Que leer

CARLOS ZANÓN

Hablar de novela negra en España y no nombrar al detective Carvalho es como hablar de paella y no mentar el arroz. Nuestro país no es muy dado a desenterrar a los muertos (no quieran ver en esta afirmación lo que no es) y, al contrario que en el género negro anglosajón, que ha hecho sobrevivir a algunos personajes más allá del óbito de sus autores, en España «muerto el perro se acabó la rabia».

Problemas de identidad es una nueva entrega de Carvalho, sí, pero que no esperen los devoradores de sus libros hallar una copia o una estudiada imitación. Este Pepe es muy Montalbán, pero ante todo muy Zanón.

o sabemos si en los libros de historia de la Ciudad Condal el año 2017 aparecerá como «annus horribilis », pero, en cualquiera de los casos, la memoria evocará este tiempo, siendo caritativa, como turbulento. Es este el periodo en el que transcurre la novela de , que ahora ve la luz en el recién estrenado 2019, y también el momento en que el novelista recibió el encargo de «resucitar» al famoso detective. También el año en que fue nombrado director del festival literario BCNegra tras la. Un año para recordar, por lo menos para Carlos Zanón.

You're reading a preview, sign up to read more.

Related Interests

More from Que leer

Que leer9 min read
Críticas
ROSA RIBAS TUSQUETS, 416 PP., 19,50 € A Rosa Ribas (El Prat de Llobregat, Barcelona, 1963) siempre le ha gustado escribir y contar historias. En 2006 le perdió el miedo a la publicación con El pintor de Flandes y, tan solo un año después, incursionó
Que leer34 min read
Novedades editoriales
Margarita Leoz Seix Barral, 224 pp., 17,50 € En su haber ya tiene un libro de poesía y un libro de relatos, y ahora repite género con un conjunto de historias llenas de personajes en situaciones de incertidumbre: habrÁ una pareja que tiene que empren
Que leer1 min read
Declaración DE INTENCIONES
Nos la teníamos muy felices pensando que, a estas alturas, tendríamos gobierno y que algunos aspectos de la cosa pública estarían mínimamente encarrilados. Pero no. Los políticos parecen empeñados en darnos la tabarra y, al igual que hicimos en nuest