Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
19Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Breve ensayo en torno a la ‘Filosofía de la Educación’ nociones básicas y propósitos

Breve ensayo en torno a la ‘Filosofía de la Educación’ nociones básicas y propósitos

Ratings: (0)|Views: 2,921 |Likes:
Published by Throla
Ensayo sobre las nociones básicas generales acerca de la filosofía de la educación.
Ensayo sobre las nociones básicas generales acerca de la filosofía de la educación.

More info:

Published by: Throla on May 30, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/12/2014

pdf

text

original

 
La Universidad del ZuliaEscuela de FilosofíaCátedra:
 Filosofía de la Educación
Profa. Ineida Machado
Breve ensayo en torno a la ‘Filosofía de la Educación’: nociones básicas ypropósitos
Preparado por:
Gendrik MorenoC.I.: 15889882Keines ReverolC.I.: 19.074.180Maria NavasC.I.: 19.252.423Rubmary LeonC.I. : 20.378.029
 
Ciudad Universitaria
Febrero de 2011
I.
CONCEPTUALIZACIÓN SOBRE ‘EDUCACIÓN’
En nuestra cotidianidad la educación y sus términos son inherentes al transcurso de nuestra vidaconsiente. El rodearnos por un sin número de situaciones en relación a comprender y hacer nuestra lacultura que nos rodea, los modos, tratos, el idioma, costumbres, hábitos… desde el despertar de laconciencia. Los roles que ejecutan los adultos que se relacionan con el niño aprendiz son de constanteinstrucción, orientación y enseñanza con o sin intención de hacer. El infante es observador y curioso anteel mundo que le rodea y no obstante este mundo, en este momento de la historia, está infestado deinformación que bombardea sus sentidos y que no necesariamente es bien orientada a sus nivelesmadurez, y ocurriendo posiblemente la explotación de sus sensibilidades.En cuanto a nuestro propio vocabulario, utilizamos la palabra educación conjugada con unavaloración positiva o negativa al juzgar un comportamiento dentro o fuera de las costumbres establecidasno sistemáticamente por la sociedad (o tal vez sí, si el Manual de Carreño cabe como sistema decomportamiento). Nuestra sociedad ha convertido a la educación en un concepto solo utilizado por lasinstituciones instructoras, y recurrentemente le dejan en responsabilidad a estas instituciones la educaciónde los nuevos miembros de la sociedad, los niños; creyendo entonces que el proceso educativo es solo unacuestión del estado y la familia, y a veces solo del estado.En la Real Academia Española, la primera referencia en cuanto al uso de nuestro idioma, laeducación se refiere a la: “instrucción por medio de la acción docente” o “Cortesía y urbanidad”. Las dos, pudiéndose referir a lo antes descrito como las actitudes que se toman ante el proceso educativo;vinculando la educación con la instrucción como una misma cosa, siendo este el error que se deberemarcar para su corrección. La educación no es la enseñanza de un determinado tema, la instrucción si loes.Cuando la educación es un proceso continuo de socialización, endoculturación y vinculación conla conciencia cultural, moral y conductual, en el cual se desarrollan habilidades, destrezas, actitudes yaptitudes con un fin social. Esta acción podría ser ejercida para transmitir y conservar la conscienciacolectiva y mantener la existencia de la cultura, y además incorporar a los nuevos miembros al gruposocial. La educación no solo se produce por medio de la palabra, también está presente en todas nuestrasacciones, sentimientos y actitudes, en los mensajes plasmados en las paredes de concreto de nuestrasciudades, en el bombardeo mediático: el Internet, televisión, radio, revistas, periódicos… Que esta sea beneficiosa o no para la armonía social depende del criterio individual, pero no del criterio pasivo oinactivo que no reacciona en cuanto a los hechos y deja que entren a sus sentidos cualquier producto
2
 
alienante que desvirtúa el fin social del constante aprendizaje ante la adaptación de los continuos cambiossociales.El estudio de la educación se preocupa por dos problemas: técnicos y generales. Los problemastécnicos son problemas de procedimiento y requieren el conocimiento de las situaciones concretas y delos medios que pueden emplearse en vista de ellas. Los problemas generales son en la mayor parte de loscasos problemas de sentido y exigen una reflexión sobre los diversos fines en vista de los cuales se dirigeel proceso educativo. Estos dos problemas no se excluyen mutuamente, más bien, en lo general serelacionan, esto quiere decir que los procedimientos dependan con frecuencia del sentido, y estos doselementos pueden ser determinados por el método empleado (Ferrater, 2004: 970) El problema delsentido de la educación se puede considerar como una cuestión filosófica a diferencia de la pedagogía quese encarga de los métodos y procedimientos de enseñanza.
II.
CONSIDERACIONES GNOSEOLÓGICAS SOBRE EL TEMA
Es sospechosamente curioso el hecho de que de todas las profesiones existentes, sea precisamente la deleducador a la que se le exija una constante reflexión por el significado de su ciencia. Al médico, alingeniero, al abogado o al licenciado en letras no se le ve discutir acerca de la medicina, la ingeniería, elderecho o la literatura ni mucho menos la repercusión de su oficio en la sociedad. Quizás por considerarseal educador como un eje fundamental de la sociedad, en cuyas manos se decide el destino de loshabitantes de una república, la sociedad misma le exija claridad y tino en el ejercicio de su oficio.Este constante reflexionar del educador acerca de su profesión ha obligado a la ciencia pedagógica a recurrir a la filosofía para despejar sus incógnitas. Así, una rama de la filosofía nace con elnombre de ‘filosofía de la educación’, con el propósito de analizar lo que han dicho quienes practican yteorizan acerca de la educación y de sus problemas fundamentales:En la filosofía de la educación se pretende responder preguntas tales como: ¿qué involucra laeducación?, ¿qué es exactamente enseñar?, ¿cuándo se puede afirmar con propiedad que se “sabe” algo?,¿que criterios deben satisfacerse para decir que lo que un maestro hace puede caracterizarseverdaderamente como “punitivo”?, ¿qué quiere decir que todos los niños deben tener “igualdad deoportunidades”?, ¿qué significa “libertad” en un contexto educativo? (Moore, 1998: 22)La educación toma de la filosofía la reflexión y el punto de vista de la totalidad para esclarecer los problemas relativos a la pedagogía. Así, viendo la educación como un todo, reflexionando acerca delhecho educativo desde sus presupuestos fundamentales, podrá el educador tener una mayor conciencia desu labor educativa y saber que su práctica descansa sobre temas que se imbrican con la humanidad.
3

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->