UNA RAZA MILITAR

General Indalicio Tellez
(1876-1964)

ADVERTENCIA

Hace varios años di en la Universidad de Chile una conferencia sobre Lautaro, el gran caudillo araucano, conferencia que poco después hice imprimir en un folleto de corta tirada y que hoy, algo ampliado, pienso refundir en el presente estudio sobre las condiciones militares de los indlos araucarias. Están tan íntimamente ligados ambos temas, que no es posible prescindir del uno, al tratar del otro, y eso es lo que da plena justificación a la fusión que aquí se hará. La tarea que me he impuesto de dar a conocer los méritos militares de Lautaro y de los araucanos, la vengo cumpliendo a medida de mis fuerzas desde 1924, año en que publiqué mi primer trabajo histórico sobre Chile, trabajo que tuvo la suerte de ser premiado en un certamen. La he continuado a través de "Epopeyas Chilenas", de "La Historia Militar de Chile" (que fué presentada al Congreso Pan Americano de Río de Janeiro y editada por la Universidad de Chile) y de "Lautaro", y hoy hago el último esfuerzo con este estudio, en que pretendo probar, no sólo que Lautaro fué uno de los genios. militares más grandes que ha producido la humanidad, sino que el pueblo araucano constituyó una raza militar de características únicas en la historia.

Para comenzar, creo necesario dar una ligera idea de la situación militar en que los araucanos se encontraban al iniciarse la conquista y del concepto, que de su capacidad bélica se formó Valdivia, al encontrarse con ellos. Después de descubrir y conquistar a Cuba, Venezuela, Panamá, Centro América, México y Perú, España emprendió el descubrimiento y la conquista de Chile. Correspondió a Almagro en 1536 el descubrimiento del norte de Chile, como había correspondido a Magallanes el descubrimiento del sur, en 1520, pero las vicisitudes de la campaña y la noticia de que el rey de España

había determinado los límites de su jurisdicción y la de Pizarro, lo hicieron regresar, cuando apenas iniciaba el descubrimiento.

Cuatro años más tarde, el esforzado capitán, don Pedro de Valdivia, emprendió la tarea de continuar la obra de Almagro y después de algunos encuentros con los aborígenes, llegó al valle del Mapocho, donde fundó la ciudad de Santiago (hoy capital de la República), el 12 de Febrero de 1541. Instalada aquí su base de operaciones, se preparó durante varios años para iniciar el descubrimiento y la conquista de la región poblada por los indios araucanos, famosos, ya en esos tiempos por sus grandes aptitudes guerreras y prestigiados por el antecedente de no haber sido jamás dominados por ninguna otra raza. Por fin, en los primeros días de 1550, se puso en marcha hacia el sur, a la cabeza de 200 guerreros españoles -aparte de los yanaconas (indios auxiliares) - y tras varios, días de marcha, llegó al río Laja, donde tuvo su primer encuentro con los araucanos. No fué ésta sino una escaramuza, que se repitió pocos días después al atravesar el río Bío-Bío; pero le sirvió ya a Valdivira para darse cuenta del empuje y del carácter de la raza araucana. Desde ese momento, el avance se convirtió en una continuada lucha, pues los indios no le dieron tregua, ni de día ni de noche. Felizmente para Valdivia, era tan rudimentaria la civilización de esos indios, tan primitivas sus armas y tan escasos sus conocimientos guerreros, que la superior organización y la eficacia de las armas de que él disponía, le daban, una ventaja casi incontrarrestable. Con todo, fué tal la bravura y belicosidad de esos indios, que el caudillo español no juzgó prudente continuar el avance y repasó el Bío-Bío y el Laja, para buscar un puerto en el cual apoyarse y desde donde poder pedir a Santiago algunos refuerzos. Marchando y pernoctando con toda clase de precauciones, llegó al valle del Andalién, donde acampó en un sector de terreno protegido por el río Bío-Bío y algunas lagunas. Ya en reposo toda la gente y cuando sólo velaban las guardias y los centinelas, con gran violencia y vocerío, un numeroso ejército indio, (que Valdivia hizo subir a 20,000 hbs) cayó sobre el campamento español, emprendiendo un ataque, tan tenaz, que a no ser por la protección que el río y las lagunas ofrecieron, habría terminado con todos los españoles. Baste decir que, segñun un cronista de la época (Góngora de Marmolejo), a pesar de sus corazas, todos los españoles quedaron heridos,

dentro de la bahía de Talcahuano. de tres horas no podía entrar con dento de á caballo en el escuadrón". Una vez más.M. debida a la necesidad que los indios tenían de recoger sus cosechas y de prepararse para la siguiente campaña. la tregua que los indios le daban. Refiriéndose a esta batalla. Valdivia interpretó mal. que en espacio. Mientras esperaba aquí los refuerzos que debían llegarle por mar. hasta llegar a un lugar llamado Penco. continuó su marcha hacia la costa. que prometía ser de larga duración. tras la cual dió abrigo a toda su tropa. y he peleado contra muchas naciones y nunca tal tesón de gente he visto jamás en el pelear como estos indios tuvieron contra nosotros. . Valdida ya no pensó sin en realizar en el más breve plazo el proyecto de buscar contacto con el mar y dándose el tiempo apenas indispensable para curar a sus heridos. atribuyéndola al temor y al convencimiento de que se sentían impotentes para vencer al ejército español. Muy a tieinpo tomó esa medida de precación. llevándole un ataque simultáneo desde los cuatro puntos cardinales. se inició la guerra secular entre las dos grandes razas que se habían de refundir para formar la raza chilena. Además. se presentaron de nuevo los indios.cosa jamás vista en América hasta esa época. pues algunos días más tarde. Prometo por mi fe que ha 30 años que sirvo a V. Este fué el momento en que. y en vez de prepararse para la continuación de una dura campaña. juzgó prudente apoyarse firmemente en el terreno e hizo levantar una sólida empalizada. dijo Valdivia en una comunicación al rey de España: "Atacaron con tal ímpetu y alarido que parecían hundir la tierra. los españoles alcanazaron la victoria. Eran los primeros días de Marzo de 1553. tras largo esfuerzo. Ante tal muestra de capacidad guerrera. salieron también heridos 60 caballos. Siguió a esta batalla una larga paralización de las operaciones. en realidad. se dedicó a fundar ciudades y a la explotación de lavaderos de oro.

1. único en la historia de la humanidad. vez.el ejército español era. aparte de su organización. cualquiera que fuera el número de sus adversarios. Y era que. aparte de contar con la mejor infantería del mundo. sin la menor duda.CAPITULO I RAZON DE LA RESISTENCIA ARAUCANA Entre los muchos hechos y fenómenos sorprendentes de que está sernbráda la historia del descubrimiento y coriquista de América. 2. la inexpliicable e invencible resistencia que los aracanos opusieron al.Los araucanos. de Pavía a San Quintín. Antes de continuar. descuelIa. si no el primero. sino por la casi sobrehumana resistencia de que dieron pruebas. que en sus encuentros con los aborÍgenes americanos. incontrarrestable empuje de las fuerzas españolas . sin parar mientes siquiera en que se trata de un caso.. dejemos constancia de dos antecedentes de indisclltible veracidad histórica. uno de los primeros ejércitos del mundo. no lo es en menor grado la indiferencia con que los chilenog lo hemos contemplado. poseía un material humano de insuperable calidad. constituían solo una modesta tribu. no sólo por el valor de sus hombres.. pues. sin encontrar enemigós de su talla. hasta entonces. . Siendo esto asi. figuraban entre los pueblos más atrasados de la América y entre los menos numerosos. ¿cuál debía ser. ese ejército alcanzara invariablemente la victoria.que iban a ser los únicos rivales dignos de ellos. tal. Pero. fatalmente. No fué pues extraño. Junto con conquistar uno de Ios más grandes continentes. el resultado de un choque eritre españoles y araucanos? No podía ser otro que la aplastante . los ejércitos españoles se paseaban victoriosos a través de toda Europa. de Italia a los Países Bajos. si sorprendente es este fenómeno. ni que se moviera victoriosamente desde California hasta el corazón de Chile (hasta el Maule).En el momento del descubrilniento y conquista de América.

con su casi matemática precisión: fué reemplazado por el avance de hombtes aislados. que facilita más bien que entraba. hay que estudiar la manera de vencer. en ejércitos mal preparados o deficientemente armados. cambió fundamentalmente ésta situación. Y no fué así. . sino en escasas y fugaces ocasiones. Nos hemos conformado con la infantil explicación que dieron los primeros historiádores: que ello se debió al indomable valor de los indios araucanos. veamos cuál fue la influencia que tuvo el valor de los araucanos en su iucha con los españoles. el desprecio por la vida. Desde el primer choque los españoles se dieron cuenta de que el rasgo caracterlstico de sus adversarios. hay esta diferencia: a los primeros no hay más que aniquilarlos. Si los araucanos hubieran opuesto sólo su valor al empuje de las huestes españolas.derrota del pueblo araucano. Hoy. pues ya los griegos. parece muy antigua. al hombre de las estratagemas. Sólo en los albores de la historia del arte militar. sino. pero eso no obstó a que los españoles los derrotaran en cada ocasión. cuando se combatía cuerpo a cuerpo. burlanqo a la muerte. era el valor desenfrenado del que . ya que es él. sin embargo ¿Por qué? Esta es la pregunta que aún no se ha cohtestado y. el valor. No pudo deberse al valor de los indios. no eligieron a Ayax. fueron perdiendo hasta tal punto su densidad. ¿Es completamente moderna esta estimación del valor? No. Y es que las batallas . Valientes fueron los incas y aún en mayor grado lo fueron los aztecas. el mejor soldado no es el más valiente. sIga aún siendo el valor una preciosa cualidad en eI soldado. aniquilados. que en su forma más simple no es sino. Pero volviendo al punto que dió origen a esta digresión. sino al prudente Ulises. el que le da la necesaria serenidad en los momentos más difíciles de la lucha. se resuelve sólo en un desordenado espíritu de sacriftcio. El concepto del valor. no pudo salvar la valla que le opusieron en 1914 las modernas armas de fuego.el más hábil en avanza. fué factor decisivo de victoria. Y es porque el valór. no eligieron al más valiente y fuerte de sus compatriotas. la acción destructora de las armas enemigas. mucho antes que cualquiera otra tribu americana. fue reemplazado por el amor a la vida. Todo esto no se opone.las ganan los vivos y no los muertos. Las formaciones compactas comenzaron a disgregarse y poco a poco. Entre un ejército que se lanza ciegamente al ataque y otro que lo hace aprovechando todas las ventajas que la táctica y el terreno ofrecen.que ni siquiera hemos intentado contestar. cuando tuvieron que designar al heredero de las armas de Aquiles. para los segundos. por la sImple razón de que el valor no es factor decisivo de vidoria. la fuerza y la destreza. habrían sido derrotados. que el orden disperso con sus líneas de tiradores. junto con el número. El advenimiento de las armas de fuego. a que en determinadas circunstancias muy calificadas.

que formaban un solo cuerpo con el caballo. que tantos triunfos les había dado. por las admirables aptitudes militares de sus hombres. correspondió a las armas españolas. Si los araucanos escribieron la epopeya más grandiosa que registra la historia de los pueblos primitivos. no fué sólo por su imponderable valor. Con profundo dolor vieron los pobres indios. ante la superior capacidad militar de los españoles. fueron los araucanos. así como los araucanos se dieron cuenta. pues vieron que tan preciada cualidad no hacía otra cosa que facilitar la acción destructiva de las armas enemigas. Como era de esperar. con verdaderos semidioses. que ese valor. una tras otra vez. . Los primeros en comprender que de nada les servía el valor. de que habían chocado con hombres invencibles. ¿cuál fué? Fué la rara circunstancia de constituir el pueblo araucano una raza militar. a su vez. ya había hecho su época y que el destino los había colocado frente a la alternativa de encontrar un nuevo camino de victoria o perecer. sino. múy especialmente. Pues bien. adquiridas y acentuadas en largos siglos de incesante batallar. la victoria.hacían gala. si no fué el valor el factor determinante de los grandes éxitos araucanos.

los italianos han sido pintores y músicos. éste . Han de ser facultades extraordinarias. no ha existido. éstos a los españoles o los ingleses a los rusos. fuera de los araucanos. ya que sóio los italianos y españoles producen grandes tenores. de que mientras aquéllos abundan. aquel que posee extraordinarias facultades para el ejercicio del arte militar.Y así como hay pueblos literatos. los alemanes tenores wagnerianos. otro pueblo de tan acentuadas características de pueblo militar. hay también pueblos militares. los rusos grandes bajos. etc. que yo sepa. en armamento. de la guerra de tres siglos que sostuvieron contra los españoles.CAPITULO II LA RAZA MILITAR ARAUCANA Sabido es que ciertos pueblos poseen especiales aptitudes para el ejercicio de un arte determinado. éstos escasean hasta el punto de que. Así. Hasta en el orden físico existen especialidades. a mi juicio. ¿Y los araucanos? ¿Poseían acaso tan extraordinarias facultades que nos obliguen a calificarlos como pueblo militar? Eso lo dirá el somero estudio que nos proponemos hacer. los españoles y franceses literafos. no porque los unos sean militarmente superiores a los otros. Cuando un pueblo civilizado choca con un pueblo salvaje. etc. . Los franceses podrán vencer a los alemanes. pero no por características de raza. no bastan para dar a un pueblo el derecho a figurar entre las razas militares. que las solas aptitudes. en organización y en dirección suprema. con la sola diferencia. si cuentan con la necesaria superioridad en número. ¿Qué es lo que puede llamarse Pueblo Militar? Es.

jamás se ha visto -si no es en Tucapel. giraron. hicieron lo que no había hecho ninguna otra raza. el telégrafo de señales. con los incas y con todas las demás tribus americanas. Las Termópilas y Concepción fueron combates defensivos. En este hecho están contestes todos los historiadores. como es también lo que ha ocurrido con los salvajes de tocios los continentes. les tomaron el cañón y se hicieron artilleros. la organización y. la táctica que posee en el momento del choque y si sale derrotado -lo que ha ocurrido invariablemente. infligieron a los españoles la primera derrota que éstos sufrían en América. abandonaron el arma que no les servía (la flecha).que en una batalla campal y como fruto. por primera vez. ¿Pasó lo mismo con los araucanos? No.según el temple de la raza. se avalanzó sobre ella. comenzó a manipularla y tras breve plazo. Esto fué lo que ocµrrió con los aztecas. ¿Por qué no ocurrió lo mismo con otros pueblos de mucho más avanzada cultura? ¿Qué pasó frente al cañón. mueran todos los adversarios. idearon el mimetismo y reanudando la guerra. Como carecían de táctica. En efecto. el garrote y el escudo). hasta que. es decir. a pesar de ser un hombre de la más primitiva cultura y de hallarse dominado por toda clase de supersticiones. crearon la fortificación de campaña. tal vez. el armamento. Tomaron a sus adversarios el arcabuz y se hicieron arcabuceros. dos razas muy evolucionadas. en el cual las medidas preventivas que los indios habían tomado dentro de su plan de combate. Ninguno de esos pueblos ha reaccionado. inventaron otras (el lazo. los araucanos reaccionaron violentamente. no ocasional. tres o más veces a probar la suerte de las armas.opone al civilizado el ejército. después de matar a los veinte artilleros que las servían. poseídos de un supersticioso temor. Y no se detuvo aquí la evolución de los araucanos. la infantería montada. en la batalla de Marigüeñu. que ya sabían mucho de mecánica. les tomaron el caballo y se hicieron centauros. derrota! Tal vez la más decisiva que registra la historia universal. . la dominó tan ampliamente. arma estruendosa y completamente desconocida para los indios? Los aztecas y los incas. inventaron una de extraordinaria eficacia. fueron tomadas por los indios. pero no se atrevieron a tocarla. en cambio. fueron las que hicieron a los españoles imposible la retirada. se entrega. La artillería se empleó en Chile. alrededor de la pieza. se somete incondicionalmente. ninguno ha evolucionado durante la campaña contra el pueblo civilizado. vuelve dos. idearon nuevos sistemas de combate. convencido de su impotencia. de arquitectura y hasta de astronomía. ¿Hay exageración en este cuadro? No. ¡Y qué. al fin. ganada por Lautaro y las seis piezas que la constituían. El araucano. crearon el espionaje. que pudo volverla contra sus enemigos. sino de un bien meditado plan de combate. pero Tucapel fué un combate en campo abierto. donde el heroísmo determinó la muerte de todos los defensores.

De lo hasta aquí expuesto resulta. pero todavía sin puntería. Tomo II. si le entregaban el mando del ejército. en substancia. como hicieron todas las otras tribus americanas. cosa muy natural. 500). que se resignaran a la derrota. crearon armas.Pues bien. hacía que tres o cuatro indios equivalieran a un español (Encina. esos guerreros orgullosos. al atacar el fuerte araucano de Quiapo. los araucanos crearon una táctica. cuando apareció en una de sus Juntas (especie de Congresos que ellos celebraban) un muchacho araucano. defendido por García Hurtado de Mendoza (el 25 de Agosto de 1557). si la arrebataron a los españoles. de que los indios empleaban contra él la artillería. dijo. Se replegaron a sus montañas y comenzaron a deliberar y a estudiar el problema que se les había creado. ¿Quiénes les habían enseñado a manejarla. se apropiaron de las armas españolas y las emplearon contra sus enemigos. lo que unido a los escudos y a la habilidad adquirida en el manejo de las armas blancas. pero también era difícil. etc. se habían visto halagados por el triunfo. Pidió la palabra y haciendo gala de una elocuencia. XXI). que no formaban una sola pieza con sus caballos y que él se como prometía a vencerlos. ¿No es todo esto revelar aptitudes extraordinarías para el ejercicio del arte militar? En esta misma ocasión emplearon arcabuses. de entregarse. después de matar a los veinte artilleros que la servían? Para el ataque al fuerte San Luis. descubrieron la forltificación de campaña. el primer Gobernador español que llegó a Chile. Cada uno de estos hechos será tratado en su oportunidad. (Historia del Reino de Chile.. Cap. Desesperaban ya de encontrar el remedio a tan grave mal. que a través de varios siglos. . recibió la sorpresa. Historia de Chile. pues morían como todos. ¿Qué hicieron? Ni pasó siquiera por sus mentes la idea de rendirse. por algunos años lo habían mantenido los españoles. La solución era difícil. García Hurtado de Mendoza. Pág. que iba huyendo del cautiverio en que. que se equivocaban si creían que los españoles eran inmortales. hijo del cacique Curiñanco. que según los misioneros españoles era muy frecuente encontrar entre los indios (1). Rosales. que en su evolución. Retrocedamos ahora al momento en que los araucanos se convencieron de su impotencia para vencer a los españoles. ya los indios se presentaron con lanzas de punta de fierro. Esta la adquirieron poco a poco.

. concedieron el mando del ejército a un individuo que carecía de los títulos y de los antecedentes que la costumbre imponía como necesarios para aspirar a tan alto puesto. que con olvido de sus hábitos y de sus tradiciones.Tal confianza en sí mismo demostró este muchacho y tan desesperada era la situación en que se encontraban los araucanos.

CAPITULO III CAPACIDAD DE LA RAZA ARAUCANA PARA PRODUCIR UN GENIO Así apareció en la escena del mundo. Miguel Angel y Leonardo da Vinci. Dejaban a sus mujeres los pocos trabajos que su primitiva civilización les imponía. eJercitarse y practicar el arte de la guerra. En efecto. con sus hijos de trece años para arriba. la de que el genio no es una planta exótica. la de que jamás se ha visto brotar un genio de una raza salvaje. Nació de un pueblo que durante varios siglos no hizo otra cosa que estudiar. Mozart y Beethoven. Sólo las razas que durante muchos años o siglos han cultivado algunas de esas especialidades. será. uno de los genios militáres más grandes que haya producido la humanidad. L. Lautaro no fué una excepción a esta regla. que la guerra y la preparación para la guerra. de una raza que haya carecido de la indispensable base de cultura y de larga gestación que requiere el genio. ha de ser recibida por todos los lectores con el más grande escepticismo y que la han de atribuir a una admiración tan exagerada como desprovista de fundamento. ni de las que brotan por generación espontánea. Wagner. etc. mientras ellos. de un pueblo de músicos. es ley casi invariable. Por eso Rafael.a primera objeción que a ella se ha de hacer. Es el producto de la labor silenciosa y fecunda de muchas generaciones que hacen calladamente su obra de evolución. son capaces de producirlos. ocupaban el día en el estudio del mejor empleo de . seguramente. No se me oculta que declaración tan rotunda como sorprendente. de un pueblo de literatos. fueron hijos de un pueblo de artistas. Cervantes y Calderón de la Barca. Para los araucanos no había otra ocupación digna de ellos. pictórico o musical. Nunca se ha visto que de un pueblo salvaje nazca un genio literario.

la existencia de un árbitro. No tenían idea de la propiedad de la tierra. se hayan sometido. en su meta. paralela a los lados cortos de ella. pues no había pasado de la edad de piedra. etc. de la justicia. "Nuestros indios vivían en plena edad de piedra. su situación era muy diversa. ¿ No es profundamente extraño que individuos tan primitivos. utilizando sólo para la construcción de sus armas. voluntariamente. Este sistema de vida produjo un fenómeno extraño. era un hombre evolucionado. juegos de tan perfecta factura y de organización tan acabada. que se había adelantado en varios siglos a su personalidad de salvaje. que le dió dos faces completamente distintas. del honor. de superficie pulida y brillante por un lado. de la responsabilidad . hayan podido concebir un juego de organización tan acabada y que. Se le podía comparar con un espejo. Pero. etc. implicaban el reconocimiento de derechos y obligaciones.sus armas . el jugador era intangible. Además. las reglas por que se regían esos juegos. ni de la divinidad. En efecto. Los fallos del juez eran inapelables. y áspera y opaca por el otro. como milItar. las conchas. Distinguían sólo dos estaciones: invierno y verano". de los pescados.y en juegos atléticos que los robustecían y les daban agilidad y resistencia. basta pensar en lo que es el football o balonpie actual. Para formarse una idea del lináo. en el terreno militar. Nació de allí una dualidad en la personalidad del indio. el araucano no tenía todavía los conceptos del derecho. hecha por lo general de cochayuyo. que es necesario destacar. donde por un pequeño momento encontraba refugio el jugador que llevaba la pelota. En su afán de prepararse para la guerra. al fallo del juez? Y esto no era sino porque el deporte formaba parte esencial de la preparación . En contraposición a estas condiciones. Como salvaje. era el más perfecto salvaje. respetándolo siempre. no se movía con los pies sino que era llevada bajo el brazo y de que en el centro de la cancha había una faja. las espinas. el reconocimiento de la justicia y la condición de que los fallos del árbitro fueran inapelables. Todo era igual. por el escaso grado de civilización que había alcanzado. la piedra. "No tenían la menor idea de la divinidad" (Obispo Ovando. en su cancha. inventó juegos deportivos como el linao y la chueca. con la sola diferencia de que la pelota. según lo declaró el señor Barros Arana. "Eran incapaces de fijar su atención siquiera en otro orden de ideas de aquel a que estaban habituados". del deber. les huesos. un respeto al derecho ajeno completamente incompatible con el escaso grado de civilización que habían alcanzado. en el capítulo 87 de su obra "Descripción de Chile y el Perú"). Mientras se hallaba dentro de esa faja. neutra. que no pudieron ser ideados síno por mentalidades ya muy evolucionadas.

Un detalle curioso. era natural que en su preparación tampoco existiera. Y no podría háber sido de otra manera. absolutamente todas. hizo que vivieran en continuas guerras. ni una tribu de bravos guerreros. Aún no hace muchos años. Eran reservados. Encina) y esa era también una prueba de altura de sentimientos. ("Eran admiradores del valor y de la hidalguía. Tomo I pag 109 . se había llegado a colocar en una situación única. los araucanos lo que la generalidad de los pueblos primitivos. por la particularidad característica. No tormaron sólo un pueblo belicoso.para la guerra. Rendían culto al valor de sus adversarios. el linao se jugaba apasionadamente en el sur de Chile. que pudieron realizar el prodigioso esfuerzo de resistir durante casi tres siglos a la más poderosa potencia militar de esa época. ya con otras razas. una capacidad de comprensión y un poder de asimilación verdaderamente asombrosos. si así puede decirse. creó en ellos como una segunda naturaleza y les dió tales aptitudes para el ejercicio del atte militar. como lo revelaron al emplear las armas y recursos bélicos de los españoles. sus facultades y actividades y que. ¿Podrán negarse a estas cualidades y aptitudes el carácter de extraordinarias? No fueron. lo cual es fácil demostrar. no se creían inferiores a ninguna otra raza". Muy orgullosos. que no había habido pieza de vestir capaz de resistirlo. es el de que para jugarlo. que no era dable esperar de seres de tan primitiva cultura. de que en ese juego no existe el foul. sino un pueblo militar. ya que se puede golpear hasta a traición. los participantes iban desnudos de la cintura para arriba. Hicieron así lo que no pudieron hacer otros pueblos de avanzada cultura. un pueblo que había hecho de la guerra una profesión. pues. ya con las tribus vecinas. esa vida unilateral. Los detalles de este juego no se conocen porque hayan quedado escritos en las crónicas o historia de la conquista. a que se entregaron durante varios siglos. que había dedicado a ella todas. en lo que se refiere al desarrollo de sus facultades militares. Y eso. con habilidad y acierto de avezados profesionales. sino porque ha llegado hasta nuestros días. ¿Cuándo se ha visto que en el choque de una gran nación 1 Barros Arana. en sus duelos singulares con los españoles. ¿Por qué? Porque ese deporte no era otra cosa que una preparación para la guerra y como en la guerra no existe el foul. cómo poseían también los sentimientos del honor y de la hidalguía. tanto física como intelectualmente. como lógica consecuencia. Esta reserva habitual los hacía desconfiados y los obligaba a vivir con las armas en la mano: casi viendo en cada hombre un enemigo. pues era tan brusco el juego. 1 Más tarde se verá. El carácter belicoso y desconfiado que los caracterizaba. Poseían para todo lo que se relacionara con el arte militar. El exclusivismo con que se dedicaron al estudiom y a la práctica de la guerra.

np es saber si el pueblo araucano se hallaba o no en situación de producir un genio. llegó a desarrollar en tal forma sus facultades militares. para qué dar a este punto más importancia de la que en realidad tiene. eran los españoles. sobre todo cuando sus adversarios. Por consiguiente. por otra parte. pueblo cuyos hombres durante varios siglos tuvieron la mente puesta en una estratagema o en un ardid de guerra. la guerra se eternice para resolverse al fin en la más absoluta impotencia de aquélla contra ésta? ¿Y quién puede creer que la causa de este fenómeno sea sólo el valor de los salvajes. sitio probar que lo produjo.civilizada con una tribu salvaje. pues. pueblo militar por excelencia. pudieron muy bien producir un genio militar? No hay. Lo que importa. que un pueblo de músicos haya producido a Beethoven. como consecuencia de la práctica incesante del arte de la guerra durante siglos. reconocer que ese pueblo. los soldados más esforzados y valientes de todos los tiempos? Preciso es. si reconocemos como lógico que un pueblo de artistas haya producido a Miguel Angel. . y que uno de literatos haya producido a Cervantes. ¿por qué no podemos convenir en que los araucanos. que pasó a constituir una raza netamente militar.

--El Ejército Araucano Poco a poco se irán destacando en el cuerpo de este estudio las razones en que podemos fundarnos para creer que Lautaro fué un genio militar. tal vez uno. tal vez menos. que antes de Lautaro se lanzaba en masa al ataque. lo que entre ellos ocurrió durante sus campañas sólo puede reconstituÍrse juzgando a priori. vigor. Frente a los españoles. pero como los araucanos nada escribieron.CAPITULO IV LAUTARO COMO GENIO MILITAR 1. Contaba. No había allí fraccionamiento. organización. Puede decirse que entre los últimos encuentros de los araucanos y la aparición de Lautaro. como lo haría una muchedumbre o una turba e impulsada sólo por su desenfrenado valor. de los cuales. conviene advertir que la historia de Arauco tiene la particularidad de que sóio por un lado posee fuentes de información. espíritu de disciplina. jerarquía de mando. transcurrieron. . Al iniciar esta tarea. aprovechó éste en la preparación del ejército que había de oponer a los españoles. ascendiendo de los efectos a las causas. de tan deficiente preparación. La conocemos por las crónicas. estaba condenado a un seguro fracaso. ¿Qué era el ejército araucano antes de Lautaro? Simplemente una horda de valientes. en cambio. es decir. extraordinario poder de asimilación y rara intuición para todo lo que se refiriera al arte militar. las declaraciones en juicios y las historias que escribieron los contemporáneos. haciendo cada uno todo lo que podía. un ejército. si se considera la enorme inferioridad de las armas con que contaba. ni nada. Valentía. especialmente. dos años. deben haber sido las cualidades características de esa informe masa de gente. aproximadamente. con una materia prima de la más alta calidad.

Todos estos planes son obra de la estrategia.. pues sin ellas la tarea que realizó habría sido imposible). en fin. ordenando el curso de las operaciones. porque la continuación dependerá siempre del resultado que se haya alcanzado en la realización de ese primer plan de operaciones. fraccionó el ejército en diversas unidades. en silencio y en perfecto acuerdo con las órdenes recibidas y. Si aquí se produce ya el primer choque con el adversario. lo corriente. Una campaña se parece mucho -aunque parezca extraño. creo de necesidad una corta disertación sobre estas dos ramas del arte militar. es que un plan de campaña se componga de varios planes de operaciones. entregar los originales a la imprenta. factor indispensable. Se fracciona el ejército. Con esto. comienza por idear el argumento. del que carecía en absoluto el ejército araucano. en un punto o en una línea del territorio enemigo. del resultado de ese choque dependerá el curso que han de tomar las siguientes operaciones. hasta llegar al primer objetivo decisivo.a una novela. dándose así origen al segundo plan de operaciones. se determina el punto y el momento en que se inician los movimientos y se organizan las jornadas de manera que ambas fracciones puedan concentrarse en un día determinádo. La segunda parte es escribirla. poniendo en acción su enorme dinamismo y su férreo carácter (ambas cosas hay que suponerlas. Se comienza por idear. avanzando simultáneamente por dos caminos. etc. lo ejercitó en el manejo de sus armas (suprimiendo la flecha por ineficaz contra las corazas de los espafloles) y en moverse en orden.Lautaro lo comprendió así Y. y como este trabajo no está destinado sólo a los profesionales. le dió una táctica. Con un ejemplo se verá esto más claramente. Algo parecido ocurre en una campaña. Esta es la táctica de la obra. 2. pero la ejecución de ellos. Es ésta la que reune a las tropas en los puntos . El que quiere escribir una novela. terminar la novela. ordenar el proceso de los acontecimientos y determinar el desenlace. impuso la más rígida disciplina. ha realizado la primera parte de su trabajo. corregir las pruebas. por resolver si la campaña va a ser ofensiva o defensiva. Tal es la estrategia de la obra. . por fin. Supongamos que se resuelve tomar la ofensiva.-Táctica y Estrategia Como en el curso de este estudio he de hablar repetidamente de táctica y de estrategia. Más allá no se puede ir. en seguida se crea el plan que se proyecta seguir. es obra de la táctica. De aquí resulta que.

la que las pone en movimiento. si hay necesidad. cuando se habla de táctica. puede. obra estratégica. si a la noticia de la presencia del ejército enemigo en una zona determinada" se resuelve avanzar para el combate y las tropas que se han de mover son tan numerosas que no pueden marchar por un solo camino. sólo el plan es de la estrategia. que mientras la estrategia es la concepción. quien daba a la estrategia la concepción de los planes. se hace. optar por la que más convenga a los futuros planes de operaciones. Esta teoría no prosperó. que. en general. fuera del campo de acción del adversario. toman las ideas de la estrategia". se aceptaba todavía la clasificación que del arte militar hizo el gran escritor y general francés. la que alimenta a la gente. la táctlca es la ejecución. Por lo que al combate mismo se refiere. conviene advertir que sin embargo. Por eso se ha definido a la táctica diciendo que "es la forma que. por fin. aún dentro del combate. tal vez porque no era sino una logomaquia. es acción estratégicá.iniciales de marcha. Puede también decirse. Enrique Jomini. como en la novela. la que realiza ese plan es la táctíca. a la táctica sublime la realización de los combates y dejaba a la logística todas las restantes actividades de la guerra. Así. para el fraccionamiento del ejérdto y para la ordenacíón armónica de su avance. dirige y realiza el combate. por ejemplo. todas las medidas que se tomen. . de manera que todo él pueda quedar concentrado en el mismo día en el punto probable del combate. lo mismo en una que en otra dirección. Deslindados así los dos campos de acción. En este caso. y la que. la que regula los descansos. por razones estratégicas. pues. haya también estrategia. Y es que hasta hace no muchos años. si se le presenta al comandante de las tropas la posibilidad de rechazar a su adversario. Se ve. la que fortifica. en su realización. Esto no se opone a que dentro del campo de operaciones y aún dentro del combate. la que toma las necesarias medidas de seguridad. uno se refiere a la actividad de las tropas en el combate.

por un hombre capaz de concebir y crear nuevos sistemas. Era indispensable una brusca y completa evolución en los procedimientos de combate. a pie y con picas y mazas? La táctica está íntimamente relacionada con la calidad de las armas y con ellas evoluciona. y tal cambio de frente no podía ser producido sino por un genio. no fué evolución. ya no se presentan sino hombres aislados. ningún general puede. podía tener aplicación en el ejército araucano. con más propiedad que Lautaro. que soldados provistos de corazas adoptaban para el empleo de la caballería y de las armas de fuego.Primeras actividades de Lautaro Si por genio se entiende "el grado más alto a que llegan las facultades intelectuales del hombre" o "grande ingenio. lo supo todo. Ninguno de los grandes generales fué creador. a las armas de fuego. en . Si Lautaro no hubiera hecho sino eso. pues con sólo emplear su ejército según la preparación y capacidad que tenía. Los indios no conocían otro sistema de combate que el choque en masa y el desordenado y frenético empuje de millares de esfuerzos. Si tuviera que definir a Lautaro. durante los varios años que fué prisionero de ellos. lo creó todo. las guerrillas y los tiradores frente a las armas horriblemente mortíferas de nuestros días.. Lautaro. en el verdadero sentido de la palabra. a toda armonía de fines y a todo objetivo común. En estricta justicia.3. Al período de las armas blancas correspondieron las formaciones en masa de la falange y la legión. no habría pasado a la historia como general de fama. ninguno de ellos ideó nuevas armas ni modificó substancialmente los procedimientos tácticos de su época. porque ninguno de ellos fué creador. por que nada de lo que estos practicaban. que sin haber aprendido nada. diría que fué un general. no habría logrado cambiar el rumbo de los acontecimientos. ajenos a toda cooperación. sino creación la que Lautaro realizó. Lautaro tuvo que crearlo todo. fuerza intelectual extraordinaria o facultad capaz de crear o inventar cosas nuevas y admirables" o "la más alta porencia a que pueden elevarse las facultades humanas". le dió instrucción de combate y lo empleó escalonado. Comenzó por fraccionar su ejército en unidades que obedecían a determinados jefes. El mérito de ellos consistió en el brillante. Se habría repetido en Chile el heroico. merecer el calificativo de genio. Por eso. a las tropas de un ejército que combatía desnudo. pero estéril sacrificio de los aztecas y de otros valientes pueblos de la América. en el geniaÍ empleo que hicieron de sus respectivos ejércitos. Sufren un error los que creen que Lautaro aprendió de los españoles el arte de la guerra. por genial que ese empleo hubiera sido. en cambio. ¿De qué podía servirle la táctica.

y. que le dió muy buenos resultados contra la caballería. que pasaban sobre ellos sembrando la muerte. una especie de bastón corto y pesado que podía ser lanzado desde cierta distancia contra la cabeza o contra las patas de los caballos. Esta arma rindió todo el efecto que de ella se esperaba y fué empleada por primera vez en la batalla de Concepción. la infantería tiene en los rifles y ametralladoras eficacísimos recursos contra las aterradoras cargas de la caballería. En el campo de la estrategia. el lazo. Por eso. donde jamás dejó de tener oportunamente concentrado su ejército. se recogerían a la palizada que tenían hecha". Tomo II. Pág. Logró siempre combinar sus movlmientos con la necesaria precisión para ser el más fuerte en el campo de batalla. Constituyó reservas para tener en su mano el medio de contrarrestar sorpresas. De aquí. para desorganizarlas. arma que llegó a ser temible en manos de los indios. Sin embargo. e ideó el garrote. En el terreno de las armas. ideó (después de Tucapel). produciendo el más completo desconcierto en las filas enemigas. que casi costó la vida a Villagra en la batalla de Marigueñu y a la cual el cronista Góngora de Marmolejo llamó "invención diabólica". de entregarse a la orgía después de cada victoria. ya que rechazar al adversario no es sino iniciar la victoria. bien poco podía hacer Lautaro. que ni siquiera trabajaban el hierro. Para coronarla. 59): En los tiempos actuales. La parte estratégica fué Ia tarea más difícil para Lautaro. porque todos sus esfuerzos se estrellaron impotentes contra la costumbre rutinaria de los indios. una persecución a fondo que agote. pues tuvo que vencer en él casi insuperables dificultades. dado el estado embrionario . le fué posible mantenerse dueño de la situación. pero no pudo nunca coronar su obra con una enérgica persecución estratégica. restó a Lautaro una enorme ventaja. de hacer cambiar el centro de gravedad de la lucha y para buscar la decisión y. (Historiadores. Poco más tarde ideó el escudo. según el giro y las exigencias de la lucha. que la inteligencia más sutil no sabría hacerle observaciones. Tomo II. Sus planes de combate cumplieron siempre con las dos primordiales exigencias del arte militar: sencillez y eficacia. por fin. Pág.olas.. Vió Lautaro que era indispensable hacer algo. como indispensable. por ser absolutamente ineficaz contra las corazas españolas. "Tan largos como el brazo y si los caballos viniesen tan armados que no tuviesen temor de los muchos garrotazos que les tirarían y los rompiesen. hizo del terreno tan acabado aprovechamiento. sólo antes de los combates. (Historiadores. Esta fatal circunstancia. que nunca le fallaran y que fueran siempre de decisivos resultados. como lo . se impone siempre. por fin. después de suprimir la flecha. sino para detenerlas. pero los indios carecían en absoluto del medio de detener o síquiera de atenuar el impulso de esas masas de hombres y caballos. la obra de Lautaro es aún más digna de admiración. por lo menos.en que se encontraba la industria entre los indios. el garrote. 47). desmoralice y desorganice por completo al enemigo. que lo hizo fabricar de cuero.

Pág. por fuertes y valientes que hubieran sido. la obra de Lautaro. por lo engorroso que era el manejo de tropas que debían moverse. requiere una preparación relativamente larga que no podía obtenerse en el breve plazo de gue él disponía. El primer problema que tenía que resolver. había que establecer una sólida disciplina para alcanzar el objetivo decisivo de lograr una obediencia ciega en el momento oportuno. no habría existido la posibilidad de derrotarlo. Pág. Hasta con la sup. 3 Preparado ya así el ejército. (Barros Arana. tan bien organizada la piquería. la dispersión del ejércíto entero 2. con el cual alcanzó los más brillantes resultados. como consecuencia. cuatro años más tarde. que siendo tan eficaz y requiriendo menos estudio. El 23 de Abril de 1554 fracasó Lautaro en su ataque a. que. Esto fué lo que comprendió Lautaro y lo que se propuso remediar. buscó ia manera de reemplazarlo por otro. por fin. Tomo II. se volvieron a sus casas en completa dispersión". ¿Qué otro general tuvo que vencer tantas y tan graves dificultades? Era tanta la superioridad técnica del ejército español. sembró la desorganización y el espanto entre los indios". ¿Lo consiguió? ¡Acertó con el único que existía! Por lo menos hasta hoy. para llegar a ser eficiente. Tenía que comenzar por dar a su ejército una organización y un fracionamiento adecuado a la calidad de mando de sus jefes y lo ideó y lo implantó en el más breve plazo. era el de idear un procedimiento de combate que ofreciera las posibilidades de contrarrestar la eficiencta de las armas españolas.erstición de sus tropas tuvo que luchar Lautaro y buena prueba de ello fué su fracaso en el ataque a Imperial. fué sorprendido por una borrasca que los indios consideraron de mal agüero y que produjo. y había. concentrarse y alimentarse en un teatro de operaciones de pocos recursos y de muy malas y escasas comunicaciones. a nadie se le ha ocurrido que por otros medios se hubiera podido llegar a los mismos resultados. Y fueron tan rápidos y efectivos. y desistiendo de su propósito. el resto era tarea del general que lo mandara y comenzó. donde en marcha hacia lá ciudad. Tomo XXVIII. 144 . por consiguiente. 59) 3 2 Documentos Inéditos. hasta llegar muchas veces a la crueldad. los progresos que los indios hicieron en materia de instrucción y adiestramiento. dieron motivo para que un cronista de la época se expresara así: "Atacaron los indios en escuadrones cerrados. que con masas desordenadas. acom~ pafiada de truenos y relámpagos. Imperial porque "una gran tempestad de viento y lluvia. como si fueran soldados alemanes muy cursados y expertos en semejantes ocasiones". y empleó el espionaje. y la estableció con mano férrea. Como el servicio de exploración. le permitiera aprovechar las aptitudes de su gente.fué después para sus sucesores. que dar a las tropas la indispensable preparación que requerían sus operaciones militares y se la dió en cuanto fué posible.

En forma impecable y con precisión matemática. como él. no podía esperar la victoria. siquiera algo parecido? 4. Conocimientos. la retirada se pudiera efectuar sin el peligro de ser perseguido por la caballería enemiga. ción que convema dar a sus tropas para alcanzar los siguientes pri!ll0rdiales objetivós: 1) Asegurar la sucesiva y oportuna intervención de sus diversos escuadrones. César. creo que lo más efectivo es hacer un paralelo entre Lautaro y los cinco generales de más fama en la historia militar.Viendo que de sus armas.-Todos los grandes generales fueron hombres de vastos conocimientos. 3) Situar el teatro de la lucha en forma tal. y tan perfectos fueron sus resultados. casi del todo impotentes contra las corazas españolas. se realizaron estos cuatro objetivos. hombres que se desarrollaron en un ambiente de alta 4 En la milicia antigua se conocia con este nombre a una porcIón de tropas formadas en filas con cierta disposición.En edad sólo puede comparáresle con Alejandro. entre otros resultados. 4) Combinar y regir los movimientos de sus tropas de manera que. el de imponer a la caballería el pie forzado de cargar siempre cuesta arriba. Para alcanzar estos resultados fraccionó su ejército en numerosos escuadrones 4 y los instruyó para alcanzar de elIos una eficiente y armónica obra de conjunto..Paralelo entre Lautaro y los grandes generales Para llegar a conclusiones definitivas. resolvió aprovechar su superioridad numérica -el único factor que tenía a su favor. Alejandro. . no les quedara a éstos ningún camino por donde practicar la retirada.para producir el agotamiento físico de los hombres y de los caballos enemigos. que permitieron a Lautaro alcanzar una de las victorias más decisivas que registra la historia universal. que. Federico el Grande y Napoleón. Estudió en seguida el campo en que pensaba librar su primer combate y proyectó en él la distribu. según las reglas de la táctica militar. Aníbal. tomó el mando de su ejército a los 18 años. que en cuanto se produjera el rechazo de uno de sus escuadrones. En los tiempos más antiguos la táctica era conocida con el nombre de arte de escuadronar. Edad. 2) Obligar a los españoles a pelear en una dirección determinada para alcanzar así. producida la derrota de los españoles. ¿De qué otro gran general puede decirse lo mismo.

por fin. lo que es peor. fué militar de profesión. El de Alejandro fué el que formó su padre. hijo de Amícar Barca. el Rey Sargento. hizo su carrera desde soldado a las órdenes de su cuñado Asdrúbal y se formó. Hay sí que reconocer.ese ejército se hallaba completamente desmoralizado por el abandono en que lo tenía el Gobierno. todos fueron hombres de estudio y de grandes conocimientos. con el que. Aníbal peleó al mando del aguerrido ejército cartaginés. Alejandro fué hijo del Rey Filipo de· Macedonia y discípulo de Aristóteles. ¿y Lautaro? Se hizo cargo del peor ejército del mundo y de la tarea de combatir. pues. pues nunca había tenido oportunidad de ejercitar su inteligencia. que pretendía descender de Eneas. sin la menor noticia de lo que en el mundo había ocurrido antes de él. que ya había sabido vencer en Italia y en España. en cambio. táctica. ni lo que ellos habían hecho. en forma inductiva. de gran elocuencia y de destacadas aptitudes políticas (bastaría decir que fué el autor de Los Comentarios) . fué un hombre ilustrado. usaba la legión. como correspondía al escaso grado de cultura que la tribu había alcanzado? Habría derecho a suponerlo. hay que proceder. que la del material humano. César tomó el mando del ejército romano. a la guerra el aporte de su preparación y el de las lecciones y experiencias militares que hasta entonces existían. una vez más. pues en vez de la falange. ni otra base para constituir un ejército.cultura y con una esmerada educación. sin ejemplo ninguno que seguir y. formado en el colegio militar de Brienne y en la escuela militar de París. no hay para qué decir que fué un hombre de cultura superior y. Aníbal. Federico. el ejército más ·disciplinado y aguerrido de su época.. Lautaro. ya evolucionado. que en ei momento de hacerlo -al iniciar la campaña de Italia.Ninguno de los grandes generales tomó el mando de un ejército de mediana calidad. baste decir que tomó el mando del gran ejército francés del siglo XVIII. por consiguiente. Todos éstos llevaron. Napoleón. fué un indio analfabeto. César. tal vez. la formación más eficiente de esa época. hijo de rey y rey él mismo de un pueblo civilizado. Napoleón. Federico recibió de su padre. sin saber siquiera que habían existido otros generales. jerarquía de mando. el genial filósofo griego. Filipo de Macedonia. en un ambiente netamente militar. a quien siguió a España. no había organización. de Venus de Anquises. sin gimnasia intelectual de ninguna especie. era el mejor ejército del mundo. general cartaginés. Pero para establecer en forma concreta y aproximada el verdadero valor militar del ejército que Lautaro recibió. pero eso no armonizaría con los . el que usaba la falange. el mejor de su tiempo. Ejército. ¿Fué sólo una horda. En ese ejército no se conocía la instrucción.

a todas las tribus que se le habían opuesto.. sin apasionamiento de ningún género. donde quiera que los encontró.-Todos los grandes generales pelearon con los mejores armamentos que en sus respectivas épocas existían.No sólo habían peleado con tribus de su misma cultura. que eran muy diestros en el manejo de sus armas... Lautaro tuvo que realizar sus campañas sin otra ayuda que la potencia de su genio creador. 2. A estos antecedentes hay que agregar. y 3. Y tan poderoso fué ese genio.Era analfabeto y de la más absoluta ignorancia. que mientras los grandes generales gozaron de todas las ventajas que podía ofrécerles un buen ejército. mandando tropas colecticias. perfectamente comprobados: 1.Ningún general del mundo ha tenido que realizar sus campañas con un ejército tan deficiente y tan mal armado como el que empleó Lautaro.Sólo tenía 18 años al tomar el mando de su ejército. declarándolos promaucas. por lo menos. después de ingentes y repetidos esfuerzos para conquistarlos. 4. "enemigos libres". descubriendo leyes y procedimientos e improvisando sus armas. a través de varios siglos. y hecho esto.. 2. se le pueden atribuir como principales méritos los siguientes: 1.. renunció a la guerra.. que creándose recursos.Eran guerreros que invariablemente habían vencido. en tanto que Lautaro tuvo que hacer frente a un ejército tan superiormente armado. que inventarlo todo Armamento. o lo que es lo mismo. 3.. Sintetizando lo ya dicho sobre Lautaro.. sí. hay que arribar forzosamente a la conclusión de que a él no le quedaba otro recurso. Se ve. debeló adversarios. una vasta ilustración. y a la luz de sólo los hechos perfectamente históricos. sino con una raza tan evolucionada como la que poblaba el Perú (los incas). etc. que se vió reducido casi a la más absoluta impotencia. la ignorancia casi absoluta que de toda materia militar tenía Lautaro.Toda la organización y toda ia instrucción del ejército .Vivían dedicados exclusivamente a su preparación para la guerra y esto impone el deber de suponer. logrando morir invicto. la cual. pues.siguientes antecedentes. que eran ágiles y resistentes a toda clase de fatigas y que conocían y apreciaban el inmenso valor de la disciplina. podemos llegar a la conclusión de que.

. 10. 11. pues éstos nunca hicieron de la fortificación una aliada para el combate. fué una verdadera creación. Mérito es éste. a otros en otros. ¡De ningún otro general puede decirse lo mismo! Lautaro iguala a unos en ciertos rasgos. sin sufrir nunca un fracaso. muy distintas las características de ambas fortificaciones.Empleó la fortificáción del campo de batalla.Ideó planes de combate y los realizó en forma tan perfecta.Descubrió todas las leyes de la guerra y en el campo de la estrategia -materia ésta en la cual nada pudieron decirle los procedimientos españoles.los grandes generales..Su primera batalla fué una de las victorias más completas que registra la historia militar del mundo. 8. Eran..Ideó el procedimitmto de fortificaciones a retaguardia de la primera línea de combate. táctica que le permitió alcanzar los más brillantes resultados. 6.. arte que en él. sino un refugio para descansar en la tranquilidad de que no serían sorprendidos. . pues..Creó una táctica especial para su ejército. 13. del cual ningún otro general ha podido vanagloriarse.Jamás perdió una batalla: murió invicto. procedimiento que sólo en la penúltima guerra europea ha venido a consagrarse como bueno. 12.Como todos . sin haberla aprendido de los españoles.araucano.... 7. movió sus masas de tropa en un vasto y pobre teatro de operaciones. fué obra de Lautaro. 9.. pero nadie lo iguala a él en todos. invariablemente.Fué un maestro en el arte del aprovechamiento del terreno.Inventó nuevas armas que rindieron todo el fruto que de ellas podía esperarse.. que. lo condujeron a la victoria. gozó de un enorme prestigio entre sus soldados y llegó a ser el terror de sus enemigos. 5. 14.

70 caballos. que fué un duelo a muerte entre España y los aborígenes de nuestro continente. Tras estas invasiones. Subyugados así los dos grandes imperios que predominaban en . con antecedentes indiscutibles. Reforzado. los que le bastaron para terminar completamente la dominación de México. poco más tarde. ¿Cuántos hombres costó a España esta campaña? No alcanzaron a 160. llegó con ellos a posesionarse de la opulenta capital. nación poderosa y conquistadora cuyos dominios se habían extendido ya desde el Ecuador hasta Bolivia y Chile. Sin excepción. en que jamás salió derrotado. El descubrimiento y conquista de América. Bastaron a Pizarro 170 soldados. Con menos gente aún. para derrotar a los más poderosos ejércitos americanos. la enorme diferencia que existió entre la resistencia opuesta a los españoles por los araucanos y la que opusieron las restantes tribus americanas. bastó un pequeño ejército español. a los seis meses y días de haber desembarcado en Veracruz. que fueron relativamente breves y de carácter definitivo.CAPITULO V COSTO DE LA GUERRA DE ARAUCO Antes de comenzar el estudio de la guerra secular que Arauco sostuvo contra España. a. por la invariable superioridad que revelaron las armas españolas. me parece oportuno poner de manifiesto. siguieron las respectivas conquistas. Con poco más de 600 soldados invadió Cortés el poderoso imperio azteca y librando numerosas y sangrientas batallas. veces 50 jinetes. 3 arcabuses y 20 ballestas para llegar hasta Cajamarca y ponerse al frente del poderoso ejército que mandaba Atahualpa. fué invadido Perú. se caracterizó especialmente. llegó a contar con algo más de 1000 soldados.

el rey de España dispuso que en Chile existiera permanentemente uno no inferior a 1. Este solo antecedente dice ya más que todo lo que pudiera escribirse sobre el valer militar del pueblo araucano. a las cuales no intimidaban la muerte. los mejores guerreros de esa época. Llegaron los españoles a Chile al mando de uno de los más brillantes oficiales que vieran los teatros de guerra americanos. de indios auxilíares. deslindando fronteras. sin imaginarse siquiera la dolorosa sorpresa que les reservaba el porvenir. reconociendo la independencia de los indios. 1641). en Chile nunca fué terminada. haya costado a España más. que continuamos la obra de los españoles durante más de medio siglo. lógico fué que los españoles dieran por terminada la parte más difícil de su tarea. pero inmensamente más. el rey dispuso que en ChÍle se mantuviera permanentemente un ejército de 1. ni los más grandes sacrificios. fué la araucana (Paces de Quillén. que el situado que pagaba el Perú. se elevara a 212:000 ducados. don Alonso García Ramón. Casi no hubo gobernador que no llegara a Chile con un respetable refuerzo de tropas. En Abril de 1620. sostenido por el real situado que pagaba el Perú. el . Aunque extraño. y esto. arreglando canjes de prisioneros y estableciendo determinadas y recíprocas relaciones de convivencia.Gobernador. es por eso explicable. Esto no se vió. La única tribu americana con la cual España pactó treguas y tratados de paz. y su encuentro con los araucanos fué el principio de una era digna de los tiempos heroicos de la antigua Grecia. que en los demás países duró sólo unos cuantos años. ya a principios del siglo XVII.200 soldados españoles y otro. el ejército constaba de 1.587 plazas. aún mucho mayor. En 1603. Después de 270 años de no interrumpida lucha. habían dominado a los araucanos. mientras en los demás países se mantenían ejércitos de unos cuantos cientos de hombres. unido a los innumerables hijos de españoles que en casi tres siglos nacieron en Chile. para poderlo mantener.América. Felipe II ordenó.500 hombres y en 1606. hizo que fueran muchas las decenas de miles de soldados . No nos fué mejor a los chilenos. que el descubrimiento y conquista de Chile. La conquista. inició sus operaciones contra Arauco con un ejército superior a 1. que el descubrimiento y la conquista de la América entera. con los mismos resultados negativos. se retiraron de Chile sin poder decir que por un momento siquiera. nunca en ningún otro teatro de guerra arnericano. don Pedro de Valdivia. Por eso. aparte de las remesas extraordinarias que España hizo. Fué el choque violento de dos razas gigantes. y así fué cómo en 1605.500 soldados españoles. los españoles.

6 7 8 5 Capitulo XVIII. contemporáneo a esa gloriosa época.661 pesos y 3 reales. Medina. en que la guerra terminó. que en estos cálculos. para dominar completamente al gran imperio azteca. Si estas son las cifras de muertos hasta fines del siglo XVII. Con estos antecedentes coinciden los siguientes 1. página 109 Medina. pág. ni desaparecidos. página 308 . prisioneros. la guerra de Arauco costaba ya a España 42. enviado como Procurador del Gobernador don Alonso de Ribera.000 soldados y más de 50 millones de duros6. Sólo en el lapso comprendido entre 1601-1698 la guerra costó 9000 soldados y 16. ante la Corte de España.que cayeran en el trágico tonel de las Danaides de la guerra de Arauco5. para poder terminar la guerra en cinco o seis años7. Jorge de Esquía y Lumbe. pidió al rey un ejército de cuatro o cinco mil hombres. BIblioteca Hispano-Chilena. calculaba que a fines del siglo XVII. las bajas sufridas por España no pudieron ser inferiores a 50. no están comprendidos los heridos. dable es calcular. 38 Ult!mo desengaño de la guerra de Chile. sin la menor exageración. España no perdiera sino 160 hombres! Si se computan las bajas sufridas en el resto de América. 2) En 1664. El más autorizado de los historiadores coloniales. Algunos cronistas dejan constancia de que entre los soldados que acompañaban a don P·edro de Villagra en 1563 iban ya muchos chilenos de nacimIento (Barros Arana. jQué contraste forman estos antecedentes.000 indios auxiliares8. ponía en su conocimiento que. me parece muy difícil llegar a los 300 hombres. tomo II. don Pedro Cortés Monroy. Y conste. en carta al rey de España. Biblioteca Hispano-Chilena. don Diego Rosales.000 y tal vez más hombres. pág. 314). que hasta principios del siglo XIX.. tomo Ir. con el ya conocido de que.109. hasta esa fecha.En 1614. muchas armas y toda clase de elementos.000 españoles y 60. habían muerto en la guerra 29. tomo ir.

viéndose dueños del fuerte. tan corta como agitada y gloriosa. llevando la provisión de leña y pasto que la guarnición necesitaba. Desgraciadamente para los españoles. logró arrojar a sus enemigos del fuerte y aún perseguirlos por corto trecho. Valiéndose los indios de la circunstancia de que diariamente les era dado entrar al fuerte.CAPITULO VI LAUTARO EN ACCION Tan pronto como Lautaro se sintió en situación de hacer frente al poderío español. lo incendiaron. llegar al vecino fuerte de Purén. este triunfo momentáneo había costado mucha sangre y Ariza se dió cuenta. al ver la imprudente división de las fuerzas españolas. desechaba a cuantos no creía aptos. en la pág. Designaba a los caciques e indios principales. prendiendo así de nuevo la antorcha de la guerra. de que no le quedaba otro recurso que abandonar el fuerte. el espíritu de revuelta. Muy luego Ariza logró restablecer el orden entre los suyos y. sin duda. perseguía y castigaba sin . "En toda su vida. esto duró poco. Mas. Los indios. después de grandes y sangrientos esfuerzos. Según don Crescente Errázuriz. cayeron sobre ellos logrando desconcertarlos oon la sorpresa. Dice sí. siguió ejerciendo su autoridad sin contrapeso. quien concibió el plan de conflagración general. La velocidad de sus caballos le permitió sustraerse a la persecución de los indios y pudo. y aprovechando el descuido de los españoles. en una de esas veces. atacando el fuerte de Tucapel. sin ningún entorpecimiento. 558 del 2" tomo de su obra sobre Pedro de Valdivia: "Fué. contraatacando. Lautaro quien infundió en las leguas de Arauco. lo que realizó al caer la noche. lanzó su grito de guerra. viendo llegar nuevos refuerzos indios. Era Tucapel un pequeño fuerte guarnecido por unos cuantos soldados españoles. llegaron con armas cuidadosamente ocultas en las cargas. los convocaba y mandaba. que en cada empresa habían de tomar parte. es a Lautaro a quien hay que atribuir esta sublevación. al mando del capitán Ariza. Tucapel y Purén.

Esto le permitió también retirar algunos soldados. don García de Mendoza (XI. OcurrÍa esto el 15 de Diciembre de 1553. y. . Eso mismo afirman Juan Gómez de Almagro y sus testigos (XI. aproximadamente. hizo subir su partida a 50 jinetes. no se han puesto de acuerdo los historiadores. pero en un número que. También dice de él: "el más ilustre.) Fué relativamente fácil que esta noticia llegara a oídos de Lautaro.piedad a los que rehusaban ayudarlos o permanecían sujetos a los españoles". no ha sido posible fijar exactamente. que unidos a los que pudo sacar de Arauco. En el caso que comentamos. a su paso hacia Tucapel. una diferencia de días. poderoso y obedecido de sus capitanes generales". tal vez por creerlo innecesario). pues Gómez de Almagro leyó públicamente en Purén la carta de Valdivia. tanto en los servicios auxiliares. dice: "El haber sido Lautaro en esa época "Capitán General de los Indios" lo afirman Francisco de Villagra en la pregunta 68 de su interrogatorio. entre ellos Rosales. Tomó al mismo tiempo la precaución de enviar ai capitán Gómez de Almagro. (Sobre la fecha exacta en que ocurrió la batalla de Tucapel. para dirigirse a las minas de Chilacoya. concurrieron también. la orden de ponerse en marcha hacia Tucapel con trece de los jinetes que tenía a su mando y de encontrarse en el punto de la cita el 25 de Diciembre. que los españoles. Lo que tan apresuradamente lo hacía proceder. (aún cuando ellos no lo declararon nunca en sus crónicas ni en sus partes. 421) Y numerosos capitanes y soldados". sin que ninguno lo ponga en duda. Para el objetivo que en este trabajo me propongo. jamás dejaron de ir a los combates reforzados con un buen número de indios auxiliares (Yanaconas). como para proteger los flancos o para ocupar determinados puntos en el campo de batalla. En la página 559. han fijado en 2. Tan pronto como Valdivia tuvo conocimiento de la destrucción del fuerte de Tucapel. carece en absoluto de importancia. que en esos momentos explotaban con una gran cantidad de indios sumisos. resolvió reconstruir el fuerte incendiado y salió de Concepción a la cabeza de sólo quince jinetes. Estos indios peleaban valientemente al lado de los españoles y servían. Conviene ya establecer aquí. tomó Valdivia la precaución de levantar un fuerte que diera cierta garantía de seguridad a la tropa destacada allí. Aun cuando en las minas no se tenía ninguna noticia de la insurrección y los indios se mantenían tranquilos. no menos de 20 de sus testigos. en sus respuestas a ella. 192 y otras). Algunos cronistas. era el temor de que la insurrección se propagara y el consecuente deseo de apagarla en germen. refiriéndose a la presencia de Lautaro en Tucapel.000 el número de yanaconas que acompañaron a Valdivia en Tucapel. comandante del fuerte Purén. como dijimos.

Consiguió su objetivo y el indio fué apresado por los españoles. sin embargo. por la razón que consignamos anteriormente. Buscó. (Estos jinetes fueron don Luis de Bobadilla y tres soldados que Valdivia destacó desde Lavolebo. ya que se resolvía. destacar contra la fracción de Gómez de Almagro la gente necesaria para rechazarlo o. como. Con sólo la pérdida de cuatro jinetes. que rondara cerca del fuerte simulando mucho interés en no ser visto y procurando. y se aprestaba ya para dar descanso a su tropa. pues. por lo menos. se negó a contestar hasta que. pero perdiéndolas él. se mantuvo en todo momento orientado sobre el curso de los acontecimientos. Bastó tal noticia. quien. Entre cien generales.Este avance de Valdivia hacia Tucapel. un escuadrón . Lo que Lautaro hizo. que lo sorprendieran. Destacar tropas contra Gómez de Almagro para detenerlo en su avance. pues no era tan fácil engañar a los españoles. adelantados para explorar y que fueron copados y muertos por las avanzadas de Lautaro.) Avanzó hasta llegar cerca del lugar en que había existido el fuerte. Se ve que a Lautaro no se le escapaba ningún detalle. sino retardar esa salida. cuando de un bosque vecino salió. a la vez. con ser lo más simple. ni para detenerlo en su avance y se limitó a observarlo por medio de sus espías. como era natural. ocurrió el 26 de Diciembre. en compacta formación y con denodado empuje. en una equivalencia: hacía perder fuerzas a su adversario. a su vez. viéndose muy apremiado -esto había que esperarloconfesó que andaba reconociendo el fuerte. y como esto significaba un refuerzo para su adversario. por lo menos 90 habrían resuelto en este caso. no pareció a Lautaro un recurso apropiado. ¿Por qué? Porque a él le convenía esa salida para poderlo batir en campo abierto. efectivamente. llegó Valdivia a Tucapel. ¿Cómo hacer llegar esa noticia? También éste era un problema que necesitaba ser resuelto con mucho tino. para detenerlo durante todo el tiempo que hubiera sido necesario. gracias a su servicio de espionaje. para que éste resolviera postergar por un día su avance a Tucapel. se propuso hacerla fracasar. A la viveza y sagacidad de sus indios. que fué el de hacer saber a Gómez de Almagro que el 24 su fuerte sería atacado con grandes fuerzas. no hizo esfuerzo alguno para molestarlo en el camino. al fin. al parecer más lógica y. Como su propósito era batir a Valdivia en Tucapel. porque los indios pensaban atacarlo el 24 con grandes fuerzas. Es de hacer notar que el interés de Lautaro no fué impedir la salida de Purén de Gómez de Almagro. otro medio más eficaz. no escapó ni siquiera la orden dada a Gómez de Almagro para concurrir a Tucapel. antes del medio día del 25 de Diciembre de 1553. Interrogado sobre la intención que allí lo llevaba. que debe haber sido muy ladino. a Lautaro no le pareció la mejor. Esta era la solución. no tomó desprevenido a Lautaro. fué ordenar a un indio.

para agotar las fuerzas de su adversario en un combatir incesante y siempre renovado. defendían palmo a palmo el terreno y vendían caras sus vidas. Ideaba con esto un nuevo sistema de combatir. seguros ya de que los españoles morían como ellos. y convencidos de que había sonado la hora de su redención. Era el combate en olas. era muy difícil que en ese choque de los aceros contra los pechos desnudos de los indios. y ésto.araucano. una segunda ocupó inmediatamente su lugar. Los españoles. unido a la fatiga que producía el ardiente sol de un caluroso día de verano. Para llegar a tal . si lo empleaba en masa. para precipitarse por las quebradas (de antemano elegidas para el caso) donde no los podían perseguir los jinetes enemigos. cayeron como una tromba sobre las compactas filas de los indios. no un encuentro formidable. entretanto. se había propuesto hacer de la batalla. aumentó en tal forma el cansancio de los jinetes y de los caballos. Valdivia. y siguiéndolo en su desarrollo. Cómo logró tal orden y disciplina en un ejército que poco tiempo antes se hallaba formado por tropas absolutamente colecticias? Este es uno de los fenómenos más dignos de ser admirados. con la rapidez que era de esperar de tan experto capitán. pero le faltaba realizar y completar su plan y lo hizo en una forma impecable. Con esto se habían logrado ya dos de los objetivos de Lautaro: debilitar la resistencia española y evitar la persecución de sus tropas. pues. dividió en tres partes su escuadrón y designó a una de ellas. Esta vez la resistencia de los indios fué aún más tenaz. Rechazada la primera fracción de tropas de Lautaro. El choque fué tremendo. sino tantos encuentros parciales como fueran necesarios. No antes sí. Los indios. de haber herido a muchos españoles y de haberlos abrumado de cansancio. con iguales bríos. no les iban en zaga. fuera otro que la derrota de éstos. sedientos de venganza. un segundo grupo de jinetes. Convencido de que en un choque con los españoles su ejército llevaría siempre la peor parte. vamos a ver ahora como se desenvolvió el plan que Lautaro había concebido. resistían y luchaban con un valor desesperado. como siempre había ocurrido. obligando a Valdivia a emplear contra ella. que Valdivia creyó indispensable precipitar el desenlace para resolver cuanto antes un combate que ya se prolongaba inusitadamente. que debía esperar varios siglos para ser aceptado por el arte militar. Sin embargo. Sigamos ahora el curso de los acontecimientos. el campo los naturales. Cedieron. poseídos de una altísima moral. creaba una táctica. La sucesiva y no interrumpida intervención de sus escuadrones se produjo con precisión matemática y sin que ninguno se denunciara antes de entrar en acción. para salir al encuentro de los indios. arrollando y matando a diestro y siniestro. Así terminó la primera fase del combate de Tucapel. aunque el resultado podía hacerse esperar.

Era el -instante decisivo y. . como cantó Homero la de los griegos. como era natural. que no vieron otra salvación que la fuga. sin embargo. El choque fué tan impotente como el anterior. para consumar la derrota de los españoles. Dando. Fácil es imaginarse la situación que esta tercera ola de ataque creó a los españoles. Era la reserva. enardecidos con la victoria. cuando no se podía vencer. sobre quien pesaba toda la responsabilidad. porque. en que el genio de Lautaro rayó a la altura del espartano valor de los españoles. da idea de la fibra de esos hombres. tomando la representación de todos. Conociendo la rapacidad de los indios. en un esfuerzo supremo. faltaron fuerzas para romper la muralla de pechos. y Valdivia. Por un momento pudieron aún los castellanos ofrecer alguna resistencia. ¡Empeño inútil! Extenuados ya los jinetes. y sedientos de venganza. por saquearlos. la retirada de la segunda división de Lautaro. Para soldados de ese temple. y por segunda vez se produjo el repliegue de los españoles. Comenzaba a poner en obra este plan. consiguió también burlar la persecución. cuando en medio de una ensordecedora vocería. precipitándose a las quebradas. ni a este recurso se pudieron acoger. Desgraciadamente. cargaron con renovados bríos. se vió atacado por todos lados por numerosas partidas de indios que avanzaban con loco ardor. una vez más.resultado. muchos de ellos heridos y desprovistos en absoluto de tropas de refresco. había que morir. atacaban con verdadera furia. apareció. puso en acción todas sus tropas simultáneamente y así logró. No se desalentaron. pensó en que si les abandonaba sus bagajes. elocuentes pruebas del acerado temple de sus almas. acabando a lanzadas con los pocos sobrevivientes. le dejarían escapar con los pocos hombres que aún le quedaban en pie. que escribieron con hazañas nunca superadas. el tercer escuadrón de Lautaro. que al mando de Lautaro. Continuar el combate era ya imprudencia temeraria e inútil sacrificio. dirigiéndose a sus oficiales. Valdivia preguntó? ¿Qué hacemos? El capitán extremeño. entretanto. que los tenaces indios oponían. Altamirano de Medellín. pero eran ya tan pocos y se hallaban tan extenuados. Apenas resuelta así la segunda fase del combate. agotados los caballos y muy raleadas las filas. se vió forzado a ordenar la retirada. aunque sin alcanzar sobre ella un triunfo decisivo. y a morir tocaron las trompetas cuando ordenaron repetir la carga. contestó: ¿Qué quiere vuestra señoría que hagamos. intervenía en el momento preciso. Y llegó el epílogo de esa odisea admirable. ya completamente extenuados. como la anterior. Los indios. con el mismo orden y brío que los anteriores. sino que peleemos y muramos? Esta respuesta espartana. porque Lautaro había tomado ya sus medidas para cerrar todos los caminos de retirada. la epopeya que cantó Ercilla.

es también poco probable que en esa orgía de sangre. Atacado por numerosas partidas de indios. que casi se tiene por imposible. en compañía de un clérigo apellidado Pozo. guardarropa de Valdivia. conociendo la crueldad de los indios y sabiendo que tenían que vengar en él muchos agravios. obtuvo la mayor parte de sus datos del indio Alonso. que han pasado a la historia con el honroso título de "Los catorce de la fama". pero detenido por un pantano. porque juzgo poco probable que Valdivia. La muerte de todos los españoies. fué alcanzado por los indios y ultimado sin piedad. era ya tarde para hacerlo impunemente. sin exceptuar uno solo. Como se ha visto. tuvo que desplegar Gómez de Almagro y los trece jinetes que lo acompañaban tal energía y heroicidad. martirizado por los indios. . como no la habían conocido tampoco en el resto del continente americano. la batalla de Tucapel. Uno de los principales cronistas de la época. De los 14 cayeron 7 y los restantes salvaron todos muy mal heridos. Mientras unos creen que murió en el campo de batalla. los castellanos no habían conocido en Chile al derrota. la primera que los indios ganaban y la primera que Lauiaro dIrigía. ni salvó con vida uno solo de los enemigos. cosa tan difícil en la guerra. se hubiera dejado tomar prisionero. Hasta entonces. Ni llegaron los refuerzos de Purén. pues. pensó en el peligro que a él mismo le acechaba e inició inmediatamente su retirada. al mando de Lincoyán. El clérigo corrió la misma suerte. que peleó a su lado en Tucapel. el principio de una nueva era: la de la vulnerabilidad española. en consecuencia. Los autores no están de acuerdo sobre el género de muerte que sufrió Valdivia. hizo difícil la reconstitución de esta batalla y lo que de ella se sabe. había logrado escapar del campo de batalIa. A consecuencia del ardid de Lautaro. lo dijeron los pocos indios auxiliares que escaparon de la hecatombe. los indios hubieran pensado en tomar prisioneros. Terminó. otros le atribuyen una muerte horrorosa. Góngora de Marmolejo. Por otra parte. Gómez de Almagro llegó a las inmediaciones de Tucapel 24 horas después de la hecatombe y al darse cuenta de la irreparable desgracia.Valdivia. Algo extraordinario tenía que resultar del choque de esos dos titanes: Valdivia que no conocía la derrota y Lautaro que no la había de conocer jamás. uno a uno se cumplieron los propósitos de Lautaro. con la muerte de todos los españoles. Yo me inclino a creer que no salió vivo del campo de batalla. que se lo había sido impotente testigo de sus ininterrumpidos triunfos. La aparición de Lautaro marcó. Desgraciadamente.

disminución de sus efectivos de combate. sin pérdida de tiempo. a pesar de conocer la grave responsabilid'ad que asumía y lo difícil que era la tarea que debía cumplir. En su afán de fundar ciudades. Aceptó Villagra el honroso encargo. Por eso. a la vez. sino que la confianza. y comenzó. . con la más completa unanimidad. produjeron verdadera consternación en la vecina ciudad de Concepción. huyó a Concepción. era la elección del jefe que debía reemplazar a Valdivia y. los españoles. Fué. La guarnición de los Confines y una parte del Cabildo. no pensó Valdivia en que cada una de ellas le significaba una sensible . todos pusieron sus ojos en el Teniente Gobernador. una exagerada y peligrosa dispersión de sus fuerzas. don Francisco de Villagra. pues. El primer problema que se presentaba. por suerte. la derrota de Tucapel y la muerte de Valdivia. valiente y experimentado capitán. a reunir y a organizar un ejército que le diera alguna garantía de triunfo contra el caudillo araucano. sus habitantes se vieron privados de las tropas que los protegían y.CAPITULO VII PRIMERA CAMPAÑA DE LAUT ARO Batalla de Marigüeñu (26-II-1554) Convencidos . escaparon de Imperial. del experimentado caudillo en quien tenían puesta toda su confianza. donde fueron a aumentar el espanto que ya reinaba en la ciudad. que inspiraba plena confianza y que arrastraba todas las simpatías. de que sus huestes eran invencibles. y la de Arauco. en sus armas los había llevado a. Sorpresivamente. después de doce años de no interrumpidas viétorias. con gran parte de los pobladores. no sólo se· sentían completamente seguros. indescriptible el pánico que la noticia del desastre de Tucapel llevó a los ánimos de los habitantes de todas las ciudades y fuertes que existían al sur del Mau)e.

cuanto alcanza un tiro de fusil". Y. El conocimiento que tenía del carácter de los indios. obligándole a extremar las precauciones para evitar una sorpresa. difícilmente podrían colocarse allí 10.gos le produjera recelos. sin embargo. Historia de Chile. donde los españoles dijeron que Lautaro había peleado a la cabeza de 100. La descripción tan precisa que el cronista hizo de esta meseta. En cuanto Villagra se sintió en estado de operar. nombró a su tío.. que aunque no ofrecía fuertes pendientes. Coronando el cerro a que daba acceso esta cuesta. La mayor parte de los testigos dicen 150 y tantos. XVI). "Cerrado por el oriente por una selva densa que no da paso y ceñida al occidente por un precipicio que cae hasta el mar". tiene para nosotros la más alta importancia. No hay que olvidar que la meseta se "hallaba entrecortada de bosques y espesura". y emprendió su marcha hacia Arauco. Se cierra así un polígono de forma más o menos rectangular y de unos 400 a 500 metros de largo por unos 250 metros de ancho. entre los ignorantes y supersticiosos indios.. libro II Cap. "Ancha. el padre jesuíta Miguel de Olivares. jefe de la guarnición de Concepción. sin hallar el menor rastro de los indios. pero entrecortada de bosques y espesuras. llegó al valle de Chivilingo. 13). capaces de encubrir una emboscada. porque en ella fué donde se desarrolló la batalla de Marigueñu y. especialmente de la artillería. Por la parte oriental está cerrada de una selva densa que no da paso. tenía el inconveniente de hallarse cubierta de grandes matorrales. pero Cristóbal Vareja expresa: "Ciento e cincuenta e cuatro hombres de a caballo e infantes muy bien armados e aderezados. ¿Cuántas? Segurament€ no serían más de tres. A los dos días de marcha. Esto equivale a decir.allí. Mucho se esperaba. en formación de combate. . 9 En el proceso de Francisco de Villagra. hizo que en vez de confianza. tal vez cuatro. ¿Cuánta tropa cabe en un espacio así? En formación compacta. arma hasta ese momento desconocida en Chile y que estaba destinada a producir gran efecto material y aún mayor efecto moral. don Gabriel Villagra.000 hombres. fuerzas éstas que eran las más numerosas de las que hasta entonces habían operado en el campo araucano. "Larga algunas cuadras". (Así lo declararon Francisco de Villagra y cuatro testigos más). A esto hay que agregar un gran número de indios auxiliares. don Juan Gal'cés da ese número en su declaración (XXII. logró formar un ejército de 154 soldados 9 y 6 cañones. La marcha del día 26 debía iniciarse repechando la cuesta del cerro Laraquete. esta ausencia de enem. Era el 24 de Febrero de 1554. y este testigo los contó por mandato del dicho Francisco de Villagra en un alarde que se hizo". se extendía una meseta "larga algunas cuadras y ancha cuanto alcanza un tiro de fusil. (En esos tiempos los rifles no tenían más alcance). a duras penas la mitad.000 hombres. al pie del cerro de Laraquete. por el occidente la ciñe un gran precipicio que cae hasta el mar".Juntando toda la tropa que le fué posible y separando a los menos aptos para encargarlos de la defensa de Concepción. (Descripción del cronista de la época. que no tendría más de 200 a 300 metros de anchura.

. Villagra continuó su avance y a las ocho de la mañana. en un recinto que. comenzó a replegarse. esto habría sido sensillamente imposible en tan reducido espacio. que le fué posible a los españoles una contraofensiva en que las batieron aisladamente. etc. las cuatro unidades de 10. Como la misión de la vanguardia no era comprometerse a fondo. .000 hombres cada una. si· no que quedaron tan separadas.000 hombres por· que no tendrían dónde tomar distancia. pasemos a la narración de la batalla. además. atacaron simultáneamente. pues al llegar a la mitad de la cuesta.000 hombres. Pues bien. distribuyéndolas en el campo. no pueden combatir 10. En un espacio tan reducido oomo el que acabamos de conocer. avanzar. Martín Hernández (XXI. Valdivia dió cuenta de haber sido atacado por un ejército de 40. que divididos en cuatro grandes unidades. no sólo no se estorbaron. Reinoso tuvo que hacer frente a un impetuoso ataque que tropas emboscadas le llevaron desde ambos lados del camino. atacando simultáneamente. es qué la fuerza de los araucanos fué en esa ocasión de unos 4. fijando posiciones a la artillería. es decir. no puede haber sido de más de 100 metros por cada lado. relevar las tropas de primera línea. y poco más tarde. En la batalla de Penco. no habría dejado de atacar con más energía a la subida de la cuesta o cuando Villagra tomaba sus primeras disposiciones. retirarse. don Alonso de Reinoso. logró coronar la cumbre.los españoles calcularon en 100. tan pronto como le fué posible desprenderse de sus enemigos. hay que aceptarlas siempre con beneficio de inventario. Sin detenerse por este incidente. Por excepción. Con la mayor rapidez que le fué posible. en este caso. Hecha esta digresión. que a ser de otra manera. Es de suponer que Lautaro recién terminaba también de ganar la. En la realidad. destacó una vanguardia de 30 a 40 hombres al mando de su maestre de campo. concederse. Esta es una prueba concluyente de que las cifras sobre los efectivos araucanos. Villagra. 558). Con todo. logró incorporarse al grueso de la columna. cuando apenas terminaban las tropas españolas de tomar sus primeras colocaciones. 10 Los testigos que comprueban el mando de Lautaro en Tucapel afirman también que durante toda su vida permaneció frente a las huestes araucanas.10 Lo más que podrÍa. tomó sus disposiciones.000 hombres la fuerza de Lautaro. Lo confirman Ercilla y Gongora de Marmolejo. como lo hizo Lautaro. dados sus escasos efectivos. Que mandó en Maríguefiu lo declaran. ante el temor de que la cuesta que daba acceso a la meseta se hallara ocupada por tropas enemigas. después de rechazar muchos ataques parciales. partiendo de los indios la iniciativa. los españoles se defendían tras una empalizada. con un impetuoso ataque.000 indios.523) y Gabriel de Villagra (XXI.000 a 5. Otro ejemplo nos dirá hasta qué punto eran exagerados los datos sobre las fuerzas enemigas. el combate comenzó. etc. No se había equivocado. posición con el grueso de sus fuerzas. dados por los españoles. fraccionando sus fuerzas.

las tropas de Lautaro. extenuados. Y fué porque más que nunca era en esos momentos necesario su valor y su presencia de ánimo. y continuó luchando en primera línea con redoblado empuje 13. tanto de esta situación. el resultado de este primer choque fué el rechazo de los indios ante el ímpetu arrollador de los caballos y la mayor eficacia de las armas españolas. porque. Comenzaban ya los indios a arrastrarlo. Desgraciadamente para éstos. No impunemente. acudieron en su auxilio. y así sucesivamente: la táctica de Lautaro en plena acción. debido al ejemplo de Villagra. Sin embargo. era su primera ventaja un hecho ya previsto por Lautaro. avanzó otra. cuando los españoles que con él se hallaban.Como siempre. . 502): "arremetieron contra él y lo pusieron a punto de muerte con un arma. que careciendo de reservas y de tiempo para tomar un refrigerio. pues la tropa se daba cueni a de que no hacía otra cosa que prolongar su agonía. los sucesivos rechazos que tras ese se seguirían. 11 12 Declaración de Alonso de Reinoso (XXI. Pasaron así las primeras cuatro horas de combate sin que los indios dieran un sólo momento de tregua a los. en gran parte. peleaban siempre con renovados bríos. al parecer no usada hasta entonces por los indios y cuyo uso en aquellas circunstancias está manifestando la cercanía de los combatientes y la confusión de la lucha: le echaron un lazo al pescuezo hecho con una pica y varas y cargaron muchos indios a tirar de la pica en que estaba el dicho lazo y dieron con él en el suelo". como si la herida no hubiera sino exacerbado su valor. como estaban tamhién previstos. Lautaro se dió cuenta. veían cómo. era. salió herido12. que infatigable y valiente cual ninguno. pues Villagra fué enlazado y arrancado del caballo. decaía el vigor de sus caballos y se raleaban las filas. sin dar muestra alguna de fatiga 11. tomó Villagra un nuevo caballo y otra celada. además. pues perdió el caballo y la celada y. nada había adelantado Lautaro con este golpe de audacia. fué relevada por una tercera. desmoralizados y los más heridos. El ataque surtió pleno ef'ecto. paso a paso. combatía constantemente en primera fila. que al ser a su vez derrotada. forllosamente. cuando ya los caballos no obedecían y cuando sus soldados. al apo" (al jefe). luego ésta por una cuarta. como del efecto que el ejemplo de Villagra producía y resolvió proceder directamente contra el jefe español. 13 Declaración de Juan Garcés (XXII) 350). Derrotada la primera división. un grave desaliento en las filas españolas. 379) Dice Martín Hernández en su declaración en el proceso de ViIlagra (XXI. estimulando y alentando a sus soldados. Y si la situación se mantenía. descansando alternativamente y recibiendo agua y alimentos que se les tenían listos a retaguardia. logrando rescatarlo. Entretanto. los abrumaba el cansancio. lanzando contra él un poderoso grupo le soldados que provistos de lazos (la nueva arma que había ideado) avanzaron gritando "al apo. se hallaban al borde de la derrota. Esto tenía que producir. por cierto. fatigados españoles.

Y fué porque el caudillo indio. pero ante Lautaro. 379). Tomaron equivale a mataron. la retirada no habría tenido nada de extraordinario. indicando el camino por donde creyó más viable la operación. Aprovechando su perfecto conocimiento del terreno. y trabajó con tanto acierto. afrontaban con imperturbable serenidad el peligro. Se prolongó así la batalla hasta las cuatro de la tarde. Ocho horas de combate. y renovándose sin cesar. . este número es tan exagerado como el de los 100. sin un previo trabajo de destrucción. No hay para qué decir que con esta pérdida los españoles recibieron el golpe de gracia. cayó íntegramente en su poder. hombre dinámico por excelencia y de extraordinaria clarividencia. ganaban paso a paso el camino de la victoria. Alonso de Reinoso dice. Este era el momento que Lautaro acechaba ansiosamente para asestar su golpe de muerte. agigantado por el desastre y por el generoso deseo de salvar la mayor parte de su gente. Pocos ejemplos hay en la historia de un valor tan sereno y de una resistencia tan tenaz a la fatiga.500 los indios auxiliares que murieron en ese ataque. en adelante. y de combate cuerpo a cuerpo. y después de la muerte de los 20 soldados españoles que la servían 14. fué preparando la hecatombe de los españoles. que aunque estaba fuertemente protegida por numerosos indios auxiliares. la actitud de Villagra fué digna de todos los elogios. sin la menor duda. derribar los obstáculos y resistir el 14 El maestre de campo. Villagra dió la orden de retirada. como lo que demostró Villagra en esa noche triste dsue vida. que si no se operaba un milagro. logró aislar a la artillería. pero. rayaron en lo imposible. después de grandes destrozos. un triple esfuerzo que no se hallaban en situación de realizar: defenderse de los perseguidores. a la cual las formaciones en masa de los indios ofrecían un blanco ideal. ni el enorme éstrago que seguían haciendo las armas españolas. Se calcularon en 2. se transformó en un problema casi insoluble. Ante otro adversario. lo que significaba para los españoles. y muy especialmente la artillería. pues alll los indios no hicieron prisioneros. en cada obstáculo colocó una fuerte guarnición encargada de defenderlo. era más de lo que podían resistir los espíritus más fuertes y los organismos más vigorosos. su heroísmo y su pujanza. Si hasta ese momento. Puso en acción su reserva y moviéndola con rara habilidad.Nada lograba atenuar el brío con que los indios luchaban sin mirar los innumerables cadáveres que ya les costaba la batana. junto con dirigir el combate. colocando albarradas y otros obstáculos que hacían imposible el paso.000 indios de Lautaro. en el trágico momento de la retirada. ninguno de sus enemigos había de salvar con vida. "Cerraron con la artilleria e la ganaron e tomaron mucha gente de a pie con ella (XXI. y llegó el instante en que la retirada se impuso como necesidad impostergable. durante la retirada. había hecho barrear todos los caminos de retirada. No contento con esto.

15 16 Es el número que fija Alonso de Reinoso en su declaración (XXI. por donde pasaron los que allí habla". Y Alonso de Reinoso. dada las condiciones del terreno. XXI. pues los españoles no encontraron en su avance nada de lo que fué la causa principal de su desastre. 504). Vigiló y dirigió el embarque de sus tropas y sólo cuando ya todo estaba en salvo. Tal vez. a las tropas les habría sido forzoso continuar por otro camino que de allí se desprendía y que las habría conducido a un precipicio. 329. eligiendo entre los que mejor habían librado de la batalla. 17 Declaración de Martín Hernández (XXI. Iniciada la retirada. los restos deshechos del ejército español pudieron llegar al Bío-Bío. las heridas de los más y la obscuridad en que los choques se producían. el cansancio de las tropas. gracias a la incansable actividad de Villagra y a su serena dirección. 381)' (2) Declaración de Martín Hernández (XXI. aislado y acosado por los indios. C¡uando a esto se unió la presencia de los obstáculos que oerraban el camino. XXI. el repliegue se detuvo. Cerca de la media noche. y a Villagra. Y conste que todo esto fué ordenado y preparado por Lautaro durante la batalla. Galopó entonces hacia la vanguardia y al ver una albarrada que en vano sus soldados trataban de forzar. con inauditos esfuerzos. donde por suerte se hallaban aún las embarcaciones que habían servido en la marcha. lo que al fin se consíguió. Previó la retirada. le llegó la noticia de que sus tropas no podían avanzar más.17 Todavía por algún tiempo se prolongó el desesperado esfuerzo de los español'es para desprenderse de sus tenaces perseguidores. 320 ) "e tizo un portillo". lanzó contra ella su caballo a toda la velocidad que le fué posible y logró derribarla 16. donde llegó a. de avance. estaba a punto de sucumbir. se dió tiempo para dirigir la batalla y. Hasta el último momento fué Villagra el héroe de la jornada. la retirada se podría haber producldo sin grandes pérdidas. 504) . simultáneamente. donde ya las esperaban los indios para consumar la hecatombe. una retaguardia de unos 30 a 40 jinetes 15 y comenzó. al efectuar la retirada.ataque de los que defendían el paso. (Cristóbal Varela. el trabajo de contener a los indios perseguidores. Este fué el milagro que se necesitaba para salvar los restos del ejército español. que se debatía desesperadamente por contener la persecución. pues a no producirse ese hecho. ordenó la construcción de los obstáculos a retaguardia de los españoles. Villagra constituyó. fijando las tropas que debían guarnecerlos. si ya en plena noche no hubiera aparecido la complicación de que las tropas eran atacadas también desde el lado opuesto. Agréguese a ésto el desorden consiguiente a una derrota. La retirada continuó y Villagra regresó a la retaguardia. y se tendrá un cuadro aproximado de la tremenda situación creada a las fuerzas españolas. tiempo para rescatar a un soldado que.

ya que ellos eran la verdadera carne de cañón (si se me permite la expresión). pero sabiendo como sabemos que las tomó de tal eficiencia. Tuvo esta batalla la particularidad de haber dado origen a la única crítica que los historiadores han hecho a las campañas de Lautaro: la de no haber destruído las embarcaciones que aseguraban en el Bío-Bío la retirada de Villagra. XXI. algunos de tal gravedad. él. los que se hallaban presentes en esta batalla no supieron negarle el testimonio de su admiración y entre otras cosas dijeron: "Uno de los más valerosos y animosos hombres que se pudo ver" (Martín Hernández). Fué tal el esfuerzo desarrollado por los españoles en esta retirada. Era. casi todos estaban heridos. resistencia y serenidad de que iba hacer gala Villagra. Aquí termina lo que se conoce con el nombre de Primera Campaña de Lautaro. que a pesar de la oposición que los indios presentaron y a pesar de las barreras. 221). recorrieron los cuarenta kilómetros que separan el campo de batalla del río Bío-Bío. del hambre y de hallarse casi todos herídos. 88 habían caído en la refriega y de los 66 salvados. De las bajas entre los indios auxiliares la historia no hace mención. difícil imaginarse que un enemigo en derrota. pero es lo más probable que casi todos hayan caído en el combate.pasó. De los 154 soldados que entraron en acción. que 5 de ellos murieron poco después. pudiera salir bien librado de una retirada en que el camino se hallaba completamente obstruído y defendido por numerosas tropas. . si Lautaro no hubiera tomado las necesarias medidas para cortar la retirada a su enemigo. el último de todos 18. Encontramos muy discutible la justicia de esta crítica. 18 Cuando poco más tarde Villagra fué procesado. que fué un milagro que no lo consiguiera. la crítica pierde mucho de su valor. La hallaríamos bien fundada. "Cree este testigo que si estuviera Cipión no pelearía inejor que el dicho Villagra" (Declaración de Diego de Arana. en las solas horas que mediaron entre la caída de la. del cansancio. Lautaro creyó que estas medidas le daban la suficiente garantía de éxito. eso fué todo. No contó con los prodigios de valor. a la verdad. tarde y la medianoche.

CAPITULO VIII SEGUNDA CAMPAÑA DE LAUTARO

Si la derrota de Tucapel produjo alarma en las poblaciones del sur, la de Marigueñu llevó el miedo a su grado máximo. Quedó probado que no había por el momento, fuerzas capaces de contener a Lautaro y ya los habitantes no pensaron sino en la fuga. Aunque la noticia llegó a Concepción poco después de la media noche, cundió con tal, velocidad, que momentos más tarde los pocos hombres que en la ciudad quedaban, se tenían que ocupar en contener a la población para que no se pusiera en fuga inmediatamente. Villagra fué uno de los últimos en llegar a Concepción (después del medio día) y en tal estado, que hubo que sangrarlo inmediatamente y echarlo a la cama. Sin embargo, ante la alarma, y ante la necesidad de abandonar luego a Concepción, Villagra se vió obligado a dejar el lecho para atender a la salvación de las mujeres y de los niños, que ya comenzaban a salir de la ciudad. No es este el momento de relatar los hechos y nos bastará decir que, parte por mar (mujeres, niños y enfermos) y parte por tierra, todos huyeron a Santiago, logrando llegar a la capital, sólo porque los indios se mostraron inactivos. Grave cargo sería éste contra Lautaro, si no se supiera que eso se debía a la inveterada costumbre de los indios de entregarse a las fiestas después de cada victoria, fiestas a las cuales seguía la dispersión del ejército. Y no era posible que en unos cuantos meses, Lautaro lograra cambiar costumbres seculares, profundamente arraigadas en el carácter de esa gente. A no haber sido así, Lautaro habría terminado con la dominación española en Chile, pues le habría bastado llevar a cabo las persecuciones estratégicas que nunca pudo realizar, para producir la ruina completa de las fuerzas enemigas.

Después de Marigueñu, Lautaro no dió señales de vida durante un largo tiempo. Las razones no se conocen. Alentados con esta situación, los españoles resolvieron repoblar a Concepción, y en Octubre partieron de Santiago la tropa y los pobladores que debían llenar esa misión. Los indios vecinos pidieron inmediatamente auxiIio a las tribus de Arauco, y Lautaro respondió al llamado, poniéndose a la cabeza de sólo 4,000 indios.19 Así fué como a los 26 días de haber, sido repoblada Concepción, ya sus habitantes supieron, con terror, que Lautaro se hallaba a sus puertas. Era el 12 de Diciembre de 1555. Todo era distinto, esta vez, para Lautaro. Realizaba una operación estratégica ofensiva, contaba con un ejército muy inferior a los que antes había manejado, tenía tácticamente que tomar también la ofensiva y el ataque tenía que producirse contra una ciudad protegida por sólidas empalizadas. Veamos cómo procedió. Después de estudiar el probable teatro del combate y de suponer que los españoles, impetuosos de suyo, y acostumbrados a tomar la ofensiva, no se contendrían, dentro de los límites de su fortificación, calculó que lo más probable sería que su pequeño ejército fuera impotente para resistir el contraataque español, con el sólo recurso de sus rudimentarias armas, y resolvió apoyarse en el terreno, construyendo a retaguardia un reducto abierto por la gola (parte posterior) y apoyado en una quebrada para hacer así imposible la persecución de la caballería, . A primera vista parece que nada de extraordinario hubiera en estas disposiciones y sin embargo, fueron necesarios casi cuatro siglos para que la táctica viniera a consagrar como bueno el procedimiento de fortificar a retaguardia una segunda y aún una tercera línea de resistencia. Esta fué una de las lecciones que nos dejó la última guerra europea, He aquí, pues, cómo Lautaro se adelantaba a su época! ¿ Puede citarse algo semejante de algún otro general? Preparado así para una contingencia, se adelantó hacia la ciudad. Muy luego los españoles le dieron la razón, pues arrastrados por su impetuosidad, cometieron la imprudencia de salir a campo abierto y de atacar con grandes bríos. Tal como Lautaro lo había previsto. Esto era lo que el caudillo indio esperaba para poner en acción las dos nuevas armas que había ideado: el escudo y el garrote. Convenientemente adiestrados sus indios lanzaron en el momento oportuno
19

SIendo éste el número que Córdoba y Figueroa fijan, hay derecho a suponer que en realidad, fueron muchos menos, tal vez 2.000.

sus pesados garrotes, que cayendo como una lluvia sobre las cabezas de los cabalios los hicieron encabritarse, caer, arrojar sus jinetes y formar, en fin, tal confusión, que inmediatamente la ventaja se pronunció a favor de los naturales. . Cuatro españoles cayeron en el primer momento, (entre ellos el regidor Pedro Gómez de las Montañas, capitán de caballería) 20, muchos quedaron heridos, y fué tanta la desorganización que se les produjo, que ya no pensaron sino en buscar su salvación dentro de las empalizadas. La retirada en estas cóndiciónes, se hizo desordenadamente y muy luego se convirtió en despavorida fuga. El combate le había costado a los españoles 18 a 20 muertos, numerosos heridos y un considerable número de bajas en los indios auxiliares 21 . (Se ve que éstos nunca faltaron). Por tercera vez, Lautaro conseguía la victoria y por segunda vez producía el despueble de Concepción. (Aprovechando un buque que había en la bahía, se embarcaron las mujeres, los heridos y los niños y el resto de los españoles emprendió por tierra la retirada hacia Santiago. Los indios, como de costumbre, entregados al saqueo y a la borrachera, hicieron a Lautaro imposible una persecución a fondo.

20 21

Barros Arana, tomo II. pagina 74.

Así lo afirman, en informacfones de servIcios, Juan Martínez de Leiva (XVI, 68) Y Diego Dlaz (XXV, 253). Otros informantes hablaron de 19. 23. 24, 27 y hasta 30.

desconcierta. clarividente precisión y tenacidad inquebrantable para lograr sus propósitos. y ya en la tercera campaña. cuando ya no fué posible prescindir de él. hay. l Claramente se ve que Arauco le negaba su concurso. rápidas concepciones. Esta situación se fué agravando poco a poco. De esos acontecimientos se desprende. fué el acendrado amor a . y así se vió que pasaron muchos meses. como ya dije. se le dió apenas un ejérdto de 2. hace. se le vió salir de Arauco acompañado de sólo un puñado de hombres . ¿Por qué? Eso es lo que no se sabe y lo que sólo es dable conjeturar.y. ya base suficiente para que hasta los más escépticos se vean forzados a reconocer que en Lautaro se reunían excepcionales condiciones de hombre de guerra. Sentado esto. Inventiva. Una característica del pueblo araucano. que sólo a priori podamos juzgar los acontecimientos que entre ellos se producían. que fueron de espléndida oportunidad. fueron sus principales características. que después de Marigueñu la situación interna de Arauco cambió radicalmente. con el propósito de ir reclutando gente de otras tribus para formar un ejército. El completo desconocimiento que tenemos de lo que ocurría en el lado de los araucanos. Intrigas y tal vez envidias de los que se creían tan capaces y aún más dignos que Lautaro de asumir el mando supremo. lo hicieron caer en desgracia entre los ancianos caciques que dispensaban el poder. su continua pérdida de ocasiones para terminar con la dominación española. si no se querían perder todas las ventajas ganadas.000 a 4. al continuar el estudio de sus campañas.000 hombres. a todas luces pequeño para tomar la ofensiva contra un ejército superiormente armado y reforzado con numerosos indios auxiliares. Y cuando la necesidad lo impuso.CAPITULO IX TERCERA CAMPAÑA DE LAUTARO Con lo hasta aquí narrado. sin que el extraordinario caudillo tomara ninguna iniciativa.

logró penetrar en el pucará. que haya encontrado seria resistencia entre los ancianos y en toda la tribu. no fué comprendido por los indios y dieron con ello origen al fracaso y a la muerte de Lautaro. Pero no le duró mucho la ventaja. Logró atacarlo por sorpresa y su osadía tuvo al· principio una compensación. no resignándose a la inactividad.su tierra y su absoluta falta de espíritu de conquista. supo del Cano que Lautaro había pasado el Maule en marcha hacia el norte y sin arredrarse avanzó contra él. pues. La proposición de Lautaro de marchar sobre Santiago. con la misión. a fines de Julio. mientras su patria se veía invadida. Los indios agráviados. será ya más fácil explicarse los sucesos posteriores. iCatorce jinetes! i Con qué rapidez se habia. pues. tampoco respondió Arauco en la forma que habría sido necesaria. fueron concibiendo poco a poco tal terror por Lautaro. continuó en sus esfuerzos de arrojar a los españoles. y recurriendo a la fuerza. Aunque fué en América durante siglos un guerrero invencible. comenzó a construir recintos fortificados (pucaraes). Este. poniendo en serias dificultades a la guarnición. Naturalmente que esto no era fácil. Plan de tan alto vuelo estratégico. . para apoyarse más sólidamente en el terreno. después. por eso extraño. Lautaro empleó la fuerza. Ya en esa época Lautaro comenzó a sentir que sus compatriotas lo abandonaban. Esta podría ser una explicación a las dificultades que encontró en Arauco. el rigor y hasta la crueldad. al ser repoblada por los españoles. fué Lautaro. Marigüeñu y Concepción! Al llegar al Mataquito. valiéndose de cuanto indio podía reclutar en otras tribus. que llegaron a temerlo más que a los españoles y no pensaron sino en librarse de él. engrosando las filas del pequeño ejército con que salió de Arauco en Juio de 1556. olvidado Villagra de'Tucapel. para reclutar la gente que le era necesaria para dar forma a la genial idea de ir a golpear a su adversario en pleno corazón. dada por Villagra. ausente Lautaro. un pueblo conquistador. Hecha esta aclaración. si no existiera el antecedente de que cuando se presentó la necesidad de atacar a Coricepción. en uno de los cuales fué atacado por don Diego del Cano. desplegaban los indios araucanos. de avanzar al sur con catorce jinetes para contener la actividad que. primero. jamás dió un paso fuera de sus fronteras en busca de nuevos territorios con que ensanchar sus dominios: no fué. y éste fué el origen de su pérdida. según noticias recibidas. A falta de autoridad. Agotando los medios de persuación. poco a poco. pues carecía de la necesaria autoridad para levantar ejércitos fuera de las fronteras de Arauco. rompía esta tradición y no es. y cuando ya llegó a la zona peligrosa. Había éste salido de Santiago. De qwe ésta fuera la verdadera explicación no cabría la menor duda.

era ya demasiado tarde para iniciar la persecución. Villagra no se desalentó por esto. donde esperaba encontrar a Lautaro. impuso a cada vecino de la capital la obligación de proporcionar de uno a tres hombres de guerra con armas y caballos. 504) da 44 mas o menos y Alonso Escobar (XXII. inició cautelosamente su retirada 25. y después de un corto descanso. Las pocas tropas de que el caudillo indio disponía lo obligaban a este avance lento y saltando de pucará en pucará. en busca de Lautaro. fué dar cuenta a Villagra por medio de un propio. apellidado Barrera. Haciendo honor a sus antecedentes. $ 100 en dinero 22 Logró así reunir 50 jinetes bien armados y los colocó a las órdenes de su primo. de todos los detalles de la acción. casi todos heridos. Villagra continuó su marcha hacia Peteroa. sólo dos leguas más al norte del punto en que había vencido a del Cano. Lo había apoyado en un pantano. aprovechando la protección de la noche. pero muy luego logró éste rehacer sus huestes y contraatacando con total resolución. El resultado de esta loca aventura fué la muerte de uno de los españoles. Cuando Villagra se dió cuenta de ello.porque muy luego llegó Lautaro. que toda la primera línea de Lautaro fué rechazada. Bien apercibido ahora Lautaro. Villagra no vaciló en atacar con todo vigor y poniendo en acción a toda su gente. se encaminaba hacia. No fué esta vez más afortunada. 367) id . volvió al ataque con nuevos bríos. 368) dan este número: Juan Jufré (XXII. 236) y Diego Cano (XXI. sino que. después de este fracaso. no sólo prescindió de la ventaja alcanzada. Después de recibir todas las informaciones que éste le pudo dar. arrolló a los españoles y los expulsó del pucará. después de hacerle sufrir un nuevo quebranto24. Tan enérgico fué el choque. Santiago. Encontró en su camino a del Cano. La primera medida de del Cano. lo obligó a retirarse. 22 23 Declaración de. Lo encontró. que le inspiraba plena confianza 23(1). restableció el orden e hizo cambiar la faz de los sucesos. cuando. rodeándolo en seguida de pozos de lobo y albarradas. Volvió en sí Villagra con estas noticias y tomándole el peso al peligro que entrañaba para Santiago la marcha de Lautaro. que herido y seguido de varios soldados también heridos. en efecto. y la precipitada fuga de los restantes. Hay que imaginarse lo escasas que serían las fuerzas de Lautaro. Juan Jufré Alfonso Hidalgo (XXI.529) los reduce a 40 más o menos) 24 25 DeclaracIón de Alonso de Escobar y Diego Cano (XXI. en subsidio. se puso éste en marcha hacia el sur. El fuerte en que ahora se encontraba era mas reforzado que el anterior. -o. Sin pérdida de tiempo. don Pedro de Villagra.

que tanto él como su gente. que las hopas de su adversario. después de matar cerca de ciento27.De esta actitud de Lautaro se puede lógicamente deducir. ocupado en un recIutamiento forzoso en que no rehusaba medios para conseguirse adeptos. El primer efecto de esta dura política. y para curarse de las heridas. ventajosa situación. Aún con este refuerzo. Tan pronto como Villagra sufrió el primer rechazo.s de. encargados de mantener el contacto con los indios. pues una hora más tarde "llegaron más de mil lanzas. El completo fracaso del reclutamiento que había intentado. Supo así. cayó sobre una de ellas donde chocó con 150 indios que se le opusieron valientemente. que avanzaron a las órdenes de don Juan Godinez 26. que había fracasado en su intento de constituir un ejército capaz del objetivo de llegar a Santiago y que se retiraba con el propósito de reforzarlo más al sur. los más de ellos capitanes. se encontrara constantemente informado de todo lo que le interesaba. De aquí que Godinez. poco más o menos". según Alonso de Escobar. le llevaron a Godinez la noticia de que aquél se hallaba a unas doce leguas al sur. le había hecho pedazos a su padre. habían recibido. que a cogerlo antes en la mala tierra. pedido que fué inmediatamente atendIdo con el envío de 32 hombres. algunos indios que ya comenzaban a traicionar a Lautaro. salió esa misma noche y después de andar 10 leguas bajo "una gran tempestad de agua". Tres días después de la partida de Villagra. se encontraban repartidas en varias aldeas y aprovechando ésta. Al llegar Godinez a Guaquila. para él. Dejó a Godinez y a sus 32 hombres. Perdió allí Godinez un soldado y varios caballos. regresó con noticias sobre Lautaro. encontró a un cacique amigo que se ofreció para espiar a Lautaro. seguramente para facilitar la alimentación. 47) "Y se mataron hasta 1()0 in. según Alonso Alvarez <XX!:I. Godinez se replegó prudentemente ante el temor de que apareciera Lautaro. sino que juzgó más prudente regresar a Santiago en busca de un descanso que ya necesitaba. pidió al Gobernador que le mandara refuerzos. no quedara hombre vivo". lo que prueba que no contaba con ellos. Cum~pliendo su palabra. (haciendo grandes daños a los naturales). 80. porque el caudillo araucano. medida muy acertada. encontraba Lautaro serias dificultades para engrosar su ejército y se veía obligado a emplear medios violentos y aún crueles.dios. que las circunstancias le impusieron fué el c'omplot que los indios formaron para espiar y comunicar a los españoles los movimientos de Lautaro. con grave perjuicio de su propia causa. 'según López de la Rayga~ da (XXVI. obligó a 26 27 Alonso de Escobar (XXII. Villagra no se resolvió a salir detrás de Lautaro. pero al fin derrotó a los indios. sólo el día antes. desde ese momento. Tras esta victoria. 529) y Alonso López de la Raygada (XXVI. má. ansioso de vengarse. ~7) Y entre 60 é5 70. Como se hallaba fuera del territorio araucano. 594) .

y pudo ya Villagra dedicarse a la preparación del ejército que necesitaba para conjurar la sublevación que veía venir. Renació con esto la tranquilidad en Santiago.Lautaro a continuar su repliegue y se retiró al sur del Maule. tal vez en la esperanza de poder engrosar allí su ejército. .

523). Lautaro hubiera dispuesto siquiera de unos 2. pero era tan propicia la situación. con mucha razón. lo llenó de la más viva inquietud. Basta meditar un momento en esta operación. con sólo 800 hombres. negó hasta el pueblo de Reynoguelén. Villagra (el Gobernador interino de Chile). había concebido el atrevido y eficacísimo plan de marchar sobre la capital. Ya sabemos que no era ésta la primera vez que Lautaro intentaba esta decisiva operación estratégica y que si antes no la había realizado.000. y sin incidentes que merezcan ser mencionados. Si en vez de 800 hombres. en su deseo de tomar contacto con las ciudades del sur. Supo allí que Lautaro. . ¿Contaba ahora con ellas? Tampoco. pero era tal la alarma que los preparativos guerreros de los indios habían llevado a esa ciudad. expedicionó hasta Imperial. la sltuación 28 Interrogatorio puesto por Villagra y declaración de Martín Hernández (XXI. que se vió obligado a dejarle un refuerzo de 20 soldados 28. donde recibió una noticia que. aprovechando la circunstancia de que Santiago se hallaba casi desguarnecido. Con los 40 que le restaban regresó a Santiago. a la vuelta de pocos días.CAPITULO X ULTIMA CAMPAÑA y MUERTE DE LAUTARO 1. no habría tenido necesidad de detenerse en Peteroa y marchando rectamente sobre Santiago.-Plan estratégico de Lautaro Aprovechando la calma que se produjo en el segundo semestre de 1556. partiendo de Santiago en los primeros días de 1557. era porque carecía de las fuerzas necesarias. que no vaciló en lanzarse en esa aventura. No encontró novedades de importancia. para convencerse de que era difícil concebir otra de más alto vuelo estratégico. muy lejos de eso.

con la misión de que. su población desaparecida o en precipitada fuga. capítulo 8 . respectó a la cantidad de tropa que guarnecía a Santiago. Lautaro se encontró entre dos fuegos: entre Godinez que salía a su encuentro y Villagra que le seguía los pasos a marchas forzadas. antes de que llegara a Santiago. en la esperanza de reclutar más gente. Fué así como. por lo menos. hay que considerar también la ignorancia en que Lautaro se encontraba. que en la ocasión a qué nos referimos. Por suerte para Villagra. Por otra parte. porque. hay que tomar también en cuenta el concurso de los indios auxiliares. habría sido muy distinto el curso de los acontecimientos y el rumho de nuestra historia. ya Lautaro peleaba en gran inferioridad de fuerza con los españoles. donde. el más probable resultado habría sido el término de la primera campaña española en Chile. no debe extrañarnos que su avance haya sido oportunamente conocido en la capital. No es necesario forzar mucho la imaginación para ver que. ¿cuándo en América se vió que los indios presentaran un combate con tan escasos efectivos? Aparte de lo temerario que era ponerse en campaña con ese puñado de gente. pues habría tenido oportuno conocimiento del avance y de los movimientos de ambos enemigos. en los últimos. Santiago en ruinas. se envió a Juan Godinez. de sus campañas. de nuevo al frente del temido rival que ya sabía derrotarlo. Estos datos prueban bien claramente que. En circunstancias normales. acompañaban a Villagra en número de 400. que forzando la marcha podía alcanzarlo perfectamente. pusó en fuga a la guarnición española. este no habría sido para Lautaro sino un peligro fácil de burlar. capítulo XXII Herrera: Década VIlI.habría sido la siguiente. la ventaja que Lautaro le llevaba era tan escasa. Pero ya la fortuna le había 29 30 Góngora de Marmolejo. al mando de 25 hombres. No debe extrañarnos este empeño de Lautaro en reforzar su ejército. sin contar con que él debía calcular un mínimum de 20 indios para batir a cada español. por confesión de los mismos españoles. retardara el avance de Lautaro hasta la llegada de Villagra 30. Como era de presumir. y Villagra sin punto alguno de apoyo y con pocas tropas. tiempos. Lautaro en su avance llegó a las minas de Pocoa. Me parece incuestionable que si los araucanos no hubieran negado a Lautaro su concurso. Siguió a Peteroa. sin saberlo. se detuvo por algún tiempo al amparo de un pucará. Libro VII. tal noticia produjo la más viva alarma y para conjurar ese peligro. después de matarle dos hombres y se apoderó del oro que allí se había acumulado 29. en las postrimerías. planteado así el problema. Con los antecedentes que ya tenemos sobre la animosidad que los indios sentían por Lautaro.

dijo un testigo presencial) penetrar cautelosamente en el pucará en que Lautaro y sus indios dormían aún. a no mucha distancia. Carta escrita en Lima por Villagra al rey. gracias al conocimiento que los indios traidores tenían de la situación. 249-506) y carta escrita en Lima al rey por Francisco Villagra el 24-1-1558 . completamente ajeno al peligro que lo acechaba. con la orden de decir a Godinez (a éste se refería la noticia) que sin pérdida de tiempo tratara de juntársele 33. logró Villagra. Alentado con esta noticia. por lo menos. 410). Veamos cómo. sumaron 57 soldados.-Combate de Peteroa Tan pronto como se produjo la conjunción de las fuerzas españolas. Declaración de Juan Godfnez (XXII. 400 indios auxiliares 34. providencialmente colocado para servirle de pantalla en su movimiento de aproximación. recibió ya Villagra la noticia de que Lautaro se hallaba en Peteroa 31. Villagra ocultó su tropa en un bosque. Mientras Godinez llegaba. 31 32 33 34 35 Declaración de Juan Martínez (XXI. otra partida de españoles iba tras el mismo objetivo de atacar a Lautaro 32. poco antes del amanecer del 1 de Abril de 1557. eran bien poca cosa ~s 800 indios de Lautaro 35.vuelto la espalda. 24-I-1558 Declaraciones de Juan Fernámiez y Juan Jufré (XXII. recibió la noticia de que. al despuntar la aurora ("amanece. En la misma noche Godinez alcanzó a juntarse con Villagra. las tropas españolas. Junto con ésta. Declaración de Juan Jufré (XXII. Por éstos supieron los españoles todo lo que a Lautaro se refería y les fué fácil sorprenderlo en su pucará. 506). 5 arcabuses y. punto del cual sólo lo separaban unas tres a cuatro leguas y un cordón de cerros. 481). transformando en enemigos suyos a todos los indios de la región. llegó con sus tropas a la proximidad del pucará en que Lautaro descansaba. Con este refuerzo. También. Fielmente guiado por los indios de la comarca y aprovechando los senderos menos frecuentados. Al llegar al Mataquito. 2. Para tal fuerza. Villagra envió inmediatamente a Juan Ruiz. Villagra ordenó el avance sobre Peteroa. no amanece".

Para una deducción muy interesante se presta esta batalla: para formarnos un concepto más o menos aproximado del valor relativo de las fuerzas contendoras. todo lo preciso para animarIa y agregándoles. Este episodio habla con elocuencia del enorme prestigio militar de Lautaro. pues. como del Cid Campeador dice la leyenda. siempre guiado por los indios. mandó la batalla después de muerto. descansaba en la mayor confianza. sus soldados no se dieron cuenta de este accidente y continuaron luchando. fué el despertar doloroso que le ocasionaron sus propios compatriotas. diciéndole. Para los indios. pero tal vez por encontrarse en un recinto cerrado. que antes de lanzarse Villagra al ataque. sin que los indios se lo advirtieran. murieron 660 (82. Pronunciada esta arenga. Este. como correspondía a su legendaria raza y ofrendando gustosos a la patria el último aliento de sus corazones gigantes. Tal era el respeto que Lautaro infundía a los españoles. y que mirasen que la mayor parte de la gente de guerra e la más bien armada estaba allí e que ficieran todo lo que debían a hijos dalgos que eran". ni aún el antecedente de que tenía poca probabilidad de ser atacado. él y los pocos que se hallaban a su lado. fueron. bastará recordar que. que aquel indio (Lautaro) por ser tan belicoso y haciendo tanto daño e alteraciones en la tierra por él fuese desbaratado e muerto. entregado a la confianza de la larga distancia a que suponía a sus enemigos. Lautaro fué de los primeros en caer. sin sospechar siquiera la traición de que era víctima. decir que Lautaro. Podemos. las batallas se deciden con el 20 a 30% de ellas. juzgó necesario arengar a su gente. como si se hallaran al mando del general invicto que los había llevado giempre a la victoria. según relata un testigo presencial. Fruto de esa falsa confianza. logró llegar hasta el punto mismo en que Lautaro dormía. Lautaro no podía perder una batalla: su sola presencia era la más segura garantía del triunfo. con tan desesperada tenacidad. que no cedieron el campo sino cuando ya habían caído más del 80 % . Y lucharon estos indios con tanto valor. Nada puede excusar esa falta de precaución. a pesar de la desesperada resistencia de éstos y después de matar a más del 80 % de sus enemigos. fieros y serenos ante la muerte. el único error que a Lautaro puede achacarse en toda su carrera militar.Seguro Lautaro de que ningún peligro lo amenazaba y de que no podía producirse una aproximación de los españoles. reposaba aún de sus fatigas. en realidad. lucharon con desesperado valor. alcanzaron la victoria. De los 800 indios que tomaron parte en esta acción. Este es. Para apreciar esta proporción de bajas. Repentinamente rodeado por numerosos españoles que llegaban ansiosos de matarlo. ordinariamente.5%). . que "miraran que eran españoles y aquellos eran indios que asimismo miraran cuanto se servía a Dios y a Su Majestad. dió la orden de avanzar y. pues impotentes para alcanzar la victoria. Quince indios por cada español. 57 españoles atacando a 800 indios.

.

sino escoltado. se vió una legión de destacados artistas italianos. dinámico y valiente. que no tardó en hacer sentir el peso de su fuerza y de su acción. es el de que jamás brota solo. con Rafael. si no hay un brazo fuerte y diestro que sepa esgrimirla? Casi con la muerte de Lautaro coincidió la llegada a Chile del primer Gobernador. sobre todo si se considera que el nuevo gobernante era un hombre joven. por un lado. ¿De qué sirve la espada mejor tempIada. don García Hurtado de Mendoza. por numerosos talentos y aún genios de la misma especie. se le fueron haciendo más difíciles de lograr. Y con Lautarlo. los hechos contestan con bastante elocuencia. una pléyade de músicos famosos. es cierto. pues. puede decirse. con Wagner y Beethoven. un momento crítico para la causa araucana. etc. Fué éste. y por otro. Si a Lautaro lo hubiera seguido una verdadera cohorte de grandes generales. la ofensiva con las ofertas de perdón. don García fué alcanzando uno tras otro triunfo. acompañado de un gran refuerzo de tropas y provisto de muchos elementos bélicos y de aprovisionamiento.Don García Hurtado de Mendoza Un fenómeno étnico tan conocido como el de qué el genio nace únicamente de razas preparadas para producirlo. las privaciones a que . ¿pasó algo semejante? A esta pregunta. pues. El cansancio que a los españoles producía la lucha sin tregua a que los naturales los obligaban. ningún éxito se habría alcanzado sin un empleo inteligente de su capacidad. aislado. que poco a poco. con Cervantes y Calderón innumerables grandes literatos españoles.CAPITULO XI DESPUES DE LAUTARO l.. Por eso. aún siendo brillantes las cualidades militares de la raza. Alternando la clemencia con el rigor. con su muerte habría terminado la resistencia araucana. Miguel Angel y Leonardo.

pues ya no eran dueños sino estrictamente del territorio que ocupaban. hizo que el ritmo de la guerra comenzara a decaer y que. poco a poco.se veían sometidos por la escasez de alimentos que ya se hacía. . llegaron a pasar cuarenta días sin probar un bocado de carne. Las tropas que guarnecían a Cañete. se sintieran como sitiados. sentir con bastante rigor.

Cap. Este combate. por el desfiladero donde nace el río Cayucupil o Tongol-Tongol. dándole el mando de 20 soldados de caballería. don García dispuso que el capitán don Alonso de Reinoso saliera con 100 hombres al encuentro del convoy. heridos todos y completamente estropeados. no sólo· con energía. Previendo un ataque de los indios en el desfiladero. el camino que atravesaba la cordillera de la costa. eligiendo. con sólo una parte de lo que habían sacado de Imperial. que muy luego los indios formalizaron. .2. se hallaba a la puerta del desfiladero. don García resolvió enviar a Imperial una demanda de auxilio. con tanto coraje como valor. ya don García se había dado cuenta de la alta calidad dé sus adversarios y de la necesidad en que se encontraba de continuar la guerra. Con tal oportunidad avanzó Reinoso. que confió al capitán don Miguel de Velasco. De ambos lados se inició el avance y cuando ya el convoy se hallaba en el centro del desfiladero. Con toda felicidad llegó Velasco a Imperial. por creerlo más seguro.-La quebrada de Purén Apremiado por la necesidad. funesto anuncio de . Tras cuatro largas horas de furiosa lucha. . cayó sobre los españoles una lluvia de flechas. fué relatado por Gógora de Marmolejo (capítulo 27).la iniciación del ataque. que al amanecer del 20 de Enero de 1558. A esta altura de la campaña. en el momento preciso en que el convoy iniciaba su entrada por el lado opuesto. llevándose gran parte de los víveres que tan ansiosamente habían defendido los españoles. (Libro II. obtuvo los víveres que necesitaba (mil quinientos cerdos y numerosas cargas de granos y galletas) y tomó el regreso a Cañete. conocido también con el nombre de batalla de la Quebrada de Purén. es el más autorizado. Estos llegaron a Cañete en la tarde de ese mismo día. piedras y palos. Mariño de Lobera . emprendieron los indios la retirada. como actor de la jornada. sino con mucha prudencia. 7) y con más exactitud que ninguno. por Ercilla (Canto XXVIII) que.

caudillo que fué. Aludiendo a este momento. al mando de don Luis de Toledo. para reponerse de las fatigas que su continua actividad guerrera y exploradora le había ocasionado. pero no por su talento. que en Octubre. Nada se logró. que se hallaba a cargo de la guarnición de Cañete. los españoles creyeron entrar en una era de relativa tranquilidad. sino por su valor y su fuerza. si no tiene razón don Crescente Errázuriz. pedido que don García contestó con el envío de 50 hombres.. con este despliegue de fuerza. llegó a Cañete el mismo gobernador. Tras este refuerzo. fué don Alonso de Reinoso. dice Góngora de Marmalejo: "Dió pena a todos ver que de nuevo se había de volver a hacer la guerra". pues muy luego se supo que de nuevo los infatigables indios comenzaban a reunirse en son de guerra.3. Don García. renació la actividad de los indios. gracias a la traición de un indio. sin embargo. No satisfecho con esto pidió refuerzos a Imperial. de mucho prestigio. los indios no estaban mandados sino por caciques o caudillos de segundo orden. Le cupo también a él. . pasó casi todo el invierno del año 58 en el pueblo de Imperial. Capturado Caupolicán y bárbaramente ejecutado. pero apenas llegada la primavera. que se prestó para guiar a los españoles hasta las inmediaciones del bosque en que el caudillo tenía su refugio. entre los cuales hay que contar a Caupolicán. a tal punto.-Caupolicán Hasta este momento. al frente de 200 hombres. donde los indios lo dejaron en paz. (Todo esto. El que tuvo que soportar por ese tiempo toda la actividad bélica de los indios. que más se inclina a creerlo un héroe de leyenda) . Reinoso se vió en la necesidad de ensanchar y reforzar el fuerte de Cañete . la gloria de capturar a Caupolicán.

de mejoramiento en mejoramiento. sino un aliado. al fin. Libre comunicación a lo largo de toda la línea.. en cambio. Pero no fué esto lo que pasó con el arte de la fortificación entre los araucanos: de sus manos nació perfecto.4. por lo menos en una de sus alas. Nunca el arte nace perfecto. Explora. para comprender que nó. En efecto. inciertos. de ciénagas y de un gran barranco. Y salían por la sencillísima razón. Basta pensar un momento. en tanto que los españoles salían de él para combatir. que puede decirse que la fortificación llegó en sus manos al más alto grado de perfección. Apoyo. no buscaban en el fuerte un refugio. y Comunicación a retaguardia. Obstáculos en el frente.-Fortificaciones araucanas Como los indios no se atrevieron a irse sobre Cañete. para tropas que carecían de artillería y de toda clase de elementos de asalto. Ya me parece oír la observación de siempre: lo aprendieron de los españoles. buscaron amparo y seguridad. de que no podían desperdiciar las inmensas ventajas de su arma principal: la caballería. Iniciaban con esto. alcanza la perfección que el hombre le puede dar.Campo despejado al frente. resolvieron fortificarse en Quiapo. hasta que.3. en la cual los araucanos rayaron a tal altura. reforzadas a veces con murallas de adobe. ya durante los primeros años de su guerra contra los españoles. al amparo de un pantano. ya tan fuertemente guarnecido. lo que constituía obstáculo suficiente a un asalto sorpresivo. en vez de mostrar su gran admiración ante obras que "en Italia no se podrían construir mejores" . el arte moderno militar no les puede hacer la más mínima observación. Los araucanos. a los reductos que los araucanos construyeron. Desde el primer fuerte que los españoles construyeron en Penco se vió que.2. los indígenas su entrada en la aplicación de un nuevo recurso del arte militar: la fortificación.5. ellos no buscaron en él otra cosa que una protección contra los asaltos y sorpresas de los indios. Esta fué una rama de ese arte.4. obedeciendo a sus necesidades. Entre un fuerte construido por los araucanos y el que se puede . Sus primeros pasos son siempre vacilantes. Si los araucanos hubieran aprendido de los españoles el arte de la fortificación. etc. Cumplían con la cinco condiciones fundamentales que hoy exige el arte militar: 1. Por eso. lo habrían declarado éstos así. Les servía para resistir el ataque de los españoles y desde él combatían. enmienda. los fuertes españoles eran por lo general palizadas.

eran salvajes de la más primitiva cultura. Así se verá en los fuertes modernos. Nada de lo que podían ofrecer el terreno y los recursos de que los indios disponían. fué aplicado por ellos. por 1. posiciones para artillería. En el momento oportuno veremos qué resultados aicanzaron con el empleo de estos obstáculos.. perfecta. no hay más diferencias que las que impone el actual progreso. que hasta el mimetismo. por hoyos de unos 50 a 60· centímetros de diámetro. es precIso tener siempre presente que los que los realizaban. pero constituían una explotación intensa e inteligente de todos los recursos de que podían disponer. no podían ser alambradas. etc. Los obstáculos que al frente de sus fuertes construían. la calidad de las armas del presente y los recursos con que hoy se cuenta. centro de comunicación. . en forma tan. faltaba en los fuertes araucanos y en esto fueron tan lejos. nidos de ametralladoras. Fué así como. alambradas.80 metros de profundidad más o menos. además de las albarradas y de las talas de árboles. porque el alambre era un material que ellos no conocían. idearon los pozos de lobo. de los cuaIes unos eran para los infantes y otros para los caballos. de ninguna gimnasia intelectual.construir hoy. que es una invención moderna. que lograron engañar siempre a los españoles. Estos estaban formados por hoyos cilíndricos de unos 20 a 30 centime~ros de diámetro por unos 50 de profundidad y aquéllos. que tan a la perfección lograron ellos mimetizar. punto de observación. Para dar a estos hechos todo el valor que les corresponde.

se hallaba el barranco. los indios emplearon la artillería. a la retaguardia. después de un recopocimiento que duró tres días. Sólo se sabe que se hallaba apoyado en unas ciénagas. Este combate de Quiapo no tiene otra importancia que la de haber sido la iniciación del empleo de la fortificación por parte de los indios y el de haberse librado en un período en que los araucanos carecían de un caudillo digno de ellos. Dados los antecedentes que hay sobre los araucanos. es decir. si no era el apoyo de la otra ala. resultó para los españoles de mortal necesidad. cortando la comunicación entre ambas ciudades! Bien se ve que no había detalle que se les escapara a los araucanos. que una de las alas del fuerte se hallaba apoyada en las ciénagas o en el pantano. . 114). La primera condición que una posición fortificada debe cumplir. iComo que la habían colocado entre Concepción y Cañete. ¿Cuidaron de ella los araucanos? Tanto y tan bien cuidaron. la condición sin la cual la obra no tiene razón de ser. por ser camino vedado a la caballería. atacándolo por tres puntos simultáneamente. (Dos de las piezas se tomaron en Marigüeñu).-El fuerte de Quiapo Sobre la verdadera constitución del fuerte de Quiapo no hay noticias exactas. y que el otro obstáculo dificultaba el ataque de frente. Según la relación que los cronistas de la época hacen. Por primera vez. es la de obligar al adversario a atacarla. que atacarla. se lanzó al asalto del pucará (así llamaban los indios a sus fuertes). defendiendo este fuerte. 36 Declaración que dió en la probanza de servicios de don Garcla de Mendoza y Manrique (XXVII. en un gran pantano y en un gran barranco. Los indios resistieron bravamente y la victoria por parte de los españoles no se declaró. Hubo aquí un detalle que no debe pasar inadvertido. línea natural de retirada. es perfectamente lógico suponer que detrás de la gola. Fué de este pucará del cual dijo don Martín de Guzmán: "el fuerte era de calidad que en Italia no se podía hacer mejor" 36. logró burlar la vigilancia de los indios atacando por retaguardia. don García.5. hasta que una fracción de caballería desmontada.

entre una de las más modestas y atrasadas tribus de la América y uno de los más grandes y poderosos imperios de esa época. vieron los siglos XVI. . Creo que así podré alcanzar el doble objetivo. no seguiré paso a paso el curso de esa guerra. XVII y XVIII. sino que me limitaré a perfilar las personalidades araucanas más descolIantes en esa lucha titánica. fué porque los araucanos constituían una raza militar de excepcionales características. no es hacer la historia de la guerra ciclópea que Arauco sostuvo contra España. de poner en relieve las grandes condiciones de la raza y la extraordinaria capacidad militar de sus caudillos. asombrados. de la guerra legendaria que. sino. simplemente probar.CAPITULO XII GENERALES ARAUCANOS Como lo que me propongo. que si se hizo posible hecho tan extraordinario.

se le presentaron por intermedio. quien teniendo presentes estos servicios. convencido de que éJ había dado término a la. DIfícil sería decir cuánto había de malicia y cuánto de ingenuidad en esta proposición. Felipe II. conquista. acabando por entonces aquella guerra. mediante la victoria que Nuestro Reñor fué servido daros en siete batallas que tuvistes con los indios. al nombrarlo virrey del Perú en 1588. de dar por terminada una guerra que apenas comenzaba. el toqui (general en jefe) Antuhuenu. Sufrió así don García la pequeña equivocación. partió para Valdivia. había puesto sitio a Cañete.· de numerosos caciques. No menos equivocados que él estaban los araucanos. entre los cuales poblastes nueve ciudades". de manera que cuando Altamirano llegó a esa plaza. había aparecido ya el primer caudillo araucano de acentuada personalidad militar. cuando a principios de Mayo de 1562. pág. que apenas se retiraron los caciques. Historia de Chile. . le decía en la real cédula. tomo I. necesitaban para su sustento. ·aludiendo a su actuación como Gobernador de Chile: "Que gobernastes loablemente. Así lo comunicó al rey de.Antuhuenu Don García Hurtado de lVIendoza se retiró d8' Chile. al llegar el gobernador VilIagra a Imperial. España. ante la manifiesta rebelión en que se mostraba toda la región. ofreciéndole terreno para Sil gente. Sin pérdida de tiempo. garantizándole que no serían allí inquietados en manera alguna. Y tan resuelto estaba el gobernador a seguir la guerra. Antuhuenu no se sintió suficientemente fuerte para provocar un encuentro 37 38 Indios que trabaJaban en la mita. Por ese tiempo. de -que dejaba a Arauco completamente pa-· cificado. tuvo que abrirse paso a través de las tropas sitiadoras. reuniendo apresuradamente las tropas que pudo sacar de Osorno y Villarrica. desde donde. envió a su hijo. en carta escrita des4e Lima. don Pedro de Villagra y al maestre de campa don Julián Gutiérrez de Altamirano. creían que los españoles no eran sino aventureros errantes. "pero que no habían de contar con mitagos 37 sino que ellos mismos ganasen el pan con su propio sudor" 38. a su vez. que Villagra fingió agradecer con respuestas evasivas y con algunos regalos. que era de unos 170 hombres. en un rasgo de magnanimidad. para que desde Cañete iniciaran contra los indios una campaña de hostilidad y de castigo. Al ver llegar este refuerzo. Gay. que aparecían sin patria ni hogar y a los cuales. Tampoco el español quería que indios se compenetrarán de sus verdaderos propósitos. habia que ofrecer algunos terrenos donde se pudieran establecer y cultivar los frutos que. 482. Y así lo hicieron. pues. que no podían ser de paz.

Fué distinto. los experimentados y prestigiosos capitanes Gutiérrez de Altamirano (maestre de campo) 40y Lorenzo Bernal. Cañete y Los Infantes. . gravemente herido. también ailí a Antuhuenu. se presentó casi al mismo tiempo fnmte a Arauco. el curso de los acontecimientos. Huyeron. pero a costa ya. de cuatro muertos y de muchos heridos. al parecer. estaba revestido de atribuciones especiales. Y era que casi todos los demás. obligó a Gutiérrez de Altamirano a dejar en su lugar al capitán Arias Pardo Maldonado. Duraron estos maestres hasta 1704. Altamirano salió tras él. El ataque al pucará de Antuhuenu se produjo entre fines de 39 40 Gay. Una orden del gobernador para que se traslada ra a Arauco.decisivo y prefirió retirarse. de que ya se sentían muy escasos. y otros a Arauco. pues. que el de distraer la atención de sus adversarios. Acompañaron en esta ocasión al general Villagra.hacia Nahuelbuta. Con éstos iba Adas Pardo. unidad equivalente más o menos a un batallón. y a la cabeza de 280 hombres. desapareció rápidamente para aparecer poco después. al tener conocimiento de esta determinación. estaban heridos o maltrechos 39. que. los españoles. contra Antuhuenu. Rechazado aquí Antuhuenu. que ellos juzgaron peligrosa. en busca de los víveres y forrajes. resolvieron atacar. en esta ocasión. se replegó. en la oportunidad. arrastrados por el joven e impetuoso general Villagra (hijo del gobernador). infligó a Arias Pardo una completa derrota. no pudo disponer sino de unos 25 hombres. pero en la cual el Jete. ofreció una nueva resistencia que los españoles vencieron una vez más. Maestre de campo lué un graao militar que nació en el siglo XVI y que correspondió al comandante de un tercio. pág. unos a Cañete. sin atacar. aunque sin otro propósito. término de Tucapel. cuando a su regreso a Cañete. después de matarle 20 soldados. para dedicar sus tropas al hostigamiento y destrucción de los destacamentos. que se había fortificado en Lincoya. atacó a Antuhuenu. donde. que se había fortificado en Catirai. en la parcialidad de Rucapillán.) . ni en la conveniencia de esa operación. Alentado Antuhuenu con este triunfo y haciendo lujo de movilidad. en que Felipe V suprimió los tercios. aunque no estaban de acuerdo con Villagra. (Versión de Carvallo y Goyeneché. a su vez. 485. que indefectiblemente habían de enviar los españoles. cambiandolos por regimIentos de 12 compañias. Tan mal parados salieron los españoles de esta refriega. a donde acababa de llegar Altamirano. Los españoles. y a éste correspondió ir. pues. tuvo Altamirano que enviar un refuerzo a Angol. Más reforzado ya el ejército de Antuhuenu y más práctico éste en el empleo de sus tropas. maestre de campo. tomo 1. después de reforzar su destacamento con algunas tropas del presidio. ocupando un poderoso pucará en la ya trágica cuesta de Marigueñu.

la parte más gloriosa. el destino le reservó acl hileno. no les fué posible hallar camino para retirarse y viéndose acorralados dentro del pucará. El primero en atacar fué el capitán Gómez de Lagos. no les quedó más arbitrio que resolverse a vender caras sus vidas. volviera a atacar. perdieron toda prudencia y avanzaron violentamente. Cayeron los españoles en el lazo que así les tendió Antuhuenu y llevados por su valor e impetuosidad. tepes y pasto. pues ignorante de la suerte que habían corrido Villagra y Altamirano en la parte opuésta del pucará. se precipitaron por los despeñaderos del llano. pues acto seguido un indio le dió un lanzaso en la boca. pero débiles fracciones de tropas. Entre ellos. que costó la vida de 18 españoles y de más de 60 indios auxiliares. Era lo que el toqui deseaba. porque fué socorrido a tiempo. Según don Francisco Encina el 16 de Enero de 1563. A VilIagra la caída le fué fatal. de tal suerte que. cayó en un hoyo hecho a manera de "Sepultura" tan hondo como una estatura de un hombre y tras él cayeron muchos en otros hoyos. con la misión de retirarse atemorizadas. fueron cayendo varios españoles en esos pozos. salvarlas y caer en un entrevero mortal. Este fué el momento en que intervino Villagra. como los indios les tiraban muchas flechas y los alcanzaban con sus lanzas. 41 Según Barros Arana entre fines de Enero y principios de Febrero de 1563. a ia cabeza de sólo 14 hombres. le correspondió.. numerosas.Diciembre de 1562 y principios de Enero de 1563 41. que poco después le produjo la muerte. sin embargo. de Colcura. Con el objeto de infundir confianza a los españoles para que se lanzaran resueltamente al ataque. fué la primera víctima de la celada del indígena. 42 Francisco de Villagra". Altamirano y Lagos. obligando a los indios a buscar refugio detrás de las trincheras de las cuales recién habían avanzado. para sacar el mayor provecho de los pozos de lobo con que había sembrado todo el frente de su pucará. . pero eso no obstó.. Unos tras otros. "Yendo el primero Altamirano. pozos. A muchos españoles. Sin ver el engaño. que cuidadosamente había hecho mimetizar con ramas. Ante tan doloroso fracaso y viendo que en todo el frente los españoles salían rechazados. a que. no podían ser bien socorridos" 42. siguiendo por ahí . No necesitaron más los impulsivos españoles. Altamirano salvó.. resistir el peso a brumador de numerosos indígenas que lo atacaron corajudamente. tal vez.su retirada. rehaciéndose.por don Crescente Errázuriz. como lo fué también en ser rechazado. lo que indujo al soldado Gregorio Cabrera a gritar imprudentemente: "A ellos que huyen". después de ofrecer sólo cortas resistencias.. de los cuales no se libraron ni siquiera Villagra y Altamirano. Pedro Cortés. para avalanzarse ciega y desordenadamente hacia las trincheras. con todos los hombres que pudieron salvar. Antuhuenu colocó bastante a vanguardia de su reducto.

ese flanco del reducto estaba apoyado en un despeñadero. le aconsejó tirarse por el despeñadero de ese flanco 43. Gay. tomo II. Los españoles lo habían atacado con 90 soldados y 500 indios auxliiares 46 (yanaconas) y habían perdido. tiende a dos de ellos con su espada. pues no quiere ser causa de que por él perezca su amigo. salvó la vida cuando. 314. 47 soldados. acomete furioso a los araucanos más adelantados. que mereció el honor de ser conocido con el apodo de "El Cid Ruiz Díaz de Chile".Lo acompañaban. tomo l. de las que ni siquiera había cuidado. Cortés se revuelve alarga el niño a Pérez. Como expugnar sin una larga preparación la plaza de Arauco. porque nos van a servir para aquilatar las que adornaban a Antuhuenu. Narraron detalladamente esta batalla Mariño de Lobera (libro II. muerto su cabaIlo. llegó a las inmediaciones de la ensenada de Chivilingo. Página 502 Barros Arana. tomo I. pág. además. hombre de tan sobresalientes condiciones militares. 36). defendida por el famoso capítán español. Antuhuenu se lanzó contra la plaza de Arauco. también chileno. pues todos sus otros compañeros habían ya caído. En este momento nuevos enemigos salieron a su encuentro y (cedo aquí la palabra a don Claudio Gay) "el caballo de Pérez se atasca en un barrizal. Así terminó el encuentro entre el joven genenI Villagra y el destacado caudillo Antuhuenu. Luchando sin tregua durante las cinco horas que le costó bajar de la meseta. pág. Según el Sr. algunos indios se adelantan contra los fugitivos. la muerte o una honrosa salvación!" 44 Ayudado por su íntimo amigo Francisco Pérez. Encina murieron 42 y el resto salvó sin armas ni bagajes. además de su general. Tomo l. 501. quien. Hay que hacer resaltar estas condiciones. 502. si Pérez no lo coloca a la grupa del suyo. don Lorenzo Bernal. 15) y Góngora de Marmolelo (Cap. pág. ni nadie se rinda. . algunos indios auxiliares y Agustín Hernández. con sólo Pérez y Gonzalo de Salazar. habría sido ultimado sin piedad. era 43 Este detalle nos pone de manifiesto que. viendo hasta qué punto era desesperada la situactón. A esta proposición contestó el joven Cortés: nos retiraremos peleando y. 44 45 46 47 Gay. durante su maravillosa resistencia"45. no haya aquí más voz que la mía. Cap. gran número de caballos y de armas y muchos indios auxiliares 47. y como Pérez ha salido del atolladero. salta en tierra el generoso Cortés. Realizada esta hazaña. salta en la cabalgadura del auxilar y se salvan todos llegando a Arauco el adalid chileno con ocho terribles heridas. por lo menos. deteniéndose los otros a la vista de tal acción. como la fortuna pone delante un indio auxiliar a caballo y con un niño español.

Oigamos la relación que de duelo tan singular. Resuelto así el lance. fundándose en que el adversario no era digno de cruzar sus armas con él. a ser golpeado a traición. pero como batallasen largo tiempo sin conocerse ventaja de parte de alguno de los combatientes se metieron por medio los soldados de ambas naciones. y que era peligroso aspirar más tiempo a conseguirla". asistido cada cabo 48 de igual número de soldados para precaver algún trato doble.? Pesadas estas consideraciones. sirve para formarse una idea de los puntos que calzaba en materia de valor. ni de si se batieron a pie o a caballo. por desgracia.-<N. Cabe aquí preguntar. pero. las cosas volvieron a su primer estado y el sitio continuó hasta que Bernal.) . ¿de dónde ese salvaje de la más primitiva cultura. que habían conocido mutuamente que no les sería fácil la victoria. pues. del A. Antuhuenu resolvió ponerle sitio y hecho esto. ¿Debía aceptar Bernal? Sus antecedentes de hombre esforzado. lo impulsarían seguramente a no rehuír situación tan definida. sacaba esos instintos caballerescos y en qué fundaba su creencia de que podía competir con un guerrero tan diestro en el manejo de las armas. el más desigual. La esgrima es un arte que se perfecciona acumulando experiencias. Iba a realizarse. pero. destreza e hidalguía. pero de nada vale ese ejercicio si no se realiza bajo la dirección de maestros que exploten la experiencia de varios siglos.operación superior a sus fuerzas. jefe. recogió el guante. a nadie podría extrañar que Bernal se negara a aceptar el reto. valiente y maestro en el manejo de las armas. estrechamente 48 Caudillo. viendo que no podía esperar auxilio de Concepciqn. porque el gobernador se hallaba allí. Se convino en que los adversarios concurrirían al campo del honor acompañados de igual número de testigos o padrinos cada uno y que el duelo tendría lugar en la planicie que separaba el fuerte de las tropas de Antuhuenu. Nada sabemos de las armas que emplearon. como era Bernal? . etc. capitan. pero más pudieron en el adalid español sus ímpetus y arrestos de guerrero y sin vacilar. tomó la más inesperada y extrana resolución que pueda uno imaginarse: retó a duelo singular al famoso capitán Bernal. caballerosidad y corrección (condiciones fundamentales de un caso tal) podía ofrecerle un salvaje de la edad de piedra? ¿No se exponía a caer en una celada. ¿Cuál tenía que ser el resultado fatal de un duelo semejante? Sabemos que era ocupación preferente de los araucanos el ejercicio de las armas. según todas las probabilidades. el gran caudillo araucano. no ha llegado hasta nosotros ninguno de los detalles. Tan extraño como inesperado resultado. a su vez. el duelo más extraño y. de común consentimiento y los separaron sin disgusto de ellos. ¿qué garantías de hidalguía. hace el padre Miguel de Olivares: "Lidiaron en un lugar llano y descubierto igualmente distante de la plaza y de los reales enemigos. El resultado de la lucha se conoce.

cuán grande era la ignorancia y cuán grande la superstición de los indios araucanos. y le salió bien. dió al capitán Bernal orden de atacarlo. de las más fatales consecuencias. especialmente. del decidido empeño que los españoles pusieron en tomarse el pucará. ordenó un reconocimiento a fondo de la posición y de sus alrededores. Algo semejante les pasó al principio con los cañones. Sólo cuando ya estos elementos se hallaron a sa disposición. que pone de manifiesto.que en los primeros años los indios hallaran serias dificultades para el acertado empleo de los arcabuces. Poco tiempo después. Para dar más fuerza a este reducto. y luego agrega: "Puesto a distancia de 500 pasos. No sabían todavía usar los arcabuces y más bien les servían de embarazo que de defensa" . según dice Carvallo y Goyeneche. Avanzó Bernal a la cabeza de 50 soldados españoles y 400 indios auxiliares y una vez en las vecindades del fuerte. fué para el desdichado Antuhuenu. que la lucha durante mucho tiempo. Antuhuenu habia conseguido así una victoria más. Antuhuenu lo hizo apoyar en fosos y terraplenes. Bernal resolvió el ataque y lo hizo. A pesar de todo y a pesar. Ocurrían estos hechos el 25 de Marzo de 1564 y. Lo juzgaron los indios de mal agüero para su causa y ni las exhortaciones del caudillo. Incidente de tan poca importancia para gente de mediana cultura. Pudo así convencerse de que el pucará estaba bien dispuesto y bien guarnecido y que se hacía necesario contar con el apoyo de una pieza de artillería y de algunos refuerzos. construídos especialmente. viendo en este pucará una amenaza para su tranquilidad.asediado por el toqul Antunecul. aprovechando las tinieblas de la noche.y ya se dijo. El cabildo de la ciudad de los Confines. ni el ejemplo que les dió lanzándose denodadamente a la lucha "puesto a caballo y blandiendo una lanza". sino porque ni era fácil ni corto el aprendizaje. resolvió abandonar el fuerte. . pues era para ellos la derrota araucana. en vez de lanzarse inconsideradamente al asalto. no sólo porque nadie se lo había enseñado. se mantuvo indecisa. porque el fuego que hicieron fué sin efecto. Nada tiene de extraño . Continúa la narración del combate. El desenlace de esta jornada fué determinado por un incidente pueril que revela. al amanecer -según refiere Carvallo y Goyeneche-"pasó una zorra entre el pucara del Vergara y el campamento español y que un perro de Cortés le dió caza". pudo tanto la energía con que Antuhuenu dirigió el combate y el ejemplo que dió con su valor. con prudencia muy laudable. resolvió Antuhuenu construir un pucará en la confluencia de los ríos Bío-Bío y Vergara. Carvallo y Goyeneche. yendo hacia la fortificación "con buen orden". de vital importancia en esos momentos difíciles porque atravesaba la conquista. dispuso hacerle ataques falsos toda la noche para que consumiesen todos los cartuchos que tenían. Pero no iba a ser éste el último encuentro ele esos dos caudillos. fueron capaces de devolver el aliento a esos indios desmoralizados por la más desatinada superstición.

y Antuhuenu ya solo. Página 522). la gloria de las armas araucanas. pero ya fué a destiempo. de uno de los muchos que ilustraron con sus hazañas. Tomo I. y dirigió los" ataques contra aquél. pero también habían caído no pocos auxiliares y estaban heridos 20 españoles. porque aprovecharon los españoles aquel momento y se declaró por ellos la victoria" . con su juventud nueva y aún no hecha a la maestría y superior poder de las del audaz conquistador". Defendió este punto un valiente capitán de los araucanos. Amedrentados los araucanos se tiraron muchos al río Vergara. como si de parte del dichoso vencedor estuviera. "Lo advirtió Antuhuenu y con tanta entereza como presencia de ánimo. y considerables estragos traían hechos las armas de los dos partidos. dió voces llamando por sus nombres a los capitanes que huían. que con singular bizarría se obstinaba en romper el flanco enemigo. la brillante historia militar de esa desconocida tribu de Arauco. los auxiliares la vociferan con feroz alegría. Parece que la derrota afectó profundamente el ánímo de Antuhuenu y que no quiso sobrevivir a ella. la vida de un guerrero que supo sustentar ilesa la libertad de su. Conoció Bernal que por el lado del sur cargaba doble número de araucanos y conoció debilidad por allí. para asegurar sus vidas en la opuesta margen. desampararon la brecha y entraron por ella los españoles. advirtió cómo éste cargaba en masa a la parte que él quería forzar. pues no de otro modo se explica que un hombre de tantas aptitudes físicas y buen nadador.diciendo: "Muchos araucanos eran ya muertos. se arroja al Bío-Bío. repasándolo a nado. Muerto éste. patria. Mucho pudo aquel hombre con la energía de su voz y volvieron a la batalla. dejando casi descubierto el frente. que con los suyos y gran número de auxiliares penetró al recinto. (Historia de Chile. . que. en vano acaba por sí mismo. cuando Lorenzo Bernal. en vano el animoso toqui pretende contener a los fugitivos que a docenas se arrojan en las aguas del Vergara. ya desesperado. y con algunos cuerpos y capitanes disciplinados hechos de sin par gallardía. y pidiéndoles que no lo desamparasen. el campo se convierte en una espantosa carnicería. como eran todos los araucanos. corre entonces a resolver la contienda el cuerpo de reserva. Don Claudio Gay narra así la última fase de esta batalla: "Ya se habían gastado en la pelea más de dos horas. cargó tan repentino sobre el punto flaco. entra en los indios la confusión. Terminó así la vida de un gran general araucano. porque al cabo cantan victoria los conquistadores. se hubiera ahogado al atravesar el río Bío-Bío. con su esforzado brazo. resolviéndose con la celeridad del rayo. para conservar la vida. apagó un espírítu de brillante porvenir. que no le cedió sino con el último aliento. conduciendo los horrores de la muerte por donde pasaban.

acampado al pie de las serranías de la antigua Talcamávida y listo para emprender las operaciones militares. Creía. que pudo tener muchos merecimientos. Creo que lo correcto es con b (Gay).CAPITULO XIII LONGONAVAL Terminado el gobierno de la Real Audiencia (creada por Felipe II y que gobernó desde los primeros días de Agosto de 1567 hasta la segunda quincena de Agosto de 1568). a pesar de su ya avanzada edad (pasaba de los 70 años). llegó a Chile con un prejuicio que le fué funesto. se hallaba ya al frente de un ejército relativamente fuerte. cómo a fines de 1568. reforzando el ya famoso pucará de Catirai. apenas llegado a Concepción. pero que careció del que en esos momentos era esencial. . A poco de terminar su instalación en el valle do Talcamávida. el gobernador dió al capitán Avendaño la orden de avanzar con un destacamento montado. recibió Bravo de Sarabia la noticia de que los indios se preparaban para cerrarle el paso. un joven general llamado Longonaval. pensara en salir a campaña. Como era natural. a éste no le pasó inadvertido el avance de Avendaño y le hizo recibir por pequeñas partidas de indios. militares de probada capacidad y de vasta experiencia en la guerra con los indios. Para orientarse y aclarar bien la situación. este improvisado general. Y así fué. que los españoles de Chile exageraban las dificultades de la conquista para conservar sus puestos y crearse prebendas. Y es que no podían entender cómo era que una modesta tribu oponía tan inverosímil resistenda. tras el fácil objetivo de conseguir la pacificación de los indios. se hizo cargo del gobierno de Chile el doctor don Melchor Bravo de Sarabia 49. contaba en esa ocasión con la valiosa cooperación de soldados tan distinguidos como Miguel de Avendaño y Velasco. Martín Ruiz de Gamboa y Lorenzo Bernal del Mercado. como muchos otros en el Perú y en España. que sin oponer 49 Barros Arana escribia Saravia. Esto hizo que. Para colmar este defecto. Por suerte para él. Eeto ocurría en los momentos en que recién tomaba el mando del ejército araucano. ser militar.

siendo Avendaño la primera víctima de esta indocilidad. dice Góngora de Marmolejo. el ejército español se componía de 260 españoles y 500 indios auxiliares 50. que en fuerte pendiente nevaba hacia la cima del cerro. por no hacer viaje en vano. molestó mucho al gobernador. y de haber recibido el refuerzo de tropas que le llevó el toqui. pues fué llevado por su caballo al centro 50 Hlstoria de Chile.una seria resistencia. fué enviado con 90 hombres de a caballo y que a su regreso el gobernador "lo reprendió con palabras ásperas y coléricas por haberse vuelto como se fué. por ella entraban los indios y salían". Bravo de Sarabia dió orden de que todo el ejército se moviera inmediatamente en dirección de Catirai. Millalelmo.en gran cantidad disponla. Tras esto y tal vez para dar una lección a sus capitanes sobre la manera de combatir a los indios. no dando respuesta a quien tanto respeto se le debía". se hicieron indóciles. Ante esta dificultad. se retiraron paulatinamente hacia las regiones más escarpadas de la sierra. El ataque al fuerte de Catirai comenzó (8-1-1569) cuando ya el calor del sol principiaba a hacerse sentir con bastante intensidad y a lo largo del camino zigzagueante y polvoroso. pág. Gay dice que en esta ocasión. Tan pobre resultado en la expedición. (Bernal había quedado como gobernador en Concepción) . Avendaño optó por retirarse para dar cuenta de lo poco que había visto. . poniendo repentinamente en acción numerosa tropa y a la vez las piedras de que . el 7 de Enero de 1569. Asustados los caballos. Iba adelante la fracción que comandaba el capitán Avendaño y a retaguardia la del general Ruiz de Gamboa. tomo II. recientemente reforzada. delante del hacía un poco llano. lo cual sintió harto don Miguel aunque disimuló. por los demás lados al derredor tenía laderas que el fuerte las señoreaba. no tanto por las piedras de las cuales no sabían cómo defenderse. Mariño de Lovera dice que Avendaño. y por junto al llano tenía una puerta. atribuyéndolo tal vez a poca resolución o iniciativa de parte de Avendaño. al cual nombra Miguel de Velasco. lanzó tan poderoso contraataque. que había que pelear con los árboles. diciéndole que cuando no hallara enemigos. evitando así la persecución de la caballería. que las tropas españolas se desconcertaron. se halló frente a la posición araucana. Longónaval los dejó avanzar hasta el pie mismo de la posición y sólo entonces. 45. como por el envolvimiento de que se vieron objetó. y una quebrada grande. Habiéndose puesto en marcha -el ejército español. Describe la posición Góngora de Marmolejo diciendo: "El fuerte que tenían era un alto cerro. al amanecer del 8. Encontró a Longonaval completamente apercibido. en realidad insalvable. después de haber hecho un gran acopio de piedras "gruesas como membrillos".

con la sensible pérdida de 44 españoles y 100 auxiliares que tendidos quedaron en el pecho de aquel Hadario 51 e imponente cerro". "Ni el arresto de los españoles (dice Gay en la página 47 de su tomo Il) igualmente. Esta fué una de las más graves y tal vez la más desmoralizadora de las derrotas sufridas por los españoles. Un envolvimiento ordenado por Avendaño (a quien Gay y Barros Arana llaman Velasco) y realizado por 20 españoles. pues. presentó al rey la renuncia de un puesto que no se sintió capaz de servir. no produjo efecto porque se terminó cuando ya la derrota se habia producido. Longonaval. enfermó y murió poco después. . penetrando más de cien pasos el campo araucano. persiguieron sin dar cuartel a los ya desorganizados y desmoralizados españoles. que el de sus auxiliares. del que arrancó un español que allí tenían prisionero. como veremos a continuación. El mismo lo comprendió así y convencido por fin de que no se exageraba al decir que la conquista de Arauco presentaba muchas dificultades. Bravo de Saravía continuó gobernando. 51 Adjetivo anticuado. nada bastó a contener el empuje de· los indios. Apenas inidada la retirada. que era toda una promesa para los araucanos por las grandes condiciones que reveló durante su corta actuación. Toda entera hay que cargarla a la impericia y testarudez de Bravo de Sarabia. . ya tan funesto para los españoles. los indios salieron de sus trincheras y en vigorosa e implacable ofensiva.mismo de un grupo de guerreros enemigos.-(Nota del Autor). Parece que esta renuncia no fué aceptada. y fué preciso declararse en retirada. de donde difícilmente fué rescatado. Por suerte para los españoles. que significa desdichado. ni la temeridad de Francisco Hernández Rondón. ni la presencia de ánimo de los jefes Velasco y Cortés. pues tuvo que advertir que sus subalternos no fueron partidarios del ataque a Catirai.

.

envió al Perú a don Miguel de Avendaño (o Miguel de Velasco).M. conforme a los servicios de cada uno" 52 . los oficiales reales tuvieron que certificar. Tan desastrosa era la reputación 52 Vlrreyes del Perú. Bravo de Sarabia. y los gratificar. así en esta tierra como en otras partes. don Francisco de Toledo. no le quedó al virrey nada que ofrecer. Como se ve. tiene en esta ciudad. que cinco días más tarde. quien salió de Chile en Mayo de 1569. que ellos los asentarán. armas. vituallas y otras cosas necesarias para la dicha jornada. Creo de interés estampar aquí algunos detalles de lo que costó conseguir ese pequeño refuerzo. y por orden que tienen los ayudarán y favorecerán con pIata. en su deseo de socorrer a Chile. El virrey del Perú. Y no podía ser de otra manera. Llegó a Chile a mediados de Julio. E. ropa. No era empresa pequeña en esos tiempos hallar gente dispuesta a sacrificarse en tan cruenta e interminable lucha y por eso fué que. de don Tristán Sánchez.CAPITULO XIV PAILEACAR Después de la derrota de Catirai. tendrá siempre particular cuenta de los que así fuesen a servir a S. demás que la Majestad real y S. capítulo 15 . que de ambas maneras se le nombra en las historias. honrar y aprovechar en todo lo que se ofreciese. en esta jornada para hacerles toda merced. La historia ha conservado el nombre de ese valiente: se llamaba Francisco de León. lo que juzgó más urgente. rozo pregonar en Lima un bando solemne para que "todos los caballeros. llevado por el interés que tenía en conseguir voluntarios para tan ingrata tarea como era le de venir a Chile y. sin embargo. en su real nombre. a pesar del celo gastado por Avendaño y del interés que el virrey demostró para enviar socorros a Chile. tal era el temor que inspiraba la guerra de Arauco. acudan a los oficiales leales que S.M. gentiles hombres y soldados que quisieran ir a servir a Su Majestad en la defensa y pacificación de las provincias del reino de Chile. que un inscrito era todo el resultado del pomposo bando publicado. la expedición de refuerzos no pudo salir del Callao antes del 8 de Abril de 1570. fué solicitar refuerzos y al efecto.

una buena cantidad de municiones y 4 piezas de artillería. tomo II. 413. . el virrey recurrió al arbitdo de organizar una compañía con sus propios servidores. pág. Allí recibió el refuerzo que le llevaron desde Valdivia. había sido sorprendido y deshecho en las vegas de Purén. Prima facie. Yáñez y de la Barrera y como no cabía duda de que lo sublevación de los indios se iba a producir de un momento a otro. Bravo de Sarabia dispuso que inmediatamente partiera hada el sur. tal vez el doble de lo que mandaba Avendaño. por ese tiempo. aunque raras veces fueron mencionados por los españoles. Mandaba unos 1500 hombres. que si esta proporción le daba superioridad numérica no le daba superioridad de fuerza. cuando ya fué sorprendido con la noticia de que un destacamento de 16 hombres. contando las tropas auxiliares. Hay que reconocer. en un extenso llano. Avendaño se puso en acción inmediatamente. que un cronista de la época dice que se le conocía con el nombre de "sepultura de españoles". . Ante tan rotundo fracaso. entre los cuales figuraba el mismo capitán Oña. señor del valle de Purén. pues los indios. con muy fundadas razones. al mando del general Miguel de Avendaño y que Ramiro Yáñez y el capitán Gaspar de la Barrera. contra un ejército que disponía de caballería y artillería. muy apropiado para la actividad de la caballería y para el intenso empleo de la artillería. que Avendaño no supiera o no quisiera aprovechar situacion tan favorable y que 53 Barros Arana. mandados por el capitán Gregorio de Oña. que enviarlas a Chile para meterlos en Arauco y Tucapel. el toqui Paillacar. para reunir alli todos los contingentes de tropas con que las provincias del sur pudieran contribuir a la campaña que se iba a iniciar. qué no faltaron nunca. se logró reunir 250 hombres. era lo mismo que "ponerlos en galeras" 53. parece que fué una desgracia para los españoles. No siendo esto aún suficiente. un destacamento de 100 hombres. Esto ocurría por primera vez. Avendaño llegó a Concepción a principios de Enero de 1571 y sin pérdida de tiempo se trasladó a Angol. las gentes creían en el Perú. Sólo así y después de tres meses de laborioso reclutamiento. más los indios auxiliares. Para remediar en algo este desastre.que Chile se había ganado. El primer encuentro tuvo lugar cerca de los Confines. Contaba con 130 soldados y algunas piezas de artillería. comenzó Bravo de Sarabia a prepararse para avanzar hacia Arauco. pero no se hallaba listo aún. se trasladaran por mar a Valdivia. en cuyas inmediaciones se instaló. para ganar la iniciativa. dispuso que se destinaran al cuerpo auxiliar a todos los condenados a deportación fuera del Perú. con pérdida de 8 hombres. habían rehuído siempre ofrecer tan favorables condiciones a sus adversarios. Apenas recibidos estos refuerzos en Santiago. Según Bravo de Saravia. A la cabeza de las tropas araucanas se hallaba.

sin que el general dejara de tenerlas siempre en la mano. unido a la decisión de vencer que las animaba. en los cuales tenían aún mucho que ver los españoles. no muy lejano. al dar cuenta de ese fracaso. porque las tropas que componían el refuerzo enviado desde el Perú. disciplina y preparación? Sólo habían pasado 20 años y quedaban atrás de dos siglos por delante. que no tardaron en declararse en desbandada. ¿Quién pudo imaginarse.en vez de atacar resueltamente. 54 Carta de Bravo de Sarabía a Felipe II de 15 de Octubre de 1571 . tropas que carecían de la necesaria solidez y cohesión para combatir en campo abierto. nunca los indios osaron parecer cerca de donde anduviesen cristianos. en favor de los araucanos. esos conquistadores de incontrarrestable empuje. haciéndolas huír afrentosamente. aprovechando la protección que a sus espaldas daban las barrancas del mismo río. porque las huestes araucanas habían alcanzado ya tan alto grado de progreso. que las cargas de los españoles no las desorganizaban. se colocara a la defensiva en un recodo del río Purén. todo fué bien y en cuanto salió de su posición para atacar en campo abierto. Quedaron soberbios y los españoles corridos de su flaqueza y poco ánimo" 55 . cobraron grandísimo ánimo. pues la derrota se había producido frente a muy escasas tropas araucanas y cuando más ventajas ofrecían las condiciones en que el encuentro se produjo. eran completamente colecticias. en que las tropas araucanas superaran a las españolas en cohesión. porque allí perdieron los españoles toda la reputación que entre los indios tenían. decía al rey: "Fué una de las mayores desgracias que han sucedido en esta tierra y donde más reputación se ha perdido por haber sido acometidos los españoles en llano. Viendo que en llano las habían desbaratado y quitado sus haciendas. su efecto desmoralizador fué enorme. contra todo lo que era de esperar? Primero. y segundo. que las unidades se reorganizaban rápidamente y esto. que se las podía hacer evolucionar. pues. Se vió. que iba a llegar un momento. Aunque esta batalla no costó sino unos cuatro o cinco españoles y la pérdida de toda la artillería y de todos los pertrechos. que las tropas araucanas eran más manejables. ni oída en las Indias. que habían recorrido invictos casi toda la América. avanzar y retroceder. Tal crítica a las disposiciones de Avendaño. Bravo de Sarabia. los hechos le dieron la razón a él. en tierra llana. pues mientras se mantuvo a la defensiva. teniéndolos en poco de allí adelante. sin embargo. la situación camblió bruscamente de aspecto. porque antes de esto. parece muy bien fundada y. Por eso. comenzó a desconcertar a las bisoñas tropas españolas. donde nunca habían sido desbaratados" 54: Góngora de Marmolejo dice. corroborando lo anterior: "Fué una pérdida la que allí se hizo no vista. cuando se inició esta guerra. ¿ Por qué ocurrría eso.

Entre los gobernadores de Chile fué éste.CAPITULO XV NAMCUNAHUEL Al gobernador Bravo de Sarabia sucedió el adelantado don Rodrigo de Quiroga. en que. ya de infausta fama para los españoles en los anales de la guerra de Arauco. al reputado capitán español de los tercios de Flandes. el de más honrosos antecedentes militares. después de haber "tomado parte en innumerables batallas. Lorenzo Bernal y Miguel de A vendaño. dando pruebas de gran valor. capitulo 74. se había cubierto de gloriosas heridas. llegó hasta colocarse a una legua del cerro y allí asentó su campo. Sin vacilar se dirigió hacia allá. Dos años después partió hacia Arauco al frente de un ejército de más de 400 españoles y 1. los araucanos se fortificaban en el cerro Catirai. El gobierno de este gobernador se caracterizó por la inaudita 55 Góngora de Marmolejo. de los cuales. Para reemplazar a Quiroga. sin duda alguna. sólo llegaron a Chile 400. caballero de Santiago y Comendador de Villa Mayor. sin encontrar resistencias que valgan la pena de mencionar. Durante estas correrías recibió la noticia de que. sin embargo. jefes de tanto prestigio como Ruiz de Gamboa. Había comenzado como simple soldado entre los voluntarios que el duque de Alba llevó a Flandes y culminaba ahora su carrera con el cargo de gobernador. .500 indios auxiliares. porque. según parece. cuyo nombramiento llegó a Chile en el mes de Enero de 1575. supieron convencerlo de que era. dispuesto a realizar el ataque. No lo hizo. una vez más. nombró el rey. como los araucanos pudieron gozar de la stisfacción de ver que los españoles rehuían un encuentro con ellos. don Alonso de Sotomayor. Tenía sólo 37 años de edad y de ellos 22 habían sido de servicios prestados a la corona. esa una empresa que una cruel experiencia aconsejaba no intentar. que se hallaba muy viejo y achacoso. en 1581. Salió de España con un refuerzo de 600 soldados. Fué así. Con él se paseó por algún tiempo a través del territorio araucano.

Y fué también la época en que brilló. Antes de ocuparme de las hazañas de este toqui. un escuadrón de 160 jinetes. Lonconahuel. Y muy luego tuvo Sotomayor la prueba de que su proceder era contraprudecente. Paineñancu. puso sitio al fuerte San Felipe. García Ramón no se sintió esta vez con fuerzas suficientes para hacer frente al nuevo toqui e hizo saber a Namculahuel. Ruenualca. De él se hablará en el capítulo siguiente.. Pilquetegua. Cadepinque. que las juventudes de todas las tribus corrieron presurosas a enrolarse en las filas de su ejército. Millalemu. donde se refugiaron. El toqui aceptó la proposición y los españoles pudieron abandonar el fuerte. fustigó sin descanso a Sotomayor. fatalmente. La guerra se avivó. la. Una vez más. donde se hallaban las tropas que habían vencido a su padre. lo armó de largas picas y lo adiestró pzra el combate. fué elegido por su padre. lo más probable habría slido ia total destrucción de las tropas españolas. Sin pérdida de. Huechuntureo y Namcunahuel. Hizo lo que se llama. El adversario más efectivo que en esa época tuvo el ejército español. que podía contar con la plaza. Fué el período de Codeguala. mientras éste se hallaba en la región de Angol. aunque sea suscintamente. que para indios de tán primitiva ·cultura. porque tal actitud. que. nada de extraordinario podía tener dada la cantidad y calidad de las fuerzas de que en esos momentos disponía Namcunahuel. Coyancura. contraria a los intereses españoles: eso no era matar la guerra. para dirigirse al de Purén. pues si la hubieran violado -hecho. Organizó. Esta retirada de los españoles fué un gran aliciente para el toqui 56 Tomo II. Taruchima. Canintaro. la caballería araucana. si lo dejaba retirarse con toda la guarnición. conducida con regularidad y mostrando los jinetes desembarazo. página 120 . se vió aquí cómo los araucanos sabían hacer honor a su palabra. bien armada de lanzas de extraordinario alcance. sino echar fuego a la hoguera. que fué el creador de. a la cabeza de un ejército bastante numeroso. a más de ser injustificada. tenia que resultar. brotaron caudiilos por todas partes y todo el teatro de operaciones se puso en ebullición. soltura y no poca gallardía" 56 Hijo del cacique Cayaucura. de la cual me ocuparé en breve. gran JANEQUEO (Yanequén). fué el toqui Cadeguala.crueldad con que realizó la guerra. tiempo. el primero. Era el mayor error que podía cometer. el que no pudo soportar la vergüenza de haber sldo vencido por el maestro de campo García Ramón. creo de justiclia rendir un tributo de admiración al malogrado general Namcunahuel. una guerra a sangre y fuego. Dice Gay: "La caballería araucana parecía en aspecto formidable. Reveló así no conocer la idioslincracia del pueblo araucano. para que lo reemplazara en el mando de las tropas y tan bien acogido fué este nombramiento. como astro de primera magnitud.

con sólo 30 hombres de pérdida. La herida recibida por el toqui fué tan grave. que los atacaron con gran vigor. La muerte cortó en flor las grandes esperanzas que los indios tenían puestas en su joven y esforzado general. con un tiro de arcabuz. haciéndole pedazos todo el brazo derecho.numerosos indios. porque los españoles. Desconcertados los indios con esta desgracia. se defendieron con el valor que dan las situaciones desesperadas. Los araucanos. pero la suerte llegó en auxilio de ellos. si tanto tiempo en la milicia quisiera la suerte dejarle" 57. Esta tropa sorprendió cerca del fuerte a una docena de españoles. pues dieron tiempo a Hernández para replegarse hada el fuerte. imprudentemente seguidos por los españoles. que tuvo la fortuna de matar a Namcunahuel. la envió adelante en servicio de reconocimiento. al mando de unos 80 hombres. VIendo García Ramón (que por su grado había tomado el mando del fuerte) la necesidad de aprovechar el momento en que todavía se hallaba sola la caballería araucana. tal vez hecho para eclipsar las hazañas de un Lautaro. en la persona de Tomás Olavarría. El resultado de este encuentro debió ser la muerte de todos los españoles.araucano y acto seguido se puso en marcha hacia Purén. comenzaron a retirarse en esa dirección. que todos los esfuerzos de los indios por salvarlo resultaron infructuosos. envió a batirla al capitán Francisco Hernández. de los cuales cayeron tres. 57 Tomo II página 122 . . El choque fué terrible. sabiendo que su infantería se encontraba ya en el bosque que tenían a su espalda. No se hizo esperar el resultado. cuya guarnición acababa de ser reforzada por las tropas de García Ramón. acudieron en masa al lado de su jefe y dejaron así que se les escapara una victoria segura. viéndose acosados en todas· direcciones. Gay dice de él: "La muerte se apresuró a quitar de las filas del belicoso pueblo un joven caudillo. Con claro concepto del empleo de la nueva arma que acababa de crear. pues muy luego éstos se vieron rodeados por.

que el comandante de la plaza se sintió perdido y pidió auxilio al gobernador. y dió parte al gobernador de su aprieto". y lo de emplear las señas y las contraseñas para evitar que los centinelas se dejaran sorprender por espías o destacamentos enemigos. Dan estos sucesos un nuevo testimonio de las extraordinarias aptitudes que los araucanos poseían para asimilar conocimientos militares pues eso de disponer con acierto sus líneas de vigilancia.. Sobre la manera de proceder de Cadeguala. sino por haber sido el segundo -que se sepa. puso en cuidado al comandante Alonso García Ramón. explicando su situación.tomo Il. como antes la de Arauco. De la aproximación de este refuerzo tuvo Cadeguala oportuno conocimiento y escogiendo a su vez unos 500 hombres. Luego agrega: "esta nueva forma de sitiar con tanto acuerdo y pericia. no sólo por el orden. que defendía ahora esta plaza.que tuvo la audacia de retar a duelo a un capitán español.pág. se adelantó hasta un 58 Gay dice que eran 200 jinetes . la disciplina y la instrucción que logró dar a su ejército. 129 . El gobernador dió al apuro en que García Ramón se veía. todo al modo de los españoles".CAPITULO XVI CADEGUALA Merece especial mención este general. revela una actividad mental que no podía esperarse de salvajes tan poco evolucionados. defendida por el sargento mayor don Alonso García. y tan diferente de la que solía practicar esta nación bárbara. dice el Padre Olivares: "procedió como cabo de experiencia formando sus líneas regulares. formó un escuadrón con el cual acudió en auxilio de Purén 58. cuando éste se hallaba en Angol. Puso en seguida sitio a la plaza de Purén. haciendo montar la guardia y poniendo centinelas que se reanudasen con sus señas y contraseñas. toda la importancia que en realidad tenía y eligiendo cuidadosamente entre sus hombres. al frente del ejército. a quien hostilizó tenazmente. Ramón. Como el anterior. actuó durante el gobierno de Sotomayor. y lo hizo con tal orden y tan acertadas disposiciones.

página. y luego llegó Alonso García Ramón. Enorgullecido Cadeguala con esta retirada. y armado de una enorme pica. y dentro de poco expiró". el lanzazo que el toqui dirigfera contra Ramón pasara en vago por uno de los costados. pues. en el campo parecieron ambos adversarios. cayendo inmediatamente en tierra. vaciló y en vez de impugnar resueltamente. Puestos estos dos destacamentos a media distancia.y se esforzaba a montar. Gay narra el combate en la siguiente forma: "No rehusó Ramón ese reto. Como al cruzar de los dos caballeros. un revés de la espada del castellano ·cruzo la cara del caudillo araucano.la vista uno de otro en poderosos caballos armados de las armas que juzgaron más a propósito y con sus picas en la mano. porgue habiéndose embestido a toda brida al primer encuentro cayó muy herido Cadeguala y aunque no quería confesarse vencido. emplazándolo para el tercer día. y a recibirle corrió impávido el maestre de campo. Narra el suceso el padre Olivares en la siguiente forma: "Al tercero día se presentó el indio en el lugar del combate con moderado séquito que dejó en lugar que no diese sospecha. 129 . sin traer con ellos un nuevo 59 Tomo II. a quienes mandó que se mantuviesen en tanta distancia como estaban los indios. y como quedara aplazado para la mañana del día siguiente. y aunque con aliento se levantó hasta en ademán de querer montar de nuevo. Por segunda vez deja constancia la historia de esta actitud medioeval de un general araucano y por segunda vez. al ver las djsposiciones tomadas por su adversario. como lo probaban las numerosas cicatrices que ostentaba. trayendo cada cual de ellos cuarenta caballos de escolta. veremos cómo el duelo se desarrolla sin que ningún detalle haga pensar en que la lucha se libra entre un hombre civilizado y un salvaje de la edad de piedra. rehuyó el combate. y de jefe de los españoles el capitán Francisco Hernández. pero pasó lo que menos podía esperarse: el esforzado y famoso capitán que tantas veces se había distinguido en Flandes. que se retiraron en silencio. Se pusieron. dejando 40 españoles un poco atrás. el que en cien ocasiones había desafiado la muerte. Todo hacía suponer que se produciría aquí un encuentro memorable. los dos combatientes a. la muerte que venía muy ejecutiva.desfiladero por el cual debía pasar Sotomayor. con las cuales comenzaron y acabaron la pelea. que acabó al instante con pasmo y desaliento de todos los suyos. regresando a su guarnición. Gay dice que. la descubierta de Sotomayor alcanzó a chocar con las avanzadas de Cadeguala y que se retiró después de perder seis hombres 59 . no fué sino el último respiro de su malograda vida. lo hizo dár traspié. a menos que no hubiese traición de parte de ellos. regresó a Purén y envió a García Ramón un desafío a duelo. que para él era un triunfo. para no volver a pensar en la continuación del cerco. salió Gadeguala montado en arrogante potro. dejando entre ellos campo bastante para qµe los jefes midieran en toda anchura y libertad sus armas.

la suerte favoreció a los españoles. librándolos de un adversario que era toda una esperanza para la causa araucana. (Tomo II. Los araucanos abandonaron el sitio. ¿Por qué? Tal vez sería un homenaje a la memoria del fallecido. Se sabe que se atacaron con pica. Es lo que hicieron siempre en casos semejantes. tan pronto como perdieron a su jefe. tal vez desmoralización. ¿Iba semidesnudo el indio? Si así fué. página 131) .es la forma en que los contendores iban armados. . hay que reconocer que contra el indio estaban todas las probabilidades y que el resultado queda plenamente justificado. Lo que la historia no establece -y es de sentirlo.toqui". pero ¿llevaba coraza el español? Parece lo más probable. Una vez más.

estas crueldades produjeron una violenta reacción en el ánimo de los indígenas. que en un verdadero delirio de entusiasmo se inflamaron los corazones de todos los indios y que el mismo caudillo Huechuntureu. niños ni ancianos. haciéndole morir en un suplicio atroz. pues Huechuntureu era hermano de Janequeo. Sotomayor dió orden a su maestre de campo. gobierno cruel. Como era de esperar. no pudo faltarle una heroína. Con sendas partidas de tropa comenzaron Huechuntureu y Janequeo a recorrer la región. Se llamaba Hueputaún y en él se ensañó Sotomayor. si los hubo. Tanto pudo la elocuencia con que se expresaba. Nada tenía esto de extraño. Bajo la dirección del caudillo Huenchuntureu. García Ramón. que con lágrimas en los ojos. Figuró también durante el gobierno de Sotomayor. en que no se respetó mujeres. que ya no pensaron sino en venganzas. de que entrara a sangre y fuego en los estados de Purén. mientras él hacía otro tanto en Toltén y Villarrica. le ofreció su cooperación. . En esos raids. recorría la región clamando venganza: era la viuda de Hueputaún. Con motivo de ciertas infidelidades cometidas por algunas parcialidades de Toltén y Villarrica. se comenzó a preparar un levantamiento general y en esos precisos momentos apareció en escena una mujer joven y atrayente. durante ese gobierno que fundó su autoridad en el rigor y en la venganza. Angol y Catirai. atacando a los españoles donde quiera que los encontraran. su varonil actitud y la justicia de su causa. una heroína que hiciera honor a las grandes condiciones militares de la raza: se llamaba JANEQUEO o YANEQUEN. quiso la mala suerte que cayera prisionero un cacique.CAPITULO XVII JANEQUEO A un pueblo tan viril y esforzado como el araucano. violencias y represalias. que por sus merecimientos gozaba de las más altas consideraciones entre los naturales de Toltén y Villarrica.

no le permitieron mantenerse allí por mucho tiempo y a la cabeza de sus tropas se puso en marcha hacia la plaza de Puchangui. comenzó a fustigar a los españoles cayendo sobre uno y otro de sus establecimientos. se retiró a un valle interior. hasta que. Quedó así sola Janequeo. pero al frente de algunos serranos o de Purén. Lo copó. lo que es lo más probable.Don Luis 8otomayor. Por incidencias que sería largo relatar. Defendía el fuerte el oficial. soportó los embates incesantes. Huechuntureu tuvo que batirse con el cacique Cadepinque y murió en el duelo. Manuel Castañeda. Dándose cuenta de que expugnarla era extremadamente difícil. Arauco y Tucapel y con ellos. en no interrumpida sucesión. que desde Santiagó salió en persecución de ellos. tropezó con un destacamento español que de Osorno se dirigía a Villarrica. con tenacidad y valentía. por fin. los hizo apresar a todos y ordenó que se les cortara la cabeza. pero a la noticia de que el gobernador se aproximaba en su persecución. Fué así como se hicieron inseguros todos los caminos y como en casi todas sus salidas. para que con ellas se corriera la flecha. con que la heroína lo fustigó durante largos meses. de la peste que por ese tiempo asolaba la región. que ampliamente provisto de todo lo que pudiera necesitar para resistir un largo sitio. encabezados siempre por ella y en los cuales reveló una increíble audacia. Envalentonada con este triunfo y en busca de otro de mayor significación. Nahuelbuta. intentó caer sobre el fuerte que acababan de construir los españoles en el valle de Andalepe y que Sotomayor había dejado a cargo del capitán Cristóbal de Aranda. poco después. . Su dinamismo y la impaciencia de vengarse de que estaba poseída. experimentaban les españoles alguna desgracia. donde la historia perdió sus huellas. en busca de más españoles que matar y de más ocasiones para hostilizarlos. Muy difícil es creer que voluntariamente haya suspendido sus actividades bélicas y todo hace suponer que fué víctima de algún accidente o. Fatigada por fin de sus estériles esfuerzos y obligada por la crudeza del invierno que se le echó encima. En su incansable actividad. se replegó hacia la montaña. gastando una incansable actividad. Janequeo comenzó a deslizarse hacia el sur. optó por ponerle sitio e inició una serie de asaltos. hermano del gobernador. en o las cuatro direcciones de los puntos cardinales. para esperar allí una ocasión más propicia. lo derrotó y lo tomó prisionero. chocó con Huechuntureu en los campos de Purén.

y no había de parar hasta dejar asegurada su perpetua felicidad" 60. era diametralmente opuesta a la que con tan mala fortuna había puesto en práctica Sotomayor. Con un refuerzo de más de 400 soldados y de gran cantidad de provisiones de boca y de guerra. un convenio de paz. Paillamacu. que por ese tiempo se hallaba a la cabeza del ejército araucano. don Martín GarcÍa Oñez de Loyola. doña Beatriz Clara Coya (Princesa de Oro). como esposo de una india. llegó este gobernador a Valparaíso. 60 Gay. pág. que a más de todos estos antecedentes. "pues él llegaba a Chile por expresa voluntad del rey para ajustar paces con los indios todos y se había prestado gustoso a semejante misión. tenía el no menos significativo. La política que en Chile pretendía adoptar. y le agregó al comisario de Loyola (un indio neutro): "Proponédselo al gobernador y prometo no romper las hostilidades hasta saber en esa parte cuál es su voluntad". 202 .CAPITULO XVIII CONVENIO DE PAZ DE 1593 Como sucesor de Sotomayor. maestre de campo del reino del Perú y pariente cercano (sobrino) de San Ignacio de Loyola. contestó a la insinuación de Loyola que le placía mucho ver en la suprema autoridad de los españoles a un hombre casi indio por los vínculos que los unían a la hija de un príncipe americano. designó el rey al caballero de la orden de Calatrava. tomo II. declarando a los pueblos intermedios en plena libertad y absoluta independencia. de ser esposo de la real princesa inca (hija de Tupac Amaru). debía comenzar S. que por ese tiempo se hallaba en Lumaco. pero que por esa inisma circunstancia y en prenda de la ventura que quería labrar a los americanos. el 23 de Diciembre de 1592 . un entrañable afecto sentía por todos los de su nación. reforzando e instruyendo su ejército. y su primer paso fué proponer a Paillamacu.S. no por otra causa sino porque. por la despoblación de todos los establecimientos españoles desde el río !tata ltasta el canal de Chiloé.

me hacen sospechar que graduáis a la muerte como el mayor mal de los mortales. A todo lo cual Antupillán contestó:: "Si en paz apetecéis vivir con nosotros. estad cierto de que uno solo que de los nuestros quede. pero nosotros que apreciamos más la libertad que la vida. pág. ese habrá de mantener la guerra. concurrió al parlamento y al discurso en que Loyola le ofreció la paz. Paillamacu envió al esclarecido cacique Antupillán (día del diablo y hora de la potestad de las tinieblas). Ese poder y esas armas nada nos pueden traer más funesto que la muerte. que con armas y recursos muy inferiores. ambas reflejan por igual. había sabido mantener la guerra durante más de 50 años.Insistió Loyola en la convocación de un parlamento y sobre lo que a esta insistencia siguió. desde que sumisos vivieran en su obediencia. Nacimos libres y defendemos el suelo en que hemos nacido. Esto es lo que nos puso las armas en las manos y jamás las dejaremos mientras no veamos que la servidumbre ha quedado muy distante de nosotros y de nuestras tierras". Según Gay. señor. i Admirable concisión y elocuencia! Sea cual fuere la verdadera versión. solapado y de mucho ingenio. graduada "por nosotros de mayor mal que la misma muerte. mas dejad nuestro suelo libre. Y luego con una elocuencia que no necesita ser poriderada. Peleamos nosotros por la libertad y por la patria. agregó: 'Por ocioso y por inútil debisteis. tener el amenazarnos con ese poder y con vuestras armas.en nombre de mi nación. de estas tierras. Observad religiosamente los tratados que yo os propongo . y permanente y duradera veréis esa deseada paz. Pues bien. Después de decir a Loyola que no tenía para qué ponderarle el poder de su rey. Antupillán. Según Carvallo y Goyeneche. 204. Vuestras amenazas. que trocándose los cuidados. paz ofrecemos. lo oyó con calma. Como a Loyola inspiraban los mejores propósitos y como a los 61 Tomo Il. hay dos versiones igualmente interesantes y de un fondo casi igual. Pero permitidme. sea yo quien os aconseje la paz y que no elijáis la guerra. de allí debéis inferir el horror que tenemos a la servidumbre. falaz. señor. Por si hiciereis lo que habéis ténido de costumbre. en calidad de plenipotenciario. le pidió que considerara cuál sería la gloria de su nación. hasta que rinda gloriosamente la vida en obsequio de la libertad y de la patria" 61. el mucho amor que sentía por los indios y las dichas que en su real ánimo tenía reservadas para los habitantes. como una concesión del más poderoso monarca de la tierra. la altivez de la raza y el amor que los indios sentían por la libertad. Llegado éste a presencia del gobernador. pues ellos se habían dado perfecta cuenta de que era inmenso. hombre de grandes recursos. autor de la Histor:a dei Reino de Chile. . el indio contestó con esa espartana elocuencia que les dió a los araucanos tanta fama de grandes oradores. jamás hemos sabido temer los horrores de aquélla. señor. mientras le pintaba el poder y las inmensas fuerzas con que contaba su rey.

. con solemne juramento de respetarla. Como se ve. no les iba mal una tregua que les permitiera prepararse mejor para la guerra y acumular aprovisionamientos. concedió los derechos de beligerancia. Se hizo fácil llegar a un avenmiento por el cual quedó concertada la paz. Esto ocurrió en 1593. ya Arauco trataba de potencia a potencta con el gran imperio español. con ese imperio que a ningún otro pueblo americano.indios. antes de 50 años de guerra. en el peor de los casos.

el cacique . Paillamacu la aceptó gustoso. No querían éstos saber nada de dependencia. que pensaba emprender contra los invasores. La paz que se convino en 1593 no fué sincera. al mando de don Juan Rivadeneira. porque le daba el tiempo necesario para completar la instrucción de su ejército. por paternal que ella fuera. fué nombrado el capitán don Antonio de Avendaño. para cimentar su disciplina y para completar la preparación que necesitaba en la campaña a fondo. en donde instaló 80 vecinos con dos alcaldes ordinarios. Fué así cómo. apenas se alejó Loyola del fuerte Jesús. pasó al sur del Bío-Bío frente a Yumbel y fundó los fuertes de Chibicura y Jesús y poco después la ciudad de Santa Cruz de Coya (en memoria de su esposa). ni de parte de Loyola. En los fuertes de Chibicura y de Jesús. Siguiendo esta política. dejó el gobernador sendos presidios de 50 hombres. por medio de la fundación de nuevos fuertes y ciudades. Poco tardó. Loyola en transformarse en un enemigo implacable de los indios. ni de parte de los indios. pues. Esto constituía para los araucanos la más irritante provocación y pronto pudo el gobernador notar que por todas partes despuntaban los síntomas de sublevación. cuatro regídores.CAPITULO XIX GOBIERNO y MUERTE DE OÑEZ DE LOYOLA Paillamacu A Loyola le pasó lo que a muchos otros gobernadores que llegaron a Chile animados del decidido propósito de encauzar la conquista por el camino de la paz y de una bondadosa administración: cambiaron radicalmente su política. un síndico y un escribano: Como corregidor. Loyola persistía en su propósito (común a todos los gobernadores) de ir adueñándose poco a poco del país. ante el indomable tesón con que los araucanos defendían su liberlad y su territorio.

pasó el Bío-Bío frente a los fuertes Jesús y Chibicura y fué a caer sobre los indios catirayes. ocasionó la dispersión de la tropa. no en una campaña formal. la Araucanía para los españoles. si en la furiosa lucha que se trabó. acudiera inmediatamente en auxilio de las fortalezas amagadas. Era. y a pesar.000 indios auxiliares. Tan de sorpresa tomó esto a los españoles.Loncoteua cayó a media noche sobre él y le prendió fuego por los cuatro costados. puso sitio formal a los fuertes de Purén y Lumaco. la muerte del jefe. donde pasó a cuarteles de invierno. cortando a la vez con sus destacamentos las comunicaciones a Concepción. Esto exasperó al gobernador y se propuso continuar la guerra a sangre y fuego. en que a la vez que hostilizaba a los españoles. Y muy mal lo habrían pasado todos. Gracias a esta precaución. sin nombre ni reliquia de español" Despreció Loyola. El 2 de Enero de 1595. lo que Paillaínacu deseaba. extrañarle que Paillamacu le contestara que "ya no se debía pensar sino en el exterminio total de uno de los dos pueblos. Para esto ya era tarde. sino de guerrillas. pues ellos no hacían otra cosa que pagar con la misma moneda. reedificó el fuerte de Purén. cuyos campos arrasó. No sería justo hacer graves cargos a los españoles por estas devastaciones. . una lucha a muerte en que todos los recursos se hacían buenos. que consideró una simple bravata. . entrenaba a su gente para las operaciones en grande que pensaba emprender. Pero. apenas lo supo. atravesado por la espada de Rivadeneira. Paillamacu se puso en acción en Mayo de 1594. ésta. comisionó al esforzado capitán Pedro Cortéz para que con 130 españoles y 600 indios auxiliares. o la Araucanía para sus hijos. el juego estaba descubierto y no tenía Loyola fundamento alguno para creer que los araucanos fueran tan simples como para caer en una nueva trampa de paz. salió de Concepción al trente de 400 españoles y de más de 2. parece. pues. no hubiera caído herido de muerte el bravo Loncoteua. reforzó guarniciones y regresó a Concepclón. No debió. sino por la ley del más fuerte. sin uno siquiera de todos los hijos. No era ésa una guerra regida por el Derecho Internacional. Como de costumbre. pues apenas supo que el gobernador había llegado a Conoepción. que no pudieron -a pesar de los enormes esfuerzos que hicieron evitar que del fuerte quedaran sólo los escombros. de que los serios inconvenientes que la estación oponía a cualquiera clase de operación. Loyola demoró más de dos meses en recibir noticias de lo que estaba ocurriendo. dejando a la región sumida en la desolación y en un ansia desesperada de vengar tantas y tan frecuentes devastaciones. Fué en seguida el gobernador a acampar sobre las ruinas de Purén y desde allí envió a Paillamacu. nuevas proposiciones de paz. levantó otro en las márgenes del lago Lumaco.

Tan malos estaban los caminos que Cortéz-pese a todos los esfuerzos que hizo. tan sagaz como prudente (de cobarde no se le podría acusar). Este. con sólo 500 infantes (para poder ocultar mejor su avance). el cual después de' desembarcar en Valparaíso y de detenerse sólo algunos días en Santiago. Otros autores nada dicen de esta devolución y dejan constancía de que hasta el último momento. sin lograr echarle la vista encima.700 yanaconas. a las órdenes de don Gabriel de Castilla. Con la necesaria oportunidad.sólo pudo ponerse a la vista de Purén. hizo que los auxiliares regresaran a Imperial y continuó su viaje.100 españoles. Paillamacu. había el gobernador partido de Imperial con el propósito de llegar a Angol y escoltado sólo por 60 oficiales reformados y 600 soldados auxiliares. fué de 50 españoles y 300 yarraconas. salió en su busca y durante todo el año 1597. se dejaron ver por parte alguna. pues el toqui. partieron al encuentro de Loyola. demolió los fuertes de Purén y Lumaco y reforzado con sus presidios. estableció su campamento . Naguelhuri y sin pérdida de tiempo. a quien deseaba ansiosamente debelar. Viéndose así. siguió su marcha hacia la Araucanía. quiso su buena fortuna que el virrey del Perú. Entretanto. Fué empeño inútil. acompañado sólo de los 60 oficiales. suficientemente fuerte para batir a Paillamacu. don Martín fué a sentar sus reales en sus Infantes de Angol. al caer la tarde. se trasladó a Quinel. para esperar allí una ocasión más propicia. salió en persecución de Paillamacu. desde donde. Con la llegada de este refuerzo a Quinel. pues por sus espías estaba continuamente informado de cuanto ocurría en el campo español. no quiso exponerse a ser tomado entre dos fuegos y a la aproximación de Cortéz. Fué así cómo los araucanos tuvieron exacto conocimiento de que el 21 de Noviembre de 1598. Como en el curso del día no alcanzó Loyola a salvar la distancia que media entre Imperial y Angol. tomó toda la gente que le quedaba y partió en persecución del toqui. con 400 españoles y 1. ni ninguno de sus soldados. se replegó hacia la montaña. convencido de que ya nada tenia que temer de los indios. Villarrica. la fuerza de que Loyola dispuso. pero sin perder el contacto. Tan pronto como Loyola tuvo conocimiento de la retirada de Paillamacu. una parte de los cuales envió a la provincia de Cuyo. El toqui supo mantenerse siempre fuera del alcance de las superiores fuerzas de Loyola.lago Lumaco y Purén. dispuso ya Loyola de 1. resolviera enviar a Chile un refuerzo de 700 españoles. catorce días después de salir de Concepción.vagó entre Imperial. conociendo las necesidades que la guerra de Arauco imponía. los caciques Ancanamón y Pelantaru recibieron esta noticia por intermedio del capitán correo. a principios de Diciembre de 1596. don Luis de Velasco. . Decepcionado de su empresa. Tal vez para disponer de un mayor número de tropas.

Los indios lo habían seguido cautelosamente y él. "Prendióse a Paillamacu estando durmiendo a la sombra de un roble. siendo de guerra. "Le preguntó Cortéz por qué siendo natural de Arauco. espaldudo y de grandes fuerzas". . sólo tres lograron escapar. La cabeza del gobernador fué llevada por los indios a Purén. Para desgracia de los araucanos. se recuerda a un clérigo. frai· les y acompañantes) que en el campamento había.. muy mal heridos. no podían desperdiciar ocasión tan propicia y al amanecer. pues me usurpas las mías tiránicamente. llamado Bartolomé Pérez. divididos en cuatro grupos y al grito de ilape! llape! (muera.en el valle de Curalaba. se había hecho salteador en las tierras de Tucapel y el indio le contestó: "En tus tierras lo fuera de mejor gana. le echó los brazos y conociéndole le sujetó sin dejarle tomar la lanza". y a Bernardo de Pereda. que no le perdían pisada. llegó a Imperial. Entre los que quedaron vivos. y llegando el capitán Zuruzo a aquel paraje. La sorpresa fué completa y aunque algunos alcanzaron a defenderse con valor y desesperación. para emplear el cráneo en las tradicionales libaciones a que se entregabán después de sus victorias. se puso allí a sestear. El padre Rosales narra así la muerte de Paillamacu: " . natural de Valdivia. por no morir en mala paz" 62 62 Rosales. no pudieron evitar la verdadera hecatombe que se produjo.. cuando todavía se hallaban los españoles sumidos en el más profundo sueño. que habiéndose apartado de 80 indios valientes que consigo traía. página 471. sino que prescindió de la indispensable precaución de establecer guardias y centinelas. un indio feroz. Sus enemigos. Dejé mis tierras porque tus españoles me forzaban mis mujeres y me robaban mis comidas y por no ver semejantes sinrazones me retiré a estas montañas a morir. de gruesos brazos y piernas. víctima de una sorpresa. por morir defendiendo la libertad de mi patria. tomo II. que quedó por muerto y que. que ni remotamente se imaginaba tal contingencia. Paillamac cayó muy luego en manos de los españoles. cubierto de heridas. acabaré mis días con mucho gusto en Tucapel. pues fué Paillamacu uno de los generales más activos y capaces que tuvo Arauco". ya que de los 150 españoles (entre escolta. no sólo descuidó el reconocimiento. tras setenta días de penoso viaje. "Mucha alegría produjo al capitán Cortéz y a los españoles esta afortunada aprehensión. muera) cayeron sobre el campamento. Yo nací en Melirupu y ahora en tus manos.

pero a éste lo hizo arcabucear.Cortéz hizo ahorcar a todos los indios que con Paillamacu tomó prisioneros. .

con la insistencia que da una verdadera pasión. Con todo. a la monja de Santa Isabel. . su suerte estaba echada. Comenzó por constituirse en su guardián y protector. lo que no era fácil. sin que el indio apareciera con la menor responsabilidad en la fuga que se produjo. estaba condenada a la esclavitud. El plan que concibieron se llevó a cabo con toda felicidad y la monja recuperó su libertad.CAPITULO XX UN EPISODIO SENTIMENTAL En la noche del 21 de Mayo de 1601. En ese ataque los indios hicieron muchos prisioneros. la ciudad de Osorno se vió sorprendida por el impetuoso ataque de numerosos indios. ni consideración moral de ni nguna especie. saqueando e incendiando por doquier. su pudor y la natural repulsión que el indio le producía. Fácil es imaginarse la situación que a la pobre monja le creó la insistencia del indio. tratado. sin embargo. que entraron a Isangre y fuego. se puso de acuerdo con un español. para coronar su obra. sino que se propuso salvarla. ahogando sus sentimientos. se sintió más impresionado por la virtud que por la belleza de esa mujer y no solo no la presionó con violencia. dama de gran belleza. su deber. por un lado. a quien no protegía ley. Y. Frente a un salvaje regido sólo por sus instintos. esforzándose por hacerle llevadera la triste situación a que el destino la había conducido y luego. y sin freno moral alguno. y por otro. en medio de una violentísima tempestad. doña Gregoria Ramírez. pero hidalgo como muchos araucanos. para que éste le robara su prisiontlra. su destino fué muy distinto del que se pudo esperar. por su situación de prisionera. matando. El indio. El indio Huentemagu se enamoró perdidamente de esta religiosa y la requirió de amores. especialmente mujeres y entre éstas. hombre de corazón sencillo.

el valor con la hidalguía. por un extraño contraste.Este fué el homenaje que el amor del indio hizo a su ídolo. . en el guerrero van casi siempre hermanados la violencia con la nobleza de sentimientos. Tal vez porque.

000 ducados. dividiendo su Ejército en dos fracciones. personalmente. que los indios no tenían otro móvil. Y como esto era absolutamente incompatible con el proyecto del padre. desconfiando en la eficacia de los planes del padre Valdivia. el fracaso se hizo inevitable.CAPITULO XXI GOBIERNO DE DON ALONSO GARCIA RAMON Políticamente. Este plan. militarmente. García Ramón. como consecuencia de la acción del famoso padre Luis de Valdivia. Probó así que desconocía en absoluto la idiosincrasia de los indios y la índole y el objetivo de la guerra que ellos sostenían. no descuidó ni por un momento su preparación para salir a campaña en las mejores condiciones posibles y como la suerte lo favoreció con la llegada al país de un refuerzo directamente enviado desde España 63. la paz y la confraternidad. que el de ver a su país independiente y libre de toda influencia extraña. Fué este padre el que se hizo la ilusión de que la dominación araucana podía conseguirse predicando. Inició su campaña García Ramón. 63 El refuerzo fué de 952 soldados y llegó a Santiago. que era la suma que de Chile se había solicitado. porque en él el ritmo de la guerra declinó sensiblemente. el mayor que se hubiera visto en Chile y. por consiguiente. ni otro deseo. es de escaso valor. otro propósito. El 7 de Enero de 1606 pudo ya salir de Concepción con un ejército de más de 1. fué el que se conoció con el nombre de "Guerra Defensiva". A esta favorable situación se unió la grata nueva de que el rey. . con fecha 5 de Diciembre de 1606. en América. este gobierno fué uno de los más interesantes que hubo en Chile.200 soldados españoles. Olvidó o no supo el padre Valdivia. durante la colonia pero. para encargarse él. del mando de la segunda. a través de la cordillera el 6 de Noviembre de 1605. de 500 hombres la una y de 700 la otra y confiando el mando de la primera al coronel Cortéz. había elevado el situado a 212.

fué el que tuvo que sufrir el mismo Lisperguer. en su avance por la costa. a un cuarto de l'egua del fuerte.Partió Cortéz hacia la región de la costa con la misión de perseguir implacablemente a los indíos de Arauco y Tucapel y García Ramón penetró en el valle central. acompañado de 150 a 160 soldados salió con el objeto de recoger la hornada. haciendo así infructuosa esta primera campaña de García Ramón. poco más tarde. pues los indios no presentaban combate. Al coronel Cortéz. armamento y vestuario. y el 29 de Septiembre. Los naturales. Se puso éste en marcha en los últimos días de Marzo y al atravesar un desfiladero montañoso. sino matar a 20 españoles y retirarse en seguida hacia sus montañas. los araucanos cayeron sorpresivamente sobre la plaza de San Fabián y mataron a toda la guarnición y a todos los habitantes de la plaza. le daba la seguridad de que al cabo de tres años. no sólo desorganizar por completo a su adversario. cayeron sobre él: tan de sorpresa y con tal superioridad numérica. misión que confió al capitán Núñez de Pineda. hasta que. de debilitar ese optimismo. Con todo. tomo II. 64 Gay. al mando de Huenencura (Gay) lo esperaban en acecho y en el momento que creyeron cportuno. optimista como casi todos los otros gobernadores. que fueron tomados prisioneros. desde el fuerte de Boroa. Aún más grave que este golpe -por sus consecuencias. talaba y asolaba toda la región. Para proveerse de carbón. en frecuentes salidas. la repoblación de Angol. sino cuando les convenía. incluso Lisperguer. estableció o armó un gran horno. después de pedirle un nuevo refuerzo de 500 hombres. se puede citar el de la plaza de San Fabián. cayó sobre su retaguardia un numeroso grupo de indios en impetuoso ataque. los que en conjunto llegaban a 400 personas 64. Sólo salvaron 15. que toda resistencia eficaz se hizo imposible. Los españoles se defendieron con la bravura que los caracterizaba. hallaron los naturales un poderoso aliado y pudieron. Los indios. Intentó. Entre ellos. en carta que escribió al rey el 12 de Mayo. . ante la manifiesta superioridad de los españoles. En la calidad del terreno. pero sin otro resultado que el de prolongar inútilmente la resistencia. ya Chile podría sostenerse con un ejército mucho menor. Con los pocos hombres que quedaron en el fuerte. página 332. Murieron todos los demás. Mientras García Ramón operaba hacia el interior y mientras el capitán Lisperguer. que hizo imposible el despliegue de las tropas españolas. Los indios se encargaron. con un valioso botín de caballos. para atacar a los adversarios en esa dilección. se replegaron hacia sus montañas. el capitán Gil Negrete resistió valientemente todos los ataques que con gran insistencia le llevaron los indios. después de dos meses de desesperada lucha. asestándole golpe trasgolpe. no le fué mejor y García Ramón perdió el año en dar golpes en el vacío.

recomendó a los encomenderos que dieran buen trato a los indios.acordaron. fundándose en que su sucesor don Luis Merlo de la Fuente en carta al rey de 16 de Agosto de 1610 decía: "A los 5 de Agosto de 1610 fué Nuestro Señor servido de llevar para si a uno de los mayores y mejores criados y de más buena intención que V.-Según Gay. y desde luego les hagan entregar las armas que tengan en su poder". gobernador y capitán general de la Real Audiencia y provincias de Chile". por su parte. 65 Esta techa es de Barros Arana. siendo aún gobernador. . a tiempo sólo para salvar a la guarnición. en seguida. ordenando. la demolición del fuerte. García Ramón murió en Chile. Alonso García Ramón. que los corregidores vigilen los indios de sus respectivos partidos. 65 después de cinco años (sin contar el tiempo en que fué gobernador interino) de un gobierno fructífero y por varios conceptos."que para seguridad de la ciudad y su territorio. digno de aplausos.llegó Garcia Ramón.M. Fué tal el efecto moral que estos golpes produjeron. se haga una requisición de armas y caballos. murió el 5 de Agosto de 1610. García Ramón. tal vez para evitar las represalias. tenia a su servicio. el 19 de Julio de 1610. que en Cabildo Abierto los capituladores de Santiago -asesorados por los capitanes de más experiencia.

Antes de entrar en la narración de las hazañas de Lientur. don Cristóbal de la Cerda. armado de sable y lanza y apoyado por infantes armados de arcabuz. cuando se trata de justipreciar el mérito de los triuníos araucanos. armados de pica y maza. Es argumento muy socorrido. se hace necesario -porque es pertinente. pero cuando en esa capacidad existe un serio desequilibrio. cubierto de coraza. la razón que tuvo Lientur para abandonar a los españoles. para producir un equilibrio de fuerzas? Si nos atenemos a lo que ya se había visto en los incontables combates que los españoles habían librado con los aborígenes. decir que ellos se debieron. a la inmensa superioridad de fuerzas con que lucharon. jinete en un caballo también acorazado. En esta materia. ¿Cuántos indios semi-desnudos. no entregándole a una hermana que había quedado sola en el fuerte Yumbel. se necesitaban oponer a un soldado español. en gran parte. durante el gobierno interino del oidor de la Real Audiencia. la superioridad numérica implica superioridad de fuerza. a través de casi todo el continente americano. no hay nada tan difícil como determinar la superioridad de fuerza. ninguna desproporción numérica era capaz . se fué con sus compatriotas. en la reducción de Cayuhuenu.CAPITULO XXII LIENTUR En 1621. Según el padre Rosales. el cacique Lientur. fué el agravio que le hizo el Sargento Mayor Jiménez de Lorca. porque el yanacona. Cuando se trata de ejércitos de equivalente capacidad bélica o combativa. Y este es el caso que necesitamos contemplar. se debe hacer una distinción: hay que distinguir entre superioridad numérica y superioridad de fuerza.una ligera digresión sobre la superioridad de fuerzas. cacique que por varios años se había mantenido al lado de los españoles. se había pasado al campo enemigo. que con el vivía.

de dar a los indios la superioridad de fuerzas. según hasta aquí se ha visto. se hizo muy difícil. Fué durante el gobierno de don Luis Fernández de Córdoba (nombrado el 4 de Enero de 1625). Sigamos. Esto no quiere decir. al imponerse de estas tropelías. como luego se verá. Ignorando el mayor español que tan de cerca era seguido. Su avance quedó marcado por los apresamientos de indios. pero permite. sí. lo natural es exigirles mucho más que a todos los otros guerreros americanos. que apresuradamente logró reunir. no es muy fácil conseguir. después de esta sorpresa. ni aún en la batalla de Otumba. ¿Quién lo ha dicho? Por cierto que no han sido los araucanos. pudieron los naturales alcanzar la victoria. tomo IV. que hasta ese momento se había mantenido tranquilo. ¿Alcanzaremos al absurdo de que los araucanos LLEGARON A VENCER A LOS ESPAÑOLES. establecer. ¿Les exigiremos vencer en la proporción de uno a cincuenta? Sería poco toda vía. se puso en campaña a fines del año 1627. Con todo. de uno a cinco? También lo hicieron. por el robo de animales y por las depredaciones. pues. cuando en realidad. penetrando en el territorio araucano hasta más allá del lugar en que había estado edificada la ciudad de Imperial. también LOS VENCIERON EN IGUALDAD NUMERICA. se puso también en campaña. ¿Y EN IGUALDAD NUMERICA? También. comenzaron las. Juan Fernández de Rebolledo. que la superioridad de fuerza de los españoles no tenia limites. No desperdició Lientur tan favorable ocasión. constituían las características de esta clase de incursiones. en acecho de una ocasión propicia para atacarlo.lede ir más lejos en lo extraordinario? Me parece que no. acompañado sólo de un grupo más o menos numeroso de indígenas. No tardó ésta en presentarse. HALLANDOSE EN INFERIORIDAD NUMERICA? No habrá otro recurso que contestar: sí. 66 La retirada. descuidó una noche sus necesarias medidas de seguridad y cónfiadamente Se entregó al descanso. ¿De uno a diez. en que los españoles lucharon contra un mar humano de guerreros aztecas. que ni la proporción de uno a ciento. como en otro bando. ¿Puede pedirse más? ¿Se p1. naturalmente. TAMBlEN LOS VENCIERON EN ESAS CONDICIONES. que. actividades del ·nuevo toqui. ¿ De uno a veinte? Lo hicieron muchas veces. cayó sobre el campamento español causando a Fernández la pérdida de 28 soldados y de todos los indios que ya había hecho prisioneros. según era costumbre. tanto en uno. El Sargento Mayor. ahora. y con toda rapidez y acierto. página 211 . Se puso sobre las huellas de Fernández de Rebolledo y comenzó a seguir sus pasos. era para los naturales garantía segura de triunfo. Lientur. como lo que aquí se trata de probar es que los araucanos poseían extraordinarias !acultades para el ejercicio del arte militar. con Lientur. lo que. salvo que se tratara de llamar la atención a los chilenos. ante la 66 Barros Arana.

donde con sus depredaciones mantuvo en constante alarma a los españoles. Lientur atacó con la furia de un león -dice el Padre Rosales. que lo sabía. se propuso sorprenderlo. Tuvo Fernández noticias de esta aproximación y envió al capitán Monje. sorprendiendo aquí. con todo heroísmo. lanzas. fué la de Pedro Gamboa. Los centinelas restantes se retiraron hacia un bosque hasta donde Monje los siguió. en una especie de reconocimiento. el 6 de Febrero de 1628. animando a todos y peleando con grande esfuerzo. defendiéndose. Después de hora y media de heroica resistencia. y con un ejército ya más numeroso. Fué así cómo la guarnición se libró de su total destrucción. sintiéndose impotente para oponerse a los refuerzos. Prendió fuego a los cobertizos y a las palizadas con que los españoles se protegían. y puso en tan serios aprietos a sus enemigos. y cayendo por fin. Como era natural.persistente presión con que Lientur fustigó a los españoles. oportunamente avisado por un indio amigo. ropas y pertrechos. pero como los indios eran más. dejando en el campo más de 60 muertos entre oficiales y tropa y 37 prisioneros. donde el capitán Pablo de Juneo. recibiendo la desagradable sorpresa de un inesperado e impetuoso ataque de numerosos indios. robando animales. el sargento mayor. se retiró llevándose dos cañones de bronce y muchas armas. La única cabeza que los indios cortaron. que los obligó a retirarse del fuerte para refugiarse en un torreón. con 20 indios amigos. la lucha se hizo violentísima desde el primer momento. El choque de los gruesos de ambas fuerzas se produjo así rápidamente. don Juan Fernández. comandante de la placa. Animado con las ventajas así adquiridas. gran cantidad de caballos. sobre los campos vecinos a Chillán. "los trageron a mal traher y el Sargento Mayor. El efecto moral que la destrucción de este fuerte produjo. asaltando allá.acudió en su socorro. espadas y arcabuces. los españoles se vieron en la penosa necesidad de retirarse. sin contar a numerosos indios amigos. algunas horas antes del amanecer. y éste. atacando corajudamente y con el valor que le era característico. Con incansable actividad el toqui araucano prosiguió sus operaciones de guerrillas. fué desastroso y sus consecuencias se hicieron sentir muy luego en el ánimo exaltado y belicoso de todos los indios de la región. se vio en gran peligro de la vida y le tubieron dos veces assido y se lo llebaban captivo. pues Lientur. cayó como un alud sobre la plaza de Nacimiento. durante el cual mató tres centinelas avanzados de Lientur. hora en que el gobernador. mas socorrióle el Alférez Basco Sánchez. ansiaba mucho encontrarse de nuevo con Lientur. que lo obligaron a retroceder en dirección a sus fuerzas principales que ya avanzaban en busca de Lientur. soldado de grande ánimo y le libró de los enemigos sacando tres heridas". y como ambos partidos se hallaban ansiosos de este encuentro. . logró mantenerse hasta las 10 de la mañana...los españoles se defendieron como sabían hacerlo.

pues. el capitán don Gregorio Sánchez Osorio.. pues. por defenderlo le siguieron. . dice el Padre Rosales. no sólo la vida. En ese libro.y en el combate más extraordinario de los ganados por Lientur. 67 dice que "los españoles eran ciento y los araucanos no pasaban de ochenta:'. a lanzas lo derribaron del caballo abajo. en su Historia de Chile. dice: " . En Abril de 1629. haciendo la narración de este combate. dejando valerosamente sus vidas. su deseo de encontrarse con Lientur..por ser éste. en inferioridad numérica. tal vez el más autorizado es don Francisco Núñez de Pineda y Bascuñán. salió tras él. hijo del maestre de campo don Alvaro Núñez. con particular valor y esfuerzo (que las más· veces. habiendo visto en tan evidente peligro a su padre. Y luego agrega: "En el combate en que sucumbió Sánchez Osorio con sus dos hijos. pues. En ese intento. Arrojándose al paso . y autor del libro "Cautiverio Feliz". de muchas pérdidas.el capitán y caudillo. no en igualdad de fuerzas. gente valerosa y escogida con que no les hubiera sucedido al contrario de lo que la disposición y buen acuerdo pudo ofrecerles". los indígenas VENCIERON a los españoles peleando con ellos. adonde al punto que él entró resuelto. y dos hijos que iban en su compañía. sin causar grandes destrozos. Lientur cayó sobre Chillán. los araucanos vencleron a los españoles. También Gay. sólo de precipitarse sirve). el que mayor valor había demostrado. hallándose él. (quien fué prisionero de Lientur). porque sólo io acompañaba un escaso número de tropa. no era el número de ellos más que de OCHENTA y los nuestros pasaban de más de CIENTO. Entre los que han narrado este combate. como después supimos con evidencia. Queda. Fernández. comprobado. y otros tres o cuatro soldados que hicieron reputación de quedar a donde su corregidor y cabo había dado el último fin de sus días". con el propósito de infligirle un serio castigo. el corregidor perdió. sino con fuerzas NUMERICAMENTE INFERIORES a las de éstos. 67 Tomo II página 432. A costa. . había logrado el sargento mayor. el atrevimiento sin sagaz consejo.. que hasta en inferioridad numérica. porque. y el corregidor de la ciudad. por haber logrado ese triunfo. sino la de dos de sus hijos -uno..

soldado de muchos bríos que no sabía tolerar altanerías y no fué por eso extraño que sin pérdida de tiempo y a la cabeza de tres compañías de caballería y seis de infantería. En actitud provocadora. Fué durante el gobierno de don Francisco Lazo de la Vega. cayeron sobre ellos los indios que en ese punto se hallaban emboscados. saliera al encuentro del atrevido toqui araucano. Desde el primer instánte. al frente de sólo un pequeño escuadrón de indios. Optaron por lo último. que el avance se hacía difícil (Paso de don García). simulando un temor. Poco a poco logró llevar a los españoles hasta un punto en que el camino se estrechaba tanto. que por cierto no sentía. el 24 de Enero de 1630. que llegó a Concepción el 23 de Diciembre de 1629. Butapichún se presentó ante la plaza de Arauco. cuando los españoles menos se lo imaginaban. atacándolos por todos lados.CAPITULO XXIII BUTAPICHUN VIvía aún Lientur. Este. cuando ya surgIó un nuevo caudillo. se vieron ante el dilema de morir luchando o de buscar en la fuga su salvación. y allí. Mandaba en la plaza el maestre de campo. que en valor ni en talento le iba en zaga: Butapichún (Barros Arana lo llama Butapichón). y que el mismo día fué reconocido como gobernador por el Cabildo de la ciudad. lográndolo difícilmente. la situación se ·hizo crítica para los peninsulares. don Alonso de Córdoba. Rodeados de indios que los acosaban con una muralla de picas. y sólo a costa de la pérdida de . comenzó a retirarse en dirección a Picoloé (o Picolhué). un lugarejo vecino donde tenía emboscado el grueso de sus tropas. miilitar muy distinguido.

más de 40 oficiales y soldados y de muchos indios auxiíiares. (Una vez más hay que hacer notar que los españoles no dejaron nunca de ir acompañados de numerosos yanaconas, que sólo incidentalmente mencionaban) . Gay cuenta que la caballería. Atravesó el Paso de don García y qué, derrotada al otro lado, se retiraba atropelladamente por el desfiladero, cuando encontró a la infantería, que a su vez avanzaba, y pasando a través de ella, le hizo tanto daño, "que no deja nada que hacer a los enemigos". Entre los capitanes que alli cayeron, Gay menciona a Carmona, Avendaño, Lillo, Bernal, Téllez y Morales. Este es el combate que se conoce con el nombre de Picolhué. Con este estreno de Butapichún, conocieron ya los españoles los puntos que calzaba el nuevo toqui araucano. Poco más tarde, hallándose el gobernador en la plaza de San Felipe, recibió la noticia de que Butapichún había caído sobre San Bartolomé de Gamboa, y de que l!acía estragos en las estancias españolas de esa región. Tales eran los deseos que Lazo de la Vega sentía de castigar al atrevido toqui, que aún sintiéndose enfermo, no vaciló en salir en su persecución. Al frente de 400 españoles y de 100 indios auxiliares se puso en marcha inmediatamente, y con tanto empeño lo hizo, que en pocas horas avanzó ocho leguas. Al día siguiente repitió tan dura jornada v así, sin saberlo, por cierto, a las cuatro de la tarde, con los caballos completamente rendidos, acampó a sólo un tiro de arcabuz de las tropas de Butapichún. Era a las orillas de Itata, en un lugar llamado Los Robles. Butapiehún, que desde un bosque vecino lo acechaba, esperó que las tropas españolas entraran en descanso, y cuarrdo ese momento llegó, por tres puntos a la vez, cayó como una tromba sobre el campamento enemigo, produciendo, como era natural, la alarma y el desconcierto más completos. Se debe tener presente que para una operación como ésta, en que lo más importante .es la simultaneidad y la armonía de acción, Se requiere contar con tropa muy disciplinada y' con un jefe listo y enérgico, que sea capaz de mantenerla en la mano, haciéndola fiel instrumento de su voluntad. Se ve que en este camino, habían avanzado ya mucho los ·araucanos. Tan sorpresivo y violento fué el ataque, que dentro de un prudente cáÍculo de probabilidades; a los españoles no les quedo ninguna esperanza de escapar a una completa destrucción. Pero derrotar al gobérnador no era tan fácil. Soldado valiente, tranquilo y de gran experiencia, no demoró mucho en devolver a su gente, con su ejemplo, la serenidad que había perdido y poco a poco, las formaciones se fueron reconstituyendo y el orden se afianzó, Produciéndose así un equilibrio de fuerzas que permitió a los españoles oponer porfiada resistencia. La lucha se prolongó en medio de la mayor confusión, por más de_ una hora y sólo ya cuando las sombras de la noche hicieron difícil la continuación, Butapichún .ordenó la retirada, llevándose numerosos

prisioneros. El campo quedó cubierto de cadáveres de ambos bandos. Naturalmente, fué entre los indios donde hubo mayor número de bajas, número que con exactitud no se conoce; pero para los españoles fué extremádamente doloroso comprobar, que a más de los cautivos, habían perdido más de cuarenta soldados y que quedaban con numerosos heridos. Esa· noche fué para ros españoles de continua alarma, pues esperaron constantemente que de un momento a otro, se reprodujera el ataque. No hubo allí, vencedores ni vencidos, a pesar de que se peleó en igualdad numérica, según lo establece don Domingo Contreras, en su obra "La Ciudad de Los Angeles". Fué tal el entrevero que se formó en el combate, que Butapichún logró arrebatarle a Lazo de la Vega su capote de grana. Se había hecho necesaria esta dolorosa experiencia. para que Lazo de la Vega cambiara la idea. con que llegó a Chile, de la capacidad militar de los araucanos. Aludiendo a esa opinión del gobernador, dice Córdoba y Figueroa: "La pericia militar· de don Francisco desestimó la guerra y el valor decantado de los indios de Chile y oía con impaciencia lo opuesto a su dictamen; mas quedó sólo el volante y sin subsistencia la pintura que de ellos había hecho; y con modesto rubor mudó de dictamen con la experiencia de Los Robles y la experimentada batalla del maestre de campo, don Alonso de Córdoba, haciéndose más apreciable la salud que se debió a la enfermedad, que no la que gozó sin ella". Todavía una vez más, tuvo Lazo de la Vega que hallarse al frente de Butapichún y fué en la batalla de la Albarrada. Era el 13 de Enero de 1631. Desde Arauco, donde estaba acuartelado y al frente de 800 españoles y de más de 500 indios auxiliares, el gobernador se puso en marcha, poco antes del amanecer, con los indios auxiliares adelante, (adornados con una escarapela blanca para no confundirlos con los adversarios) en busca de los araucanos, que según las noticias recibidas, se hallaban ya muy cerca. Esta gran guardia de indios auxiliares chocó muy luego con los enemigos, retirándose, tras una lígera escaramuza, después de matar a cuatro araucanos, de tomar dos prisioneros·y de tener algunos heridos. Continuó su avance Lazo de la Vega hasta llegar al punto en que se había producido el choque de los indios, una loma suave llamada Loma de Petaco, y ahí ordenó sus tropas, colocando a la derecha a su infantería, mezclada· con los indios amigos, al mando del sargento mayor y a la izquierda a la caballería al mando del maestre de campo Zea. La reserva, formada por gente escogida, quedó a las órdenes de Dn. Alonso Villanueva. Amanecía apenas, cuando los españoles vieron avanzar a los indios, tan airosos, y en tan correcta formación, que Lazo de la Vega... "ejercitadísimo. por veinticinco años en las guerras de Flandes, alabó mucho

la buena formación de los indios" 68. Sobre la fuerza, de los araucanos, no están de acuerdo los autores; pero parece lo más probable que ella estaba formada por 4000 jinetes y 1000 infantes. Tanto el padre Olivares como Gay afirman que las lanzas de los araucanos medían 40 palmos, dimensión a mi juicio exagerada, pues eso equivale a. 8,40 metros. Cierto es que un arma así da, una gran ventaja en el choque; pero no lo es menos, que su manejo merece serias dificultades. "Butapichún desplegó sus tropas rápidamente, confiando a Queupuantú la caballería" que quedó en el ala derecha y tomando él el mando de la infantería, con la cual constituyó el ala izquierda. Arengó en seguida a sus tropas, recordándoles las victorias de Chillán y de las Cangruejeras y la heroica resistencia con que defendían a su patria desde hacía cerca de 100 años 69 Queupuantú no hacía otra cosa que demostrar su impaciencia por entrar en acción y Lazo de la Vega que lo observaba, dijo: démosle gusto y ordenó a Zea que con la caballería cargara sobre la infantería de Butapichún. Aunque la carga fué impetuosa y bien concertada, no logró conmover las filas araucanas, que la recibió con la punta de sus lanzas, sin dar un solo paso atrás. 'Desconcertada la caballería española, volvió grupas y en un confuso tropel, que más parecía fuga, llegó hasta la retaguardia de sus tropas. Este fué el momento que pudo aprovechar Butapichún para alcanzar la más completa victoria; pero el destino había dispuesto otra cosa y en vez de un enérgico ataque araucano, lo que se vió fué la retirada de todá la línea. ¿Qué había pasado? Que Butapichún había caído gravemente herido, lo mismo que su caballo y ese accidente, tomado como de mal agüero por los indios, produjo la desbandada, en cuanto la caballería española, urgida por el gobernador, repitió la carga. Una vez más, los generales araucanos eran vÍctimas de la superstición de sus tropas. Es interesante oír la relación que de la carga hace un testIgo presencial, don Santiago de Tresillo: "Ejecutóse con resolución, pero fué tan grande la resistencía del enemigo, que sin poderlo romper ni aun obligarle a ningún movimiento, se halló forzada nuestra caballería a volver con desairados remolinos casi hasta nuestra retaguardia Y casi a espaldas vueltas, con que quedó todo a disposición de la fortuna y aún pareció que se iba declarando por el enemigo (notable accidente), en que ya no podía obrar la destreza, sino el valor y arrojamiento de nuestro general que, enfurecido, daba voces a la caballería para obligarla, a segundo acometimiento, diciéndoles que volviesen como españoles por sí mismos y por la honra de su rey". Inútiles fueron los inauditos. esfuerzos que Queupuantú hizo para
68 69

Padre Olivares. Gay, tomo II. pág. 462,

) . ."Capacidad guerrera de los araucanos".contrarrestar el pánico que había invadido a los indios: la retirada no pudo ser contenida. arma de la cual voy a tratar en el capítulo siguiente. hay que agregar el mérito indiscutible y muy grande. Btltapichún ganó 6. (Latcham. A las grandes condiciones militares que adornaban al general Butapichún. de haber sidó el inventor de la Infantería montada. De 12 batallas que libró contra los españoles.

que no es otra cosa que infantería a caballo. transportó a la infantería a caballo.para un General en Jefe.CAPITULO XXIV INFANTERIA MONTADA Uno de los problemas de más difícil solución . es el empleo de la infantería montada (no considerando los ultramodernos de las tropas motorizadas y paracaidistas). para darle mayor movilidad en cualquiera operación. Pero. dejar los caballos en manos de los "tenedores de caballos" y quedar así en condiciones de hacerla montar de nuevo. montar a la infantería en caballos propios. El arte militar moderno. porque sólo con ellas se puede llegar a resultados decisivos . Se me podría decir que no fué Butapichún. pero una cosa es colocar a los infantes a las ancas de la caballería. Es cierto. pero.y otra. el alemán o el español? Ninguno de ellos. de contar en un momento determinado con las fuerzas necesarias para alcanzar un objetivo. ¿cuál fué el primer ejército que la empleó? ¿Fué el francés. ¿cómo trasladarlas? La infantería no sólo avanza muy lentamente (de ordinario no más de 25 Kmts. para hacerlos llegar más rápidamente al campo de batalla -como lo hizo Aníbal. estas fuerzas han de ser de infantería. Especialmente importante es la solución de este problema. para que pueda llegar al combate con el vigor y la energía que éste requiere. El medio más eficaz con que en los tiempos modernos se cuenta para llegar a este fin. no le ha agregado ni un solo detalle a la creación de . cuando se crea oportuno. por día). sino que necesita ser exigida con prudencia. Por lo general. hacerla llegar a su objetivo. Fué el araucano. sino Aníbal el que en Italia y por primera vez en el mundo. es el que presenta la necesidad muy frecuente. desmontarla allí. cuando se necesita llegar oportunamente al campo de batalla o cuando se trata de ganar un punto o una línea de gran valor táctico o estratégico antes que el adversario.

para colocarla escalonada a retaguardia de ambas alas 70. dejando los caballos a cargo de los muchachones. Francisco Lazo de la Vega. pero como ésta nI llegaba y la inactividad del ejército no podía continuar. Después de la batalla de Albarada. La infantería montada es.Butapichún. creada por los indios. que empleó su infantería montada con los mismos fines y en la misma forma en que se emplea hoy. ni de los enemigos de a caballo. y a la verdadera caballería la dividió en dos fracciones. por Francisco Gómez Pastrana. como también del lugar . esperaba con impaciencia la curación de sus heridas. Antonio Parisi. los Butalmapus acordaron nombrarle sucesor y eligjeron con tal fin a Queupuantú. los españoles se dieron cuenta inmediatamente de las grandes ventajas que este nuevo sistema de transporte aportaba al ejército araucano y solicitaron de su rey que les diera los medios para organizarla. el toquí alcanzó a huír. en la batalla de Albarrada. el más aguerrido general moderno. Biblioteca Hispano-Chilena. no puede ofender al enemigo siguiendo el alcance. . después de formado el escuadrón. Butapichún se retiró a Quilicura y allí recluído. La ideó el toqui araucano en su primera batalla contra el gobernador. el que mandó una de las alas del ejército araucano. página 368.". por consiguiente. Biblioteca Hispano-Chilena. Hizo desmontar a la que era infantería. en carta al rey le decía: "Conviene que de España se lleven muchas armas defensivas. Pedía en seguida que se adoptara la infantería montada. ni de los enemigos de a pie. batalla en que llegó al combate con toda su tropa a caballo. No lo habría hecho mejor. con el encargo de proceder con la mayor cautela. página 212 Medina.en que el nuevo toqui residía y resolvió sorprenderlo en su guarida. Lima. regresó poco después. Como era de esperar. cura y vicario de los españoles. Aunque sorprendido con el inesperado ataque. comenzó a penetrar sigilosamente en el bosque donde Queupuantú tenía su choza. y decía "La razón de esto es haber de pelear casi siempre con gente de a caballo los cuales a dos pasos dejan la infantería y se ríen de ella. y en un pensamiento están sobre ella.tomo II. 71 72 Medina. siendo los enemigos infantes más sueltos y ligeros que los nuestros" 72. que viene mejor armado el enemigo que lo están muchos españoles" 71. página 216 . pues hay tanta falta de ellas en el ejército. Lazo de la Vega tuvo noticia de este nombramiento. Biblioteca Hispano-Chilena. una creación del genio militar araucano. Llegó el destacamento y fraccionado en tres grupos. con los 70 Latcham en su libro "Capacidad guerrera de los araucanos" (Del libro "Relación de la victoria que' Dios Nuestro Señor fué servido en dar en el Reino de Chile a los 13 de Enero de 1631. acompañado de 50 mocetones. ínternándose en el bosque. tomo I.en 1631. etc. tomo II. y aunque es más fuerte para la defensa. Envió con este objeto un destacamento de 100 españoles y 300 yanaconas. pero engañado sobre la verdadera fuerza de sus enemigos.

dice Figueroa: "¿No es esto tan heroico como el "ahora nazco. luchando largo rato sin tocarse y con tal fuerza chocan sus lanzas. Así murió Queupuntú. se replegó de nuevo hacia el bosque. Comandante de los indios auxiliares. con un pequeño refuerzo que él creyó suficiente. Trabado de nuevo en combate. Resuelto a morir luchando. se enfureció y se adelantó para presentarle combate. una vez más. sin alcanzar a ejercitar el mando supremo. pues así muero" de Epaminondas ?". el que ha matado a tantos españoles. pero para volver. Toman entonces sus macanas y la lucha continúa con no disminuído furor. . recibidas en esa misma mañana. Trabados en lucha singular. Rechazado por fuerzas superiores y ligeramente herido. se la hace trizas. Se llamaba Loncomilla. favorecido por la suerte. Esto tornó la situación tan desfavorable. Quisiera extermínarlos a todos y tener mil vidas para perderlas todas por la patria y por la libertad". al fin. que materialmente. que Queupuantú se vió perdido y lo que fué peor. Comentando esta declaración.cuales atacó. porque se hallaba completamente rodeado de enemigos. se tiran y se paran golpes con verdadera zaña. era un indio de gran musculatura. hasta que. valiente y diestro en el manejo de las armas. ambas se quiebran. que. Oyendo a Queupuantú. Loncomilla logra asestar tan poderoso golpe sobre la cabeza de su adversario. sin poder ya retirarse. situación con la cual el toqui no contaba. Tenía al caer 23 heridas. los españoles pusieron en acción toda su gente.empezó a gritar: "Yo soy Queupuantú.

firmaban todos los regidores. Aunque decidido Baides a buscar la paz. no pudo desentenderse de la obligación . En su primera carta al rey. Esta información fué remitida al rey. con él. con el objeto de probar al rey que los españoles no estaban en situación de poder continuar la guerra con espectativas de triunfo. Se convenció de que para vencer a los indios. es este el reconocimiento más explícito de la impotencia . se necesitaba contar con un ejército en el cual.española. entre otras cosas. no se debe esperar prudentemente en largos años su conclusión i fin deseado. no se podía ni soñar. a Ia cabeza de tres compañías. i tanto que al paso i en la forma que hasta aquí se ha tratado. fué la de que nada convenía más que buscar el camino para llegar a pactar con los indios una paz definitiva. no había encontrado aún la forma de llegar a ella y... antes se reputa por perpetua . frente a la férrea resistencia araucana. en común sentir de soldados prácticos. cuya gente sumaba 326 individuos. de acuerdo con la Real Audiencia. Sin embargo. " Como se ve. la impresión que se formó al estudiar el teatro de guerra y los recursos con que contaba.000 plazas de españoles que se consignaban en el situado.000 soldados españoles. Para preparar el terreno. Llegó a Conoepción el 1 de Marzo de 1639. don Francisco López de Zúñiga.CAPITULO XXV PAZ DE QUILLEN Por cédula real de 30 de Marzo de 1638. le daba cuenta de que en vez de las 2. se decía: "La guerra de este reino y pacificación de estos rebeldes. de manera que queda así establecido que este gobernador iniciaba su gobierno con más de 2.738. fué nombrado Gobernador de Chile. caballero del hábito de Santiago y Marqués de Baides. entre tanto. y en ella. sólo existían 1. acompañada de una carta en que. se halla al presente no menos dificultuosa y entera que antes. por un período de ocho años. hizo levantar una información firmada por diez personas ilustres.

el 6 de Octubre el gobernador lanzó un auto que se publicó en todas las ciudades de Chile. Entre los concurrentes figuraban Lientur y Butapichún. Principiaron las ceremonias con misas que los españoles ofrecieron a Dios "por el buen suceso de esas paces" y con la muerte de algunas ovejas de la tierra (guanacos). fué el primero en presentarse al llamado de la paz y fué afectuosamente recibido por . hallarse en Concepción el 15 de Diciembre. Puesto ya de acuerdo con los índios. en el campo espanol se pronunciaron dos corrientes de opinión: unos que querían y creían en la paz que ofrecía Lincopichón. pues. Contestaron varios toquis y caciques indios en conceptuosos discursos. y después de concentrarse en Nacimiento. mostrándose todos decididos partidarios de la paz. pero su número se desconoce. además. a orillas del río del mismo nombre. aconsejado por los jesuítas y frailes que lo acompañaban y cediendo a sus propios sentimientos. en movimiento. don Miguel de Ibancos) en el cual se trató de convencer a los indios de que el rey de España no buscaba en esa guerra una mayor extensión de sus dominios. Se inició la conferencia con un discurso del gobernador (transmitido a los indios por el intérprete general del reino.el gobernador.que tenía de ponerse en campaña. aprovechando el numeroso y aguerrido ejército de que disponía. Baides. noble por su ascendencia y .700 españoles. para acompañarlo en el solemne parlamento que se iba a celebrar con los indios. despidió amablemente al caudillo indio. los indios auxiliares deben haber ido en gran cantidad. y otros que la repudiaban por no juzgarla sincera y porque el caudillo ese. Enarbolando una bandera blanca y haciendo ofrecimientos de paz (según dicen varios cronistas). sino la conversión y la felicidad de los indios. robusto. Como siempre. entró Baides en el territorio araucano y antes de muchos días se iniciaban ya las primeras conversaciones sobre ella. a la cabeza de 1. Cuidó. el 6 de Enero de 1641 se hallaron todos los españoles en los llanos de Quillén. de prohibir toda incursión hostil contra el territorio araucano. con lo cua! iba preparando el advenimiento de la paz. partiendo de las inmediaciones de Nacimiento. arrogante en las acciones y iracundo en el obrar. caudillo de las tribus que habitaban en las faldas de la cordillera. Durante el invierno el gobernador no se movió de Concepción. invitando y agasajando a la vez a los naturales que se le presentaban. moreno de rostro y feroz en su aspecto. natural de Angol. punto de cita para concertar la paz.· Lincopichón. no representaba a todos los araucanos. Saliendo por fracciones de Concepción. Inmediatamente. El 4 de Enero de 1640 se puso. y en él ordenó a todos los encomenderos. El padre Rosales describe así a Butapichún: "era de mediana estatura. por parte de los araucanos. después de hacerle muchos regalos y se retiró a la frontera para preparar allí los términos de la paz.

etc. 4) Compromiso de los indios de ser enemigos de los enemigos de los españoles.entre los más formales tratados de la historia internacional de España. Y . marqués de RegaIfa. Hubo más: mereció. de igual a igual. por ser analfabetos los indios.fué el siguiente: 1) Absoluta independencia de los indios. se le aprobó como tal. que por cédula real de 29 de Abril de 1643. garantía. sin que nadie pudiera molestarlos en su territorio. reyes y príncipes de España. por las solemnidades con que se celebró y por la importancía que el rey Felipe IV le concedió. reyes y príncipes de Europa y otras partes del mundo" de la cual fué autor don José A. Esta nación trató. 3) Derecho de los misioneros para entrar en el territorio araucano con el objeto de predicar el cristianismo.estimado por su lanza". . 2) Canje de prisioneros.en la "Gran coleccíón de tratados de paz.Abreu y Bertodorto. Tal fué la importancia que España concedió a este tratado. es digno de figurar -como en el hecho figuró. ratificando explícitamente las estipulaciones que en él se habían fijado y ordenando que no se fundasen más pueblos en la Araucanía. que ante ella alcanzó derechos de beligerante. neutralidad. el honor de ser incluído -como cualquier otro tratado de importancia. alianzas. pues. hechos por los pueblos. ni reducirlos a esclavitud. El acuerdo a que se llegó -en términos generales. con la nación araucana. con los pueblos. 5) Destrucción del fuerte español de Angol. Queda con esto plenamente comprobado que las relaciones entre España y Arauco fueron únicas en América por el rango de nación que a Arauco se conquistó y por el respeto y consideraciones que España dispensó al único pueblo aborigen. Aunque de este tratado no se pudo dejar constancia por escrito..

Los indios de servicio de todas las haciendas existentes entre el Bío-Bío y el Maule. El estallido de la sublevación fué simultáneo y de la más extrema violencia.CAPITULO XXVI LEVANTAMIENTO GENERAL La paz. atacando y matando a los hombres. apresando a las mujeres y a los niños. que pudo ser una realidad durante muchos años. . y lo obligaron a renunciar. El cálculo que más tarde se hizo de las pérdidas que este levantamiento produjo. no pudo ser tolerada por la Audiencia de Santiago y mandó reponer en su puesto al gobernador Acuña. que abarcó casi todo el territorio comprendido entre el Maule y Chiloé. censurando a la vez a Villalobos. por cada mujer o muchacho más de $ 200 y más de $ 100 por los que no llegaban a 10 años. Tan general y tan violento fué el levantamiento. por cada indio se pagaba más de $ 100. fué bruscamente interrumpida con el gran levantamiento del 14 de Febrero de 1655. Esta rebeldía sin precedentes contra la autoridad real. encontraron al gobernador. que. cayeron de improviso sopre las casas de las estancias. don Antonio dé Acuña y Cabrera. que las plazas comenzaron a ser abandonadas por sus presidios y por sus pobladores. buscando un responsable. produjeron un levantamiento general. robando los ganados e incendiando y destruyendo todo lo que podían. todos los cuales huyeron a Concepción. don Francisco de la Fuente VilIalobos. poniéndose de acuerdo todas las tribus. tanto por haber 73 Según un informe dado en Lima en 1656. iniciaron los españoles frecuentes incursiones en el territorio araucano y esto exasperó tanto a los indios. Con el propósito de apresar indígenas para venderlos como esclavos 73. Los vecinos de esta ciudad. por el capitán don Diego. nombrando en su lugar al veedor general del ejército. fué de ocho millones de pesos.

después de destruir y quemar todas las instalaciones. a más de la guarnición. Organizó en seguida una columna de 700 infantes y de algunos jinetes. como por las medidas militares que había tomado. al Almirante Porter Casanate. sino hacerla evacuar. el virrey del Perú llamó al gobernador Acuña e interinamente nombró para reemplazarlo. en los úItimos días de Febrero de 1656. que gemían en el cautiverio. Porter Casanate. al norte de esta ciudad y el de las colinas de Chepe. Despµés de vencer la resistencia que los indios le opusieron en el paso del río Laja y en Los Sauces. Con esto se creyó más o menos restablecida la tranquilidad y el gobernador se puso en marcha hacia Santiago. este destacamento llegó a Boroa el 18 de Marzo.aceptado el puesto. pues. la puso a las órdenes del maestre de campo. don Francisco Núñez de Pineda y la envió hácia Boroa. Desde el primer momento. no sólo levantar el sitio que dede hacía trece meses soportaba la plaza. se hallaban ansiosas de aplicar a los indios el más riguroso castigo. El levantamiento costaba ya cerca de 300 muertos y gran número de mujeres y niños. el 29 de Marzo. Llegó a Chile este gobernador cuando el país se hallaba en medio de la mayor confusión y espanto. La paz que deseaba Villalobos no podía ser aceptada por las autoridades españolas. Ante esta situación de intranquilidad. Los sitiadores de la plaza se sintieron impotentes para oponerse a los 700 hombres de Núñez de Pineda y pudo así éste. todas las armas y municiones. con fecha 30 de Octubre de 1655. el 21 de Marzo Núñez de Pineda regresó a Concepción y venciendo toda la resistencia que los indios le opusieron -que no fué pocapüdo hallarse de nuevo en su punto de partida. . atacando a los indios que se acercaban a Concepción y estableciendo el fuerte de San Fabián. Llevándose. se mostró activísimo. . al sur. que era un militar de grandes antecedentes.

El encuentro que fatalmente tenía que producirse. Un nuevo gran caudillo había de pronto aparecido. para probarles a los españoles que era capaz y digno de mandar tropas. Se le llamaba "El Mestizo Alejo" y hasta hacía poco. la proximidad de los indios.más los españoles se engañaron al creer que era paz la aparente tranquilidad que se notaba en el teatro de operaciones araucano. por cierto. sin sospechar. Disgustado por el desprecio con que fué recibida su petición de que se le hiciera oficial. en una loma situada a la derecha del camino. Era de obscuro origen. resolvió pasarse al lado de los suyos. que a la cabeza de más de 200 españoles. había servido como soldado en lafs filas españolas. el capitán hizo desmontar a su caballería y . el del capitán don Pedro de Gallegos. Muy luego se halló al frente de unos 1. dando muestras de un dinamismo y de una capacidad excepcionales. Los flancos de la línea española quedaron apoyados en sendas quebradas y como el frente era despejado y propicio para el aprovechamiento del fuego de los mosquetes. Mientras Porter Casanate tomaba en Santiago algunas medidas administrativas y preparaba las divisiones (dos) que pensaba poner en campaña simultáneamente. Coincidió con el avance de El Mestizo. en la jurisdicción de Concepción.000 indios araucanos con los cuales se dirigió hacia el fuerte español de Conuco. estalló de nuevo la guerra con violencia extraordinaria en el territorio araucano. se dirigía también hacia el fuerte de Conuco. tuvo lugar en el Molino del Ciego. donde Gallegos alcanzó a tomar una ventajosa posición.CAPITULO XXVII EL MESTIZO ALEJO Una vez . pero "distinguido por su audacia y su maestría en el manejo de las armas".

en un lugar próximo a Yumbel. convencido de que no iba por buen camino. la suerte le deparó al Mestizo Alejo una nueva ocasión de batir a los españoles. a pesar de la desesperada resistencia que opuso. chocó con un destacamento español de unos 250 soldados. Era. resolvió buscar otro. Haciendo coincidir esta operación con un violento ataque frontal. heridos y prisioneros. no lo hicieron sino cuando los españoles ya habían perdido a su jefe y a varios soldados. estaba el mismo capitán Gallegos. Tan cierto era esto. había salido de Conuco. los que ya no atinaron sino a buscar en la fuga su salvación. para apelar a este recurso. por desgrada. un nuevo triunfo del Mestizo Alejo llegó a aumentar la intranquilidad y hasta. y se vió forzado a emprender la retirada degpués de perder a su jefe y a muchos soldados. denominado Lonquén y aunque en esta ocasión fueron los indios los que se vieron obligados a retirarse. que al mando del capitán don Bartolomé Pérez de Villagrán. la angustia. que el primer ataque araucano fué fácilmente rechazado y que El Mestizo. se precipitaron sobre la línea de defensa. El ardid produjo todo el efecto que el toqui indio esperaba.constituyó así una línea defensiva muy difícil de atacar. Sólo lograron escapar algunos que fueron dejados por muertos en el campo de batalla. produciendo en ella el más completo desorden y confusión. Gallegos había dejado sus caballos a retaguardia. Allí no hubo sino muertos. los indios se cebaron en sus víctimas. procurando que éstos escaparan hacia las propias líneas de los españoles. A fines de Agosto de 1660. durante el proceso que se le instauró como responsable de la catástrofe. e introducir en ella tál desorganización Y tal pánico. El Mestizo logró quebrar la línea española. En un sitio llamado Perales. Se ve que El Mestizo fué fatal para los que llevaban el nombre de Bartolomé. Sin cejar un puntó en su afán de destrucción. En esa refriega el destacamento español fué rudamente batido. que falleció pocos días más tarde. cayera sobre los caballos y los atacara con las picas. cerca de un bosque que allí había y en ese detalle fundó Alejo su nueva resolución. casi completamente destrozado. haciendo entre ellos una horrible carnicería. tarde. Poco tiempo después. Un nuevo encuentro se produjo pocos días después con otro destacamento de 280 españoles. Horw que un grupo de sus soldados. que la infatigable e inteligente actividad de este caudillo causaba en la población española. Entre éstos. Creyendo muy débilmente guarnecida a Concepción. que en pocos momentos la derrota más compieta hizo presa de los aterrados españoles. haciendo un largo rodeo. pues los caballos. resolvió . que mandaba el sargento mayor don Bartolomé Gómez Bravo. tan mal herido. en medio del mayor espanto. sobre todo por los indios.

con el manifiesto propósito de inducirlos a atacarlo de frente. contra sólo 300 indios. tras la cual llegó la desmoralización. a tal punto. Hábilmente aprovechado este momento crítico por los dinámicos indios. el repecho le significó a los españoles un verdadero esfuerzo y cuando Alejo vió que ya el avance se les hacía extremadamente fatigoso. que costó más de 70 muertos. donde tomó posición. Desde allí comenzó a provocar a los españoles. pues la pendiente favorable les daba un impulso que los ya cansados españoles no pudieron resistir a pie firme.Alejo consistió en saber elegir el momento de su máximo esfuerzo: aquel en que su adversario no podia oponerle sino el mínimo. y tan pronto como se dió cuenta del carácter que tenía y de las escasas fuerzas con que se realizaba. empujados cuesta abajo y casi agotados por el esfuerzo que les había significado la subida de la cuesta. aprovechando unas colinas que allí existían. Conviene tomar aquí nota de que el choque se va a producir entre 200 españoles. pues a la activa vigilancia del capitán Zúñiga. dotándolo de una guarnición de 400 soldados. la derrota española se hizo inevitable y sangrienta. No consiguió el indio su objetivo. y poniéndose al frente de sólo 300 mocetones. deja de ser frecuente en los comandantes de tropa. Confiado el capitán Zúñiga en su relativa superioridad. que no por ser de las más funestas. el gobernador había fundado un fuerte con él nombre de Chepe. Como la cuesta era bastante empinada. que puso al mando del capitán don Juan de Zúñiga. emprendió su avance. aprovechando el perfecto conocimiento que de la región tenía. Ignorando este antecedente. quedados en el campo de batalla. se separó del camino que llevaba y con toda rapidez. El Mestizo llegó hasta el valle Palomares. El talento de . víctima de su impetuosidad y de su desprecio por el adversario. muy inferiormente armados. acuerdo con los deseos de Alejo y se lanzó al ataque frontal. Entre los caídos figuró el jefe español. no se le escapó esta operación. No lejos de Concepción.atacarla por sorpresa. que se transformó muy luego en una desbandada general. después de dar un gran rodeo con el objeto de conseguir que su avance no fuera advertid'o. no lograron oponer sino una leve resistencia. entre el Andalién y el Bío-Bío. Apenas El Mestizo Alejo se dió cuenta del avance de los españoles. falta ésta. pasando sigilosamente el Bío-Bío por el punto denominado Hualqui. La desproporción de fuerzas no puede ser más desfavorable para los naturales. ganó unas alturas vecinas. no vaciló en proceder de. formado por el río de este nombre (río que después toma el nombre de Andalién). Este lugar se llamaba Hudenco. se adelantó al encuentro de los indios. poniéndose al frente de 200 españoles. . lanzando a sus indios como una tromba. tomó enérgicamente la ofensiva. aparte de los que cayeron en la enérgica persecución con que el Mestizo coronó su victoria. en vez de buscar el flanco de su adversario. Acosados los españoles por todos lados.

a manos del amor y en brazos de la embriaguez. por muchos conceptos. Ningún suceso pudo. . librándolos. y muy luego brotó entre ellas una rivalidad. la suerte se puso de parte de los españoles. ni más funesto para la causa araucana. y una noche. cuando menos lo esperaban. Fué así como Alejo murió víctima de sus dos grandes pasiones. tenía varias. en que lo sorprendieron dormido y completamente ebrio. lo asesinaron despiadadamente. De aquí nació la resolución de dos de ellas de terminar con la vida del brillante caudillo. No contento con poseer una mujer.En ésta. que se transformó en celos del más violento carácter. Tenía el Mestizo Alejo dos funestas debilidades: el amor y el licor. temible adversario. como en tantas otras ocasiones. de un. ser más digno de celebración para los españoles. en esos momentos.

era profesor de balística en la Escuela Militar y un buen día. de que los instructores alemanes que hubo en nuestro Ejército. que hemos heredado ciertas aptitudes. y buena prueba de ello es el hecho. era ya oficial. oponer al de Balmaceda. Por eso.CAPITULO XXVIII ¿ATAVISMO? Surge ahora una pregunta: ¿hemos heredado las aptitudes militares de nuestros aborígenes? Mi opinión es que sí. y lo ascendieron a cabo. y tan pobre y desamparado.pero no un pueblo militar. la habilidad con que intuitivamente se mueven en el terreno. pero no las facultades extraordinarias que poseían los araucanos. Como había muchas vacantes de soldados. (Nunca se conocieron las razones que tuvo para abandonar su puesto en el ejército ruso. etc. podrá decirse de nosotros que somos un pueblo de guerreros -como lo hemos probado en todas nuestras campañas. tomando por asalto una batería. el Teniente Coronel Drentel. cuando en esa ciudad se preparaba el ejército que se pensaba. Pocos años más tarde. solicitando la plaza de soldado. la rapidez con que nuestros hombres se transforman en grandes. que se presentó a un cuartel. Es notoria la facilidad con que nuestro pueblo asimila los conocimientos militares. donde era teniente de la Guardia Imperial). A Concón llegó con el grado de capitán y al frente de una compañía con la cual se lució. en una digresión sobre la capacidad militar de ciertos . Muy pronto los oficiales se dieron cuenta de que no era ese un hombre vulgar. fué admitido sin ninguna dificultad. Iquique. Hubo aquí un oficial ruso que dejó en el Ejército los más gratos recuerdos por su bondad y su vasta ilustración. lo observaron y lo declararon inmediatamente.. luego a sargento y antes de pocos meses. Llegó a Chile. jinetes.

Pues bien. ni estratégicos. por consiguiente. las libran. corramos. de aquellas que no hacen otra cosa que seguir el curso de los acontecimientos. "En Concón me conquisté cierta fama de buen militar. ni para qué servía la espoleta y fué así cómo se vió a la artillería de Balmaceda. el militar de un país donde no había Academia de Guerra. Sumen a esto mi poco dominio del idioma. ¿qué derecho tenía el país . en medio de la más completa desorientación. ni excursiones tácticas. era hombre de muy escasos conocimientos. mi desconocimiento del terreno y la carencia de cartas y comprenderán cómo yo avancé. las segundas están al alcance de todos los generales y forman. "Llegué a Concón al frente de una compañía que recién se me entregaba y cuya gente. de pronto. de libros que carecían de todo valor práctico y ninguna del alemán. obedeciendo yo como un autómata. pero en esa hazaña tuve yo tanta parte como en el descubrimiento de América". ni los viajes técnicos. luego otra me díce: paremos aquí. mi capitán. Pero. porque con mi compañia tomé por asalto una batería. Tan escasa era la preparación de nuestro ejército antes de la llegada de los oficiales alemanes. ni de aplicación. si carecían de todos los medios que les eran indispensables para conseguir esa preparación? Ni siquiera en teoría podían prepararse. ni Carabobo. Y no podía ser otra cosa. yo no conocía. A las primeras se las podría conocer con el nombre de batallas premeditadas y a las segundas con el de ocasionales. el 95% de las batallas que se han dado. donde no se conocían las maniobras. ni Maipú. me había tomado una batería". militarmente considerado. nuestro ejército fué mandado por el general Baquedano. La independencia americana no dió lugar a batallas premeditadas: ni Chacabuco. ni siquiera los ejercicios en el terreno. de un plan preconcebido y de una orden bien meditada. amoldarse a ellos y proceder en consecuencia. que a pesar de haber empleado el año 79 el material Krupp. que habría sido lo más importantte. escuelas técnicas. oigo que un soldado me dice: por acá.pueblos. En la táctica hace mucha falta una clasificación para distinguir las batallas que se libran en vista de un análisis de la situación. durante la primera parte del coinbate. emplear el schrapnel como si hubiera sido un proyectil sólido. ni Ayacucho. mi capitán. un general que. mi capitán y así. no supe ni cómo ni cuándo. dados estos antecedentes. porque sólo había una qúe otra traducción del francés. mi capitán. llegó al año 91 sin saber cómo se empleaba el schrapnel. nos dijo: (a los alumnos) "yo no me canso de admirar las aptitudes militares del roto chileno". Durante la guerra del Pacífico. ¿Cómo podía haber en esa época oficiales preparados. ni Junín. fueron de esa clase. o un Napoleón o un Moltke. tal vez. Las primeras sólo las libran los generales de gran talento o los de vasta preparación militar. sigamos.

etc. Fué el primer general que en América dió batallas premeditadas. por último.para pedirle a Baquedano que dirigiera bien una batalla. en las mejores condiciones. el fin que perseguían. Hizo. por consiguiente. con motivo de la reclamación que en un mitin hicieron los cargadores del puerto de Hamburgo. se adelantó todo lo que el terreno y la situación se lo permitían. empleó intensamente sus órganos de exploración. Tramitada la reclamación por conducto del Ministerio de Relaciones. son innumerables las pruebas que nuestros rotos dieron durante la pesadísima campaña del Pacífico. Gorostiaga y tantos otros. sed. Canto. fué la fuerza del ejército adversario. eran sólo medias cargas: todos los cargadores de Iquique. lo mismo en esta batalla que en otras ocasiones. Conocida es la diferencia que se produjo entre Chile y Alemania. iFácil es comprender lo que nuestro pueblo sería. ¿ Qué hizo. todo lo que debía y todo lo que se podía hacer. concibió su plan de ataque y en seguida lo tradujo en una orden clara y precisa. En Chorrillos supo que el adversario se había fortificado en la línea San Juan-Morro Solar. designando la reserva. saroche. las sacaron BuInes. Para averiguarlo. ¿De dónde. se echaban al hombro dos. se condujo como un general avezado o inteligente. ordenó reconocimientos en fuerza y. que en semejantes ocasiones. El Intendente contestó que no sabía qué solución proponer. pues las cargas que los cargadores de Hamburgo encontraban tan pesadas. en lo que fuera posible. la distribución que de ella se había hecho y las condiciones y características del terreno por donde se debía avanzar. Baquedano. qué disposlciones tomó? Lo primero y lo que más le interesó conocer. al deseo de los cargadores de Hamburgo. ¿De dónde sacaba estas aptitudes? . como tropicales. hambre. La complementó poco más tarde. ¿qué pasó? Que Baquedano se condujo. Y. el Ministro del Interior pidió al Intendente de lquique que propusiera una solución. por el excesivo peso de las cargas de salitre. Una vez en posesión de los antecedentes que necesitaba. sin alcohol ni enfermedades sociales! . nada fundamental. porque en el gobierno existía el propósito de acceder. Ninguno. Lagos. en que a través de cordilleras y desiertos. pero nada esencial. en que dió a cada una de sus grandes unidades. Tanto el plan como el desarrollo de la batalla fueron correctos y alcanzaron. Pueden haber faltado en esa orden muchos detalles. para alcanzar una impresión más clara y completa de todo lo que le interesaba. una misión concreta que cumplir. demostraron ser buenos generales? En materia de resistencia y de vigor. como sólo habría podido hacerlo un gran general. tan luego soportaron climas glaciales.

los que han sabido apreciar en todo su valer. Es una particularidad de la Historia de Chile. parece increíble y su táctica. no ha habido historia militar más fértil en grandes acciones que la de los Araucanos. sin parangón en las demás historias . El extranjero fué don Claudia Gay. del valor y de la experiencia de los Españoles.CAPITULO XXIX OPINIONES Son muchos los que han admirado el valor de los araucanos y la invencible resistencia que opusieron al poder español. pero son muy pocos. el arrojo y la bizarría de aquellos brillantes Araucanos que en una nación culta hubiesen tenido estatuas y láminas de broncé" 74. "Si a estas consideraciones añadimos la consideración de no menor importancia. Entre estos últimos. -sus padecimientos y sus grandes desgracias. sus enemigos eran los vencedores de Europa. sin mezcla alguna de sofisma. que emitió los siguientes justicieros conceptos. capitulo XXVIII . y otros célebres autores sobre el arte de la guerra". . era la de Follard. los esfuerzos incesantes. la de los mariscales de Luxemburgo y de Villan. Por otro. hadendo un parangón entre los españoles y los araucanos: "¡Qué movimiento! iQué multitud de hechos heroicos y de héroes de una y otra parte!. El mismo día en que fundaban una plaza en 74 Gay. El número de sus guerreros en verqad ilustres. "Las causas de la eterna duración de la guerra eran la táctica y el valor de esos hombres invencibles.. en efecto. la capacidad militar de ese pueblo y sus características raciales. tomo lI. un extranjero y un nacional. veremos que desde el gran Ciro hasta ellos. ilustres por hechos asombrosos. se destacan dos historiadores. lo repetimos. Porque. Por un lado el tesón y la perseverancia de los Españoles..

lindan en lo maravilloso. como los griegos fueron dignos de ser cantados por Homero. Sin duda. de ser cantados por Ercilla. que voy en buena compañía.Chile. punto menos que imposible. fueron los araucanos dignos. que en su Histnria de Chile. en iguales circunstancias 75".han sido los primeros historiadores que se han dado cuenta cabal de la escasa influencÍa que el valor tuvo en la epopeya araucana Y de que si los araucanos no hubieran contado sino con él. El historiador nacional es don Francisco Encina. pues. Gay y Encina -especialmente el último. su sacrificio. ninguno de los pueblos guerreros en igual grado de evolución mental que registra la historia. Me bastará recordar el siguiente juicio: "Pero lo que permitió al pueblo mapuche sostenerse por tres siglos frente al español y después su descendiente. rinde tributo al genio militar araucano. capitulo XXVIII Página 113. en su lucha contra el invasor. sino contraproducente. ¡habría acortado fa duración de la contienda en vez de prolongarla! Al paso que los peruanos y los aztecas nada inventaron. pues. que ei español esgrimió en su lucha. ningún ejército lo hubiera hecho. en toda la historia de la humanidad. fué su cerebro y nó su heroísmo. ganaban una batalla en Europa y ponían en peligro la capital de la civilización. al hacer la siguiente declaración: 'La raza araucana fué una raza militar de características tales. el chileno. inventó nuevas armas e ideó una nueva táctica y una nueva estrategia". . Tanto. "Creó en cuatro años lo que los pueblos bien dotados suelen crear en siglos 76". que creo. no sólo habría sido inútil. exteriorizó la imaginación del mapuche. "Delante de los nuevos elementos para él totalmente desconocidos. y lo que los españoles no han podido hacer. 75 76 Gay. Su historia militar es única en el mundo y las hazañas por ella realizadas. tomo II. repetidamente. encontrar otra que pueda comparársela. Como se ve. El valor sin la poderosa imaginación creadora latente en la raza lo habría conducido al sacrifícío estéril.

CAPITULO FINAL

Como ya dije, no me he propuesto hacer la historia de la guerra hispano-araucana, labor tal vez superior a mis fuerzas, sino tratar de probar que los araucanos constituyeron una raza militar y, por eso, me he limitado a bosquejar algunos episodios y a presentar a las personalidades militares más destacadas de ese ejército legendario. Tarea interminable sería narrar toda esa homérica lucha de dos razas gigantescas que a través de varios siglos libraron una de las guerras más largas y encarnizadas que ha visto la historia. Sólo me resta décir que no hubo resorte guerrero ni invento militar -dentro de los recursos y de la cultura alcanzados- que los araucanos no idearan. A los ya citados en páginas anteriores, quedan sólo por enunciar el uso del silbato para las maniobras militares y el empleo del telégrafo de señales para la transmisión de noticias. El silbato lo hacían de huesos huecos (canillas, generalmente), y para el telégrafo empleaban las ramas. No es una novedad en la historia de las razas primitivas, eso de contar con medios (generalmente acústicos) para transmitir noticias; pero debe reconocerse que de ordinario los servicios que esos medios prestaban, eran de muy limitado radio de acción. Sirven o han servido, por lo general, para comunicar a la tribu o tribus el avance del enemigo. para dar la orden de movilización, para llamar a la gente, etc., correspondiendo a cada uno de estos hechos o de estas órdenes, una señal determinada. Esto, en el fondo, no tiene nada de extraordinario, porque no exige, su establecimiento, la acción de un ingenio excepcional. Pero otra cosa, y muy diversa, es idear un medio de transmisión que permita, con los más elementales recursos, comunicar todo lo que sea necesario para orientar a los partidarios, sobre la actitud, actuación y actividades del adversario. Prueba de que de esto eran capaces los araucanos, la dan los

siguientes antecedentes: Entre los años 1771 y 1772 resguardaban las riberas derecha e izquierda del Bío-Bío, el comandante don Ambrosio O'Higgins y el toqui Ailla Pagui, respectivamente, y en esa tarea, los indios les llevaban a los españoles una gran ventaja, con el empleo de un telégrafo, que éstos maldecían. ("Raza Chilena", del Dr. Vicente Palacios). Hablando de estos acontecimientos. el cronista Carvallo y Goyeneche, que se hallaba presente en el teatro de operaciones, pues era, nada menos que teniente-comandante de uno de los fuertes de la ribera norte del río, dice lo siguiente: "Enviaba (Ailla Pagui) con frecuencia dos o tres partidas por diferentes partes y apostaba sus centinelas en los cerros más elevados que tienen sobre el río Bío-Bío, para observar los moviinientos de los españoles y avisar de ellos a sus partidarios, por medio de las señales que les daba y le salió tan bien esta operación, que no daba golpe en vano"; (Colección; tomo 9, pág. 372.) ¿Y de qué elementos se ·valían los araucanos para esta transmisión de noticias? De una sencilla rama de árbol. El telegrafista (llamémosle así) se colocaba en la cumbre de ·un cerro que tuviera algunas partes boscosas o cubiertas de matorrales y desde un punto perfectamente conocido y reconocible por todos los partidarios que tenían que intervenir en la transmisión de las notiicias, hacía las señales moviendo una rama de árbol. Justo es reconocer que se necesitó mucho ingenio para idear una clave de movimiento, capaz de transmitir todo lo que fuera necesario para orientar y encauzar las propias operaciones. ¿No fué eso adelantarse a su época? . Pero, ¿qué les quedó por hacer a los araucanos? Francamente, me parece que es difícil contestar a esta pregunta. Condensando en unas cuantas líneas los méritos que deben atribuirse a los araucanos, creo que se puede llegar a la siguiente conc!us!ón: 1) Fueron los únicos aborígenes americanos que vencieron a los españoles. 2) Los vencieron lo mismo, con superioridad, con igualdad, que con inferioridad numérica. 3) Como consecuencia de vivir aún en la edad de piedra, poseían uno de los peores ejércitos del mundo. 4) Lucharon con una de las razas más esforzadas y de mayor cultura de la época. 5) Vencieron al que podía considerarse eÍ mejor ejército del mundo. 6) Los araucanos tuvieron que crearlo todo: táctica, estrategia, armamento, etc. 7) Crearon a la perfección la fortificación de campaña. S) Crearon el telégrafo, de señales. 9) Crearon la infantería montada. 10) Idearon el mimetismo.

11) Inventaron el obstáculo llamado pozo de lobo, que se usa hasta, hoy día 77. 12) Idearon nuevos procedimientos de combate. 13) Asimilaron y aplicaron con singular perfección, todos los progresos militares que poseían sus adversarios, hazaña esta, que no ha realizado ninguna otra raza. í4) Hicieron que, a España le significara la guerra contra ellos sostenida, más de cien veces más esfuerzos y sacrificios de todo orden, que el descubrimiento y conquista de la Amériéa entera. 15) Lograron, después de casi tres siglos de incesante batallar, mantener incólume su independencia, obligando a los españoles a reconocer, que en ninguna época lograron dominarlos. Y .. 16) Impusieron con tal fuerza y tenacidad la personalidad de su nación, que España se vio obligada a tratarla en un plano de igualdad, que no soñaron jamás las restantes tribus americanas.

Sé que, en este estudio no encontrará el lector nada que aprender en materia de historia, pues yo no aporto ningún dato nuevo, ningún hecho ni documento, que no se halle establecido y hasta mil veces repetido, por todos los historiadores chilenos y extranjeros. Me he limitado a dar a cada uno de esos hechos y de esos antecedentes, la importancia que, a mi juicio tienen, cuando se les mira a través del prisma de la profesión militar. Por ese camino he llegado a la conclusión, de qué si hay una nación que pueda y deba sentirse orgullosa de sus aborígenes, esa nación es Chile. No hay pues, nada tan infundado como ese prejuicio -por desgracia muy arraigado en nuestra sociedad- de sentirse avergonzado ante la sola sospecha de que por sus venas corra una gota siquiera de sangre araucana. Esa ascendencia se reputa como un baldón y nadie que se estime decente, reconoce, ni remotamente, su origen araucano: todos son españoles de la más pura cepa. Ya nadie se acuerda de que durante muchos años y hasta siglos, a Chile no llegaron sino muy pocas mujeres, ni de que nuestra raza se desarrolló por la mezcla de éspañol y araucana. Y una de las razones de que no llegaron sino hombres, fué la de que a Chile no se venía sino a morir, en la. más cruenta de las guerras americanas. De la imparcial narración de los hechos, Se desprende que el
77

Digo que los inventaron, porque de los españoles --que no los usaron- no los pudieron copiar, nI pudieron saber que ya César las habla usado en la Guerra de las Galias. ConvIene sí, establecer, que lo que César usó fueron sólo los pozos de lobo contra la caballería y que los pozos contra la infantería fueron netamente araucanos: al César lo que es del César".

Podrán también decir que son ladrones y borrachos. aunque fuera vedado. pero no podrán décir que eso es. se les ha dispensado una protección directa. el estudio de la legendaria historia griega. los chilenos. Nó. representantes ante el Congreso Nacional y muchos hombres de trabajo. pues. que ninguno de los dos bandos estaba en situación de soportar. cómo se les quitaba sus tierras y lo que era peor. a la vez que un símbolo de la raza. ya de decir la verdad sobre esa raza ciclópea. han lanzado al caudal de nuestra cultura varios profesionales universitarios. . lanzándolos en alas de la fama. hemos sido nosotros. cómo se les hundía en el vicio de la embriaguez. de alto nivel moral. hidalgo e inteligente. habría equivalido a colocarse en un plano de inferioridad. se han dictado leyes en su favor y se les ha reconocido el derecho de ser tan ciudadanos del país. que con su valor. No cumplirá nuestra patria con el más sagrado de sus deberes mientras en la parte más destacada de su capital. pero ¿no hicieron otro tanto los españoles? En ese terreno estaba planteada la guerra y renunciar a un recurso. Durante varios siglos han dormido en la historia los nombres de Arauco y de Lautaro. eso nó. Por suerte. como cualquiera de sus compatriotas chilenos. apenas se les ha iniciado en el camino del estudio. ni a pesar de la protección incondicional que se les ha prestado. Prueba indiscutible de la gran calidad de esa raza. en los últimos años se ha reacclonado. no se levante un soberbio monumento que. es que. escribió una historia que hace innecesario a nuestros niños. con su esfuerzo y con su inteligencia. porque lo que se ha hecho con ellos ha sido mirar con la más completa indiferencia cómo se les perseguía. Tiempo es. ¿Puede pedirse más a una raza salvaje Los contradictores podrán decir que cometieron crueldades inauditas y que muchas veces faltaron a su palabra. sea la perpetuación de la memoria del más grande de sus hijos. esforzado. pero llega ya la hora de hacerles justicia. los primeros culpables y que si no son aún unos verdaderos salvajes. es a la imponderable abnegación de las misiones católicas a quien se lo deben. a pesar de la educación que nuestros gobiernos se han esforzado en darles.araucano era valiente. lo honrado es reconocer que en la degeneración de esa raza admirable. Sin embargq.

23629 29 31 34 41 .INDICE Pág. Advertencia 3 CAPITULO 1 Razón de la resistencia araucana 9 CAPITULO II La Raza militar araucana 15 CAPITULO III Capacidad de la raza araucana para producir un genio 21 CAPITULO IV Lautaro como genio militar 1) El Ejército Araucano 2) Táctica y Estrategia 3) Primeras actividades de Lautaro 4) Paralelo entre Lautaro y los grandes generales .

CAPITULO V Costo de la guerra de Arauco 47 CAPITULO VI Lautaro en acción 53 CAPITULO VII Primera campaña de Lautaro Batalla de Marigüeñu -26-11-155465 65 CAPITULO VIII Segunda campaña de Lautaro 79 CAPITULO IX Tercera campaña de Lautaro 85 CAPITULO X Ultima campaña y muerte de Lautaro 1) Plan estratégico de Lautaro 2) Combate de Peteroa 93 93 93 CAPITULO XI Después de Lautaro 1) Don García Hurtado de Mendoza 2) La quebrada de Purén 3) Caupolicán 4) Fortificaciones araucanas 5) El fuerte de Quiapo 101 101 103 105 107 110 CAPITULO XII .

Generales araucanos Antuhuenu 113 114 CAPITULO XIII Longopaval 129 CAPITULO XIV Paillacar 135 CAPITULO XV Namcunahuel 141 CAPITULO XVI Codeguala 147 CAPITULO XVII Janequeo 153 CAPITULO XVIII Convenio de paz de 1593 157 CAPITULO XIX Gobierno y muerte de Oñez de Loyola Paillarilacu 161 161 CAPITULO XX Un episodio sentimental 169 .

CAPITULO XXI Gobierno de don Alonso García Ramón 171 CAPITULO XXII Lientur 177 CAPITULO XXIII Butapichún 185 CAPITULO XXIV Infantería montada 193 CAPITULO XXV Paz de Quillén 199 CAPITULO XXVI Levantamiento General 205 CAPITULO XXVII El Mestizo Alejo 209 CAPITULO XXVIII ¿Atavismo? 215 CAPITULO XXIX .

Opiniones Capítulo Final 221 225 .

MAPA PRIMITIVO DE CHILE .

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful