Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Madrugadas …

Madrugadas …

Ratings: (0)|Views: 164|Likes:
"—Te acuerdas que en algún momento me quisiste mucho que cuando regresé para que te fueras conmigo a Argentina casi me dijiste "No" llorando de impotencia. No sé, pienso mucho a estas horas y a miles de kilómetros. Te quiero y te he extrañado. No debí haberme venido para acá, creo que eres una persona difícil pero aún así te entendía —muy poco, por cierto— no debí haber dejado lo poco ganado. No he encontrado a nadie que quiera tanto como te quise (o quiero) a tí.
—Tengo mucho que escribir. Estoy cansada. No me estreses
—Culera.
(...)

—Yo perdí algo y tú perdiste algo. Es normal, es parte de las relaciones perder. Es cosa de biología. Relación de simbiosis: tú me quieres, yo te quiero, tú te vas—me pierdes, yo me quedo—me vuelvo más culera ¿ves? pura simbiosis. "
"—Te acuerdas que en algún momento me quisiste mucho que cuando regresé para que te fueras conmigo a Argentina casi me dijiste "No" llorando de impotencia. No sé, pienso mucho a estas horas y a miles de kilómetros. Te quiero y te he extrañado. No debí haberme venido para acá, creo que eres una persona difícil pero aún así te entendía —muy poco, por cierto— no debí haber dejado lo poco ganado. No he encontrado a nadie que quiera tanto como te quise (o quiero) a tí.
—Tengo mucho que escribir. Estoy cansada. No me estreses
—Culera.
(...)

—Yo perdí algo y tú perdiste algo. Es normal, es parte de las relaciones perder. Es cosa de biología. Relación de simbiosis: tú me quieres, yo te quiero, tú te vas—me pierdes, yo me quedo—me vuelvo más culera ¿ves? pura simbiosis. "

More info:

Published by: Mó-Samantha Huerfanita on Jun 08, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/13/2014

pdf

text

original

 
Madrugadas …—Hola, ¿qué haces?—Trabajando un rato, bueno dándole a la escritura... ¿y tú?—Nada, me conecté porque sicamente no tengo sueño y teencontré hace rato pero no quise hablarte...—Ah, y eso tenía que saberlo. Es pregunta.—Me puse a stalkearte ahí anca FB. Sorry por el "anca" hay cosas deMéxico que aún no se me quitan.—No hay bronca... ¿y qué tanto me stalkeabas, eh? (carita de ego)—Te acuerdas que en algún momento me quisiste mucho que cuandoregresé para que te fueras conmigo a Argentina casi me dijiste "No"llorando de impotencia. No sé, pienso mucho a estas horas y a milesde kilómetros. Te quiero y te he extrañado. No debí haberme venidopara acá, creo que eres una persona difícil pero aún así te entendía —muy poco, por cierto— no debí haber dejado lo poco ganado. No heencontrado a nadie que quiera tanto como te quise (o quiero) a tí.—Tengo mucho que escribir. Estoy cansada. No me estreses—Culera.—Culerísima querrás decir. Claro que tuve impotencia pero apenas loreencontraba, me agradaba en ese momento saber qué podría ocurrirpero eso no significa que no haya pensado en tí. No dejé de pensaren tí desde que te fuiste. De hecho (y ahora puedo confesarlo) quiseirme contigo cuando me lo pediste por primera vez, pero supongoque tuve miedo. Ahora, ni siquiera me importa.—Culera.—Y mucho. No pensarás que haberme dejado destrozada iba a hacerque me volviera más dócil. Para el caso podría decirse que andamosiguales.—¿Iguales?—Yo perdí algo y perdiste algo. Es normal, es parte de lasrelaciones perder. Es cosa de biología. Relación de simbiosis: tú mequieres, yo te quiero, te vas—me pierdes, yo me quedo—mevuelvo más culera ¿ves? pura simbiosis.—Te extraño, extraño muchísimo cuando vivíamos juntos y pasaba tucabello por mis dedos en las mañanas, o cuando te tapaba en lasnoches porque estabas hecha bolita de frío. Extro cuando nodormíamos en el sofá de la azotea. Te extraño muchísimo Sam.—zZzZzZzZzZz... perdón me estás durmiendo.—Sabes que no.—Pues no. Pero tampoco quiero pensar en "muchas cosas" me hevuelto perezosa para esos asuntos.—No creo. Hasta cierto punto le tengo muchísimos celos a él… ¿mehas extrañado?—Siempre. Y hasta ahí, no vas a pasar de ser una persona extrañadaa cientos de kilómetros. Te quise como en ese tiempo no poaquerer a nadie y eso que estuve a punto de casarme con R. pero ya.No hubiéramos pasado del año juntos. Te extraño pero no pasas de

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->