Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more ➡
Download
Standard view
Full view
of .
Add note
Save to My Library
Sync to mobile
Look up keyword
Like this
6Activity
×
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Desnutricion en Loreto

Desnutricion en Loreto

Ratings: (0)|Views: 1,318|Likes:
Published by aninog

More info:

Published by: aninog on Jun 01, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See More
See less

01/27/2014

pdf

text

original

 
 -1-
LA DESNUTRICIÓN EN LORETO:nuestro problema más grave.
José Barletti
wigint@yahoo.com
Julio de 2008(Este artículo ha sido publicada en el último número de larevista Mi Tierra Amazónica de la ciudad de Iquitos).Loreto es una de las regiones del país con mayor desnutrición infantil. 40% delas niñas y niños loretanos están en esta situación. Cuatro distritos de Loretoestán a la cola en calidad nutricional en el Perú: Balsapuerto, Morona, Andoasy Cahuapanas.¿Cómo se puede explicar este drama en una región tan ubérrima, con tantas yvariadas especies vegetales y animales, con gigantescos bosques y coninnumerables cuerpos de agua?Se dice que un factor que origina nuestro problema nutricional es la parasitosis,mal que no permite que el organismo humano asimile los nutrientes queingiere. En lenguaje corriente se suele decir que las lombrices se comen todo loque consumimos. ¿Cuán sólida es la base científica de esta afirmación?Es posible que la parasitosis tenga que ver con la desnutrición de nuestrapoblación, pero hay dos factores más que habría que tener en cuenta. Por unlado está lo relacionado con la producción de alimentos y por el otro estánnuestros hábitos alimenticios. Es muy probable que estos dos factores tenganmucho mayor peso que el primero.En las siguientes líneas quisiera compartir algunas reflexiones sobre estos dosúltimos asuntos.Tengo un elemento de comparación. Hace más de 30 años me toco participaren el Estudio Socio económico de los Ríos Napo y Amazonas (IPA). Los dostomos con los resultados de esta investigación científica, publicados en 1974,están disponibles en las bibliotecas. ¿Qué ha sucedido en estas tres décadasen materia de la producción de alimentos?Está pendiente llevar a cabo un estudio semejante en ambas cuencas paratener datos que permitan hacer una comparación precisa. Sin embargo, notengo ninguna duda en sostener que la producción de alimentos ha disminuidode manera alarmante en nuestros caseríos. Mi certeza se basa en laexperiencia que estoy viviendo desde hace un poco más de cuatro años en elBajo Napo, uno de mis actuales lugares de trabajo y hace años zona de mistrajines juveniles.La investigación científica sobre la economía de los hogares ruralesamazónicos y en particular sobre los sistemas productivos de las familias
 
 -2-
rurales en la Amazonía es de suma urgencia, ya que en nuestro caso, lasfamilias de las más de 2200 localidades rurales de Loreto tienen en sus manosla alimentación de toda la población de las ciudades. Lo harán siempre ycuando nuestro Gobierno Regional diseñe y lleve a la práctica un Programa deSoberanía Alimentaria que defina con mayor precisión la voluntad política queviene expresando a través de acciones relacionadas con el mejoramiento de laproducción rural, desde hace bastante tiempo abandonada.Hace ya dos décadas, Ernesto Yépez del Castillo llevo a cabo un diligenteestudio de casos sobre la economía familiar en el Ucayali. Mucho batallamospara que se publicará in extenso esta valiosa investigación pero no se logró elobjetivo. Sin embargo, la metodología utilizada está allí. Estoy seguro que aErnesto le agradaría mucho que lo convocaran nuevamente. También hay unestudio valioso más reciente de Oliver Coomes y Bradford Barham en hogaresde la Reserva Pacaya Samiria y hace un año Ricardo A. Labarta a la cabeza deun grupo de investigadores de diferentes países, con la participación delGobierno Regional de Ucayali y del Proyecto de Reducción y Alivio de laPobreza (PRA) de Pucallpa, han llevado a cabo una investigación cuya
publicación en Acta Amazonica de Manaus (junio 2007) se titula “La Agricultura
en la Amazonía Ribereña del Río Ucayali. ¿Una Zona Productiva pero Poco
Rentable?”. Hace muy pocos años presentamos en Nueva York, en un
certamen de PLEC, el estudio que habíamos hecho sobre los sistemasproductivos familiares, esta vez referido a la zona de Muyuy, realizado conMiguel Pinedo, Mario Pinedo, Pilar Paredes, que contó con la participación deDenis del Castillo y que sirvió de tema de tesis a egresados de la UNAP. Entremuchos otros, también está el trabajo de Alfredo Corvaleda Vélez sobre lossistemas indígenas de producción agrícola en el trapecio amazónicocolombiano. Mención aparte merecen los estudios del joven investigadortamshiyaquino Simón Cortegano Chota, quien ha centrado su investigación enel tema de la chacra amazónica. Su tesis, sustentada en 1995 giró en torno aeste asunto y diez años después, en 2005 el CIFISAM de Colombia hapublicado la investigación que realizó con Orlando Cruz Peña con el sugerentetítulo de La Chagra: un espacio de roles, aprendizajes y autoabastecimiento(CIFISAM, 2005).Ninguna institución va a reemplazar al IIAP en retomar estas experiencias deinvestigación y conformar un equipo multidisciplinario especializado que bienpodría estar incorporado a su Programa de Ordenamiento Ambiental, en el queparticipa el economista Lucho Limachi, con amplia experiencia en esta clase deestudios.A comienzos de la década del setenta, cuando estábamos en el trabajo decampo en el Estudio Socio económico del Napo y Amazonas, encontrábamosque cada hogar todavía tenía una economía de subsistencia. Es decir que loque más interesaba a los padres era la producción de alimentos para losmiembros de la familia. La producción para el mercado ocupaba un segundolugar. Ha sucedido, pues, que en los últimos cuarenta años ha cambiadodramáticamente el patrón de la economía del hogar. Ahora lo que más interesaa los padres es producir para el mercado y tener dinero para cubrir los gastos
 
 -3-
de educación y salud, que hace tiempo dejaron de ser gratuitos, así como losgastos en vestido y en satisfacer otras necesidades.Este cambio de patrón sentó sus bases hace un poco más de un siglo, en laÉpoca del Caucho (1840-1920), Es cierto que en tiempos de la dominacióncolonial española, después de la expulsión de los misioneros jesuitas (1767) yaún en el primer siglo de vida republicana, las autoridades religiosas, políticas y
militares obligaban a la gente a entregarles “saladitos” y pr 
oductos de panllevar. Sin embargo, estas exacciones no quebraron el patrón de subsistencia,ya que en realidad las familias eran obligadas a entregar una parte importantede su producción de alimentos e incluso se veían compelidos a aumentar suproducción de alimentos y por lo tanto a incrementar su tiempo de trabajo eneste menester. Esta situación hizo crisis a comienzos de 1809, la misma que seexpresó en el levantamiento indígena en Jeberos y Lagunas, zona del BajoHuallaga, donde estaba concentrada la parasitaria burocracia colonial política,militar y religiosa a la que había que alimentar. Esta sublevación de la genteobligó a toda esta burocracia colonial a huir del llano amazónico y refugiarse enMoyobamba.Hace ya varios años me llamó la atención un expediente que encontré en elArchivo de Límites de nuestra Cancillería referido al robo de canoas que sehabía hecho práctica común en tiempos previos a este levantamiento (Losdocumentos encontrados son de 1792). Lo que pasaba era que la gente ya notenía tiempo para fabricar sus canoas porque debía trabajar muchísimo paraproducir alimentos que fueran suficientes para la atención de la propia familia y
para cumplir con las “remesas” que tenían que enviar a las autoridades
españolas.Lo que quiero destacar es que en nuestra Amazonía ha existido en los últimossiglos una intensiva práctica de producción de alimentos para la subsistenciafamiliar, la misma que hoy ha disminuido drásticamente en cantidad, calidad yvariedad.Desde hace miles de años, cuando fueron llegando a la Amazonía los primerosgrupos humanos, aprendieron a comprender el funcionamiento armonioso denuestro bosque. Aprendieron a diferenciar una zona de vida de otra zona devida y en cada una de ellas aprendieron a identificar las especies de labiodiversidad que allí hay y que no hay en otras zonas, estableciendo con todaclaridad las cadenas alimenticias propias de cada zona. Los científicos hoy
llaman “ecosistemas” a cada una de esas zonas de vida. Es un grave error, por 
eso, u
tilizar la expresión “ecosistema amazónico”, en singular. Son muchos los
ecosistemas amazónicos. Es debido a esta diversidad de ecosistemas que en
la antigüedad se establecieron “amplias redes de intercambio”, como lo reseña
el arqueólogo Thomas Myers.El conocimiento de las especies de la biodiversidad y la comprensión delfuncionamiento de los ecosistemas amazónicos permitió a los antiguoshombres y mujeres amazónicos crear tecnologías para ir construyendo suspropios sistemas de seguridad alimentaria.

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->