Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
8Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Sentencia 19 Comerciantes vs Colombia

Sentencia 19 Comerciantes vs Colombia

Ratings: (0)|Views: 2,033 |Likes:
Published by Andrés Gómez
Breve resumen del caso de los 19 comerciantes asesinados en Puerto Boyacá el 6 de octubre de 1987.
Breve resumen del caso de los 19 comerciantes asesinados en Puerto Boyacá el 6 de octubre de 1987.

More info:

Categories:Types, Research
Published by: Andrés Gómez on May 31, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/08/2013

pdf

text

original

 
 
1.
El caso.
 El 6 de octubre de 1987 un grupo de 17 comerciantes que provenía de lafrontera con Venezuela con destino hacia Medellín y que al parecer
transportaban $ 70’000.000 en mercancía en una caravana de cuatro (4)
vehículos (un camión, un campero, una camioneta y un taxi) fueroninterceptados por la Policía de Puerto Araujo, jurisdicción de Cimitarra dondefueron retenidos por un tiempo, mientras los miembros del Batallón de Calibío,Teniente Néstor Raúl Vargas Morales y Cabos Segundos José EmilioMeléndez Portilla y Luis Eduardo Vera Nieto, al parecer daban aviso porradioteléfono a los paramilitares del municipio de Puerto Boyacá; una vez dadoel aviso, los dejaron seguir con su recorrido, cabe destacar, que antes de partir,desde Puerto Araujo, los comerciantes dieron aviso a sus familiares, siendoéste el último contacto que se hizo con ellos.
1
 Una vez continuaron con su camino, más adelante, en el sitio conocido comoLizama, los paramilitares los esperaban. En declaraciones posteriores, dadaspor miembros del grupo paramilitar que perpetró el hecho, los comerciantesfueron torturados, descuartizados y posteriormente sus cuerpos fueronlanzados al río Ermitaño
2
. Luego que se supo sobre la desaparición de loscomerciantes, 2 familiares de ellos, fueron a Puerto Boyacá en busca deindicios de los cuerpos, incitados en parte por una llamada anónima que lesdecía que podían recuperarlos, pero desafortunadamente estas 2 personascorrieron con la misma suerte. Una vez desaparecidos los comerciantes, sesupo que la mercancía hurtada a los comerciantes, fue puesta en venta endiferentes almacenes de Puerto Boyacá, y otra parte de dicha mercancía fueregalada a los campesinos de la región, con el fin de demostrar que losparamilitares si realizaban obras sociales.
3
 1.2
Los implicados
 Durante este suceso, además de los grupos paramilitares bajo el mando deHenry de Jesús Pérez Durán, también al parecer estuvieron implicados cuatromandos del Ejército Nacional: brigadier general Farouk Yanine Díaz, el tenientecoronel Hernando Navas Rubio, el mayor Óscar de Jesús Echandía Sánchez yel sargento Otoniel Hernández., quienes fueron exonerados años más tarde porla Justicia Penal Militar.
1
2
Ibídem
3
 
 
1.3
Víctimas.
 A continuación los nombres de las 19 víctimas desaparecidas durante esteincidente:Víctor Manuel Ayala Sánchez, Alirio Chaparro Murillo, Reynaldo Corzo Vargas,José Ferney Fernández Díaz, Antonio Flórez Contreras, Alberto Gómez, LuisHernando Jáuregui Jaimes, Álvaro Lobo Pacheco, Juan Alberto Montero,Gilberto Ortiz Sarmiento, Huber Pérez, Rubén Emilio Pineda Bedoya, IsraelPundor Quintero, Carlos Arturo Riatiga, Gerson Javier Rodríguez Quintero, LuisDomingo Sauza Suarez, Juan Alberto y José Ferney.2.
La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH)
 El 5 de julio de 2004 la CIDH falla una sentencia en contra del EstadoColombiano, obligándolo además de reconocer públicamente suresponsabilidad, a indemnizar a los familiares de las víctimas con 6.5 dedólares. La demanda que dio origen a esta sentencia, se dio con la denunciaNo. 11.603, recibida por la secretaría de la Comisión Interamericana deDerechos humanos, el 6 de marzo de 1996. 5 años después, el 24 de enero de2001, la comisión, sometió ante la CIDH la demanda contra el EstadoColombiano por el caso de los 17 comerciantes desaparecidos en PuertoBoyacá, el 6 de octubre de 1986, y dos de sus familiares días después; Lademanda buscaba establecer si el Estado violó los artículos 4 (Derecho a laVida) y 7 (Derecho a la Libertad Personal) de la Convención Americana,durante este incidente.Uno de los principales argumentos que tuvo la CIDH para fallar en contra delEstado, es que "el grupo 'paramilitar' que desapareció a los 19 comerciantestenía estrechos vínculos con altos mandos de la Fuerza Pública de la región delMagdalena Medio, así como también recibía apoyo y colaboración de éstos". Alo largo de las 138 páginas de la sentencia, la Comisión intentó demostrarcómo el Estado fue clave en la conformación de estos grupos paramilitares ya
qué “
en el marco de la lucha contra los grupos guerrilleros, el Estado impulsó lacreación de tales 'grupos de autodefensa' entre la población civil, cuyos finesprincipales eran auxiliar a la Fuerza Pública en operaciones antisubversivas ydefenderse de los grupos guerrilleros". Pero para nadie es un secreto, que loque en un principio eran unas autodefensas campesinas que buscaban acabarcon subversión, al final, terminaron derivando en grupos paramilitares quecometían varios tipos de delitos, tal y como lo hace saber la CIDH: "se hacenotorio que muchos 'grupos de autodefensa' cambiaron sus objetivos y seconvirtieron en grupos de delincuencia, comúnmente llamados 'paramilitares'.Primeramente se desarrollaron en la región del Magdalena Medio y se fueronextendiendo a otras regiones del país".
 
 
A lo largo de la sentencia, la Comisión quiso demostrar ante CIDH laparticipación del Estado a través de su Ejército, además de la inoperancia de laJusticia en el caso,
pasando por varios juzgados: “
Cimitarra (1987), Tunja(1989) y San Gil (1992); por las fiscalías de Vélez y Cúcuta, y por la UnidadNacional de Derechos Humanos de la Fiscalía, que, en 1995, libró la primeramedida de aseguramiento contra cuatro autores materiales. En 1996, luego deuna denuncia de la Comisión Colombiana de Juristas ante la ComisiónInteramericana de Derechos Humanos, la Fiscalía vinculó al general FaroukYanine Díaz y a tres militares más. En 1997
 –
10 años después de la masacre
 –
 se condenó a tres autores materiales a 30 años de cárcel. Uno de ellos y los jefes del grupo paramilitar murieron durante el proceso. Otros cuatro fueronfinalmente absueltos.En 1998, cesó el procedimiento emprendido por la justicia castrense contra elgeneral Yanine y los militares. En 1992, dos años después de presentada unademanda, la Procuraduría se inhibió de abrir investigación disciplinaria contralos uniformados. En 1997 se negó otra vez a reabrirla, aduciendo vencimientode términos. Llegó mayo del 2004 y las demandas de reparación no habíansido resueltas.
4
 Esto evidencia que el caso fue dilatado por varios años, exonerando incluso aalgunos de sus autores, de ahí que el caso fuera presentado ante la CIDH y
esta considerara que “
los recursos judiciales utilizados por el Estado con el finde esclarecer la muerte de las presuntas v
íctimas “no satisfacen los estándaresde justicia previstos en la Convención Americana”. “Estas normas establecen
la obligación de prever el acceso a la justicia con garantías de legalidad,independencia e imparcialidad dentro de un plazo razonable, así como laobligación general de proporcionar un recurso judicial eficaz frente a laviolación de los derechos fundamentales, incorporando el principio de la
eficacia de los instrumentos o mecanismos procesales”
 Ante estas evidencias y diferentes pruebas documentales, recogidas a travésde testimonios de familiares y testigos, la CIDH toma la consideración dedeclarar al Estado culpable de violar diferentes derechos consagrados en losartículos 7, 5 y 4 de la Convención Interamericana sobre Derechos Humanos,como lo son el de la Libertad personal, integridad a la persona y la vida.Además, también violó los derechos a las garantías judiciales y la
 
protección judicial consagrados en los artículos 8.1 y 25 de la Convención Americanasobre Derechos Humanos, y finalmente que el Estado violó el derecho a laintegridad personal consagrado en el artículo 5 de la Convención Americanasobre Derechos Humanos.
4

Activity (8)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
Florencia Dip liked this
Fabio Burani liked this
Ediel Rojas liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->