Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword or section
Like this
20Activity
P. 1
El Maximo Secreto de Hacer Dinero en La Historia

El Maximo Secreto de Hacer Dinero en La Historia

Ratings: (0)|Views: 1,233|Likes:

More info:

Published by: La Ciencia de la Naturaleza on May 17, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/06/2013

pdf

text

original

 
¡El Máximo Secreto deHacerDinero en laHistoria!
Por Joe VitaleEdiciones Naturaleza Cosmica
 
Derechos Reservados © 2003 por Joe Vitale. Todos los derechos reservados.
Todos los artículos por colaboradores son usados con su permiso.Los autores de esos artículos retienen su derecho de autor.Revisión por Jenny MeadowsTraducción por Sergio Hernández. H,sergioduzent@hotmail.com 2008Esta publicación es diseñada para proveer información precisa en cuanto a la materia del tema cubierto. Es ofrecida con lacomprensión de que el autor y el editor no están capacitados para dar servicio médico o psicológico. Este libro no está dirigido a ser un substituto de terapia o de consejo profesional.
NOTA:
Puedes distribuir este e-book gratis a quien desees. Para copias impresas reales de este libro, disponibles enformato de cubierta dura o blanda, por favor visita www.amazon.com owww.1stbooks.com o llama al 1-888-2 8 0-7715Para contactar al autor de este libro, por favor envía un correo electrónico al
 giving@mrfire.com
o visita su sitio Webenw ww.mrfire.com
Dedicatoria
Este libro está dedicado a John Harricharan, autor de best-sellers, consejero espiritual y querido amigo. Unhombre que ha dado libremente su vida entera.
Tabla De Contenidos
Introducción: El Poder de Dar 1. ¡El Máximo Secreto de Hacer Dinero en la Historia!2. El Gran Secreto para Activar la Ley3. La Gran Puerta de Atrás Secreta hacia la Riqueza4. Ten Cuidado Con Esta Gran Trampa5. Mi Gran Confesión6. El Gran Hombre Que Regaló 30 Millones de Dólares7. ¿Cuál es el Verdadero Dar? O, ¿Tienes Una "Mentalidad de Ecuación"?8. ¡Muéstrame la Plata!9. El Máximo Tratamiento Espiritual de Mente10. Cómo Pensar como Dios11. El error garrafal de Leo Buscaglia12. ¿Lo Gratis Tiene Valor?13. 47 Creencias Limitantes Acerca del Dinero ––Y Cómo Liberarlas Ahora Mismo14. Iluminación por E-Mail, o, Cómo Hacer Realidad Tu Gran TUT15. Cómo El Dar Condujo a $1,500,00016. Una Ley Que Nunca Falla17. Dar Realmente Conduce a Recibir 18. Dar y Recibir: Las Letras Pequeñas De Las Que Nadie Te habló19. Cómo Conseguir Lo Que Quieres20. Qué Dar Cuando No Tienes Nada De Dinero21. Me Llevó 30 Años Aprender Este Secreto22. Cómo Dar y el “Swiping” Condujo al Ingreso Pasivo23. De Qué Manera Dando Hice De Un Libro Un #1 Best-Seller 24. El Principio De Dar Y El Fenómeno Hipnótico Del Intercambio25. Por Qué El Dar Realmente Es Venta Oculta26. La Pareja Que Creó Un Imperio Espiritual Libre de Deudas27. Cómo Decirte Si Serás Rico28. ¿Dónde Darás Hoy?29.Los 3 Máximos Libros de Prosperidad de Todos los Tiempos
Sobre el Autor 
“Si alguna vez hay una falta de clase alguna, si estás necesitando empleo, o dinero, u orientación, o inclusosanación, algo está bloqueando el flujo. Y el remedio más efectivo es: ¡Dar!” 
Eric Butterworth,
 Economía Espiritual
:
 El Proceso de la Prosperidad [Spiritual Economics: The Prosperity Process]
 
Introducción: El Poder de Dar
Una Introducción Por John HarricharanFue un día de un verano realmente caluroso hace muchos años atrás. Iba camino a tomar dos productos en latienda de comestibles. En esos días, no era un visitante frecuente del supermercado porque nunca habíaconsiderado tener el dinero suficiente para comprar la comida de una semana entera de una vez.Para que entiendas, mi joven esposa, después de una batalla trágica contra el cáncer, había muerto hacerecién unos pocos meses atrás. No había seguro ––solamente varios gastos y una montaña de cuentas. Tuveun trabajo de medio tiempo, que escasamente generaba el dinero suficiente para alimentar a mis dos niñitos.Las cosas estaban mal –– realmente mal.Y así es que fue ese día, con un corazón pesado y cuatro dólares en mi bolsillo, en que iba camino alsupermercado a comprar un galón de leche y una barra de pan. Los niños tenían hambre y tenía quecomprarles algo de comer. A medida que llegué a un semáforo en rojo, noté a mi derecha un joven, una joveny una niñita en el pasto junto a la calle.El sol abrasador del mediodía los golpeaba sin piedad.El hombre sostenía un cartón que decía, "Trabajaré Por Comida". La mujer permanecía junto a él. Ellasimplemente miraba fijamente a los autos detenidos en la luz roja. La hija, probablemente de unos dos añosde edad, estaba sentada en el pasto sosteniendo una muñeca manca. Noté todo esto en los treinta segundos enque el semáforo se puso en verde.Deseaba tan ardientemente darles unos cuantos dólares, pero si lo hacía, no quedaría suficiente para comprar la leche y el pan. Tenía sólo cuatro dólares. Mientras la luz cambiaba, los miré una última vez y me alejévelozmente sintiéndome culpable (por no ayudarlos) y triste (porque no me alcanzaba el dinero paracompartirlo con ellos).A medida que seguí conduciendo, no podía sacar la imagen de ellos de mi mente. Los ojos tristes yembrujadores del joven y su familia se quedaron conmigo por casi una milla. No podría ir muy lejos. Sentísu dolor y tenía que hacer algo al respecto a eso. Di la vuelta y regresé hacia donde los había visto.Me detuve cerca de ellos y le di al hombre dos de mis cuatro dólares. Hubo lágrimas en sus ojos mientras élme agradecía. Sonreí y seguí mi rumbo hacia el supermercado. Quizá la leche y el pan están de oferta, pensé.¿Y qué ocurre si sólo compro leche no más, o simplemente el pan? Pues bien, tendría que hacerlo.Entré en el estacionamiento, todavía pensando en el incidente entero, pero sintiéndome bien de lo que habíahecho.Mientras me salí del coche, mi pie se resbaló sobre algo en el pavimento. Allí a un lado de mis pies estaba un billete de veinte dólares. Verdaderamente no podía creerlo. Miré por todas partes, lo recogí con temor, entréen la tienda y no compré sólo pan y leche, sino que varios otras cosas necesitaba desesperadamente. Nunca olvidé ese incidente. Me recordó que el universo era extraño y misterioso. Confirmó mi creencia deque el universo nunca puede hacer otra cosa que no sea dar. Regalé dos dólares y recibí veinte a cambio.Volviendo del supermercado, pasé cerca de familia hambrienta y compartí cinco dólares adicionales conellos.Este incidente es sólo uno de tantos que han ocurrido en mi vida. Parece que mientras más damos, másrecibimos.Es, tal vez, una de esas leyes universales que dicen,
"Si quieres Recibir, primero debes Dar".
Hay un pequeño verso que dice así:

Activity (20)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
Escudrinador liked this
beatriz ocampo liked this
Escudrinador liked this
MFERATD liked this
Escudrinador liked this
kandlet3666 liked this
shakiraisabel liked this

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->