Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Empezando a Meditar

Empezando a Meditar

Ratings: (0)|Views: 11|Likes:
Published by WiccaMedellin

More info:

Published by: WiccaMedellin on Apr 30, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/14/2013

pdf

text

original

 
Empezando a Meditar
P
ara meditar en tu casa, dedica un rincón de tu habitación que mantendrásabsolutamente puro y santificado, un lugar sagrado que sólo utilizarás para meditar.Cuando hagas tu meditación diaria, es mejor meditar solo. Antes de empezar, es de granayuda darse una ducha o un baño. También es aconsejable vestir ropa limpia y ligera.Para seguir la vida espiritual deberás meditar al menos una vez al día. Es mejor meditar temprano en la mañana cuando la atmósfera está calmada y pacífica.Al meditar es importante mantener la espina dorsal derecha y erguida, y el cuerporelajado. Mientras meditas descubrirás que tu ser interno te llevará espontáneamente auna postura confortable, y luego depende de ti mantenerla.A algunos buscadores les gusta meditar acostados, pero debo decir que no es nadaaconsejable. Tal vez entres en un mundo de sueño o en una especie de adormecimientointerno. Por otra parte, la posición del loto, que es una postura avanzada de yoga, no esnecesaria para una meditación correcta. Mucha gente medita muy bien sentada en unasilla.También ayuda encender incienso y velas y tener algunas flores frescas delante. La flor externa servirá para recordarte a la flor interna que hay dentro de tu corazón. Cuandosientes la fragancia del incienso, recibes inspiración y purificación que se suman a tutesoro interno. Cuando ves la llama externa, sientes de inmediato tu llama internaascendiendo alto, más alto, altísimo.La respiración adecuada es muy importante en la meditación. Intenta inhalar tan lenta ytranquilamente como puedas, de modo que si alguien pusiera una pequeña hebra de hilodelante tu nariz, no se movería nada. Cuando exhales, procura hacerloaún más despacioque la inhalación. Si es posible, haz una breve pausa entre en final de la exhalación y elcomienzo de la inhalación. Si puedes, retén el aliento unos segundos. Pero si te resultadifícil no lo hagas. Nunca hagas algo que pueda perjudicar tus órganos o sistemarespiratorio.Entonces, cada vez que inspires intenta sentir que estás trayendo a tu cuerpo paz, pazinfinita. Lo opuesto a la paz es la intranquilidad. Cuando espires, intenta sentir que estásexpulsando la intranquilidad que hay dentro de ti y también la que ves a tu alrededor.Cuando respiras de esta manera, verás la intranquilidad alejarse de ti. Después de practicar esto algunas veces, puedes intentar sentir que estás inhalando energía deluniverso. Y cuando exhales, siente que todo tu miedo está abandonando tu cuerpo. Trashacer esto unas cuantas veces, intenta sentir que lo que inhalas es alegría, alegríainfinita, y lo que exhalas es tristeza, sufrimiento y depresión.Hay otra cosa que también puedes intentar. Siente que no estás respirando aire sinoenergía cósmica. Siente que no hay un solo lugar de tu cuerpo que no esté lleno deenergía cósmica. Está fluyendo como un río dentro de ti, lavando y purificando todo tuser. Entonces, cuando comiences a exhalar, siente que estás expulsando toda la basurade tu interior –todos los pensamientos no-divinos, ideas oscuras y acciones impuras.
 
 – Sri Chinmoy, The Wings of Joy, p. 32–33
La flecha y el arco
 La concentración es la flecha. La meditación es el arco.
Cuando nos concentramos, enfocamos todas nuestras energías sobre algún sujeto uobjeto a fin de descubrir su verdad. Cuando meditamos, nos elevamos desde nuestraconciencia limitada hacia una conciencia superior donde la inmensidad del silencioreina suprema.La concentración quiere asir el conocimiento al cual apunta. La meditación quiereidentificarse con el conocimiento que busca.La concentración no permite que la perturbación, el ladrón, entre en su arsenal. Lameditación le deja entrar. ¿Por qué? Precisamente para capturarlo in fraganti.La concentración es el comandante que ordena a la conciencia dispersa que presteatención.La concentración y la firmeza absoluta no son sólo inseparables guerreros divinos, sinotambién interdependientes.La concentración desafía a duelo al enemigo y pelea con él. La meditación, con susonrisa silenciosa, reduce el desafío del enemigo.La concentración le dice a Dios: “Padre, estoy yendo hacia Ti.”La meditación le dice a Dios: “Padre, ven hacia mí.“Un aspirante tiene dos profesores genuinos: la concentración y la meditación. Laconcentración es siempre estricta con el estudiante; la meditación es estricta a veces.Pero ambas están solemnemente interesadas en el progreso de su estudiante.
El Poder de la Concentración
Concentración significa vigilancia y agudeza interna. Hay ladrones a nuestro alrededor y en nuestro interior. El miedo, la duda, la preocupación y la ansiedad son ladronesinteriores que están tratando de robar nuestro equilibrio interno y nuestra paz mental.Cuando aprendemos a concentrarnos, es muy difícil para estas fuerzas hostiles entrar ennosotros. Si la duda entra en nuestra mente, el poder de la concentración destrozará laduda. Si el miedo entra en nuestra mente, el poder de la concentración ahuyentaránuestro miedo. Ahora mismo somos víctimas de pensamientos sin luz, oscuros,destructivos, pero llegará un día en que, en virtud de nuestra concentración, los pensamientos negativos tendrán miedo de nosotros.La concentración es la voluntad dinámica de la mente que actúa en nosotros paranuestra aceptación de la luz y nuestro rechazo de la oscuridad. Es como un guerrero
 
divino en nosotros. Lo que la concentración puede hacer por nosotros en nuestra vida deaspiración es inimaginable.Puede separar fácilmente el Cielo del infierno, de modo que podamos vivir en el constante deleite del Cielo y no en las eternas preocupaciones,ansiedades y torturas del infierno mientras estamos aquí en la tierra.La concentración es la manera más segura de alcanzar nuestra meta, sea ésta larealización de Dios o meramente la satisfacción de nuestros deseos humanos. Unverdadero aspirante adquiere antes o después el poder de concentración, ya sea a travésde la Gracia de Dios, a través de la práctica constante o a través de su propia aspiración.
1- El punto
Si quieres desarrollar el poder de la concentración, aquí hay un ejercicio que puedes practicar. Primero lávate la cara y los ojos adecuadamente con agua fría. Luego haz un punto negro en la pared al nivel de los ojos. Colócate frente al punto, a unos veinticincocentímetros de distancia y concéntrate en él. Después de unos minutos, intenta sentir que cuando inhalas, tu aliento está realmente viniendo del punto, y que el punto tambiénestá inhalando, obteniendo su aliento de ti. Trata de sentir que hay dos personas: tú y el punto negro. Tu aliento está viniendo del punto y su aliento está viniendo de ti.En diez minutos, si tu concentración es muy poderosa, sentirás que tu alma ha salido deti y ha entrado en el punto negro en la pared. En ese momento trata de sentir que tú y tualma estáis conversando. Tu alma está llevándote al mundo del alma para tu realización,y tú estás trayendo el alma al mundo físico para su manifestación. De esta manera puedes desarrollar muy fácilmente el poder de concentración. Pero este método ha deser practicado. Hay muchas cosas que son muy fáciles con la práctica, pero tan sólo porque no las practicamos no obtenemos el resultado.
2- La visión y la realidad
Otro ejercicio que puedes intentar es el siguiente. Primero, dibuja un círculo muy pequeño en la pared, al nivel de los ojos, y dentro del círculo haz un punto negro. Debeser negro; no azul ni rojo ni de ningún otro color. Entonces ponte mirando a la pared, aun metro de distancia y enfoca tu atención en el círculo. Tus ojos han de estar relajadosy entreabiertos. Deja que la fuerza de tu concentración provenga desde el centro de tufrente.Después de tres o cuatro minutos, abre los ojos por completo y trata de sentir que erestodo ojos, de los pies a la cabeza. Toda tu existencia física se ha vuelto nada más quevisión, y esa visión está enfocada en el punto que hay dentro del círculo.A continuación comienza a hacer más pequeño el objeto de tu concentración. Despuésde unos segundos intenta sentir que todo tu cuerpo se ha vuelto tan pequeño como el punto en la pared. Intenta sentir que el punto es otra parte de tu propia existencia.Entonces entra en el punto, atraviésalo y ve al otro lado. Desde el otro lado del punto,mira hacia atrás y observa tu propio cuerpo. Tu cuerpo físico está en un lado, pero conla fuerza de tu concentración has enviado tu cuerpo sutil al otro lado del punto. A través

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->