Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
2Activity
P. 1
Cabala Mistica

Cabala Mistica

Ratings: (0)|Views: 27 |Likes:
Published by Nesi Garcia

More info:

Published by: Nesi Garcia on Mar 29, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/21/2013

pdf

text

original

 
CÁBALA MÍSTICADion Fortune
--------------------------------------------------Instituto Cultural Quetzalcoatlwww.samaelgnosis.net 
 
Cabala Mística Dion Fortune
INDICE
PRIMERA PARTE...................................................................................................................................3
CAPITULO I.- EL YOGA DEL OCCIDENTE..............................................................................................3CAPITULO II.- ELECCION DEL SENDERO..............................................................................................7CAPITULO III.- EL MÉTODO DE LA CABALA......................................................................................10CAPITULO IV.- LA CABALA NO ESCRITA............................................................................................13CAPITULO V.- EXISTENCIA NEGATIVA................................................................................................18CAPITULO VI.- OTZ CHAIM, EL ARBOL DE LA VIDA.......................................................................22CAPITULO VII.- LOS TRES SUPREMOS.................................................................................................25CAPITULO VIII.- LOS MODELOS DEL ARBOL DE LA VIDA.............................................................31CAPITULO IX.- LOS DIEZ SEPHIROTH DE LOS CUATRO MUNDOS..............................................35CAPITULO X.- LOS SENDEROS DEL ARBOL........................................................................................41CAPITULO XI.- LOS SEPHIROTH SUBJETIVOS...................................................................................45CAPITULO XII.- LOS DIOSES DEL ARBOL............................................................................................49CAPITULO XIII.- TRABAJO PRACTICO SOBRE EL ÁRBOL.............................................................53
SEGUNDA PARTE................................................................................................................................59
CAPITULO XIV.- CONSIDERACIONES GENERALES..........................................................................59CAPITULO XV.- KETHER, EL PRIMER SEPHIRAH.............................................................................62CAPITULO XVI.- KJOKMAH, EL SEGUNDO SEPHIRAH....................................................................69CAPITULO XVII BINAH.- ELTERCER SEPHIRAH..............................................................................78CAPITULO XVIII.- KJESED (CHESED), EL CUARTO SEPHIRAH.....................................................90CAPITULO XIX.- GEBURAH (GEBURAH), EL QUINTO SEPHIRAH.................................................96CAPITULO XX.- TIPHARETH, EL SEXTO SEPHIRAH.......................................................................101
TERCERA PARTE ..............................................................................................................................115 
CAPITULO XXI.- LOS CUATRO SEPHIROTH INFERIORES............................................................115CAPITULO XXII.- NETZACH, EL SÉPTIMO SEPHIRAH...................................................................118CAPITULO XXIII.- HOD, EL OCTAVO SEPHIRAH.............................................................................127CAPITULO XXIV.- YESOD, EL NOVENO SEPHIRAH.........................................................................134CAPÍTULO XXV.- MALKUTH, EL DÉCIMO SEPHIRAH....................................................................141CAPITULO XXVI.- LOS QLIPHOTH.......................................................................................................157CAPITULO XXVII.- CONCLUSION.........................................................................................................161
Instituto Cultural Quetzalcoatl www.samaelgnosis.net 2
 
Cabala Mística Dion Fortune
PRIMERA PARTE
CAPITULO I.- EL YOGA DEL OCCIDENTE
Son muy pocos los estudiantes de Ocultismo que sepan algo verdadero acerca de la fuentemadre de donde brotó su tradición. Muchísimos de ellos hasta ahora ignoran que existe una TradiciónOccidental. Los eruditos o investigadores meramente intelectuales se sienten perplejos ante lamultitud de callejones sin salida y otras defensas de que se han valido tanto los iniciados antiguoscomo los modernos para ocultarse y despistar a los demás, hasta tal punto que muchos de aquelloshan concluido por afirmar que los pocos fragmentos que nos ha legado la antigüedad son purafantasía o han sido fraguados.Mucho les sorprendería saber que esos fragmentos, completados por ciertos manuscritos, quejamás han salido de manos de los iniciados, y la tradición oral de sus claves han sido transmitidoscontinuamente en las escuelas de iniciación hasta nuestros días y se emplean como base de todotrabajo práctico por el Yoga del Occidente.Los adeptos de las razas cuyo destino evolutivo ha sido el de conquistar el plano físico, hancreado una técnica yóguica propia que se adapta frecuentemente a sus problemas especiales y a susnecesidades peculiares. Y esta técnica está basada en la nominalmente conocida pero nocomprendida Cábala de la Sabiduría de Israel.Podría preguntarse por qué las naciones occidentales tienen que buscar en la cultura Hebreasu tradición mística. La contestación la comprenderán muy fácilmente todos aquellos que esténfamiliarizados con la teoría esotérica concerniente a las razas y subrazas. Todo tiene una fuente, unorigen. Las diferentes culturas no surgen de la nada. Las simientes de cada nueva fase de la culturadeben surgir necesariamente de la precedente. Nadie puede negar que el Judaísmo fue la matriz dela cultura espiritual europea, si se recuerda que tanto Jesús como Pablo eran judíos. Ninguna otraraza que no fuera judía podía servir de base para la nueva dispensación, porque ninguna otra razaera monoteísta. El Panteísmo y el Politísmo tuvieron su día, y ahora se necesita una cultura nueva ymás espiritual. Las razas Cristianas deben su religión a la cultura judía, de la misma manera que lasrazas budistas del Oriente deben la suya al Indoísmo.El misticismo de Israel es el que suministró los fundamentos del Ocultismo Occidental, y es elque forma la base teórica sobre la que se desarrolla todo el ceremonial. Su famoso jeroglífico, elArbol de la Vida, es el mejor símbolo de meditación que poseemos, porque es el más comprensible.No es nuestra intención escribir un estudio histórico de las fuentes de la Cábala, sino más bienenseñar el uso que se hace de ella por los estudiantes modernos de los Misterios, porque si bien lasraíces de nuestro sistema esn en la Tradicn, no hay ran alguna para que quedemosesclavizados por ella. La técnica que se está practicando actualmente es algo que está en plenodesenvolvimiento porque la experiencia de cada trabajador la va enriqueciendo y se convierte así enparte de la herencia común.Tampoco es necesario para nosotros hacer ciertas cosas o sostener determinadas ideasporque Los Rabbis que vivieron antes de Cristo hayan tenido ciertos puntos de vista. El mundo haseguido su marcha desde entonces y nos encontramos bajo una nueva dispensación. Lo queentonces era verdad en principio, lo sigue siendo ahora, y, por lo tanto, es del mayor valor paranosotros. El Cabalista moderno es el heredero de los antiguos Cabalistas, pero tiene que reinterpretar la doctrina y formular nuevos sistemas a la luz de la dispensación actual, si es que la herencia que harecibido, representa un valor práctico para él.No proclamamos tampoco que Las enseñanzas Cabalísticas modernas, tal como las hemosaprendido, sean idénticas a la de los Rabbis pre-Cristianos pero sí podemos afirmar que sondescendientes legítimas de aquéllos, con el desarrollo que ha sobrevenido después, naturalmente.
Instituto Cultural Quetzalcoatl www.samaelgnosis.net 3

Activity (2)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 thousand reads
1 hundred reads

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->