Welcome to Scribd. Sign in or start your free trial to enjoy unlimited e-books, audiobooks & documents.Find out more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
3Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
BARATTA Infancia y Democracia

BARATTA Infancia y Democracia

Ratings: (0)|Views: 311|Likes:
Published by Francisco Estrada

More info:

Categories:Types, Research, Law
Published by: Francisco Estrada on Nov 17, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/09/2013

pdf

text

original

 
INFANCIA Y DEMOCRACIA
 
Alessandro Baratt
 
Sumario:
1 Democracia y políticas públicas para la protección delos derechos del niño; 2 Infancia y democracia: relevancia yexclusión; 3 Libertad, participación y representación. El derecho aexpresarse y ser escuchado en el sistema de la ConvenciónInternacional sobre los Derechos del Niño; 4 Desarrollo humano ypolítica de los derechos. La infancia como el futuro de lademocracia; 5 La dimensión reflexiva del desarrollo: el sabercientífico y la representación de las necesidades en el sistemademocrático.
1. Democracia y políticas públicas para la protección de los derechosde los niños
 El contexto democrático de las políticas públicas de protección de los derechosde los niños adquiere un sentido y una relevancia diferente, por un lado, si losniños son o no son considerados parte integrante en las relaciones dedemocracia y, por el otro, según como sean entendidas las relaciones entre losniños y los adultos.El concepto de democracia puede ser articulado en una doble dimensión. Desdeel punto de vista de las relaciones entre sujetos podemos distinguir unadimensión social y una dimensión institucional de la democracia
1
, según seconsideren las instituciones de la sociedad civil (familia, escuela, asociaciones) olas instituciones del Estado o del orden jurídico internacional (Estado oentidades territoriales públicas e instituciones de la comunidad internacional).Desde el punto de vista de la extensión territorial podemos distinguir un nivellocal, un nivel central (nacional) y un nivel global (internacional) de lademocracia.Tomando en consideración estas dos diferentes articulaciones podemos llegar aseis diferentes dimensiones de la democracia y seis correspondientes aspectosde las relaciones funcionales entre el contexto democrático y las políticaspúblicas. Antes de examinar estas dimensiones y estos aspectos es oportunohacer algunas consideraciones generales con respecto a la implementación delas políticas públicas de protección de los derechos de los niños en relación conla acción positiva del Estado (derechos de prestación).Una interpretación sistemática del artículo 3 de la Convención Internacionalsobre los Derechos del Niño de 1989 exige -según mi opinión- que se supere ellímite sugerido por el tenor literario del primer párrafo "en todas las medidasconcernientes a los niños", asumiendo que normalmente todas las medidas"tomadas por instituciones públicas o privadas del bienestar social, lostribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos" tienendirecta o indirectamente relevancia para los niños. De esta manera, el criteriodel "interés superior del niño"
2
se convierte en el principio de la relevanciauniversal del interés del niño, lo cual implica la transversalidad de las políticaspúblicas y de las medidas internacionales dirigidas a la protección de losderechos de los niños. Esto quiere decir que la protección de estos derechos no
 
es necesariamente sólo la tarea de instituciones particulares con unacompetencia específica, sino de una estrategia general que potencialmenteinteresa a cualquier institución pública o privada y a cualquier órgano delEstado o de sus entidades territoriales y de la comunidad internacional. Esteprincipio exige la coordinación y la sinergía de todos los actores potencialmentecompetentes.La diferencia entre lo público y lo privado no coincide necesariamente con laque existe entre sujetos públicos y privados. Las actividades de sujetos privadospueden cumplir o contribuir a cumplir funciones públicas. La participación de lasociedad civil en las políticas sociales es un momento esencial en el desarrollode la democracia participativa y puede jugar un papel trascendente en laspolíticas de protección de los derechos de la infancia.Consideradas en todo su repertorio, las políticas públicas de protección de losniños en el marco de la Convención se distribuyen en cuatro niveles. Estos sepresentan -como lo ha mostrado García Mendez
3
- en la forma de una pirámidecuya área disminuye cuanto más nos desplazamos desde la base hacia lacúspide. La sección más ancha está representada por las políticas socialesbásicas (escuela, salud). En el segundo nivel encontramos las políticas de ayudasocial (medidas de protección en sentido estricto); más arriba las políticascorreccionales (medidas socio-educativas de respuesta a la delincuencia juvenil), y finalmente las políticas institucionales que se refieren a laorganización administrativa y judicial, es decir, a los derechos procesalesfundamentales de los niños.El principio central de la estrategia dirigida a implementar una protecciónintegral de los derechos de la infancia es el de restablecer la primacía de laspolíticas sociales básicas, respetando la proporción entre éstas y las otraspolíticas públicas previstas en la Convención. Esto significa, en primer lugar,que las políticas sociales básicas tienen una función primaria y general y quecon respecto a éstas, todas las otras políticas deben ser subsidiarias yresiduales; en segundo lugar, que la concepción dinámica del principio deigualdad impone a los Estados-parte de la Convención y a la comunidadinternacional respectivamente, el respeto de un standar mínimo de las normasdel Estado social y de una regulación del desarrollo económico que respete loscriterios del desarrollo humano y no sea contrario a ellos.
4
 Las normas de la Convención ofrecen ejemplos elocuentes de una concepcióndinámica de la igualdad
5
en relación con las reglas del Estado de bienestar y dela solidaridad internacional
6
(que apunta a una clase diferente de globalizaciónde la que conocemos hoy).
7
 El catálogo de los derechos fundamentales del niño contenido en la Convenciónobliga a los Estados-parte a proteger estos derechos y es quizás el más amplioque se encuentra en vigencia hasta ahora, debido a la manera detallada yespecífica como está formulado. La cláusula de reserva introducida por elartículo 41 permite considerar a este catálogo como una versión ampliada ycorregida de conformidad con el interés superior del niño. Esta cláusula permiteque prevalezcan todas las normas nacionales o internacionales -anteriores oposteriores a la Convención- aplicables en un Estado-parte que sean másfavorables al niño
8
. La cláusula se aplica por supuesto a cada documento delderecho internacional o nacional en el cual están definidos y protegidos los
 
derechos humanos y fundamentales, independientemente de la edad de laspersonas que gozan de estos derechos. De esta manera, la Convención haceexplícita la relevancia de todo el sistema de los derechos humanos yfundamentales para los niños, acabando con la toda posible duda sobre esteaspecto fundamental.La extensión del catálogo de los derechos de prestación por parte del Estado enla Convención no es solamente debida a la amplitud y especificidad sinotambién al hecho de que una parte de los derechos civiles y de libertad de quelos niños gozan en el sistema de la Convención no están contempladossolamente de manera negativa, es decir, como derechos de protección
9
sinoque se añaden derechos complementarios de prestación por parte del Estado.
10
 La protección de los derechos del niño en relación a violaciones por parte deterceros se encuentra fortalecida a través de una serie de normas específicasque dan forma a un grupo particular de derechos a la protección proactiva oreactiva por parte del Estado respecto de estas violaciones
11
.Si le añadimos a los grupos de derechos considerados hasta ahora, todos losderechos de prestación por parte del Estado establecidos en la Convención
12
,las normas que preven lo relativo al conflicto con la ley penal
13
así como elvolumen de las políticas públicas que el Estado tiene que desarrollar, entoncesla cuestión de los recursos humanos y financieros se convierte en una cuestióncrucial para las políticas públicas de protección de la niñez.Esas observaciones ilustran las razones por las cuales el contexto democráticotiene que ser considerado como la premisa básica en el momento de definirestrategias adecuadas de implementación de los derechos de los niñosestablecidos en la Convención. Quiero indicar estas razones utilizando comoreferencia las seis dimensiones del concepto de democracia indicadasprecedentemente. Comenzaré con las dimensiones sociales.1. El principio de la
 
municipalización y de la participación en las políticaspúblicas (que ha sido formulado en el "Estatuto del Niño y el Adolescente" deBrasil)
14
es un excelente ejemplo de traducción legislativa de la Convención,que puede ser cumplido con éxito solamente si la red de las relacionesdemocráticas de poder y de participación están desarrolladas de manerasuficiente en la comunidad local. Por otro lado, la experiencia ha mostrado quelas necesidades de los niños y la percepción de estas necesidades y derechospueden volverse un momento constructivo y evolutivo de la cultura de lademocracia y de la legalidad democrática al interior de la comunidad local.2. Al nivel central de la dimensión social, es necesario enfatizar el papel de lasasociaciones de la sociedad civil y la importancia de la forma democrática de suestructura organizacional, así como de la participación y del control popularsobre los procesos de producción e implementación de la ley en el campo de losderechos de los niños que se llevan a cabo a través de ella. A este nivel, ladiscusión política de base sobre los temas de los derechos de la infancia puedeconvertirse también en un elemento importante de la consolidación democráticay política de la sociedad.El pluralismo y el control democrático de los medios de comunicación, así comola libertad de acceso a ellos, son factores esenciales para la formación de unaopinión pública crítica y la liberación de una imaginación social capaz deproyectarse más allá de lo existente.
15
 

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->