Welcome to Scribd. Sign in or start your free trial to enjoy unlimited e-books, audiobooks & documents.Find out more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Benjamin, W. Sobre El Lenguaje en General y Sobre El Lenguaje de Los Humanos

Benjamin, W. Sobre El Lenguaje en General y Sobre El Lenguaje de Los Humanos

Ratings:
(0)
|Views: 30|Likes:
Published by Ignacio Sanfurgo

More info:

Published by: Ignacio Sanfurgo on Jun 18, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/22/2013

pdf

text

original

 
 
Facultad de FilosofíaDepartamento de Filosofíay Humanidades
2do Informe de Lectura:
“Walter Benjamin; Sobre el lenguaje en general y sobreel lenguaje de los humanos”
 
Profesor: Roberto Saldías.Ayudante: Constanza Terra.Alumno: Ignacio Sanfurgo.Fecha: Viernes 07 de Octubre.
 
 
La pretensión de este pequeño informe es la de poder señalar los argumentosprinci
 pales del texto en cuestión, a saber, “
Sobre el lenguaje en general y sobre el lenguaje
en los humanos”
del judío Walter Benjamin. Este último, como el nombre de su texto ya loseñala, le asigna una significancia especial al lenguaje, y al ser mismo, que según el autor,éste posee; ser lingüístico. Toda la vida humana y toda realidad participa del lenguaje. Todacosa o acontecimiento es esencialmente un comunicador de su contenido espiritual, esto pormedio del lenguaje. Por lo tanto, la realidad del lenguaje no se reduce a la expresiónexclusivamente humana, sino que se extiende a todo ámbito de la naturaleza; todamanifestación de la vida o comunicación de contenidos espirituales es lenguaje.El autor junto con otorgarle capacidad comunicativa a toda cosa, hace una distinciónfundamental: para Benjamin el ser espiritual se diferencia del ser lingüístico, es decir, el serespiritual se comunica en y no a través de una lengua. El lenguaje comunica el serlingüístico de las cosas. La lengua comunica su ser en cuanto él mismo está encerrado en elser lingüístico; todo lo comunicable propio del ser lingüístico. De este modo se puede decirque cada lengua se comunica a sí misma; es lo inmediato de cada comunicación espiritual.Finalmente, podemos afirmar que el ser espiritual se comunica como lengua, en formalingüística.Lo que intentará Benjamin será el separar o diferenciar la lengua de los hombres yla de las cosas. Las dos anteriores, como ya revisábamos anteriormente, facultan de lalengua como esencia lingüística de cada una de ellas. El hombre comunica su esenciaespiritual en su lengua, usando palabras y haciendo referencia o nombrando las cosas.Según Benjamin, por tanto, la esencia lingüística del hombre es nombrar las cosas. Es unafacultad propia del ser humano, capaz de nombrar; el lenguaje de los hombres esnombrante. Esta misma es la esencia espiritual del hombre, y gracias a ello, ésta escomunicable. Como decíamos al comienzo, en esto radica la diferencia entre la lengua delas cosas y la del hombre; esta última faculta de nombrar.Por esta capacidad nombrante del hombre, el autor afirma que él es quién habla lalengua pura. Esta propuesta Benjamin la basa definiendo esta lengua como carente deobjeto o destinatario, de lo contrario, el lenguaje y el nombre se disminuirían a un nivelmeramente denotativo o de significado. Es en este espacio donde aparecen las influencias
 
teológicas y la herencia judía del autor. Señalando que en la capacidad de nombrar, másespecíficamente, en el nombre es en dónde el ser espiritual humano se comunica/relacionacon Dios.La lengua por ende comunica un ser espiritual, ella es simple y pura comunicación yesencialmente espiritual; no hay un contenido de la lengua. Ella posee su esencia máspropia que es el nombre, el cual es la esencia espiritual que tan solo en él se comunica en suabsoluta integridad; la máxima expresión de la totalidad del lenguaje es el nombre.Contrario a esto se sitúa la lengua de las cosas: ella es imperfecta. Esto se explica debido aque ellas son mudas, son carentes de facultad sonora (propio de las expresiones humanas).Benjamin señala que el lenguaje de las cosas es un lenguaje que está privado de palabras.Lo anteriormente revisado no quiere significar la imposibilidad comunicativa de lascosas, más aún, Benjamin
 – 
como revisábamos al comienzo- apela a la comunicación entrelas cosas; a la omnipresencia del lenguaje. Ellas lo hacen entre sí, de forma igualmentelingüística y de un modo más o menos material. Para el autor, el rol del hombre seríaconclusivo, es decir, dado su condición de dar nombre, el hombre se comunica con lascosas nombrándolas y de esta manera conociéndolas, completando así la creación divina; alnombrar completa la creación divina.La lengua humana sin embargo es solo una imagen o reflejo de la palabra divina, lapalabra humana podríamos decir que está privada de actualidad creativa que faculta elverbo divino. La palabra humana es solo conocimiento no creadora. En este sentido, lacreación divina puso en las cosas el germen o la condición que posibilita que el hombre lasconozca, aquél germen es el nombre, y al hombre se le ha asignado el desarrollarlomediante la acción propia de él: nombrar. El hombre convierte a su propia lengua ellenguaje de todo los seres gracias a su propia acción de nombrar lo que no tiene nombre; delo imperfecto a otra más perfecta, que potencia a las cosas a su ser espiritual y es condiciónde posibilidad para conocerlas.Con esta concepción, Benjamín se aparta de una concepción arbitraria
 – 
burguesa-de la lengua, en la cual las palabras serían el resultado de la asignación arbitraria de signosque los hombres determinan casual y convencionalmente a los entes. Para él, en un estado

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->