Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
36Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Siglo XIII Edad Media

Siglo XIII Edad Media

Ratings:

5.0

(2)
|Views: 21,784 |Likes:
Published by Catolico2punto0

More info:

Published by: Catolico2punto0 on Nov 11, 2008
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/05/2013

pdf

text

original

 
Siglo XIII Edad Media: Órdenes Mendicantes. Inquisición.Fuente: Catholic netAutor: P. Antonio Rivero LCINTRODUCCIÓNLlegamos al máximo esplendor de la cultura forjada lentamente durante la Edad Media.Después de estos resplandores, comenzará el paulatino declive del medioevo.Es el siglo del gran Papa Inocencio III que quiso llevar a cabo el ideal de una sociedad político-religiosa medieval, en cuya cima estuviera la supremacía papal. Es un siglo enque continúan las cruzadas, y en que nacen las grandes órdenes mendicantes, como la desan Francisco de Asís y la de santo Domingo de Guzmán. Es también el siglo que veaparecer la inquisición, y admira las expediciones de Marco Polo por el lejano oriente,hasta China. Es el siglo de las universidades y de las grandes lumbreras intelectuales,como san Alberto Magno y su discípulo santo Tomás de Aquino. Es el siglo del artegótico. Es el siglo de la Carta Magna o Constitución, que limitaba los derechosabsolutos de los reyes. ¡Interesante siglo!La cristiandad no sólo promovió el desarrollo de las ciencias sagradas, sino que dio vidaa la institución destinada específicamente a desarrollar la ciencia y a difundir la culturasuperior: la universidad. Surgen por impulso de la Iglesia las universidades de París,Oxford, Bolonia. Salamanca.A partir del siglo XIII la evolución de la sociedad medieval señaló nuevos rumbos a las preferencias populares. Existía ahora una población urbana cada vez más considerable yen las ciudades se establecieron también las nuevas órdenes de religiosos mendicantes,que pronto ejercieron un poderoso atractivo sobre los fieles.I. SUCESOS“¡Que se me pegue la lengua al paladar, si no me acuerdo de ti, Jerusalén...!”Las cruzadas del siglo XIII presentan ya signos de decadencia.La cuarta (1202-1204) tenía como fin devolver vida y fuerzas al agonizante reinofranco, que se había establecido en Tierra Santa. Pero se desvió de sus verdaderos fines,y en vez de dirigirse a Palestina, los cruzados penetraron en Bizancio (Constantinopla)en 1204 y depusieron al emperador Alejo V. Coronaron a Belduino de Flandes einstauraron allí un imperio latino que perduraría más de medio siglo. Bizancio quedó asíconvertida en feudo papal, hasta 1260. Este hecho fue uno de los principales agravios,cometidos por los cristianos occidentales a los cristianos ortodoxos de orienteEn la quinta cruzada (1217-1221) Andrés II de Hungría obtuvo únicamente avances precarios. Esta cruzada se dirigió a Siria y Egipto.
 
La sexta cruzada (1228-1229) fue capitaneada por el emperador Federico II, emperador excomulgado por el Papa. Mediante alianzas habilísimas, propias de su genio político, ysin recurrir a las acciones bélicas, instauró en Jerusalén una política de toleranciareligiosa. Un tratado con el sultán de Egipto puso en manos de Federico Jerusalén,Belén, Nazaret y otros lugares, a cambio de territorios poseídos por los cristianos alnorte de Siria. En marzo de 1229, Federico hizo su entrada solemne en Jerusalén,mientras el patriarca latino lanzaba el entredicho sobre la ciudad. Jerusalén permaneciótan sólo quince años en manos de los cristianos y en agosto de 1244 se perdiódefinitivamente.Las dos últimas cruzadas fueron empresas completamente francesas, organizadas por elsanto rey Luis IX.La séptima (1248-1254), dirigida contra Egipto, tenía como fin recobrar nuevamenteJerusalén, caída en poder turco en 1244. Los cristianos se habían replegado a unascuantas fortificaciones, como san Juan de Arce y Antioquía. Terminó en un desastre. Elrey y el ejército fueron hechos prisioneros y tuvieron que pagar un cuantioso rescate por la libertad.La octava y la última cruzada (1270) fue llevada a cabo por el mismo rey san Luis, enrespuesta al llamado del papa Inocencio IV para contener el avance turco. Antes de partir hacia Jerusalén, se apoderó de Túnez, en el norte de África. Allí murió, víctima dela disentería; y con él su ejército sufrió también esa terrible epidemia. No se hará otrointento más para reconquistar la Tierra Santa.En España hubo una cruzada contra los musulmanes, en la batalla de las Navas deTolosa (1212), que terminó con la victoria de los europeos que auxiliaron al rey españolAlfonso IX. Durante el resto del siglo san Fernando III, Alfonso X el sabio, Alfonso el batallador y Jaime el conquistador, harán retroceder a los moros hacia el sur de la península ibérica.¿Qué herejías azotaron a la Iglesia en este siglo?Primero, los Valdenses. En Francia surgió la herejía de Pedro Valdés, nacido en Lyon,que un buen día abandonó sus negocios y partió a predicar el evangelio, dando ejemplode pobreza, austeridad y desprendimiento y arrastrando compañeros de Suiza yAlemania. Atacó las costumbres de los clérigos relajados e invitaba a volver alcristianismo primitivo, pero no estuvo inmune de errores dogmáticos en sus predicaciones. Los “perfectos” entre los valdenses hacían los tres votos de pobreza,castidad y obediencia; y los simples seglares se arrogaban el derecho de celebrar laeucaristía. Sólo admitían el bautismo, la penitencia y la eucaristía. El papa Lucio III losexcomulgó.Continuaron los albigenses o cátaros. Eran más peligrosos por su mayor difusión y por su más franco alejamiento de la fe católica. Se llamaban albigenses por la ciudad de
 
Albi; y cátaros o puros. No reconocían una iglesia visible, rechazaban toda autoridadespiritual y temporal y no admitían ni la guerra ni la pena de muerte. Sólo tenían unsacramento, el bautismo del espíritu, el consolamentum, que por lo demás sólo recibíanlos “perfectos”; los cuales quedaban obligados después de su recepción a llevar una vidarigurosamente ascética. Los restantes sólo recibían el consolamentum en la hora de lamuerte. El Papa Inocencio III invitó al rey de Francia a una cruzada contra ellos, quedesembocó en una horrible crueldad por ambos bandos.Hechos políticos importantesLos nobles ingleses obligaron al rey Juan sin Tierra a firmar la Carta Magna oConstitución que delimitaba los derechos del rey, en contra de sus pretensionesabsolutistas.En el reinado de su sucesor, Enrique III, fue instituida la cámara de los comunes o parlamento. Ambos ejemplos fueron, muchos siglos después, copiados por un grannúmero de países.Otomán, el turco, fundó el imperio llamado otomano en 1259, y con ello motivó en gran parte el surgir de las cruzadas que hemos señalado. Dicho imperio constituirá un peligroconstante para Europa hasta la batalla de Lepanto del año 1572, en que fueron vencidoslos otomanos por la escuadra cristiana, gracias a la intercesión de la Virgen MaríaAuxiliadora 88.II. RESPUESTA DE LA IGLESIADe nuevo, luces y sombras...En el siglo XIII la Iglesia medieval había llegado a su edad de oro. Pero como lanaturaleza es débil, al hombre le resulta difícil mantenerse en las cimas y cometeflaquezas. A fines del siglo XIII aparecen síntomas de decadencia. Ni el sacerdoteconcubinario, ni el monje aburguesado, ni el obispo político y feudal habíandesaparecido por completo en este tiempo. La preparación del clero parroquial y suformación espiritual era muy deficiente. La elección para cargos o beneficios –obispos yabadías- que había mejorado tras la intervención de Gregorio VII, en la actualidad habíadescendido a niveles lamentables.Por estos tiempos los papas, que eran los obispos de Roma y estaban obligados a cuidar su grey, poco tiempo residían en la misma Roma. Según la costumbre de esa época,elegían al papa en el mismo lugar donde había fallecido su antecesor. Muchos pontíficesfueron elegidos fuera de Roma, y luego retrasaban su viaje a Roma para atenderla como pastores.Pero también hubo hechos muy positivos en la Iglesia de este siglo.La Iglesia apoyó las cruzadas y condenó las herejías. Para ello convocó varios concilios.

Activity (36)

You've already reviewed this. Edit your review.
1 hundred reads
1 thousand reads
Amaia Michel liked this
oooooo
paulabrain liked this
cristian_rave_1 liked this
Kimberly Reveco liked this

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->