Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Editorial Cherep

Editorial Cherep

Ratings: (0)|Views: 3|Likes:
Published by cachoabramov

More info:

Published by: cachoabramov on Jun 22, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/11/2013

pdf

text

original

 
Cuando pasan cosas como las que pasaron ayer, siempre tengo la misma sensación. Hay cosasque me acercan al Gobierno Nacional, pero hay otras tantas cosas que me alejan todo eltiempo del Gobierno Nacional.Yo soy de los tipos que evito siempre evito caer en la tentación de los prejuicios. Evito caer enel juego del blanco y negro que nos proponen tanto desde el Gobierno que ante cualquierobjeción te acusa de ser funcional a la derecha. Categoría que no termino de escrutar y definircuando la acusación viene de la mano de quienes apañan a Moyanos o a De Vidos. O a los quese hicieron los sotas mientras Schoklender vaciaba con dinero del Estado a la Fundación de lasMadres de Plaza de Mayo.Y Evito también en caer en la tentación del juego de la mayoría de la oposición que te ponesiempre en cómplice del Gobierno, cuando compartís algo con el Gobierno. Como si compartiralgo con un Gobierno democrático fuera a compartir algo con una dictadura.Y en realidad me pongo en esa posición porque me niego creer que la historia es circular. Y meniego a creer que los procesos se repiten. Y que es posible trazar comparaciones de la realidadconsecuencia de tres, cinco o quince o cincuenta décadas atrás. Me niego, me resisto a creerque las sociedades no evolucionan.Y no me permitiría, como creo que no se permitió nadie suponer que las historias se repiten yque uno puede comparar la muerte de Kirchner con la muerte de Evita.Eso se acabó, eso se terminó, aunque se esfuercen en instalarlo unos y otros, la sociedadargentina es mucho más que dos bandos, es mucho más que dos bandos, es mucho más quedos posiciones, es mucho más que los blancos y los negros. La sociedad argentina es unasociedad plural donde no todos estamos bajo el Gobierno ni todos estamos bajo la sombrillade Clarín.En el medio hay un gran espacio donde habitamos millones de argentinos, somos muchos losque pensamos diferentes, aún, insisto, cuando compartamos cosas con el Gobierno y auncuando seamos críticos de otras tantas cosas del Kirchnerismo, y se nos debe respetar. Y senos debe respetar.Insisto es absurdo creer que los procesos se parecen y resulta muy agresiva la inteligencia,muy agresivo a la inteligencia que te patoteen.Yo me pongo loco cuando estoy en una mesa y habla la Presidenta y escucho frases tales como
“tilinga ignorante”, porque es la Presidenta. Y porque tengo respeto por ella y porque además
tengo respeto por la voluntad popular. Pero me indigna tanto como cuando te
dicen “o
estás
conmigo o estas contra nosotros”, que es lo que suelen plantearse los gendarmes kirchnerista,
ignorantes en su inmensa mayoría del tremendo daño que le generó a este país elmeceanismo, la desmesura del discurso setentista que está absolutamente alejado decualquier realidad social actual.No caigo en la teoría de los dos demonios, sino simplemente les recuerdo y recuerdo cada vezque puedo a mis amigos jóvenes que la lucha armada no puede ni debe ser reivindicada ninunca.
 
Por eso me indignó que ayer, me ofendió que ayer, me insultó que ayer ni Hermes Binner niMiguel Lifschitz hayan podido hacer uso de la palabra en el acto de la Bandera. Que -dospuntos-
organizó y financió la municipalidad de Rosario como cada año y el Gobierno de laprovincia de Santa Fe
.Uno no pudo hablar, Miguel Lifschitz, por imposición protocolar de la Presidenta. El otro nohabló por mesura, porque cuando se subió al escenario lo único que recibió fue insultos ycánticos bárbaros, de un grupo de militantes que estaban financiados para llegar adondellegaron.Digo, financiados porque se conocieron hoy detalles muy, muy groseros, como la utilización detrenes públicos gratuitos para llegar a Rosario, contratados por la Cámpora.A mí como ciudadano común me insulta el aprovechamiento partidario. El patoteo paraquedarse con acto símbolo, porque el acto del Día de la Bandera es desde hace muchos añosun acto símbolo de unidad nacional. Es un acto del ciudadano de a pie, es un acto de labandera más larga del país y del mundo, es un acto en el que reivindicamos la unidad nacional.Y lo convirtieron ayer en un acto partidario sin ninguna clase de respeto por la disidencia, sinninguna clase de respeto por el pensamiento distinto, aún cuando el pensamiento distintoprovenga de hombres y mujeres que definitivamente no representan, mal que les quepa a losberretas analistas del blanco y del negro, de los buenos y los malos. A ningún sector que hayaabonado las políticas conservadoras de los noventa.Ninguno de los pendejos que estaban allí gritando con las banderas financiados por los trenesy los colectivos públicos tiene derecho a insultar a Binner ni a ningún dirigente de la provincia
de Santa Fe, porque ignoran… cuales son las políticas estatales que llevan adelante en S
antaFe, lo ignoran. Ignoran por ejemplo que cuando se quiso poner en la provincia de Santa Fe unareforma fiscal para que pagasen los que más tenían, el Kirchnerismo votó en contra. Elkirchnerismo votó en contra.No me banco el fanatismo, no me lo banco en ninguna de sus categorías, en ninguna de susmaneras, en ninguna de sus expresiones. Yo acepto que en ciertos en ciertos sectores como elfútbol existan expresiones folklóricas de fanatismo. Pero lo rechazo y lo repudio en la política.La política no puede ser una pasión, no es una pasión. La política es una construcción racional,ideológica, metódica, organizada. Que no tiene parentesco alguno con el atropello, elatropello, la apropiación es la anti-política. Lo otro es patota, lo otro es violencia contenida, lootro es irracionalidad.Y una cosa es la mística que acompaña a un proceso político que es absolutamente lícita, y otracosa bien distinta es la ceguera fanática. La fantasía de imponer por la fuerza con colectivos sitenés públicos, y recursos públicos la sensación de una mayoría absoluta, que en Santa Fe noes. Mal que les pese en Santa Fe no es.A mí me indigna la contradicción que existe entre el discurso presidencial que convocó a launidad, a la paz, a la no confrontación, al fin de la crispación, mientras lo primero quegarantizó la Presidenta es que el diferente no hable. Lo primero que garantizó fue una tribuna
 
preparada para callar al otro, para silenciar al otro, para insultar al otro. Para que las otrasvoces, las de esos millones de tipos que estamos ni en un lugar ni en otro no se escuchen.Lo peor que puede pasarle a un país es negarle la realidad. Lo peor que le puede pasar a unageneración es chocarse ingenuamente con la idea de que el pueblo te sigue porque vos sos lavanguardia. Porque vos llevas más banderas, porque vos llenas con recursos públicos. Porquevos impones por la fuerza los primeros lugares frente a los palcos.La historia no se repite, es ficción, nada de eso se está discutiendo en la Argentina, nada de esose está discutiendo en la Argentina. Nadie discute la legitimidad de la Presidenta, nadie discuteque incluso que la Presidenta va hacer reelecta en la Argentina. Pero la legitimidad no estábasada en el tipo de expresión pública y masiva que lleves adelante. La legitimidad está basadaen lo que piensa el ciudadano que lo resuelve a solas, mirando, comparando.Es mentira, es mentira, aunque la televisión pública, esa que es de todos, y repite, y repite quees de todos, se empeñe solo a enfocar a los funcionarios y candidatos provinciales delkirchnerismo relegando a terceros y cuartos planos a los organizadores del evento, en estecaso al Intendente de Rosario o al Gobernador de la provincia. O a la mismísima figura delacto, que es la bandera más larga del mundo y que no apareció un segundo en la pantalla de latelevisión pública que se limitó solamente a enfocarla a la Presidenta, a transmitir el discursode la Presidenta por cadena nacional y a enfocar a los Ministros. Algunos vergonzantes comoJulio De Vido que tiene que dar explicaciones de por qué dejó vaciar a la Fundación de lasMadres de Plaza de Mayo.Todo es una gran mentira que está vinculado a la propaganda.Y en Santa Fe, a penas falta un mes para que el Kirchnerismo descubra que una vez más que lainmensa mayoría de los santafesinos no los van a votar en la categoría provincial.No lo digo yo, lo dicen las encuestas, las mismas encuestas que dicen que Cristina Kirchner vahacer reelecta, dicen que Antonio Bonfatti va hacer Gobernador de la provincia de Santa Fe ylas mismas encuestas dicen que Agustín Rossi está peleando voto a voto con Miguel Torres DelSel el segundo puesto.Y no hay bandera y no hay prepotencia y no hay acto, ni recursos públicos que puedaimpedirlo, porque la gente vota, porque en este país hace veintisiete años que tenemos
democracia y nos hemos ido educando de modo tal que… saber a quién votar. Y nadie te
convence por más que tomes la primera posición en un palco.Y entonces me pregunto ¿Para qué sirve, para qué sirvió, para qué les servirá lo que hicieronayer?Insisto, así como comparto muchas cosas con este Gobierno Nacional, hay otras que nocomparto, ni puedo compartir. Lo de ayer fue claramente una de las cosas que no comparto niquiero callar. Aunque me valga el mote dentro de cinco minutos de un montón de idiotas quevayan a decir que soy funcional a la derecha, que represento a la oligarquía ganadera, que soysocio de los apropiadores de Clarín. En fin esas chicanas que se usan en general para callar lasvoces de los diferentes frente a lo indefendible.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->