Welcome to Scribd. Sign in or start your free trial to enjoy unlimited e-books, audiobooks & documents.Find out more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Entre La Espada y El Estrecho de Ormuz

Entre La Espada y El Estrecho de Ormuz

Ratings: (0)|Views: 201|Likes:
Un artículo sobre la crisis nuclear iraní
Un artículo sobre la crisis nuclear iraní

More info:

Published by: Carlos Aitor Yuste Arija on Jan 21, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/21/2012

pdf

text

original

 
INICIO
 
BIZKAIA
 
POLÍTICA
 
SOCIEDAD
 
OCIO Y CULTURA
 
OPINIÓN
 
ATHLETIC
blogs
 
foros
 
hemEditorialCartas al directorTribuna abiertaColumnistasForosBlogs
La opinión del lector 
Inicio 
Opinión
 Tribuna abierta
 
COLABORACIÓN
 
Entre la espada y el estrecho deOrmuz
POR CARLOS AITOR YUSTE ARIJA, * HISTORIADOR - Lunes, 16 de Enero de 2012 - Actualizado a las 05:38h votoscomentarios(?)
SI uno se toma la molestia de ver uno solo de los muchos documentales que circulan sobre los
efectos que las bombas atómicas norteamericanas tuvieron sobre las localidades japonesas deHiroshima y Nagasaki, convendrá conmigo que es muy complicado justificar después la existenciade esas armas de destrucción absoluta. Aquel imperio japonés que sufrió el impacto de ambasbombas era uno de los regímenes más repugnantes y genocidas que han brotado sobre la faz del
planeta a lo largo de su historia, responsable de millones de muertos en China o Corea, y sinembargo, ni eso siquiera justifica aquella salvajada.Partiendo de esta base, resulta muy complicado defender que unas naciones tengan armas
nucleares y otras no. Lo lógico sería que ninguna las tuviera. Pero lo cierto es que algunas ya las
tienen y que quienes ya las tienen no son precisamente un ejemplo de estabilidad y sensatez. No
me refiero ya a los EE.UU., Francia, Rusia o China, hablo del vesánico régimen de Corea delNorte o del inestable Pakistán. Personalmente prefiero ver a un mono con una botella denitroglicerina que a cualquiera de estos gobernantes con un botón de
game over 
al alcance de
sus zarpas. Más cuando no podemos olvidar que el único país que ha hecho uso de estas armashasta ahora ha sido una democracia perfectamente homologada como se dice hoy día. Fiémonos
del resto, entonces.
Aún así, este peligro latente no puede servir de excusa para dejar barra libre a otros candidatos aacabar con el mundo. Mal está que algunos países tengan ya el poder de acabar con la vida,pero peor aún es que, por eso mismo, miremos a otro lado cuando otros, como Irán, tratan de
subirse a ese carro de la muerte y la estupidez humana. No es cosa de declararles la guerra por
hacer lo que otros hacen ya, pero sí de plantarles cara con firmeza. Lo contrario, dejarles hacer,tan solo serviría para aumentar la lista de genocidas en ciernes.
 Urgen por tanto tomar medidas, y para ello nada como el bloqueo a las exportaciones. Pero en el
caso concreto de Irán, ¿a qué exportaciones? Se puede ir contra sus alfombras y sus pistachos, ose puede ir contra su petróleo y derivados. No hay más. Si se va contra lo primero no lo notarán,si se va contra lo segundo han jur ado que lo lamentaremos todos. Y no les falta razón: en el mejor  delos casos, sise prohíbe compar el "oro negro" iraní, eldelresto de las naciones se va a poner 
por las nubes. La ley de la oferta y la demanda funciona de maravilla en este mercado en
concreto. Es difícil saber, en medio de una crisis como la que padecemos, quién doblaría antes la
rodilla llegado el caso.
Y eso en el mejor de los casos, repito, porque puede ser mucho peor aún: como ya demostraronlos iraníes durante la guerra contra Irak, nada más sencillo que bloquear el Estrecho de Ormuzpara que el flujo de petróleo de las otras naciones del Golfo Pérsico se vea reducido de formaradical. Una operación tan simple como "beberse un vaso de agua" apuntan ufanos. Y no les faltarazón. Muy radical, es cierto, pero puestos a perderlo todo…
 
Así que, en estos días y en despachos muy lejanos, se está sopesando una vez más hacia quélado debe inclinarse la balanza. Posiblemente hacia ninguno, puesChina y Rusia no están por la labor, pero eso tampoco solucionará nada, solo prolongará este conflicto. Un conflicto mucho másgrave de lo que nos lo pintan, me temo, y al que no debemos perder de vista, porque lo que estáclaro es que no hay nada más peligroso que no dar importancia a algo y dejar que otros traten de
";
publicidad
Tu información local
 
MARGEN DERECHA
Getxo parla italiano 
M. IZQUIERDA-ENCARTACIONES
Los vecinos suspenden al
transporte público
 
COSDURLLOARRURIB
 todo el site
Abadiño
 Busca las noticias de tu localidad 
ÚLTIMA HORA
13:05
 Azkuna visita la Escuela deBilbao y apoya
así el deport 
12:54
ajoy, Feijóo y ministros asi 
por Fraga en Santiago
12:54
Una web encuentra tus 'ligu
12:48
os famosos más solidarios
12:43
Investigan el caso de un bebque dio positivo en cocaína
 
Se está debatiendo en los FO
 
introduzca texto
BUSCAR
 tweet 
Recomendar
LO + LEÍDO
LO + VOTADO LO + COME
http://www.deia.com/2012/01/16/opinion/tribuna-abierta/entre-la-espada-y-el-estrecho-de-ormuz Page 1 / 2

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->