Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
18Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Canon de La Multiplicidad

Canon de La Multiplicidad

Ratings: (0)|Views: 379|Likes:
Published by Lupita BuenRostro

More info:

Categories:Types, Brochures
Published by: Lupita BuenRostro on Aug 16, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/29/2012

pdf

text

original

 
111Jorge DubattiUniversidad de Buenos Aires/Universidad Nacional de RosarioTEATRO ARGENTINO Y DESTOTALIZACIÓN:EL CANON DE LA MULTIPLICIDAD
El artículo propone un conjunto de observaciones sobre el teatro argentinoen la postdictadura (1983-2001). En tanto metáfora epistemológica, esteteatro expresa en sus poéticas las nuevas condiciones culturales que atravie-san la sociedad argentina: la crisis de la izquierda y hegemonía del capita-lismo autoritario; la asunción del horror histórico de la dictadura y cons-trucción de una memoria del dolor; las tensiones entre globalización y loca-lización; el auge de lo microsocial y lo micropolítico; etc. El nuevo funda-mento de valor en la postdictadura tiene como correlato un conjunto de poéticas teatrales que llamamos ‘el canon del teatro argentino actual’. Dichocanon se caracteriza por la atomización, la diversidad y la coexistencia pacífica, sólo excepcionalmente beligerante, de micropoéticas y microcon-cepciones estéticas, por lo que se lo llama el ‘canon de la multiplicidad’. Lamultiplicidad queda también nítidamente expresada cuando se considera ensu conjunto las micropoéticas de la actuación en el nuevo teatro de Buenos Aires. Otros rasgos emergentes del canon de la multiplicidad son la destem- poralización y la multitemporalidad, la relativización de lo nuevo comovalor, la aparición de nuevos conceptos teóricos, la multiplicación del con-cepto de escritura teatral, los modelos confrontados poética de la univocidad y poética de la multiplicidad, la resistencia y resiliencia.
El ‘nuevo teatro argentino’ es una franja amplia, en permanente movimientoy muy productiva, dentro de ese todo que constituye el ‘teatro argentinoactual’ (1983-2001) al que llamamos –según nuestra propuesta de periodiza-ción- ‘el teatro de la postdictadura’, es decir, el conjunto de la actividadescénica y dramatúrgica que se desarrolla en el país a partir de la restituciónde la Constitución y sus instituciones en 1983 en diferentes líneas estético-ideológicas y circuitos. La categoría de ‘nuevo teatro’ implica un recortedentro del campo teatral: se trata del subconjunto específico de la producciónde los teatristas que ingresan al mismo en los últimos veinte años, es decir,aquellos que comienzan a escribir, dirigir, actuar, bailar, etc., entre inicios delos ochenta hasta hoy.El nuevo teatro expresa y reelabora en sus poéticas las nuevas condicionesculturales que atraviesan la sociedad argentina desde los primeros años de la
 
112postdictadura y más acentuadamente en la última década.
1
Dichas condicio-nes se sintetizan en un nuevo fundamento de valor, inédito en la historia de lacultura nacional. Ese nuevo fundamento de valor, que rige en la cultura actual,tiene que ver con la crisis de la Modernidad y es el generador de un nuevomomento cultural que puede ser llamado ‘Posmodernidad’ o ‘Segunda Mod-ernidad’ (según la distinción que hace de estos términos García Canclini 1992).La aparición del nuevo fundamento de valor corresponde a los años de la post-dictadura, con la ‘reapertura’ del país al mundo y la consecuente sincronizaciónde Buenos Aires con los grandes centros urbanos mundiales (en especial los dela civilización occidental), aunque con evidentes diferencias locales en laperiferia latinoamericana, al sur del planeta (Herlinghaus y Walter 1994). Elproceso de asentamiento del nuevo fundamento de valor se profundizó en losnoventa como consecuencia del ‘reordenamiento mundial’ y los efectos de laglobalización. La puesta en crisis y cuestionamiento de los principios de laModernidad llegan a Buenos Aires (y a otros centros urbanos de la Argentina) enel fin de siglo e implican un sólido golpe a varios de los basamentos en los que apartir del siglo XV se afianzó el desarrollo civilizatorio de Occidente. El nuevofundamento de valor se manifiesta condicionado por la crisis de la creencia en elproceso del avance de la Humanidad hacia una igualación democrática y social ypor la relativización o desarticulación del mito del progreso infinito, del valor de‘lo nuevo’ como instrumento de cuestionamiento y ‘superación’ de lo anterior,del proceso universal de secularización, del mito del dominio humano de lanaturaleza, del principio racionalista del ‘saber es poder’. El nuevo fundamentode valor asume en los individuos y en los grupos sociales muy diferentes tomasde posición, que oscilan entre el rechazo absoluto y la aceptación acrítica delmismo. Por lo general, las actitudes más productivas en el campo artístico seubican en un lugar de tensión paradójica, sintetizable en la fórmula ‘ni apocalíp-ticos ni integrados’, al margen de una polarización maniquea (Hopenhayn 1994).A nuestro juicio, algunas de las variables significativas que condicionanen este contexto el nuevo régimen de experiencia y su consecuente visióncultural y atraviesan directa o indirectamente el régimen de producción yrecepción del nuevo teatro argentino son: la crisis de la izquierda y hegemo-nía del capitalismo autoritario; la asunción del horror histórico de la dictaduray construcción de una memoria del dolor: represión, terror, secuestros, desa-pariciones, campos de concentración, tortura, asesinatos, violación absolutade los derechos humanos; las tensiones entre globalización y localización; elauge de lo microsocial y lo micropolítico; la multitemporalidad; la puesta encrisis del principio de verdad y el imperio del ‘giro lingüístico’; el pasaje delo socioespacial a lo sociocomunicacional (García Canclini); la heterogenei-dad cultural (José Joaquín Brunner); la pauperización y fragilización; laespectacularización de lo social o la cultura del espectáculo (véase Dubatti2002a y b).La nueva visión de mundo en la postdictadura tiene como correlato unconjunto de poéticas teatrales que llamamos ‘el canon del teatro argentinoactual’. Dicho canon se caracteriza por la atomización, la diversidad y lacoexistencia pacífica, sólo excepcionalmente beligerante, de micropoéticas y
 
113microconcepciones estéticas, por lo que elegimos llamarlo el ‘canon de lamultiplicidad’. Franja interna al canon, el nuevo teatro expresa cabalmente lascondiciones del mismo: es el espacio del canon donde más se evidencian susrasgos de identidad y sus novedades.Como manifestación de resistencia frente a la homogeneización culturalde la globalización y como consecuencia de la desaparición de las representa-ciones ideológicas y discursos totalizadores alternativos, se observa un fenó-meno de destotalización, que cumple una función cultural desalienadora,deshomogeneizadora y otorga especial valor al lugar de la ‘diferencia’. Ladestotalización es consecuencia de la quiebra del pensamiento binario (Lo-dge) y sus expresiones son la atomización y la diversidad/multiplicidad.Implica la idea de multicentralidad (no hay ‘un’ centro sino muchos, inconta-bles) y de coexistencia de modelos y autoridades de referencia. La destotali-zación determina un paisaje desdelimitado, de proliferación de mundos.Josefina Ludmer sintetiza esta nueva experiencia cultural con el refrán ‘Cadaloco con su tema’. El efecto de la diversidad recorre todos los órdenes de lapráctica teatral actual. Se observa tanto en el estallido de las poéticas dramáticasy de puesta en escena, como en las ideologías estéticas (implícitas en las obras oexplicitadas teóricamente), las formas de producción y los tipos de público, así como en la aparición de nuevas conceptualizaciones para pensar el fenómeno dela diversidad.Otros rasgos emergentes del canon de la multiplicidad son la destempora-lización y la multitemporalidad. En el nuevo teatro de Buenos Aires se ad-vierte una coexistencia de tiempos estéticos y una paradójica relación con elvalor de lo nuevo. Se oye decir que ‘Lo nuevo ha muerto’, pero paradójica-mente esto es nuevo. La crisis y relativización del valor de lo nuevo marca uncambio en la dinámica histórica:a) Se relativiza o adelgaza la posibilidad contrastiva de las poéticas decontraposición (Lotman), en tanto queda escaso margen para las novedadesestéticas radicales: ‘Lo nuevo ha muerto.’b) Todo está permitido siempre y cuando responda por complementarie-dad o rechazo al nuevo fundamento de valor, es decir, registre de algunamanera el impacto de las nuevas condiciones culturales. Si lo nuevo se harelativizado, se siente como ‘viejo’ todo discurso o poética que se niega apercibir o ignora las nuevas condiciones culturales. Por ejemplo, se oye deciren el campo teatral de Buenos Aires que ‘Nada más viejo hoy que lo que fuenuevo en los sesenta’. La afirmación se refiere al fundamento de valor, no alos procedimientos.c) En cuanto a procedimientos, todo está permitido. Libertad absoluta debuscar materiales morfotemáticos en todas las instancias del pasado e inclusoen el cruce con otros sistemas artísticos. Se vuelve al pasado de diversasmaneras: para la relectura de las más diferentes tradiciones codificadas (lagauchesca, el circo, la commedia dell’arte, el tango, el sainete, el melodrama,etc.) o para fundar nuevas tradiciones a partir de una revisión o reorganiza-ción de los materiales del pasado.

Activity (18)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads
Hebziba de Zoar liked this
Joaco Rodriguez liked this
Agos Muglia liked this
MinaLisa liked this
Berenice Garcia liked this
Berenice Garcia liked this
Berenice Garcia liked this

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->