Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
3Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
06Hombres Que Cambian La Era

06Hombres Que Cambian La Era

Ratings: (0)|Views: 492|Likes:
Published by Ricardo Quiroz

More info:

Published by: Ricardo Quiroz on Jan 08, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/28/2012

pdf

text

original

 
Hombres que cambian la era
CONTENIDO1.
La necesidad de que haya hombres que cambien la era
2.
Las características de los hombres que cambian la era
PREFACIO
Este pequeño libro se compone de dos mensajes dados por el hermano Witness Lee a ungrupo de jóvenes en Hong Kong, en el otoño de 1957.
 
CAPITULO UNO
LA NECESIDAD DE QUE HAYA HOMBRESQUE CAMBIEN LA ERA 
Lectura bíblica: Dn. 1:1-21Hoy, nos gustaría considerar cómo los jóvenes que están bajo la mano de Dios puedenser usados por El para cambiar la era.
DIOSEXPRESAMENTE USA A JOVENESPARA CAMBIAR LA ERA 
Debemos darnos cuenta de que muchas veces Dios hace algo en la tierra con el propósitode cambiar la era. Cuando Dios obra en la tierra, lo hace de era en era. La razón por lacual hay muchos cambios de era en la obra de Dios, se debe a que los hombres que Elusa en una era frecuentemente caen y no consiguen alcanzar la meta fijada por Dios.Esto obliga a Dios a cambiar la era, es decir, a tener un nuevo comienzo en una nuevaera en la que El pueda realizar aquello que se propuso.Podemos ver muchos casos como éste en el Antiguo Testamento. Dios introducía unanueva era al hacer algo a través de ciertas personas durante un período determinado.Sin embargo, debido a la degradación del hombre, esa era pronto se convertía en unaera caída y degradada. Con el tiempo se degradaba a tal grado que Dios no podía seguiradelante por medio del hombre y ya no podía hacer nada más en la tierra. Comoconsecuencia, Dios tenía que introducir una nueva era y sólo así podía continuar Suobra. Desafortunadamente, no pasaba mucho tiempo antes que la siguiente era sedegradara nuevamente. Una vez más, Dios no podía obrar, y como resultado, tenía queintroducir otra era. Al leer el Antiguo Testamento, uno se da cuenta de que una nuevaera venía después que la anterior se había degradado; o sea, una era surgía sólo paradesaparecer de nuevo. Después venía otra, pero también volvía a fracasar una vez más.Me gustaría que se dieran cuenta de que la obra que Dios hace para cambiar la era,sehace siempre a través de hombres. Antes que se introduzca una nueva era, siempre hay hombres de la era anterior que Dios usa específicamente para cambiar la era. Y cada vezque Dios lleva a cabo un cambio de era, El, expresamente, usa a jóvenes. Los dosejemplos más obvios son Samuel y Daniel.
 
EL CAMBIO DE ERA TIENE COMO FIN INTRODUCIR LA AUTORIDAD Y LA EXPRESION DE DIOS
Samuel cambió la era del sacerdocio a la era del reino, mientras que Daniel cambió laera del cautiverio a la era del regreso. La era del reino que introdujo Samuel, en realidadcomenzó con David y alcanzó su etapa dorada cuando el rey Salomón edificó el templo.En aquel entonces, la autoridad de Dios se manifestó por medio de los hombres; Diospudo gobernar a través de aquellos que estaban bajo Su autoridad. Al mismo tiempo, lagloria de Dios también fue expresada entre los hombres.En aquella época, por una parte, existía en Israel el trono de la casa de David, y por otra,el templo. El trono nos habla de la autoridad de Dios, y el templo, de Su gloria. Uno deberecordar que la gloria de Dios llenó el templo cuando Salomón lo consagró a Dios una vez concluida su edificación. Sabemos también que esto tiene un significado simbólico;tanto el trono como el templo establecido entre los israelitas, nos muestran que Diosdesea gobernar y expresar Su gloria.Espero que los hermanos y hermanas jóvenes vean estas dos cosas. Dios quiere tener enla tierra un trono y una morada. El trono nos habla de Su gobierno, y la morada noshabla de la expresión de Su gloria. Dicha era fue introducida por Samuel; por un lado, élintrodujo un trono, y por otro, una morada mediante este trono. Esta situación eraevidente entre los israelitas después que el rey Salomón logró edificar el templo. Diosestableció un trono y gobernó a través de él, y también obtuvo una morada, un lugarpara Su expresión, mediante la cual manifestó Su gloria entre los hombres. Podemosconsiderar que este período fue una era muy normal.Sin embargo, esta condición no duró mucho tiempo. Debido a la corrupción del hombre y a los ataques de Satanás, dicho testimonio fue destruido. Cuando Salomón eraanciano, esa era ya se había convertido en una era caída. En aquel entonces, daba laimpresión de que el trono de Dios había sido rechazado y de que Su gloria había sidoabandonada. A partir del rey Salomón en adelante, sus descendientes comenzaron, paso a paso, adegradarse más. En la época del rey Acab, la condición de ellos no podía ser peor. Vemos que al final del libro de Reyes, al final de laera del reino, todo era degradación y desolación. Ya no quedaba nada del trono de Dios ni de la gloria de Dios; ambos habíandesaparecido. ¿Qué podía hacer Dios? Dios sólo podía abandonar a Israel y dejarlo ir.Como consecuencia, vinieron los enemigos, y Jerusalén fue destruida; el templo fuequemado y, junto con los israelitas, fueron llevados a Babilonia todos los utensilios que

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->