Welcome to Scribd, the world's digital library. Read, publish, and share books and documents. See more
Download
Standard view
Full view
of .
Look up keyword
Like this
1Activity
0 of .
Results for:
No results containing your search query
P. 1
Baxandall02

Baxandall02

Ratings: (0)|Views: 13|Likes:
Published by Caroliina Brunt

More info:

Published by: Caroliina Brunt on Jul 04, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/03/2014

pdf

text

original

 
 
Baxandall El ojo de la época Percepción relativa:
 El equipamiento humano para la percepción visual deja de ser uniforme paratodo el mundo. El cerebrodebe interpretar los datos brutos sobre luz y color querecibe. Selecciona las líneas relevantes de su
 
depósito de esquemas, categorías,hábitos de inferencia y de analogía y eso a las informaciones oculares,
una estructuray por tanto significado. Esto se hace a costa de categorías “redondo” cubre a unarealidad
más compleja. Pero cada uno de nosotros ha tenido experiencias diferentes,por lo que cada uno tiene
 
ligeramente diferentes conocimientos y capacidades deinterpretación.
Cuadros y conocimientos:
 Todo esto puede parecer muy distante de la forma en que miramos uncuadro, pero no lo es. La 1ª
 
convención esta relacionada con lo que venos; lasegunda es más abstracta y conceptualizada. El cuadroresponde a los tipos dehabilidad interpretativa que la mente le aporta. La capacidad de un hombreparadistinguir cierta clase de formas o de relaciones de formas habrá de tenerconsecuencias para la
 
atención que preste a un cuadro. El cuadro nos da laoportunidad para ejercer una habilidad apreciada yretribuye nuestro virtuosismo conun sentido de comprensión valiosa sobre la organización de tal cuadro,
 
tendemos adisfrutarlo: es de nuestro agrado. Uno lleva ante el cuadro una masa de informaciónypresunciones sugeridas de la experiencia general.
El estilo cognoscitivo:
 La gente del Renacimiento se colocaba con entusiasmo delante de un cuadro,espoleada por lasuposición de que la gente culta debía ser capaz de formularapreciaciones sobre el interés de los cuadros.Estas tomaban a menudo la forma deuna preocupación acerca de la habilidad del pintor. La única forma
 
práctica de hacerapreciaciones públicamente es la verbal: el espectador del Renacimiento era unhombrepresionado a contar con las palabras que fueran adecuadas al interés delobjeto. En nuestra propia culturaexiste un tipo de persona superculta que, aunque nosea pintor, ha aprendido un vasto registro de
 
categorías especializadas para elinterés pictórico, un conjunto de palabras y de conceptos específicospara la calidadde las pinturas. En el s XV existía gente semejante, pero poseía relativamentepocosconceptos especiales, sólo porque había escasa literatura sobre arte. Los campesinosy los
 
aldeanos pobres juegan un papel muy pequeño en la cultura del renacimientoque nos interesa ahora.
La función de las imágenes:
 La mayor parte de los cuadros del s XV son instancias de pintura religiosa. Loscuadros existían para
 
atender finalidades institucionales, para ayudar a actividadesintelectuales y espiritualesespecíficas.Existieron 3 razones para la institución de imágenes en las iglesias. 1º para lainstrucción de lagente simple, porque se instruye con ellas como si fueran libros; 2ºpara que el misterio de la encarnación y
 
los ejemplos de los santos sean más activosen nuestras memorias al ser presentados diariamente antenuestros ojos; 3º parexcitar sentimientos de devoción, que son despertados más efectivamente por
 
cosasvistas que por cosas oídasLa idolatría era una preocupación constante de la teología, secomprendeperfectamente que las personas simples pudieran fácilmente confundir la imagen dela divinidad o de la santidad con la divinidad y la santidad mismas, y entoncesadorarlas. Se reconocía queel abuso existía en cierta medida pero no tanto comopara mover a los clérigos a nuevas ideas o actitudessobre el problema. Cuando SanAgustín consideraba la pintura de su época debía sentir que cumplían con
 
las 3funciones que la iglesia atribuía a la pintura: claros; atractivos y memorables;registros vividos dehistorias sagradas.
Historia:
 El pintor era un visualizador profesional de las historias sagradas. Cualquier personaera practicante deejercicios espirituales que exigían un alto nivel de visualización,episodios centrales de las vidas de Cristo yde María. Adoptando una distinciónteológica, diríamos que las visualizaciones del pintor eran exteriores y
 
las de supúblico interiores.
El cuerpo y su lenguaje:
 

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->