UNA CRISIS

i en todo lo que haces no hallas contentamiento, porque presientes que todo afán material es en vano, no desesperes: estás en una crisis. Una crisis tal es una enfermedad espiritual que no se cura con el placer, el poder, ni con la posesión de ninguna cosa de este mundo. El hastío de la vida, la falta de ilusiones, la melancolía y la depresión, la idea del suicidio, son el principio del despertar espiritual en el hombre. Lo espiritual es lo absolutamente opuesto a lo material. Viene a purificar la mente, el corazón y el alma. El cuerpo se enferma, sufre, agoniza. Debe estar débil para que el espíritu se fortalezca. No todos soportan el proceso. Para algunos es un ataque violento y fulminante que dura un instante. Un instante de lucidez extraordinaria que da sentido a toda la existencia. Para otros es un progresivo afinar la mirada interna que comprende todas las cosas desde la eternidad, que conoce el principio y el fin de todo. Así se llega a ver, des-velar lo que estaba velado, des-cubrir lo que estaba cubierto, oculto. Alétheia.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful