Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
10Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Anteproyecto de Ley de Regularización de los períodos constitucionales y legales de los Poderes Públicos estadales y municipales

Anteproyecto de Ley de Regularización de los períodos constitucionales y legales de los Poderes Públicos estadales y municipales

Ratings: (0)|Views: 937 |Likes:
Published by Globovisión

More info:

Published by: Globovisión on Dec 14, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/10/2013

pdf

text

original

 
 
Anteproyecto de Ley de Regularizaciónde los períodos constitucionales ylegales de los Poderes Públicos estadalesy municipalesExposición de Motivos
El desarrollo de la Democracia Participativa y Protagónica emergente de la Constitución dela República Bolivariana de Venezuela de 1999, ha implicado la multiplicación de losprocesos electorales mediante los cuales el pueblo ejerce su soberanía, en formaindirecta, designando mediante elección a los titulares de los cargos públicos electivos encualquiera de los tres niveles en que se integra el Estado Federal descentralizadoproclamado por el artículo 4 de la Constitución; o en forma directa mediante el ejerciciodel poder popular, sin intermediarios o representantes, de funciones públicas precisassegún las distintas modalidades de referendos consagrados en nuestra CartaFundamental. Esta multiplicación de los procesos electorales, que sin duda constituye unobjetivo plenamente satisfecho por el desarrollo político del país en estos últimos diezaños de revolución democrática, participativa y protagónica impulsada por la Constituciónde la República Bolivariana de Venezuela, ha propiciado el fortalecimiento de la concienciapolítica del pueblo, condición esencial para su liberación y el ejercicio pleno y conscientede su soberanía.Otra consecuencia de la señalada multiplicación de espacios de participación política hasido indiscutiblemente el desarrollo del conocimiento colectivo en torno a lassingularidades y rasgos de los procesos electorales, cuyo diseño también en consonanciacon los nuevos postulados constitucionales, ha venido adelantando y perfeccionando coneficacia notable el Poder Electoral, fundamentalmente a partir de la promulgación de laLey Orgánica del Poder Electoral.No obstante, el incremento del número de los procesos electorales ha dado lugar, comoconsecuencia lógica del Estado de Derecho y de Justicia proclamado por la Constitución, aun conjunto de impugnaciones de los resultados electorales interpuestas por los actores
 
 
políticos, las cuales, han prosperado en un escasísimo número de ocasiones, aconsecuencia de la fortaleza e invulnerabilidad del sistema electoral automatizadovenezolano, reconocido ya a nivel mundial. Sin embargo, debido a la vigencia de latesis-
individual o subjetiva
- de los períodos constitucionales o legales de los cargos deelección popular, ese número relativamente escaso de procesos electorales anulados porefecto de impugnaciones, han generado el fenómeno de la ruptura de la uniformidad, delinicio y correspondiente culminación, de los períodos en referencia, principalmente a nivelestadal y municipal, en el sentido de que los procesos electorales concernientes a undeterminado tipo o nivel político territorial (por ejemplo, elección de gobernadores), no serealizan todos en la misma oportunidad. A esta hipótesis de las impugnaciones, se sumantambién los casos donde se produce la interrupción abrupta de mandatos, pordeterminadas causas tales como el fallecimiento, la renuncia o el enjuiciamiento penal delfuncionario o funcionaria, etc.Como es conocido, la tesis individual o subjetiva del período constitucional o legal de loscargos públicos electivos, ha sido acogida inicialmente por el Máximo y Último Intérpretede la Constitución. En efecto, la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia enuna serie de sentencias iniciadas con la decisión Nro. 446, de 24 de marzo de 2004, en unaprimera interpretación vinculante de los artículos 160 y 174 de la Constitución, haestablecido la doctrina según la cual en el caso de gobernadores y alcaldes
…indiferentemente del momento en que se celebre la elección del candidato, y conindependencia del momento en que se juramente en el cargo, su ejercicio siempre deberáser de cuatro (4) años…
” Esta primera doctrina vinculante de los señalados preceptos de laConstitución, se inscribe en la tesis doctrinaria conforme a la cual los períodos de loscargos electivos son períodos subjetivos, como expresión del derecho al sufragio pasivodel candidato electo para el cargo de que se trate. Así, los períodos de los gobernadores yalcaldes ostentarían –
carácter individual o subjetivo
-, y no –
institucional 
-, en el sentido deque producida la expresión de la voluntad popular mediante el sufragio, la elección de ungobernador o alcalde que haya de reemplazar por cualquier causa a otro (casos ya dichos,de la nulidad de una elección o de la interrupción abrupta del mandato), el nuevomandatario dispondría de la totalidad del período constitucional o legal correspondientepara desarrollar el programa de gobierno ofertado en el proceso comicial.Frente a esta tesis de la concepción individual o subjetiva de los períodos constitucionaleso legales de los cargos electivos, se erige la –
concepción institucional o colectiva
- de estos,
 
 
conforme a la cual independientemente de la causa de la interrupción del mandatopopular del funcionario electivo (nuevamente, nulidad de la elección o interrupciónabrupta o sobrevenida del mandato), la nueva elección estaría destinada a la provisión delcargo electivo por el resto del período. Esta concepción, a diferencia de la anterior, si biencontrae el derecho de sufragio pasivo del candidato electo que reemplace al mandatariosaliente en las hipótesis señaladas, tiene la –
utilidad social 
- de favorecer la renovaciónordenada de los cargos públicos y, sin duda, la administración racional de los procesoselectorales por parte del Poder Electoral, a cuyo cargo está organizar eficientemente y conrespecto a cada nivel político territorial la elección de los cargos públicos electivoscorrespondientes, aunado al hecho que como consecuencia de la primera enmiendaconstitucional de fecha 15 de febrero de 2009, los derechos al sufragio pasivointerpretados y amparados por nuestro máximo tribunal en el año 2004, estaríanplenamente garantizados, en razón de la permanente posibilidad que tienen losfuncionarios electos de ser elegidos consecutivamente y para nuevos períodos, sin queexista limitación del número de períodos para el cual quiera optar al cargo.Las elección del 5 de diciembre de 2010, es clara muestra de las repercusiones que en elplano institucional y electoral de la República, genera la concepción individual o subjetivade los períodos constitucionales de los cargos electivos, ya que la repetición de eleccionesa causa de impugnaciones electorales o la interrupción del mandato con ocasión delfallecimiento o enjuiciamiento del titular del cargo, entre otras, el Poder Electoral hatenido la obligación de organizar las denominadas “elecciones rezagadas”, en las cualesfuera de la organización general de la elección de gobernadores y alcaldes, acaecida ennoviembre de 2008, tiene que organizar a escasos dos meses después de la elección dediputados y diputadas a la Asamblea Nacional, los procesos electorales destinados a laprovisión de dos (2) gobernaciones y once (11) alcaldías.La ruptura indefinida del principio de uniformidad del inicio y culminación de los períodosconstitucionales de los cargos electivos, dada la inflexibilidad generada por lareproducción periódica del mismo fenómeno el cual no puede sino incrementarse en elfuturo debido a eventuales nulidades o nuevas interrupciones del mandato, hace que laseñalada concepción individual o subjetiva de los períodos constitucionales atente –
amediano plazo
- contra los principios constitucionales rectores de la actuación del PoderElectoral previstos en el artículo 294 de la Constitución de la República Bolivariana deVenezuela, que obligan al Poder Electoral a garantizar la plena vigencia de los –
 principios

Activity (10)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads
Sara Lopez liked this
René Parodi liked this
rsvazqueza liked this
Edilia Lecuna liked this
Edilia Lecuna liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->