ests
sólo
podrll
satisfacerlarompiendocon
un
método
que
partedel
sentimiéitto
subjetivopara
darungran
psseo
poético
par
tod¿
laperiferia
de
l¿
materia,
volvieudo
fin¿l-me¡te
de
nuevo
al
sentimiento.
Si
no
b¿
de
quedar
total-mente
ilusorio/te¡dr6
queaproximarse
al
método
de
las
ciencias.n¿turales
cu&ndomenos
hast¿
el
punto
de
tratsr
ileatacara
la
mism¿meteria,investigsndoIoqueellatiene
de
11
 
constante,
obietivo,
independiente
de
las
infinitas
y
cambian-
tes
impresiones.
La
investigación
y
las teorías
estéticas
de
la
poesía
y
'le
las
artes
plásticas
se
hanadelantadograndemente
a
las
del
arte
musical.
Los
hombres
dedicados
a
su
estudio
se
han
des-
pojado,en sumayoría,
de
la
ilusión
de
gue
se
habría
de
po-
á""
log"u"
la
estéticade
unarte
determin¿damediantela
mera
ádaptación
del
concepto
de belleza
metafísico
general.(que,
sin
embargo,
en
cada
ramadel
arte
experimenta
una
r""i"
a"
nuevas
diferenciaciones).
L¿
servil
sumisión
del
es-
tetá
especializado
al
supremo
principio
metafísico
de
unaestética
general
cede
cada
vezmás
campo
al
convencimiento
deque
cada
arte
debeconocerse
por
su
propia
misióntécnica
y
coriiprenderse
en.función
sl
mismo.
T'i"sistema"
queda
poco
a
poco
sustituído
por
la
"investigación"
que,
a
!u-ye?,
se
aferra
al
principio
de
que
las
leyes
respecto
ala
belleza
de
cada
arte
son
inseparables
de
las
características
de
su
material,
sutécnica
(').
.A.demás,
las
estéticas
de
lasartesplásticas
y
delas
letras'
así
como sus
sucedáneos
prácticos
o
sea
las
crítieas
dearte,parecenatenerse
vaa
regla
según
la
cual
los
estudiosestéticosdebgnocuparse
en
primer
términodelobjeto
bello
y
no del
suíeto
susceptible.
La
músic¿ sola
parece
ineapaz
todavía
de
locrar
tal
punto
de
vista
obietivo.Distingue
severamente
entresus
reglas
-""(llr*"i"X"#ll*':3:ill,J.""r1*::"i*'i"f'-i31,ii".'111s?i'#i(oiíff
"re:,t!,#;"*"H"?T}"tfJt3,t¿.P;tnt:h."de.Gr'rparzer,,quien
fen
romo
IX.
¡.
142
¿"'ii,
oi"."-có*ft"tai,
ed.
orig.)
dice:,
"EI
peor
"!"vi"io
queónAlemaniapodíaprestarse
a
las
.artes
consrstlt--:1.:-""1;
iii"i.=
-to=J*"
i"¡"
a
conceñto
de
irte.
Aun
sien
do,
m1¡
tho-t
-
lo1.l-"1T:,
;ti;;il;a;Ñ
ti'rn*-ent"e
gon
infinit¿mentedistintaspor
sus
medros'
I
i""-ó"'i."
conilicione-s
-ioiiá'*""t'tó'
q"
".
;i",rlift:;rl:
*Tetl:
""".L¡r""
p¿lmari¿rnente
la
diferencia
fu-nda¡
;-ü
ñ;;rúi;-u"¡"r"
iüJ'uinl""
¡"-aie""ióntor"eel
hecho
d-e
qge la
í"i"lii
i"titúi.t"
ql"t.iÉiáb
i*1"".i0"
sobre
los
sentidos'poniendo
en
jueEo
los
nervios
p""","iüJgi'íJ;;ü"-á;p""t"do
el
seútimiento.
sólo
if""?r.-á"r"Ao
mudho,
éíritii*r
i".tancia'hista
lo
espiritual,
"1
t¿qlg
cuE
td liter¿tura
comienzadespertando
el
concepto'imDresron¿noo
so¡o
ffi
:,!r'il#ffifr¡"-
ii'ii"i¡*i"ñio
i
haciendo
pirticipe
lo
sensu¿l
sólo
#;J?"#H;;"'
Aü;-'iá;;i;;'l-i*to
o
de'lahuirillación'
de.
modo
ñ;;ñ;i""
de
una
v-ái",,o"
diametralm"Ite
oouestos.
Aquélla,
es-
;ñúüz;¿l?;
a"
rJ,iaüi;í;
-¿rir,
,nutá"iatización
de
lo
espiritual".
teórico-gramaticales
y
las
investigacionesestéticas,mante-niendoaquéllasenlos
términos
todo
lo
escuetos
y
compren-
siblesqueseanposibles
y
éstas
en
un
tono
lírico
seutimental
extremo.
III
((
I
I
((
I
.
I
ffi"'siguen
haciendo
de
duendes
a
plena
luz
del
día.
Se
insisteen
contemplar
lo
musicalmente
Lello
nada
más
que
bajola
'faz
de
la
impresión
subietiva,afirmándoseb
dliarioen
libros,críticas
y
conversaciones,quelos afectosson
la
única
base
éstética
de
la
música
y
los
rlni-
r#
Peroprecisamente
esos
que
"tienen
que
ver"
con
la
cueg-
tilón/padanos dicenrespecto
ala
relación'
entre
la
música
y
los
sentimientos,
entre
determinadas
obrasmusicales
y
determinados
sentimientos,comoquetampoconada
nos di-
cen
sobre
las
leyes
naturalesque
informan
la
composición
ni
las
leyes
del
artea
que
debe
ajustarse/Sólo
cuando
uno
se
ha
acostumbrado
un
poco
ala
oscuridad
en
que
le
deian'llega
a
descubrir
qu/en
el
modode
ver
predominante
en
m¿teria musical,
los
sentimientos
desempeñan
un
papel
do-
ble.
Para empezar,
se
estableceque
la
finalidad
y
eldestino
de
la
mrisicaconsisten
endespertar
sentimientos
o
"sentimien-
tosnobles".
Y
en
seguidase
llama
sentimientos
al
contenido
de
las
composicionesmusicales.
Estas
dos aseveraciones
se
parecen
en
que
Ia
una
es
tan
equivocada
como
la
otra.No
debe
entietenernosmucho
la
refutación
de
la
primera
&
esas
dos
frases,que
suele
encabezar
la
mayoría
de
los
tratados de música.
Lo
belloen
verdadde
verdad
no
tiene
13
esf
cos
autorizados
para
fijar
loslí¡ni
rombre¿5músiea
tiene
alP
ver¡'tiene
que
ver"
es
unade
las
ex-on
lossentimientos".Ese
"tiene
que
ver"
es
unade
las
ex-
presiones
características
de
la
estética
musical
de
hasta
aho-
m6si¿;-=se
los
enseña-
no
puede
entretener
al
én-tendimiento
por'mediode
conceptos
como
la
literatura,
nipor
medio
de
formasvisibles
como
las artes
plásticas,
de
modoque
su
misión/debe
de consistiren
ejercer
los
sentimientos
del
19
 
finalidad,
pueses
mera
forma
que,
si
bien
porel
contenidogue
se
leda
puede
ser
empleada
para
lasmrisdiversas
fina-
lidades,
no
tiene
de
por
otra
q-ú"
oo
se¿
ella
-ir-"¿Si
i"
contemplaciónde
lo
bellogeneraen
el
espeetador
seniimien-tos
agradables,
éstos
nada
importana lo
üeilo
como
tallpue-
do
perf,eetamenteenseñ¿r
al
espectador
algo
üermo.so
icon
eI
claropropósito
dequeen
ello
se
recree,
p""á
o"
proposito
no
atañeenabsoluto
ala
belleza
dero
expuesto
en-sí{ro
rello
es
y
será
bello,
aunque
no
despiertesentimientoalgüno,
más&un,aunque
nadie
lo
mire
ni
contemple,
quiere
decir
quelo
es
nada
rr,rás
que
para
el
placerdel
sujeto
que
lo
contimple
perono
por
obru
del
mismo.
No
puede
tampocohablarse,
¡ror
consiguiente,
deunafi_
nalidad
en
ese
sentidoen
materia
rnusical,
y
el
hecho
d;
q*
este
arte'sehalleen
animadarelaciánépi,
i"üt"*;Jüt
mientos,no
justifica
ni¡gi¡na
manera
ia
afirmaciór,
."eúola
cual
susignificado
estético
radiesríaen
tal
rela"¡¿rr.-:-_Perainvestigar
más
detenidamenteesa
relación,es
nece-
sario
queempecemos
por
distinguir
netamente
entre
los
con-ceptos
de"sentinriento,,
y
..ser;ación,cuya
confusión
en
el
habla
corriente
puedepasarse
por
alto.
I¿
sensación
es
Ia
percepción
de
determinada
cualidad
sensorial:de
un
tono,
un
coior.
El
sentimientoes
el
cobrar
conciencia
de
un
fomento
o
deun¿
traba
de
,ro""t"o
;ild;
deánimo,
o
sea
de
un
bienestaro
de
un
matestar.
Si
simple_
mentepercibocon
mis
sentidos
elolor
o
sabor
a"
urr"
"á.á,
u
forma,color
o
sonido,
tengora
sensaciónde
esas
cualida-$es;
me
embarga,
en
cambio,
unsentimiento
cuando
la
pena,
la.esperanza,
la
alegrÍa
o el
odiome
erevan
sensiblementesobre
el
estado
deánimo
coniente
o
me
deprimenmás
allá
del
mismo
(t).
.
Lo
bello
ale.anza
primero
nuestros
sentidos.Esterumbo
no
f9.
-es
qe*icular,
puesto
que
Io
compartecon
todo
lo
percep.
tible.
La
sensación
es
el
comienzi
y
condición¿e
ag¡aáoestético
y
noconstituye
másque
la
base
del
""oU-i""il,
qo"
(,)
Losfilósofos
más
antigu-os
y
los
fisióIogosmoder¡os
coincidenencuanto
¿ esta
determit
n"c.s""i*-",,ü-;ü?;ffilf
1",1".,
jlll"r#ilá:i"ri1'#i*.",n1",¿"s;ili
sesabb,
distingueent"e
,""""ci-ó"e"
iitJ*i.i'l*t"*"".
W-l
siempre
presupone
una relación
y
muehas
veces,
Iasrelacio-
nesmáscomplicadas.
Para
despertar
una
sensación
no
hace
falta
el
arte;
lo
consigueasaso
un
solo.sonido,
un
solocolor.
Pero,
quedadicho,que
seinterc¿mbian
ambas
expresionescaprichosamente,
y
en l¿s
obras
demás
vieja
data
se
suele
emplear
generalmente
el
término
"sensaciórr;'
pa"a
exBresar
lo
quenosotros
llamamos
"sentimiento',.Aquellos
autores
quieren
deeir,pues,
que
la
música
debe
excitar
nuestros
sen-
ümientos,
llenándonos
alternativamente
con
recogimiento,
amor,
júbilo
y
nostalgia:
Este,
sin
embargo,
no
es
el
destino
ni
deésta
ni
de
arte
alguna.
El
arte
debe,
en
primerlugar,
representar
Io
bello.
',
Sorprendeque
los
músicos
y
los
estetas
deantiguo
cuño
se
muevenúnicamente
dentrodelcontraste
entre
,,sentimien-
to"
e
"inteligencia",
como
si lo
principal
no
radicaseprecisa-menteenmedio
deese
pretendidodilema.'De
la
fantasía
del
artista
surge
la
composición
para
la
fantasíadel
oyente.
todos
los
fenómenossensoriales,
coincide
por
lo
demás
per-fectamente
con
elacto
del
atento
escuchar,queconsiste,.¡ror
cierto
enuna
contemplaciónsucesivade
formas
sonoras.
En
ese
sentidor,lla
fant¿sía
no
es
de
ningún
modo
un
campo
I
mitado:.tal
como
extrajo
suchispade
vida
de
las
impresir
v
l
i
.d
nes
sensoriales,
tal
orienta
sus radiacionestambién,(1)
Hegel.demosüró-
que
el
examen
de
las
sensaciones(empleando
nuestra.terminología:Iossenümientos) quedespierta
unarie
sl
min-
tiene
toralmente
lo
indefinido,
ua"iéí¿l*"iiiición
precis¿ne"t"
¿ál
ve¡dadero
contenidoconcreto.
"io
que
se
"ientJ,-áice.
1o-r"á"-"-""iitá
e¡-Ia-form¿.de
la
slbjetividad
más
abstracta
v
p.ruti"",
v'pá"1"
ilñ-ir,
las
üEerenclas
de
l¿
senryci_ór_r
so¡
c.gm_pletamente
abstractls
y
no
dife_
¡enciasdelobjetomismo".
(Aesthetik
i,
4Z.l
el
sentimiento
(r)
'sinointermedios.
El
término
d-é:Eonüem
1i
15

Activity (15)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads
rosselgallardo liked this
Myriam Albor liked this
carignio liked this

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->