Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
3Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
equinacea

equinacea

Ratings: (0)|Views: 3,655|Likes:
Recientes ensayos clínicos, sobre todo en la prevención y el tratamiento de enfermedades infecciosas virales simples, han demostrado la eficacia de la equinácea como planta inmunomoduladora capaz de disminuir la gravedad y duración de los síntomas del resfriado común, constituyéndose como una alternativa real en el tratamiento complementario de este tipo de infecciones, con la gran ventaja de su excelente tolerancia.
Recientes ensayos clínicos, sobre todo en la prevención y el tratamiento de enfermedades infecciosas virales simples, han demostrado la eficacia de la equinácea como planta inmunomoduladora capaz de disminuir la gravedad y duración de los síntomas del resfriado común, constituyéndose como una alternativa real en el tratamiento complementario de este tipo de infecciones, con la gran ventaja de su excelente tolerancia.

More info:

Published by: Adolfo Sabina Cajigales on Mar 08, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/08/2012

pdf

text

original

 
68
OFFARM
VOL 24 NÚM 1 ENERO 2005
E
l nombre
Equinacea
corresponde a un género deplantas herbáceas de unos 60-100 cm de altura.Las hojas son enteras, largas y lanceoladas, conel haz de color verde intenso y pelo algo ásperopor ambas caras. Sus capítulos florales son hemisféricos,grandes y solitarios y crecen en los extremos de los tallos.En el centro, las flores son tubulosas y en la periferia ligu-ladas. Su color oscila de violeta a púrpura dependiendo dela especie. La raíz es de color pardo grisáceo con estrías.Es una planta originaria de las praderas de las regionescentrales de Estados Unidos, en las que su utilización seremonta a varios siglos. Existen varias especies y varieda-des de equinácea, pero solamente tres de ellas son utiliza-das con fines medicinales:
E. angustifolia
,
E. Pallida
 y
E. purpurea
.Los nativos americanos fueron los primeros en utilizar laequinácea con fines curativos. Por vía tópica la aplicaban
Equinácea
Su acción contra los síntomas del resfriado común
ÁMBITO FARMACÉUTICO
F i t o t e r a p i a
Recientes ensayos clínicos, sobre todoen la prevención y el tratamientode enfermedades infecciosas viralessimples, han demostrado la eficaciade la equinácea como plantainmunomoduladora capaz dedisminuir la gravedad y duraciónde los síntomas del resfriado común,constituyéndose como una alternativareal en el tratamientocomplementario de este tipo deinfecciones, con la gran ventajade su excelente tolerancia.
M. TRÁNSITO LÓPEZ LUENGO
F
ARMACÉUTICA
.
 
VOL 24 NÚM 1 ENERO 2005
OFFARM
69
para el tratamiento de heridas, picaduras de insectos ymordedura de serpiente. En aplicación sistémica, para eltratamiento del dolor, molestias de estómago, resfriados,sarampión y gonorrea. Los colonizadores europeosaprendieron las propiedades de la equinácea de los in-dios y la incorporaron dentro de sus medicamentos ha-bituales, de manera que en el siglo
XIX
era la droga másampliamente utilizada en Estados Unidos.En 1930, el Dr. Gerhard Madaus, fundador de La-boratorios Dr. Madaus de Alemania, trajo las pri-meras semillas a Europa y, a partir de entonces, lamayor parte de las investigaciones realizadas sobre laclínica y farmacología de esta droga ha sido condu-cida en Europa. De hecho, si bien todas ellas sonoriginarias del Norte de América, en la actualidadse cultivan en la zona centroeuropea, principalmen-te
E. purpurea
.
Composición química
La droga la constituyen las raíces y las sumidades flo-ridas de
E. angustifolia
,
E. pallida
 y
E. purpurea
. Susprincipales componentes son polisacáridos heterogé-neos y glucoproteínas (4-O-metil-glucuronil-arabino-xilosanos, arabinoramnogalactanos), ácidos fenólicoslibres (ácido cafeíco, achicórico, ferúlico, clorogéni-co), ésteres del ácido cafeíco (equinacósido y verbas-cósido), flavonoides (rutina, quercitrina, kenferol), al-caloides pirrolizidínicos (tusilagina e isotusilagina),poliínos e isobutilamidas. En la parte aérea contieneaceite esencial rico en borneol, acetato de bornilo,cariofileno, etc.La identificación analítica de los componentes de laequinácea, sobre todo los análisis por HPLC, han de-mostrado que las tres especies de equinácea presentandiferencias respecto a sus principios activos. Inclusodentro de la misma planta se encuentran diferentescompuestos según los órganos de que se trate. Tambiéntiene importancia el disolvente que se utilice para ob-tener el extracto.Así,
E. angustifolia
 y
E. pallida
, a diferencia de
E. pur- purea
, contienen equinacósido, éster con actividad anti-bacteriana y antiviral, pero no actividad inmunoesti-mulante. Además, en
E. angustifolia
aparece cinarina.
E. pallida
contiene como principio mayoritario ácidoachicórico, que también está presente en
E. purpurea
.Este ácido,
in vitro,
ha demostrado tener actividad esti-mulante de la fagocitosis y un papel importante en lainhibición de la hialurodinasa.La fracción acuosa de los polisacáridos,
in vivo
e
invitro
, han demostrado propiedades inmunoestimulan-tes con la estimulación de macrófagos y con la pro-tección contra infecciones de cándida y listeria. Lasglucoproteínas tienen actividad estimulante de linfo-citos B e inducen la liberación de interleucina 1 enlos macrófagos.
Propiedades farmacológicas
La equinácea pertenece al grupo de los inmunomodu-ladores. Éstos se caracterizan por influir de formas muydiversas, cualitativa y cuantitativamente, sobre las célu-las inmunocompetentes (granulocitos, monocitos, ma-crófagos, linfocitos). A través de ellos, activan determi-nados mecanismos de protección frente a agentes ex-traños tales como virus, bacterias, etc.En distintos ensayos clínicos se ha probado la eficaciainmunomoduladora y antiviral de la equinácea, aunqueno se ha podido establecer con claridad las indicacionesterapéuticas, formas de administración y dosis a admi-nistrar. Sin embargo, no existen evidencias de que suuso prolongado sea efectivo, probablemente sólo esti-mule el sistema defensivo a corto plazo.En ensayos
in vitro
sobre granulocitos humanos se hacomprobado que el extracto de equinácea produce unaumento de la fagocitosis de un 23%. También se pro-duce un aumento en la producción de factor de necro-sis tumoral, interferón beta e interleucinas 1, 6 y 10.Asimismo, contribuye a reparar parcialmente los teji-dos afectados por la infección, a través de inhibición dela actividad de la enzima hialuronidasa tisular y bacte-riana. Esta enzima constituye parte del mecanismo pri-mario de defensas, que incluye sustancias del tejido co-nectivo como el ácido hialurónico, actuando como unabarrera contra organismos patógenos.Algunos microorganismos activan la hialuronidasa, que co-mienza a destruir la integridad del ácido hialurónico, lo quedebilita las barreras y permite la penetración de los microor-ganismos, que invaden y se adhieren a las células expuestas,penetran las membranas y matan las células afectadas.La equinacea inhibe la acción de la hialuronidasauniéndose de alguna manera a esta enzima, lo que re-sulta en una mejoría temporal de las barreras, de mane-ra que un menor número de patógenos puede estimu-lar la destrucción de las barreras.En un principio, se atribuyó la actividad inmunoesti-mulante a la fracción polisacárida de la equinácea, pe-ro, actualmente, se considera que la acción de la equi-nácea no es debida a un solo principio activo, sino queel ácido achicórico, las alquilamidas y las glucoproteí-nas, junto con los polisacáridos actúan sinérgicamentesiendo los responsables de esta actividad.Por otro lado, en ensayos
in vitro
también se ha de-mostrado que las isobutilamidas y los polisacáridosejercen un efecto antiinflamatorio debido a la inhibi-ción de la ciclooxigenasa y de la 5-lipooxigenasa. Se hacomprobado que la intensidad de esta acción es ligera-mente inferior a la de la indometacina.Asimismo, presenta una actividad cicatrizante, favo-reciendo la formación del tejido de granulación res-ponsable de la curación de las heridas. Estimula la pro-liferación de fibroblastos responsables de la regenera-ción de los tejidos y formación de cicatrices.
 
Ensayos clínicos
En los últimos años se han realizado varios estudios clí-nicos controlados doble ciego, especialmente en infec-ciones de las vías respiratorias altas. En todos estos es-tudios, los extractos de equinácea fueron más eficacesque el placebo en la disminución de la intensidad delos síntomas o el acortamiento de su duración.Recientemente se ha publicado un estudio clínicocontrolado doble ciego, aleatorizado, sobre la eficaciade la equinácea purpúrea en el tratamiento del resfria-do común. De este estudio realizado en Suecia con120 empleados de una empresa se sacaron las siguientesconclusiones:• Si se administra equinácea purpúrea al primer sínto-ma de resfriado, se puede evitar la aparición de todala sintomatología completa en el 60% de los casos,frente al 40% en el grupo de placebo.• Los pacientes que presentan un cuadro completo deresfriado, estaban libres de síntomas a los 6 días cuan-do tomaban equinácea y a los 9 días cuando se les ad-ministró placebo.• La tolerancia fue muy buena.
Forma de administración y posología
Se administra, por vía oral o tópica, en forma de drogapulverizada, zumo obtenido por expresión de la parteárea, extracto fluido o seco y tintura.La dosis del jugo recién exprimido es de 2 a 3 mltres veces por día. Otras formulaciones para uso oraldeben suministrar el equivalente a 900 mg de equiná-cea por día.La mayoría de los expertos recomienda de 6 a 8 se-manas como duración máxima de tratamiento.
Precauciones especiales
Aunque existe muy poca información toxicológicaacerca de la equinácea, se considera que esta planta essegura cuando se administra según las dosis recomen-dadas.De todos modos, su uso está contraindicado duran-te el embarazo y la lactancia debido a la ausencia dedatos que avalen su seguridad. En un estudio preli-minar llevado a cabo en 206 mujeres embarazadasque tomaron productos a base de equinácea en dis-tintas etapas de gestación, no se apreciaron diferen-cias estadísticamente significativas en la incidencia demalformaciones. Sin embargo, estas cifras son dema-siado pequeñas para detectar una incidencia que nosea muy alta.Puede existir una reacción alérgica cruzada entre lasespecies de equinácea y otras plantas pertenecientes a lamisma familia botánica (compuestas), por tanto, su uso
70
OFFARM
VOL 24 NÚM 1 ENERO 2005
ÁMBITO FARMACÉUTICO
F i t o t e r a p i a
Indicaciones
La equinácea ha sido utilizada desdehace siglos por varias tribus indígenasde Estados unidos para tratar heridase infecciones de la piel, inflamacio-nes, picaduras de insectos y morde-duras de serpiente. Sin embargo, ac-tualmente su aplicación más comúnes en la profilaxis y tratamiento deafecciones de las vías respiratorias,desde el resfriado común hasta la gri-pe y otros procesos infecciosos deltracto respiratorio, tales como bron-quitis, laringitis, faringitis, sinusitis,otitis y amigdalitis. Usualmente se su-ministra al primer inicio de los sínto-mas y se continúa por 7 a 14 días.Asimismo, se utiliza en infeccionesodontológicas, biliares y urinarias,sobre todo en casos de afeccionesprostáticas por su efecto descongesti-vo.Su uso está especialmente recomen-dado en lesiones dermatológicas comoacné, psoriasis, eccemas y heridas su-perficiales.
Si se administra equinácea purpúrea alprimer síntoma de resfriado, se puede evitar la aparición de toda la sintomatologíacompleta en el 60% de los casos, frenteal 40% en el grupo de placebo

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->