EPOCA COLONIAL

El choque entre españoles e indios en la zona central de México, en el siglo XVI, propició una nueva actitud en la población indígena que mantuvo latentes tradiciones prehispánicas, las que hasta la fecha le proporcionan un sentido de identidad colectiva y un lazo de unión muy sólido. Se transformaron los conceptos de propiedad de la tierra, privatizándola fuertemente, pero se mantuvo la tierra comunal. Se introdujo el ritual católico, aunque se conservaron muchas prácticas o creencias anteriores. En el centro de la Nueva España (lo que hoy es el Estado de México) se manifestó la dinámica entre las dos categorías de agentes participantes del proceso de transculturación: los indios y los españoles en su relación productora, social y política. La formación de esta nueva sociedad constituyó un proceso largo caracterizado por un movimiento entre lo hispánico y lo indígena durante los siglos XVI y XVII hasta lograr una nueva clase de cultura producto del mestizaje. El Estado de México es un ejemplo idóneo de éstos y otros mecanismos, pues se encuentra en el camino entre valles que se caracterizaron por una producción agroganadera y el centro consumidor de ellos, la ciudad de México. Esta posición intermedia le permitió conservar los rasgos indígenas a la vez que recibía la influencia española. Al mezclarse ambos, se logró una sociedad representativa de la conquista espiritual y cultural que mantiene fuertes rasgos indígenas, característicos de la realidad nacional.

SOCIEDAD
La estructura social de los pueblos que habitaban los valles de México y Toluca estaba dominada por el grupo indígena, aunque Gibson observa que las zonas caracterizadas por la presencia aborigen tenían también la población más numerosa de no indios y que la mezcla étnica era mayor en la ciudad de México y en los pueblos o haciendas más grandes que en las pequeñas y en el campo. Por otra parte, parece claro que entre todos los cambios sociales que se suscitaron durante el periodo colonial, el más importante fue el avance del mestizaje, que se observa particularmente en el siglo XVIII y que alcanzó grandes proporciones, tanto en su número como en su complejidad. Esta situación produjo una marcada verticalidad y jerarquización de la sociedad colonial, pues el grupo español y criollo aristocrático estableció una drástica diferenciación en relación con los otros grupos, que para entonces también habían crecido y su presión era mayor que en los primeros tiempos de la vida colonia. La proporción de sangre “blanca “que tenía una persona determinada. Los españoles peninsulares ocupaban la cúspide de la pirámide social; en su mayoría, se concentraron en los centros urbanos. Mucho de ellos llegaban como parte del sequito de los virreyes para ocupar los altos cargos, para habilitarse en la ganadería, agricultura, comercio o la minería. Otros integrantes de la elite blanca eran los Criollos; es decir, los españoles nacidos en América. Durante en el siglo XVII adquirieron una conciencia de grupo y eran despreciados cuando pretendían ocupar un cargo alto. La población indígena constituía el sector mayoritario durante el siglo XVII; su composición era compleja y heterogénea, pues había múltiples etnias, lenguajes y costumbres. A pesar que la corona llevo una política a su favor los acaldes y corregidores abusaron de ellos y los explotaron. El grupo de los mestizos, producto de las relaciones entre españoles e indígenas, creció y adquirió importancia durante el siglo XVII. Este grupo trato de incorporarse, ya sea a los españoles o a los indígenas con el fin de obtener su aceptación social, así como oportunidades económicas y culturales. España favoreció el trafico de negro hacia América hispana, que llegaban en calidad de esclavos para realizar las tareas más pesadas en las minas, haciendas e ingenios, o bien, de criados en los centros urbanos, y ya para el siglo XVII la población negra era muy numeroso.

ORGANIZACIÓN POLÍTICA

Centralización del poder:

español estaba centralizado en la Corona, es decir, en la figura del Rey (tenía poderes de mando ilimitados).Debido a las enormes distancias entre las colonias y España, el Rey para gobernar a América tuvo que delegar poderes y funciones en oficiales .Todo subalterno que ocupara una posición en el gobierno colonial debía obediencia y lealtad al Rey.
El poder supremo del imperio El rey El Jefe Supremo era el Rey, onnímodo y absoluto, inapelable en sus decisiones. Nombraba sus Ministros, á los gobernantes de las colonias, á los funcionarios de justicia, á los Ministros de la religión, á los jefes de las armadas y á los del ejército, funcionarios todos amovibles á su voluntad. El Consejo de Indias era un tribunal que tenía la administración de todos los asuntos civiles, militares, eclesiásticos y mercantiles en los dominios españoles de ultramar. Lo formaba una junta de individuos que habían desempeñado altas funciones en el Gobierno; servía de intermediario entre el monarca y las autoridades superiores coloniales y le era potestativo el proponer los candidatos para los empleos. Las leyes que expedía previa aprobación de las dos terceras partes de los miembros de la junta, se publicaban en nombre del Rey. El virrey Los gobernantes del México colonial se llamaban virreyes, pues representaban en la Nueva España la autoridad del rey español. Es decir, durante la época colonial los virreyes eran representantes de los reyes que vivían en España y que les permitían gobernar la Nueva España en su nombre. La autoridad del virrey sólo era limitada por la Real Audiencia. El gobierno colonial era compartido por los virreyes con la Audiencia. La Audiencia era un grupo de personas que se reunían para discutir asuntos de gobierno y que vigilaban que el virrey gobernara respetando las instrucciones del rey de España. Había alcaldes y corregidores, así como ayuntamientos en las ciudades. La Iglesia y los obispos eran tan importantes que hasta hubo algunos que fueron virreyes; por ejemplo, el obispo Palafox y Mendoza y fray Payo Enríquez de Rivera. Entre las responsabilidades administrativas de los virreyes estaban:

• •

La imposición y recolección de impuestos para enviarlos a España. La construcción y mantenimiento de las obras públicas. Velar por el orden público. Organizar la defensa contra las rebeliones internas o ataques desde el exterior por los enemigos de España.

Consejo de indias y casa de contratación Rey CONSEJO DE INDIAS CASA DE CONTRATACION

Sus funciones eran: Legislativas: - elaboraba leyes para el gobierno indiano. - convertía en ley disposiciones de audiencias y virreyes. Administrativas: - proponía funcionarios para los cargos del gobierno colonial. - enviaba visitadores generales para controlar funcionarios coloniales y hacia juicios de residencia para evaluar funciones de gobierno desarrolladas. Eclesiásticas: - proponía candidatos para ocupar la jerarquía de la iglesia americana. - autorizaba la circulación en las colonias de las disposiciones papales. Militares: - organizaba la defensa de los territorios coloniales. Judiciales: - era el supremo tribunal de apelación.

Sus funciones eran: Económicas y Comerciales: - control y despacho de las expediciones comerciales y de pasajeros. - cobro de rentas provenientes del tráfico. - contabilización de los tesoros llegados de América. - control de las aduanas.

Real audiencia Los virreinatos se dividieron en audiencias, unidades judiciales y administrativas. Funcionaban como un Tribunal Supremo donde los jueces, conocidos como oidores:

• intervenían en las disputas jurisdiccionales de los gobernadores • resolvían las querellas o quejas de jurisdicciones menores como las alcaldías
• velaban por los intereses de la Corona órdenes reales. El periodo de los Oidores era indefinido, y á fin de librarlos de influencias ilegítimas, les estaba prohibido, en el territorio donde ejercieran sus funciones, contraer matrimonio, sacar niños de pila, apadrinar bodas, adquirir propiedades, salvo dos ó tres esclavos para su servicio. Real hacienda Era la institución encargada de vigilar la recaudación fiscal en la colonia, dependía del rey y administraba el llamado Real Quinto, que era el 20 % de impuestos que pertenecían al monarca. Este organismo se encontraba bajo la Casa de Contratación y el Consejo de Indias y su principal función fue recibir o percibir el dinero llegado a las arcas reales de las colonias y administrarlo adecuadamente. Sus principales funcionarios eran los tesoreros, contadores y los revisores. Éstos dependían de la Real Audiencia y debían rendir fianza y presentar un inventario acerca de todas sus posesiones para así evitar un enriquecimiento indebido. Esta política financiera estaba regulada por una Junta de Real Hacienda, la cual estaba formada por el gobernador, los oficiales reales, el fiscal de la Real Audiencia y un oidor de la misma. Las cuentas de esta institución debían remitirse cada cierto tiempo a sus dos organismos superiores: Consejo de Indias y Casa de Contratación. Corregimientos El corregidor fue el "brazo del gobierno" en cada una de las provincias en la que se estableció y el encargado de hacer cumplir la ley en los más recónditos lugares. ● El corregidor era nombrado directamente por el rey y estaba en el cargo tres o cinco años. ● Entre sus múltiples obligaciones se encontraba el recorrido por las provincias de su corregimiento; la vigilancia de la recaudación de tributos; la conservación y reparación de caminos y tambos ubicados a lo largo de los principales caminos dentro de su corregimiento, etc. ● El corregidor administraba justicia entre españoles y los indígenas, pero siempre como primera instancia. ● Organizaba el registro personal de indios y velaba por que vivieran en las zonas designadas. ● Del corregidor dependía el enviar a los indios a las minas.

• enviaban al Consejo de Indias informes sobre las actividades de los virreyes y la implementación de

● Se encargaba de la instrucción y evangelización de los indios y debía protegerlos de los abusos de los españoles. ● Sin embargo, muchas veces cobraban doble tributo o les imponían el reparto de mercancías, por lo que los indígenas debían pagar cuantiosas sumas de dinero. Cabildos Unidad básica de gobierno, era un consejo compuesto por los vecinos de la municipalidad. ● Promovía y administraba las obras de construcción y de abastos en el municipio. ● Velaba porque no se cometiera fraude en los mercados ● Regulaban lo relacionado a la vida de la comunidad.

ECONOMÍA
La economía de la colonia se basó en varios rubros: minería, agricultura, ganadería y comercio.

Minería: Contra lo que deseaban, los españoles no encontraron en Nueva España oro en grandes cantidades. En cambio, a partir de 1548 se descubrieron ricas vetas de plata en varios puntos del territorio. El metal produjo grandes riquezas y fue la principal fuente de ingresos para la monarquía de España. Muchas ciudades se fundaron en las cercanías de las minas más ricas. Algunas siguen siendo poblaciones importantes, como Zacatecas, Guanajuato y Durango. Otras, al agotarse la plata, se convirtieron en pueblos fantasmas, llenos de elegantes edificios abandonados Agricultura y Ganadería:Aunque la minería era la fuente más buscada de riqueza, la mayoría de los habitantes de Nueva España se dedicaban a la agricultura y la ganadería. De ellas se obtenían alimentos para la población y productos para comerciar con Europa y Oriente. Había grandes diferencias entre la agricultura practicada por los españoles y la de las comunidades indígenas. Los españoles explotaban grandes extensiones de tierra, las haciendas, compradas o recibidas como donaciones del monarca. Al principio de la Colonia los grandes propietarios hacían trabajar sus tierras a grupos de indígenas recibidos en encomienda, a quienes supuestamente debían proteger y educar cristianamente, a cambio de tributos y trabajo gratuito. Cuando a mediados del siglo XVI se suprimió la encomienda y se prohibió la esclavitud de los indios, los propietarios obtenían trabajadores por salarios muy bajos. La ganadería en gran escala también fue practicada por los españoles. Las planicies del Bajío y del norte fueron dedicadas a la crianza de reses, caballos, mulas y ovejas. Los indígenas fueron expulsados de las mejores tierras y tenían constantes problemas para conservar sus propiedades, lo que provocó rebeliones en distintos momentos de la época colonial. Sin embargo, subsistieron centenares de comunidades campesinas dedicadas sobre todo a los cultivos tradicionales de maíz, frijol y chile. De acuerdo con la antigua costumbre indígena, la tierra era propiedad de la colectividad pero cada familia era responsable por su trabajo y dueña de sus productos. La mayor parte de la agricultura en Nueva España era de temporal Comercio:Las actividades comerciales importantes, en especial las que se realizaban con el exterior, estaban controladas por los negociantes españoles y eran vigiladas por los funcionarios de la monarquía. La Colonia vendía principalmente plata, azúcar, cacao, pieles de ganado y maderas finas. En cambio compraba vinos, herramientas, telas finas y aceite de oliva. La principal vía comercial era el camino que iba de Veracruz a México y de ahí a Acapulco. En aquella época la región que rodeaba a esos puertos era insalubre. Veracruz sólo tenía gran animación cuando llegaban las flotas de España, y Acapulco al recibir el famoso Galeón de Filipinas (la Nao de China) que transportaba artículos de lujo de Oriente. El crecimiento del comercio era obstaculizado por un gran número de impuestos que cobraba el gobierno colonial y porque todos los negocios con el exterior tenían que hacerse con la intervención de España. Además, la monarquía se reservaba el derecho de vender ciertos artículos, como el mercurio que era indispensable para la extracción de la plata.

RELIGIÓN
Patronato regio: sus funciones se limitaban a la administración de los recursos obtenidos para la iglesia, como el diezmo (pago de una decima parte de los ingresos para el Clero) oblaciones parroquiales (pago por la administración de los sacramentos) limosnas, herencia y donaciones que representaron una proporción muy importante de la riqueza colonial. Origen y carácter de la Inquisición Española Por motivos obvios, la iglesia católica ha estimado como enemigos de Dios y suyos a los cristianos que en materia de fe se oponen con pertinencia a lo que ella cree y propone es decir, a los herejes. En tiempos pasados y en los países que profesaban la fe católica, la herejía se consideraba como un delito, como un acto que podía y debía castigarse. A este efecto, un concilio reunido en la ciudad de Verona en el año de 1185 concedió a los obispos la facultad de proceder judicialmente contra los sospechosos de herejía y, en caso de ser culpables deberían ser entregados a la autoridad civil para que se les impusiera un castigo, que podía ser la pena capital. Tal remoto antecedente de esa famosa institución que, andando el tiempo, se llamó Tribunal de Santo oficio de la Inquisición. Comúnmente citado en su forma abreviada "Inquisición". Este nombre – derivado del latín inquisitivo – se debe a que, a diferencia de otros tribunales, los del Santo Oficio podían proceder libremente por su cuenta para averiguar o inquirir en secreto la conducta y creencias de cualquier persona que por algún motivo pudieran ser sospechosas. ♦ La Iglesia se dividía en:

El Clero secular (obispos, arzobispos, sacerdotes, etc., que eran la clase alta) El clero regular: la labor de conciliación entre la ideología cristiana y el indio era la tarea de los frailes, el clero regular. Los franciscanos son los primeros en llegar y se encargan de adoctrinar a los indios, después siguieron los franciscanos, agustinos etcétera, todos con la misma labor, cristianizar y enseñar castellano a los indios.

Los frailes utilizaron diferentes estrategias para lograr comunicarse con los indígenas, como el teatro, la música, el canto, además de aprender la lengua náhuatl

Los conflictos entre el clero seglar y secular eran grandes, principalmente en lo que se refiere a bienes de uno y derechos del otro. Al alto clero le correspondía una gran parte del diezmo, al bajo clero casi nada, tenía que vivir de lo que cobrara por servicios parroquiales. En 1535 se determina que los colonos tienen prohibido vender tierras a la iglesia o persona eclesiástica, esto con el fin de mermar el creciente poderío de la Iglesia en la Nueva España. Sin embargo gran parte de su riqueza era de donaciones, la mayoría por muerte del dueño, desempeñaban funciones bancarias, y su política de inversión de fondos contribuyó a la agricultura Novo hispánica. La virgen fue adorada por toda la sociedad colonial, y su culto se convirtió en un elemento propio que paso a formar parte de la identidad novohispana.

CIENCIA Y EDUCACION
Cuando los españoles conquistaron Tenochtitlan (1521) existían en México grupos de indígenas con diferente grado de desarrollo. En aquel entonces los aztecas eran el pueblo más poderoso y culto. Sin embargo, los europeos eran más avanzados en muchos aspectos. Durante la Colonia las dos culturas se mezclaron y unos aprendieron de los otros. Los españoles trajeron a México nuevas técnicas de construcción. Decenas de edificios de gobierno, palacios, puentes, acueductos, plazas, iglesias y catedrales fueron construidos siguiendo los estilos que estaban de moda en Europa (Plateresco, Barroco, Churrigueresco y Neoclásico), pero fueron enriquecidos por los artistas mexicanos.

Las construcciones coloniales fueron hechas con tal maestría que aún pueden admirase en ciudades como la de México, Morelia, Guanajuato, Zacatecas y Querétaro, entre otras. También los pintores hicieron obras en las que combinaron estilos europeos e indígenas. Los temas de las pinturas eran religiosos, pero muchas de ellas fueron plasmadas sobre los muros de las iglesias, tal y como eran hechas en las antiguas ciudades prehispánicas. Hubo también escritores y poetas que contaron en sus obras cómo vivían, pensaban y sentían las personas de aquella época. Pudieron hacerlo porque los españoles trajeron a la Nueva España la imprenta y esto facilitó la impresión de periódicos y libros. Quizá la más notable escritora de la Época Colonial fue Sor Juana Inés de la Cruz que destacó por su sabiduría e interés por el arte y la ciencia; ella reunió en su biblioteca más de cuatro mil libros, muchos mapas e instrumentos novedosos. También hubo científicos como: Carlos de Sigüenza y Góngora que escribió sobre los cometas, Eusebio Quino que descubrió que Baja California era una península y Antonio León y Gama que estudió los satélites de Júpiter y descifró el calendario azteca, entre otros pensadores de ese tiempo. Durante el Virreinato fueron fundados el Colegio de Minería y La Real y Pontificia Universidad de México para que la ciencia y la cultura avanzaran en la Nueva España.

BIBLIOGRAFIA

“HISTORIA DE MEXICO “

AUTOR: JUAN JOSE FLORES RANGEL EDITORIAL THOMSON

• “GUIA DE ESTUDIO DE HISTORIA DE MEXICO PARA BACHILLERATO” AUTOR: HUMBERTO SANCHEZ, ROSA MA. PARCEO, KATYNA GOYTIA R.

EDITORIAL PEARSON EDUCACION 2001 PAGINAS EN INTERNET
http://www.masalto.com/template_buscador.phtml?consecutivo=461 http://biblioteca-digital.ilce.edu.mx/sites/estados/libros/edomex/html/sec_12.html

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful