Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Las Medidas Preventivas en la Ley de Estatuto de la Función Pública

Las Medidas Preventivas en la Ley de Estatuto de la Función Pública

Ratings: (0)|Views: 1,640 |Likes:
Published by roberzam6

More info:

Published by: roberzam6 on Nov 22, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/24/2012

pdf

text

original

 
UNIVERSIDAD ROMULO GALLEGOSDECANATO DE POSTGRADOESPECIALIZACION: DERECHO PROCESAL CIVILCATEDRA: SISTEMA CAUTELAR EN EL PROCESO
LAS MEDIDAS PREVENTIVAS EN LALEY DEL ESTATUTO DE LA FUNCION PUBLICA
Elaborado por:Roberto Zamora H.SAN JUAN DE LOS MORROS, NOVIEMBRE DE 2005
 
2
ANTECEDENTES
El poder de dictar medidas cautelares por parte de la administración, constituye un fragmento desu Potestad Sancionatoria, que se fundamenta a su vez en el Ius Puniendi del Estado, dividida en dosmanifestaciones: la potestad punitiva penal, ejercida por los tribunales penales y la potestad punitivaadministrativa, ejercida por la Administración Pública. En Venezuela, sus antecedentes se remontan alaño 1830, pero sin una disposición constitucional que le sirviera de fundamento, por lo que sesustentaba en normas de rango legal. Sin embargo, es a través de una construcción doctrinal de laextinta Corte Suprema de Justicia, que se realiza una interpretación extensiva del principio delegalidad penal, consagrado en los artículos 60 y 69 de la Constitución de 1961, declarando que,cuando la Administración ejerciese la potestad sancionatoria estaba obligada a respetar el citadoprincipio. De allí que, la constitucionalización del Poder Sancionador de la Administración sóloaparece al entrar en vigencia la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela de 1999.Respecto de las llamadas Medidas Cautelares Administrativas en la Ley del Estatuto de la FunciónPública vigente, su antecedente inmediato se encuentra en el Decreto con fuerza de Ley sobre elEstatuto de la Función Pública de fecha 12 de marzo de 2002 (Gaceta Oficial Nro. 37402) en la que seestablecía a diferencia de la derogada Ley de Carrera Administrativa, las Medidas de Suspensión con osin goce de sueldo.
BASES CONSTITUCIONALES Y LEGALES
El fundamento constitucional de la Potestad Sancionatoria de la Administración, es recogido porlos principios de legalidad (artículo 137), responsabilidad (artículos 25 y 139) y tipicidad (artículo 49,numeral sexto). Así pues, la legalidad implica la sujeción que las actividades de los órganos que ejercenel Poder Público en uso de sus atribuciones (uno de ellos los administrativos) tienen a las disposicionesconstitucionales y legales. Por su parte, la responsabilidad individual que acarrea la actividadadministrativa, puede manifestarse por abuso o desviación de poder o por violación de la Constitucióno la Ley y la amplitud de sus efectos abarca los ámbitos penal, civil y administrativo, no pudiendoexcusarse los funcionarios en órdenes superiores. Asimismo, la tipicidad se refiere a que sólo seimpondrán sanciones a los actos u omisiones que estuvieren previstos como delitos, faltas oinfracciones en leyes preexistentes. Por otro lado, como fundamentos legales, los artículos 82 ysiguientes de la Ley del Estatuto de la Función Pública establecen las sanciones aplicables a losfuncionarios públicos (amonestación escrita y destitución), las respetivas causales y los procedimientospara su imposición. Igualmente, los artículos 90 y 91 ejusdem, consagran las medidas cautelaresadministrativas de suspensión del cargo con goce de sueldo y suspensión del cargo sin goce de sueldo.
 
3
FUNDAMENTACIÓN TEÓRICA
La doctrina administrativista, ha elaborado algunos lineamientos conceptuales dentro de los quefiguran los requisitos relativos a la procedencia de las denominadas medidas cautelares administrativas,a través de los cuales, se orientan los ordenamientos jurídicos en numerosas naciones de diferentescontinentes, para regular tan importante medio de los procedimientos administrativos sancionatorios. Acontinuación, se plantean los aspectos esenciales que servirán de fundamento para la revisión de lasituación venezolana al respecto.
Las Medidas Cautelares Administrativas en el Procedimiento Sancionatorio
De acuerdo con Peña Solís (2005), la ejecución de las medidas cautelares en los procedimientosadministrativos dirigidos a imponer una sanción, implica adelantar el contenido de la misma, valgadecir, su imposición adelantada, materializándose una situación reñida con un principio de rangoconstitucional, como es la presunción de inocencia.De allí que, solo excepcionalmente, a juicio de la doctrina existe la necesidad de otorgar lapotestad a los órganos administrativos para que adopten medidas cautelares en materias de interésgeneral, tales como: a) Salud; b) Ambiente; c) Urbanismo; d) Seguridad Pública; Ordenación delTerritorio, entre otras.Además, antes de adoptar dichas medidas, es necesario que el órgano administrativo,caracterizado por ser
 juez y parte
, con el difícil
deber de ser 
 
imparcial
, pueda ponderar la tutela del
interés general respecto del derecho de presunción de inocencia, por lo que solo en las hipótesis “que
configuran una verdadera encrucijada entre derechos constitucionales, debería proceder, en nuestrocriterio, el conferimiento de esta potestad a la Administración Pública para que la ejerza en el curso de
un procedimiento sancionatorio” (Peña Solís, 2005, p. 427).
 
Requisitos que condicionan el ejercicio de la potestad cautelar de la Administración
A diferencia de los requisitos exigidos para el decreto de las medidas cautelares en los procesos judiciales, referidos al fumus boni iuris y el periculum in mora, las medidas que pueden dictarse ensede administrativa requieren, además de los supuestos clásicos mencionados, de la tipicidad de lasmedidas y de su proporcionalidad.
1. Fumus Boni Iuris
: la doctrina considera que el hecho de dictar el auto de apertura delprocedimiento, representa la mejor evidencia del humo del buen derecho; por lo que debe entenderseque al realizar tal actuación, la administración está convencida que los hechos probablementeencuadren en normas que tipifican ilícitos administrativos y que también probablemente la personaidentificada en el auto de apertura, sea la responsable de dichos ilícitos.

Activity (4)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
Markis Smerck liked this
Igor Rios liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->