Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
8Activity

Table Of Contents

0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
01 Génesis

01 Génesis

Ratings: (0)|Views: 1,780 |Likes:
Published by domingouno

More info:

Published by: domingouno on Oct 13, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as RTF, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/08/2013

pdf

text

original

 
GÉNESIS
GÉNESIS es una palabra griega, que significa“origen”. El primer libro de la Biblia lleva esenombre, porque trata de los orígenes deluniverso, del hombre y del Pueblo de Dios.El libro del Génesis se divide en dos grandespartes. La primera es denominada habitualmente“Historia primitiva”, porque presenta un ampliopanorama de la historia humana, desde lacreación del mundo hasta Abraham (caps. 1-11).La segunda narra los orígenes más remotos delpueblo de Israel: es la historia de Abraham, Isaacy Jacob, los grandes antepasados de las tribushebreas. Al final de esta segunda parte, adquiereparticular relieve la figura de José, uno de los hijosde Jacob, ya que gracias a él su padre y sushermanos pudieron establecerse en Egipto. Lahistoria de los Patriarcas se cierra con el anunciodel retorno de los israelitas a la Tierra prometida,cuyo cumplimiento comienza a relatarse en ellibro del Éxodo.Estas dos partes presentan notables diferenciasen cuanto a la forma literaria y al contenido, peroestán íntimamente relacionadas. El Génesis seremonta primero a los orígenes del mundo y de lahumanidad. Luego, mediante una serie degenealogías cada vez más restringidas, estableceuna sucesión ininterrumpida entre Adán, el padrede la humanidad pecadora, y Abraham, el padredel Pueblo elegido. Este vínculo genealógico ponebien de relieve que la elección de Abraham no fueun simple hecho al margen de la historia humana.La elección divina no era un privilegio reservadopara siempre a una sola persona o a una solanación. Si Dios manifestó su predilección porAbraham y por la descendencia nacida de él, fuepara realizar un designio de salvación que abarcaa todos los pueblos de la tierra.En la redacción final del libro del Génesis, seemplearon elementos de las tradiciones“yahvista”, “elohísta” y “sacerdotal”. Esta últimafuente tiene una importancia especial en elconjunto de la obra, debido a que constituye labase literaria en la que se insertaron las otrastradiciones.Los primeros capítulos del Génesis ofrecen unadificultad muy particular para el hombre de hoy.En ellos se afirma, por ejemplo, que Dios creó eluniverso en el transcurso de una semana, quemodeló al hombre con barro y que de una de suscostillas formó a la mujer. ¿Cómo conciliar estasafirmaciones con la visión del universo que nos dala ciencia? La dificultad se aclara si tenemos encuenta que el libro del nesis no pretendeexplicar “científicamente” el origen del universoni la aparición del hombre sobre la tierra. Con lasexpresiones literarias y los símbolos propios de laépoca en que fueron escritos, esos textos bíblicosnos invitan a reconocer a Dios como el únicoCreador y Señor de todas las cosas. Estereconocimiento nos hace ver el mundo, no comoel resultado de una ciega fatalidad, sino como elámbito creado por Dios para realizar en él suAlianza de amor con los hombres. La consumaciónde esa Alianza serán el “
cielo nuevo
” y la “
tierranueva
” (Is. 65. 17; Apoc. 21. 1) inaugurados por laResurrección de Cristo, que es el principio de unanueva creación.
LOS ORÍGENES DEL UNIVERSO Y DE LAHUMANIDAD
La fe de Israel en el Dios creador encontró sumáxima expresión literaria en el gran poema
 
de la creación, que ahora figura al comienzode la Biblia. Una verdad se perfila a lo largo detodo este relato: el universo, con todas lasmaravillas y misterios que encierra, ha sidocreado por el único Dios y es la manifestaciónde su sabiduría, de su amor y su poder. Por eso, cada una de las cosas creadas es “buena”  y el conjunto de ellas es “muy bueno”. En eseuniverso, al hombre le corresponde un lugar de privilegio, ya que Dios lo cr“a suimagen” y lo llamó a completar la obra de lacreación.Pero el relato del origen del universo sirvede prólogo a lo que constituye el principalcentro de interés de los once primeroscapítulos del Génesis, a saber, el drama de lacondición humana en el mundo. Los diversos personajes que se van sucediendo –Adán Eva, Caín y sus descendientes, los pueblos queintentan edificar la torre de Babelrepresentan arquetípicamente a la humanidadentera que pretende ocupar el puesto de Dios,constituyéndose así en norma última de su propia conducta. Esta pretensión, en lugar deconvertir al hombre en dueño de su destino,hizo entrar en el mundo el sufrimiento y lamuerte, romplos lazos fraternales entre loshombres y provocó la dispersión de los pueblos. En el marco de esta historia, Dios vaa realizar su designio de salvación.Para describir este drama, los autoresinspirados no recurrieron a formulacionesabstractas. Lo hicieron por medio de una seriede relatos convenientemente ordenados, dehondo contenido simbólico, que llevan laimpronta del tiempo y de la cultura en quefueron escritos. Por eso, al leer estos textos,es imprescindible distinguir entre la verdadrevelada por Dios, que mantiene su valor y actualidad permanentes, y su expresnliteraria concreta, que refleja el fondo culturalcon a todos los pueblos del AntiguoOriente.
LA CREACIÓN DEL MUNDO Y LA CAÍDA DELHOMBRE1
1 Al principio Dios creó el cielo y la tierra. 2 Latierra era algo informe y vacío, las tinieblascubrían el abismo, y el soplo de Dios aleteabasobre las aguas.3 Entonces Dios dijo: “Que exista la luz”. Y la luzexistió. 4 Dios vio que la luz era buena, y separóla luz de las tinieblas; 5 y llamó Día a la luz yNoche a las tinieblas. Así hubo una tarde y unamañana: este fue el primer día.6 Dios dijo: “Que haya un firmamento en mediode las aguas, para que establezca una separaciónentre ellas. Y así suced. 7 Dios hizo elfirmamento, y este separó las aguas que estándebajo de él, de las que están encima de él; 8 yDios llaCielo al firmamento. Así hubo unatarde y una mañana: este fue el segundo día.9 Dios dijo: “Que se reúnan en un solo lugar lasaguas que están bajo el cielo, y que aparezca elsuelo firme”. Y así sucedió. 10 Dios llamó Tierra alsuelo firme y Mar al conjunto de las aguas. Y Diosvio que esto era bueno.11 Entonces dijo: “Que latierra produzca vegetales, hierbas que densemilla y árboles frutales, que den sobre la tierrafrutos de su misma especie con su semillaadentro”. Y así sucedió. 12 La tierra hizo brotarvegetales, hierba que da semilla según su especiey árboles que dan fruto de su misma especie consu semilla adentro. Y Dios vio que esto erabueno.13 Así hubo una tarde y una mañana: estefue el tercer día.14 Dios dijo: “Que haya astros en el firmamento
 
del cielo para distinguir el día de la noche; queellos señalen las fiestas, los días y los años, 15 yque estén como lámparas en el firmamento delcielo para iluminar la tierra”. Y así sucedió. 16Dios hizo los dos grandes astros –el astro mayorpara presidir el día y el menor para presidir lanoche– y también hizo las estrellas. 17 Y los pusoen el firmamento del cielo para iluminar la tierra,18 para presidir el día y la noche, y para separarla luz de las tinieblas. Y Dios vio que esto erabueno. 19 Así hubo una tarde y una mañana: estefue el cuarto día.20 Dios dijo: “Que las aguas se llenen de unamultitud de seres vivientes y que vuelen pájarossobre la tierra, por el firmamento del cielo”. 21Dios creó los grandes monstruos marinos, lasdiversas clases de seres vivientes que llenan lasaguas deslizándose en ellas y todas las especiesde animales con alas. Y Dios vio que esto erabueno. 22 Entonces los bendijo, diciendo: “Seanfecundos y multiplíquense; llenen las aguas de losmares y que las aves se multipliquen sobre latierra”. 23 Así hubo una tarde y una mañana: estefue el quinto día.24 Dios dijo: “Que la tierra produzca toda clasede seres vivientes: ganado, reptiles y animalessalvajes de toda especie”. Y así sucedió. 25 Dioshizo las diversas clases de animales del campo,las diversas clases de ganado y todos los reptilesde la tierra, cualquiera sea su especie. Y Dios vioque esto era bueno.26 Dios dijo: “Hagamos al hombre a nuestraimagen, según nuestra semejanza; y que le esténsometidos los peces del mar y las aves del cielo,el ganado, las fieras de la tierra, y todos losanimales que se arrastran por el suelo”.27 Y Dios creó al hombre a su imagen;lo creó a imagen de Dios,los creó varón y mujer.28 Y los bendijo, diciéndoles: “Sean fecundos,multipquense, llenen la tierra y sotanla;dominen a los peces del mar, a las aves del cieloy a todos los vivientes que se mueven sobre latierra”. 29 Y continuó diciendo: “Yo les doy todaslas plantas que producen semilla sobre la tierra, ytodos los árboles que dan frutos con semilla: ellosles servirán de alimento. 30 Y a todas la fieras dela tierra, a todos los pájaros del cielo y a todos losvivientes que se arrastran por el suelo, les doycomo alimento el pasto verde”. Y así sucedió. 31Dios miró todo lo que había hecho, y vio que eramuy bueno. Así hubo una tarde y una mañana:este fue el sexto día.
2
1 Así fueron terminados el cielo y la tierra, ytodos los seres que hay en ellos.2 El ptimo a, Dios conclula obra quehabía hecho, y cesó de hacer la obra que habíaemprendido. 3 Dios bendijo el séptimo día y loconsagró, porque en él cesó de hacer la obra quehabía creado.4 Este fue el origen del cielo y de la tierracuando fueron creados.
La creación del hombre y la mujer
Cuando el Señor Dios hizo la tierra y el cielo, 5aún no había ningún arbusto del campo sobre latierra ni había brotado ninguna hierba, porque elSeñor Dios no había hecho llover sobre la tierra. Tampoco había ningún hombre para cultivar elsuelo, 6 pero un manantial surgía de la tierra yregaba toda la superficie del suelo. 7 Entonces elSeñor Dios modeló al hombre con arcilla del sueloy sopló en su nariz un aliento de vida. Así elhombre se convirtió en un ser viviente.8 El Señor Dios plantó un jardín en Edén, aloriente, y puso allí al hombre que había formado.9 Y el Señor Dios hizo brotar del suelo toda clasede árboles, que eran atrayentes para la vista y

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->