Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
La Pasiva Guerra a Muerte, Caso Polar

La Pasiva Guerra a Muerte, Caso Polar

Ratings: (0)|Views: 49|Likes:
Published by Danni Moe
Un breve análisis sobre Empresas Polar, la expropiación de Owens-Illinois y la lucha entre el gobierno nacional y la máxima empresa privada venezolana
Un breve análisis sobre Empresas Polar, la expropiación de Owens-Illinois y la lucha entre el gobierno nacional y la máxima empresa privada venezolana

More info:

Published by: Danni Moe on Oct 27, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/27/2010

pdf

text

original

 
La Pasiva ‘Guerra a Muerte’
La lucha a pulso entre el gobierno bolivariano y las Empresas Polar, no sólo elmás grande productor de alimentos de Venezuela, sino también el máximobastión defensivo de la empresa privada en el país, ha sido más como unatitánica partida de ajedrez, que una contienda del mejor boxeo. Si bien enambos deportes el cálculo y el pensar a futuro son dos de las virtudesfundamentales, un jaque mate suele dejar un mejor sabor en la boca que unnocaut, precisamente por ser resultado de numerosos movimientos yescenarios planeados en la mente del ajedrista. El concepto de vencer solomediante estrategia y movimientos pasivo-agresivos resulta más gratificanteque el conectar una seguidilla de golpes al rostro y cuerpo del púgil rival. Lomismo ocurre entre Polar y la Revolución. Es el frío cálculo en las acciones deambos lo que ha hecho de esto un largo e imperecedero enfrentamiento. Unuso habilidoso del capital político y económico de ambos bandos ha llevado aambos lados a medirse por su mismísima existencia.Peleas de boxeo ya ha ganado y por paliza este gobierno; sobre todo en elsector de los medios de comunicación, donde RCTV y 34 emisoras de radio sevieron absolutamente blanqueadas y dejadas en la lona en el primer asalto. Porla misma naturaleza hostil del accionar, fue mucho más llamativa y coercitivaal ojo del público que unas sanciones de carácter administrativo. Sin dudaalguna harina de otro costal con respecto a la actual rivalidad del gobierno. Loque se reflejó en la disposición de actuar como se hizo en el 2007 con RCTV yen el 2009 con las 34 emisoras es la necesidad de enviar un mensaje rotundo ysonoro, similar a un triunfo ante un gigante del boxeo.¿Podría el gobierno sobrevivir una intervención directa, con una esencia similara la de RCTV, a Empresas Polar? Al fin y al cabo, por más dolor y malestar quegeneró el cierre de un canal televisivo o algunas estaciones de radio, sonbienes intangibles y prescindibles. Las mismas características de las empresassignaron el tipo de acciones que se tomarían contra ellas. Al ser Polarproductor de bienes consumibles y alimenticios, se está jugando con otrooponente de otro calibre completamente diferente. Se debe actuar yreaccionar de otra manera. Y eso es sólo el comienzo del caso Polar.La empresa privada más grande de Venezuela cuenta con enormes ventajaspolíticas por las que las previas víctimas de expropiaciones hubieran muerto.La penetración en la sociedad de sus productos, sus servicios, sus planessociales, inversión en pequeños empresarios, asistencia social, etc., convierte aPolar y a la familia Mendoza en un factor de enorme simpatía en la sociedad.Aunado a ello, un alcance dentro de los mismos medios de comunicación querivaliza –aunque con otra finalidad- con el del gobierno; una red de distribución
 
de alimentos superior a la estatal; una variedad de productos de la cestabásica enorme; una universidad privada de las más prestigiosas del país, quees esencialmente de ellos –la Metropolitana-. En fin, se trata de alguien capazde bailar al son de la música que elija el gobierno sin las dificultades quepresentarían el grueso de las empresas privadas del país. Como para reforzar aesta serie de ventajas políticas que tiene Polar, está el efecto directo que tieneen la popularidad del gobierno.De ser nacionalizada, por usar un término más acorde y menos sensacionalista,el rechazo que generaría haría de la sociedad venezolana aun más pragmáticay crítica frente a los errores de la actual administración. Dicha popularidadtambién sufriría por aquel pragmatismo en otro ámbito. Más que comprobadoha quedado la incapacidad en el plano alimenticio del gobierno.Paradójicamente, aquella ilusión de no-escasez que aun existe en losanaqueles de los mercados, supermercados, bodegones, bodegas y las milesde sedes del Mercal en el país, se debe exclusivamente, o en gran medida, aEmpresas Polar. Es decir, que el gran rival político del gobierno en la actualidadvenezolana es quien ha mantenido a este problema como algo fuera de losprincipales problemas del venezolano.Para no abandonar la metáfora del ajedrez, Polar cuenta en sus manos confichas lo suficientemente importantes como para colocar en jaque, e inclusomate –si miden correctamente sus movimientos- a un gobierno que se ufanade ser intocable e inalterable. Incluso, si se le asignara una pieza a cadadivisión de Empresas Polar –Cervecería, Alimentos, EFE, Pepsi, UniversidadMetropolitana, Proyectos Sociales, etc.-, cobra aun más sentido dicho símil conel deporte de los ilustres.Lo cierto es que, incluso en estas partidas hay que hacer sacrificios para poderseguir avanzando y lograr poner en jaque al adversario. Es simplementecuestión de tiempo a que las medidas del gobierno, -sutiles, radicales yefectivas-, comiencen a hacer plausible el prescindir de alguna pieza. Se hanvisto reacciones y acciones de la Polar para tentar a un gobierno a intervenir auna de estas empresas. No lo han hecho por el efecto en la popularidad queesto pudiera tener; no por cautela, timidez, desinterés o prudencia.El costo de la matrícula de la Universidad Metropolitana, la cual ronda losBsF.30.000 anuales y rondaba los BsF.20.000 en el 2009, justificaría unaintervención de parte del Estado, específicamente del Ministerio de EducaciónUniversitaria. El asunto sindical en EFE y la disposición de no ceder pudosignificar la visita del MINPOPO Trabajo, SENIAT, Defensoría del Pueblo,Ministerio de Interior y Justicia, y cualquier otro organismo pertinente. Sontentaciones ante el gobierno, son señuelos, pequeños peones dispuestos asacrificar, en aras de un contragolpe fulminante; no son más que una capa roja
 
ondeando frente a un toro que, de atacar, recibiría un zarpazo que acabaríacon su vida.El gobierno y quienes les aconsejan saben esto, y mandan mensajes difusos ydifíciles de entrever. Que haya sido Elías Jaua, actual vicepresidente y exMinistro de Agricultura (en cuya gestión se nacionalizaron decenas sinocentenares de miles de hectáreas de tierra productiva), quien haya dicho queno se meterían con Polar, que la dejarían calma y privada, revela lo pocoaccidental y muy premeditado de lo ocurrido aquel lunes 25 de octubre del2010; día en que se nacionalizó a Owens-Illinois.
Owens- Illinois, el precedente
¿Por qué ir en contra de esta compañía, que hasta hace unas horas erabastante irrelevante para la mayoría de los venezolanos? El hecho que seaamericana es simplemente un agregado a todo. Es debido a que Owens-Illinoises quien fabrica los envases de vidrio, plástico y papel para Empresas Polar.Son quienes entregan la materia que cierra el ciclo productivo de la tanprestigiosa compañía venezolana.Polar por default, solo tiene dos campos de acción:1.Le juega al gobierno. No abandona a Owens-Illinois como su proveedorde envases y alcanzan una pequeña tregua, en la que Polar tendrá quedarle la razón al gobierno en esta justa, y permanecer mansa. Es elescenario más plausible, ya que se actuó así cuando el gobierno tomósembradíos de maíz que abastecían a Polar; es decir, hay un precedentede mutuo entendimiento, en el que el soberbio gobierno estaríadispuesto a cooperar, por ahora. Lo negativo es que de elegir seguircomprándole a Owens-Illinois (asumiendo que haya intención de partedel gobierno en seguirles vendiendo), es que quedan a merced de laRevolución, pues de enfrentar nuevamente al gobierno, corren el riesgode que les corten el suministro de material, con o sin previo aviso.2.Polar se aventura y busca nuevos proveedores. Decimos proveedores,pues es poco probable que una sola productora de envases puedaabsorber a un cliente del tamaño de Polar. Esto solucionaría el problemade inmediato, pero hay un enorme riesgo que incluso no sean aceptadoslos pedidos de Polar por temor a represalias e incluso estatizaciones. Uncontrato con Polar era algo anhelado por cualquier fabricante decualquier rubro hasta hace cinco años. Hoy por hoy, implicaría estardispuesto a sacrificar una compañía entera por un cliente.Lo más probable es que sea de mutuo acuerdo seguir abasteciendo a Polar conlo necesario para que siga produciendo, pues así es un “negocio redondo”:Pese al malestar y preocupación que genera esto, Polar vería en poco o nadaafectada su capacidad de ubicar sus productos en el mercado nacional. De

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->