Welcome to Scribd. Sign in or start your free trial to enjoy unlimited e-books, audiobooks & documents.Find out more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
5Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Timeo

Timeo

Ratings: (0)|Views: 91|Likes:
Published by Filosofía en pdf

More info:

Published by: Filosofía en pdf on Aug 25, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/18/2013

pdf

text

original

 
 
T
IMEO
 
O DE LA
N
ATURALEZA
 Platón
Edición Electrónica dewww.philosophia.cl/Escuela de FilosofíaUniversidad ARCIS.
 
 
www.philosophia.cl / Escuela de Filosofía Universidad ARCIS
-
 
2
 
-
 T
IMEO O DE LA
N
ATURALEZA
 S
ÓCRATES
 
C
RÍTICAS
 
T
IMEO
 
H
ERMÓCRATES
.SÓCRATES.-Uno, dos, tres.... pero, porcierto, querido Timeo, ¿dónde está elcuarto de los que ayer fueron huéspedesmíos y ahora son dueños de la casa?TIMEO.--Le sobrevino un cierto malestar,Sócrates, pues no habría faltadovoluntariamente a esta reunión.SÓCRATES.--¿Os encargaréis tú y tuscompañeros, entonces, de la parte que lecorrespondía al ausente?TIMEO.-- Por supuesto, y, en lo posible,no omitiremos nada, pues no sería justoque, después de gozar ayer de losapropiados dones de tu hospitalidad, losque quedamos no estuviéramosdispuestos a agasajarte a nuestra vez.SÓCRATES.--¿Es que recordáis cuántosson los temas de los que os encomendéhablar?TIMEO.--Sólo algunos, pero, como estásaquí, nos recordarás lo que hayamosolvidado. Mejor aún, si no te molesta,vuelve a repetirnos otra vez el argumentodesde el principio de manera resumidapara que lo tengamos más presente.SÓCRATES.-- Así lo haré. Tengo laimpresión de que lo principal deldiscurso que hice ayer acerca de laorganización política fue cuálconsideraba que sería la mejor y quéhombres le darían vida.TIMEO.-- Y a todos nos pareció que lahabías descrito de una manera muyconforme a los principios de la razón.SÓCRATES.--¿No fue acaso nuestraprimera medida separar en ella a loscampesinos y a los otros artesanos delestamento de los que luchan en defensade ellos?TIMEO.-- Sí.SÓCRATES.--Y luego de asignar a cadauno una ocupación única para la queestaba naturalmente dotado, una únicatécnica, afirmamos que aquellos quetenían la misión de luchar por lacomunidad deberían ser sólo guardianesde la ciudad, en el caso de que alguien deafuera o de adentro intentara dañarla, yque, mientras que a sus súbditos teníanque administrarles justicia con suavidad,ya que son por naturaleza sus amigos,era necesario que en las batallas fueranfieros con los enemigos que les salieran alpaso.TIMEO.-- Efectivamente.SÓCRATES.-- Pues decíamos, creo, que lanaturaleza del alma de los guardianesdebía ser al mismo tiempo violenta ytranquila en grado excepcional para quepudieran llegar a ser correctamentesuaves y fieros con unos y con otros.TIMEO.-- Sí.SÓCRATES.--¿Y qué de la educación?¿No decíamos que estaban educados engimnasia y en música, y en todas lasmaterias convenientes para ellos?TIMEO.-- Por cierto.SÓCRATES.-- Sí, y me parece que sesostuvo que los así educados no debíanconsiderar como propios ni el oro ni laplata ni ninguna otra posesión, sino que,como fuerzas de policía, habían de recibir
 
www.philosophia.cl / Escuela de Filosofía Universidad ARCIS
-
 
3
 
-
un salario por la guardia de aquellos aquienes preservaban --lo suficiente paragente prudente--, y gastarlo en común enuna vida en la que compartían todo y seocupaban exclusivamente de cultivar laexcelencia, descargados de todas las otrasactividades.TIMEO.--También esto fue dicho así.SÓCRATES.-- Y, además, por lo que hacea las mujeres, hicimos mención de quedebíamos adaptar a los hombres aaquellas que se les asemejaren yasignarles las mismas actividades que aellos en la guerra y en todo otro ámbitode la vida.TIMEO.--También esto se dijo de estamanera.SÓCRATES.--¿Y qué de la procreación?,¿o la singularidad de lo dicho no haceque se recuerde fácilmente?, porquedispusimos que todos tuvieran susmatrimonios y sus hijos en común,cuidando de que nunca nadie reconocieracomo propio al engendrado por él sinoque todos consideraran a todos de lamisma familia: hermanas y hermanos alos de la misma edad, a los mayores,padres y padres de sus padres y a losmenores, hijos de sus hijos.TIMEO.-- Sí, también esto se puederecordar bien, tal como dices.SÓCRATES.--Y, además, que llegaran aposeer desde el nacimiento las mejoresnaturalezas posibles, ¿o acaso norecordamos que decíamos que losgobernantes, hombres y mujeres, debíanengañarlos en las uniones matrimonialescon una especie de sorteo manipulado ensecreto para que los buenos y los malosse unieran cada uno con las que les eransemejantes de modo que no surgieraentre ellos ningún tipo de enemistad,convencidos de que el azar era la causade su unión?TIMEO.-- Lo recordamos.SÓCRATES.--¿Y también que decíamosque tenían que criar y educar a los hijosde los buenos y trasladar secretamente alos de los malos a la otra ciudad yobservarlos durante su crecimiento parahacer regresar siempre a los aptos y pasara la región de la que éstos habían vuelto alos ineptos que se habían quedado conellos.TIMEO.-- Así es.SÓCRATES.--¿He expuesto ya en suspuntos principales lo mismo que ayer odeseáis todavía algo que yo haya dejadode lado, querido Timeo?TIMEO.--En absoluto, esto era lo queayer dijimos, Sócrates.SÓCRATES.-- Quizás queráis escucharahora lo que me sucede con lacontinuación de la historia de larepública que hemos descrito. Creo quelo que me pasa es algo así como sialguien, después de observar bellosanimales, ya sea pintados en un cuadro orealmente vivos pero en descanso, fueraasaltado por el deseo de verlos moverse yhacer, en un certamen, algo de lo queparece corresponder a sus cuerpos. Lomismo me sucede respecto de la ciudadque hemos delineado. Pues con placerescucharía de alguien el relato de las batallas en las que suele participar unaciudad, que las combate contra otrasciudades, llega bien dispuesta a la guerray, durante la lucha, hace lo quecorresponde a su educación y formaciónno sólo en la acción, sino también en lostratados con cada uno de los estados.Critias y Hermócrates, me acuso de nollegar a ser capaz nunca de alabar deforma satisfactoria a esos hombres y a esa

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->