Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more ➡
Download
Standard view
Full view
of .
Add note
Save to My Library
Sync to mobile
Look up keyword
Like this
7Activity
×
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
La construcción del conocimiento Fundamentos epistemológicos del constructivismo sociopoiético Marcelo Arnold-Cathalifaud

La construcción del conocimiento Fundamentos epistemológicos del constructivismo sociopoiético Marcelo Arnold-Cathalifaud

Ratings: (0)|Views: 1,481|Likes:
Published by Francisco Cadiz

More info:

Published by: Francisco Cadiz on Sep 17, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See More
See less

07/21/2013

pdf

text

original

 
 
271
I
NVESTIGACIONES
 
S
OCIALES
Todo surge en el observador como consecuencias quese desprenden al haber colocado una distinción
L
UHMANN
, N. 1999:2
En tanto las ciencias sociales observan, producen y comunican conocimientos, y ba-san en ellos su pretensión de influir en la sociedad, lo menos que se puede exigir a suscultores es que reflexionen críticamente sobre sus fundamentos. Sólo así enfrentare-mos responsablemente las pretensiones teóricas y prácticas de nuestras operaciones.E
L
 
CONSTRUCTIVISMO
 
COMO
 
MECANISMO
 
AUTORREFLEXIVO
 
DE
 
LA
 
SOCIEDAD
Como capítulo de las teorías del conocimiento, la epistemología estudia los mecanis-mos que configuran la realidad humana y social. Institucionalmente se la define comouna disciplina especializada en la comprensión y explicación de las posibilidades ycondiciones de los procesos que producen los conocimientos fundamentados
2
. Su cua-lidad consiste en explicar «
el cómo se conoce
» y profundizar temas directamenterelacionados, tales como la verdad, la objetividad y los métodos para alcanzarla.
La construcción del conocimiento
Fundamentos epistemológicos del constructivismosociopoiético
1
Marcelo Arnold-Cathalifaud
RESUMEN
 En este artículo abordaremos los principales problemas, teóricos y metodológicos,que conciernen a las ciencias sociales y la forma en que éstas, en la búsqueda de suresolución, han renovado su interés en las reflexiones epistemológicas. La exposi-ción se organiza en tres secciones: la primera contiene los antecedentes de la epis-temología constructivista como mecanismo autorreflexivo de la sociedad; en la parte central abordaremos los fundamentos que caracterizan a la variante episte-mológica constructivista adscrita al paradigma socioautopoiético, y finalmente,esbozaremos sus proyecciones y aportes a la investigación sociocultural, a travésde la metodología de observación de segundo orden.
A
ÑO
VIII N° 12, pp. 271-287 [
UNMSM
IIHS
, Lima, 2004]
1Trabajo desarrollado en el Panel Internacional «Sociedad y conocimiento en América Latina».2Viene de Plan la distinción entre la
doxa
o mera opinión y el
episteme
o conocimiento fundamentado.
 
272
I
NVESTIGACIONES
 
S
OCIALES
Las operaciones que competen a la epistemología entran en juego cuando, pormedio de la aplicación de distinciones, un observador fija con sus indicaciones el mun-do de la realidad, independientemente si para ello utiliza ideas, números, conceptos,creencias, valores, normas o precios. Bajo esa caracterización, como señaló Bateson(1993), quienes pretendan no tener que ver con la epistemología, deben superar suoptimismo, pues todos nuestros conocimientos, sean científicos o comunes, encuen-tran en ella el sustento para sus argumentos.Los temas epistemológicos involucran disciplinas tales como la antropología cultu-ral, la sociología del conocimiento, la neurofisiología, la filosofía analítica y la psicolo-gía cognitiva. Sus debates ocurren en todas las áreas donde se reflexiona acerca delos procesos cognitivos. Dada la centralidad de estas materias, en sus contornos sehan agrupado nuevas (re)organizaciones del pensamiento científico, como las cien-cias cognitivas, las teorías de sistemas, las filosofías del lenguaje, las tecnologías basa-das en la inteligencia artificial y los principios del nuevo
management 
. Recientemen-te, sus formas más novedosas y prometedoras se dan a conocer bajo el apelativo deconstructivistas, materia que nos concentrará a continuación.La epistemología constructivista es un expansivo paradigma, goza de gran popula-ridad y tiene, en todo el espectro científico, una amplia variedad de aplicaciones. Enlas disciplinas humanas y sociales sus argumentos pasan por puntos de partida para laexplicación del surgimiento de la cultura y de los órdenes sociales (Berger, P. y T.Luckmann, 1968), forman parte de estrategias clínicas para cambios personales pre-cipitados terapéuticamente (Mahoney, M. 1995; Neimeyer, G. 1996)
3
, son apoyosacadémicos que acompañan las nuevas reformas pedagógicas (Coll, C. 1996; Wallner,F. 1994) y, además, se los tienen como instrumentos para el desarrollo organizacional(Arnold, M. 2000).Pero, aunque sus aplicaciones constituyan temas de moda, las bases delconstructivismo son poco conocidas. Más allá de señalar que su materia consiste enentender los medios de construcción del conocimiento de la realidad, su definicióndista mucho de ser unívoca. De hecho, su difusión no está exenta de simplificacionesque degradan sus rendimientos, especialmente cuando sus aportes se discuten aco-plándolos con los estilos culturales de la
new age,
se los integra en debates entreidealismo y materialismo, subjetivismo y objetivismo o se los confronta como solipsismofrente al representacionismo. En su esquina, también algunos de los difusores delconstructivismo no lo hacen mejor con inesperadas inconsistencias, cuando introdu-cen, como parte de su argumentación, recetas utilitaristas para sobrellevar lasaproblemadas cotidianidades del ser humano moderno
4
o promoviendo éticas para la
3Sus practicantes afirman que los pacientes acuden a las terapias porque su realidad, tal como ellos mismosse la conformaron, se les hace inviable y la labor de los terapeutas consiste en operar como facilitadorespara la reconstrucción o recomposición de sus constructos personales.4Como de cierta manera lo hacen los difusores de la Programación Neurolingüística.
 
 
273
I
NVESTIGACIONES
 
S
OCIALES
convivencia humana y social. Tampoco avanzan mucho cuando no ofrecen discrimi-naciones para evaluar las observaciones y menos si aplican conceptos como intersub- jetividad o consenso cognitivo para referirse a la realidad social, pues, de existir talesfenómenos deberían formar parte de lo que se busca explicar y no darlos por hechos.El constructivismo no es una forma de relativismo, subjetivismo o postmodernismo,más bien estas formas pueden explicarse por su intermedio.Entendida de ese modo, la epistemología constructivista puede ser descrita comoun procesador cognoscitivo integrado al sistema social de la ciencia, a las operacionesdel conocer y a los conocimientos que desde estas se generan y afirman. Su tesisfundamental dice que todo el conocimiento de la realidad es una construcción de susobservadores.El desarrollo del constructivismo presupuso cruces disciplinarios que incorpora-ron, sistemática o intuitivamente, las hipótesis sobre el funcionamiento del sistemanervioso humano y del cerebro (Maturana, H. 1990; Roth, G. 1997 e.o); los procesosde autoorganización descritos por la cibernética de segundo orden (von Foerster, L.v1985; Maruyama, M. 1968 e.o.); la lógica de las formas y de las distinciones (Spencer-Brown, G.1978; Bateson, G.1993) y, por el lado de las ciencias sociales y humanas, lacontextualización histórica, las disciplinas culturales y psicocognitivas (Brunnner, J.1990 e.o.) y muy especialmente la teoría de los sistemas sociales autopoiéticos deLuhmann (1998; 1984).Desde la dimensión socio-temporal, las explicaciones constructivistas armonizancon las características de una diferenciación social, que refleja un tipo estructural desociedad, que admite, en las experiencias cotidianas, la coexistencia de variados tiposy niveles de objetividades/racionalidades para observar y describir la realidad. Poreso, aunque von Glaserfeld (1995), uno de sus más importantes exponentes, cite aProtágoras como su precursor, recordando que ese sabio griego sostenía que el hom-bre es la medida de todas las cosas, y que otros propagadores escarben sus antece-dentes entre las escuelas filosóficas idealistas, el constructivismo sólo pudo incorpo-rarse plenamente, como una nueva corriente, cuando sus premisas hicieron resonan-cia con cambios en la complejidad de la sociedad. Esto reafirma que las preocupacio-nes en torno a los medios disponibles para observar lo social y producir conocimientos,se originan en el mismo contexto de lo social.Como hemos señalado, la revolución epistemológica constructivista surge en ám-bitos científicos –no necesariamente de la ciencia social– cuando en vez de insistir enfundamentar las condiciones de posibilidad de conocer a la manera kantiana
5
o comoen las teorías representacionales, se problematizan los procesos que llevan al conoci-miento, se reflexiona sobre sus improbabilidades y se comunican sus discusiones. Enconsecuencia, sus rendimientos más plenos ocurren en el dominio de la comunicación,especialmente cuando sus notificaciones producen reacciones entre quienes operan
5Desde Kant no se puede ignorar la activa participación del observador en la construcción del conocimiento.

Activity (7)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
ostugeaqp liked this
ivasiton liked this
Osvaldo Blanco liked this
Maritza Betanzos liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->