Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Save to My Library
Look up keyword or section
Like this
4Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
El único y su propiedad - Max Stirner

El único y su propiedad - Max Stirner

Ratings: (0)|Views: 487 |Likes:
En El único y su propiedad, Stirner hace una crítica radicalmente antiautoritaria e individualista de la sociedad prusiana que le era contemporánea. Ofrece una perspectiva de la existencia humana que describe el ego como una entidad particular y creativa más allá del lenguaje y de la objetividad, como una realidad subjetiva fundamentada en sí misma ante la cual el ego está solo, al contrario de lo que predicaba buena parte de la tradición filosófica occidental. Para Stirner el individuo debe ser ante sí mismo el único ser supremo, liberado del yugo de Dios y de las "ilusiones" del humanismo. Este individuo es el Egoísta, el Único (Einzige) y sólo asumiendo sin hipocresías ese egoísmo esencial, el hombre puede llegar a la plenitud de su expresión.
En El único y su propiedad, Stirner hace una crítica radicalmente antiautoritaria e individualista de la sociedad prusiana que le era contemporánea. Ofrece una perspectiva de la existencia humana que describe el ego como una entidad particular y creativa más allá del lenguaje y de la objetividad, como una realidad subjetiva fundamentada en sí misma ante la cual el ego está solo, al contrario de lo que predicaba buena parte de la tradición filosófica occidental. Para Stirner el individuo debe ser ante sí mismo el único ser supremo, liberado del yugo de Dios y de las "ilusiones" del humanismo. Este individuo es el Egoísta, el Único (Einzige) y sólo asumiendo sin hipocresías ese egoísmo esencial, el hombre puede llegar a la plenitud de su expresión.

More info:

Published by: laplegariadeunpagano on Jun 24, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/23/2013

pdf

text

original

 
 
El único y su propiedad
______________________________________________________________________________
Max Stirner
(1845)
 
Max Stirner________________________________________________________________________________________
2
Índice
EL ÚNICO Y SU PROPIEDAD................................................................................................................1
 
ÍNDICE .......................................................................................................................................................2
 
PRIMERA PARTE ....................................................................................................................................5
 
EL HOMBRE .............................................................................................................................................5
 
LA VIDA DE UN HOMBRE.....................................................................................................................5
 
EL ESPÍRITU.............................................................................................................................................8
 
LOS POSEÍDOS.......................................................................................................................................11
 
EL FANTASMA.......................................................................................................................................13
 
LA ALUCINACIÓN ................................................................................................................................15
 
LA JERARQUÍA......................................................................................................................................22
 
LOS LIBRES............................................................................................................................................28
 
EL LIBERALISMO POLÍTICO............................................................................................................29
 
EL LIBERALISMO SOCIAL.................................................................................................................37
 
EL LIBERALISMO HUMANISTA .......................................................................................................42
 
SEGUNDA PARTE:.................................................................................................................................49
 
YO, LA PROPIEDAD. LA INDIVIDUALIDAD...................................................................................49
 
EL PROPIETARIO. EL INDIVIDUO...................................................................................................57
 
MI PODER................................................................................................................................................61
 
MIS RELACIONES.................................................................................................................................66
 
I..................................................................................................................................................................72
 
II.................................................................................................................................................................76
 
III...............................................................................................................................................................79
 
IV ...............................................................................................................................................................84
 
V.................................................................................................................................................................88
 
VI ...............................................................................................................................................................92
 
TERCERA PARTE..................................................................................................................................99
 
MI AUTODISFRUTE..............................................................................................................................99
 
I..................................................................................................................................................................99
 
II...............................................................................................................................................................102
 
III.............................................................................................................................................................106
 
EL ÚNICO..............................................................................................................................................108
 
 
El Único y su Propiedad________________________________________________________________________________________
3
 He basado mi causa en nada
¿Qué causa es la que voy a defender? Ante todo, mi causa es la buena causa, luego lacausa de Dios, de la Verdad, de la Libertad, de la Humanidad, de la Justicia; después, lade mi Príncipe, la de mi Pueblo, la de mi Patria; finalmente, será la del Espíritu, y otrasmil causas ... ¡Pero la causa que yo defiendo no es mi causa! ¡Abomino del egoísta que no piensa más que en sí!Pero esos cuyos intereses son sagrados, esos por quienes debemos decidirnos yentusiasmarnos, ¿cómo entienden su causa? Veámoslo.Vosotros que sabéis de Dios tantas y tan profundas cosas, vosotros que durante sigloshabéis explorado las profundidades de la divinidad y habéis penetrado con vuestrasmiradas hasta el fondo de su corazón, vosotros ¿podéis decirme cómo entiende Dios lacausa divina que estamos destinados a servir? Tampoco nos ocultáis los designios delSeñor. ¿Qué quiere? ¿Cuál es su causa? ¿Ha abrazado, como a Nosotros se nos hainsinuado, una causa ajena, la causa de la Verdad y del Amor? Este absurdo os subleva yenseñáis que siendo Dios mismo todo Amor y toda Verdad, la causa de la Verdad y del Amor se confunden con la suya y le son consustanciales. Os repugna admitir que Dios pueda parecerse a miserables gusanos como Nosotros y hacer suya la causa ajena. Pero,¿abrazaría Dios la causa de la Verdad, si no fuese Él mismo la Verdad? Dios no se ocupamás que de su causa, sólo Él es Todo en Todo, de suerte que todo es su causa. Peronosotros, nosotros no somos Todo en Todo, y nuestra causa es bien mezquina, biendespreciable; así, debemos servir a una causa superior. Está claro; Dios no se preocupamás que de lo suyo, no se ocupa más que de sí mismo, no piensa más que en sí y sólo en sí  pone sus miras. ¡Ay de todo aquel que contraríe sus designios! No sirve a nada superior ynada más se satisface a sí mismo. Su causa es una causa puramente egoísta.Y la Humanidad, cuyos intereses debéis defender como nuestros, ¿qué causa defiende? ¿Sucausa es la de algún otro? ¿No sirve a una causa superior? No, la Humanidad no sereconoce más que a sí misma, la Humanidad no tiene otro objeto que la Humanidad, sucausa es ella misma. Con tal que ella se desarrolle, poco le importa que los individuos ylos pueblos sucumban; saca de ellos lo que puede sacar, y cuando han cumplido la tareaque de ellos requería, los echa, en gratitud, a los vertederos de la Historia. ¿La causa quedefiende la Humanidad no es puramente egoísta? Inútil es proseguir y demostrar cómo cada una de esas causas, que desearían endosarnos, persiguen tan sólo su bien y no el nuestro. Pasad revista a las demás, y decid si la Verdad,la Libertad, la Justicia, etc., se preocupan de vosotros más que para reclamar vuestroentusiasmo y vuestros servicios. Que seáis servidores celosos, que le rindáis homenaje, estodo lo que os piden. Mirad a un pueblo redimido por nobles patriotas; los patriotas caen en la batalla orevientan de hambre y de miseria; ¿qué dice el pueblo? ¡Abonado con sus cadáveres sehace floreciente! Mueren los individuos por la gran causa del pueblo, y el pueblo se limita

You're Reading a Free Preview

Download
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->